Autor Tema: Servicios y unidades de inteligencia  (Leído 64881 veces)

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188658
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #560 en: 29 de Mayo de 2020, 07:00:04 am »

Irritación del CNI con el Gobierno por una filtración que pone en riesgo sus operaciones

Los servicios de inteligencia temen que la revelación de la identidad de su número 3 suponga una merma en sus capacidades y pueda afectar a las operaciones que supervisa

Gonzalo Araluce
Publicado 29.05.2020 - 04:45


El anonimato es uno de los principios sobre los que se sostiene buena parte de la actividad que lleva a cabo el Centro Nacional de Inteligencia (CNI). Y la filtración del nombre de uno de sus máximos responsables -hasta ahora en la sombra- amenaza con suponer una merma en sus capacidades, así como un riesgo en las operaciones que dependen del miembro aludido. Eso es exactamente lo que le ha ocurrido a un alto cargo de los servicios de inteligencia: su identidad se desveló en una respuesta parlamentaria a preguntas del PP. La irritación en la cúpula por el desliz es palpable y analizan las consecuencias del mismo.

Como adelantó La Información, el Gobierno desveló el nombre y apellidos del jefe de Inteligencia del CNI, considerado el número 3 del centro. De hecho, es el máximo responsable en mantener en secreto su identidad, tras la directora Paz Esteban y el secretario general, Arturo Relanzón. Su identidad figuraba en una respuesta escrita del Ejecutivo a preguntas parlamentarias del PP, en la que interrogaban sobre una reunión en Moncloa sobre el coronavirus. Un error que podría deberse a un copia y pega en el que no se eliminó la referencia al alto cargo.

Según fuentes de seguridad consultadas por Vozpópuli, el daño podría ser "irreparable". La respuesta permaneció varias horas colgadas en la página web del Congreso de los Diputados y, por lo tanto, la identidad del alto cargo al descubierto. Una información suculenta para algunos servicios de inteligencia extranjeros de escasa afinidad, una amenaza para la propia seguridad individual del afectado y un riesgo para algunas de las operaciones que él mismo supervisa bajo el anonimato.

La transición en el CNI

El CNI afronta una transición suave tras la marcha del que ha sido su director durante la última década. Paz Esteban, hasta entonces su número 2, tomó el relevo convirtiéndose en la primera mujer que asumía el cargo bajo expresa confianza de Margarita Robles. El nombramiento fue recibido con agrado entre el personal del centro, que lo consideró como "la mejor noticia" en una "línea continuista", lejos de otros nombramientos más políticos del pasado que agitaron las bases de la inteligencia española.

Transición suave, pero en la que la directora necesita estabilidad en su núcleo más cercano para afrontar las principales vías de actuación del centro. Recordemos que cada vez que se elige a un presidente del Gobierno, el CNI redacta unas líneas maestras sobre sus planes, de acuerdo a las inquietudes del máximo responsable del Ejecutivo y sus asesores. La inestabilidad política de los últimos años, con mociones de censura, meses con Gobiernos en funciones y repeticiones electorales, ha obligado a los servicios de inteligencia a redoblar esfuerzos en este sentido.

Semanas de retos para la seguridad

Las últimas semanas, además, han representado un reto para el CNI. La irrupción del coronavirus ha obligado a un despliegue policial y militar sin precedentes, al mismo tiempo que no se podían perder capacidades de investigación de otras amenazas. Prueba de ello son las detenciones de varios yihadistas o miembros afines a Daesh durante la pandemia, con operaciones destacadas en Almería y Barcelona. Las Fuerzas Armadas también se han replegado de algunas de sus misiones de forma temporal, con los consiguientes esfuerzos del centro.

La filtración ha llegado en un "momento delicado" para la seguridad nacional, aseveran las mismas fuentes. El CNI trata de medir las consecuencias del desliz, aunque posiblemente nunca sepa al cien por cien quién ha tenido acceso a una información tan sensible. Una preocupación que fundamenta la irritación de la cúpula del centro con el Gobierno.


Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188658
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #561 en: 31 de Mayo de 2020, 07:12:51 am »

El CNI detecta que servicios de espionaje extranjeros intentan captar a militares y policías españoles

El Departamento de Seguridad Nacional alerta del riesgo que supone estos intentos de reclutamiento, que buscan el acceso a información sensible y confidencial

Gonzalo Araluce

Los servicios de Inteligencia españoles han detectado la aproximación de agencias extranjeras a miembros de las Fuerzas Armadas, de la Policía Nacional y de la Guardia Civil para reclutarlos y, así, obtener información sensible de sus respectivas bases de datos. El objetivo de la contrainteligencia española pasa por neutralizar estos intentos de captación, que ponen en riesgo la seguridad nacional y la de los organismos internacionales de los que forma parte nuestro país. Fuentes de seguridad señalan que otros países aliados han sufrido amenazas similares.

Según el Informe Anual 2020 elaborado por el Departamento de Seguridad Nacional -integrado directamente en Moncloa y con funciones de asesoramiento al presidente del Gobierno-, la presencia de “servicios de inteligencia hostiles” supone una “amenaza” para las Fuerzas Armadas y para las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, que engloban a Policía Nacional, Guardia Civil y todos los cuerpos autonómicos y locales.

“La principal amenaza detectada en relación a los servicios de inteligencia hostiles es el acceso a la información de alto valor contenida en las bases de datos militares y policiales mediante la aproximación a miembros de estas organizaciones”, detalla el informe del Departamento de Seguridad Nacional, recientemente publicado. El Centro Nacional de Inteligencia (CNI) trata de detectar estos intentos de captación y reclutamiento, que también se han detectado en otros países aliados.

Los servicios de inteligencia españoles consideran especialmente delicadas todas las aproximaciones a personal que esté integrado en “organismos supranacionales fuera de España”. Según fuentes de seguridad consultadas por Vozpópuli, esta referencia apunta a los ciudadanos españoles que se desempeñan en instituciones como la Unión Europea o la OTAN, y que todos los países integrados en las mismas trabajan en las mismas medidas de contrainteligencia para evitar la captación de los suyos.

Quién intenta captar y cómo

Estas injerencias exceden la concepción habitual de espionaje. No sólo son Estados no afines los que tratan de acceder a información sensible; también hay grupos internacionales con intenciones terroristas o criminales que tienen la fuerza suficiente como para intentar llevar a cabo las captaciones entre personal vinculado a cuerpos militares o policiales. Una aproximación -detallan las mismas fuentes- que puede realizarse por diversos modos: otorgando algún tipo de beneficio, sin necesidad de ser económico, al personal al que se intenta captar; o mediante coacciones o amenazas.

Según el Departamento de Seguridad Nacional, “una de las prioridades del CNI” es el “seguimiento y control” de las actividades que llevan a cabo los servicios de inteligencia extranjeros en España. Sus objetivos son alterar la “estabilidad política, social y económica” o lesionar la “soberanía e integridad territorial”. También se ha potenciado la vigilancia sobre personal extranjero “no aliado” que esté en territorio nacional, ya sea civil o militar.
El informe del DSN

280 páginas constituyen el informe redactado por el Departamento de Seguridad Nacional en el que describen los principales retos y actuaciones de 2019. En él se abordan asuntos como el terrorismo, crimen organizado o la seguridad marítima, del espacio aéreo o del ultraterrestre. Las referencias a los intentos de captación de ciudadanos españoles forman parte del capítulo sobre contrainformación.

El documento, además, discurre durante diez páginas sobre el riesgo que representan las epidemias para la seguridad nacional. La explosión del coronavirus ha tenido lugar en 2020, pero en el informe ya se advierte de que los "cambios globales", "volumen creciente de viajes", las "nuevas formas de consumo" y el "cambio climático" suponen una amenaza para la salud pública: "En concreto, por microorganismos patógenos capaces de generar epidemias y pandemias". Un aviso casi profético sobre lo que ha supuesto la irrupción de la covid-19 en el mundo.



Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188658
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #562 en: 14 de Julio de 2020, 15:54:56 pm »

El teléfono de Roger Torrent fue pinchado con un programa de espionaje disponible solo para gobiernos



El programa Pegasus aprovechó un fallo de seguridad de WhatsApp para asaltar el móvil del president del Parlament, según un grupo de investigación canadiense, quien asegura que la empresa solo comercializa el producto a gobiernos

El presidente del Parlament, Roger Torrent, en el pleno del 21 de mayo.
El presidente del Parlament, Roger Torrent, en el pleno del 21 de mayo. Europa Press
elDiario.es

14 de julio de 2020 08:16h
0

@eldiarioes
El teléfono de Roger Torrent, presidente del Parlament catalán, sufrió un ataque a través de WhatsApp con el programa Pegasus, según avanzan El País y The Guardian. Los hechos ocurrieron en 2019, cuando el programa espía Pegasus, desarrollado por la compañía israelí NSO, aprovechó un fallo de seguridad de WhatsApp. No solo accedió al teléfono del dirigente independentista, sino que infectó a otros 1.400 terminales en el mundo, entre ellas 130 representantes de la sociedad civil.


Roger Torrent: "Si la mesa de negociación es cosmética, se acaba la legislatura en España"

SABER MÁS
El ataque informático al móvil de Torrent ha sido revelado tras una investigación de Citizen Lab, un grupo de ciberseguridad de la Munk School (Universidad de Toronto) que se dedicó a estudiar el ataque del programa espía a WhatsApp. Según los investigadores, este programa solo lo pueden comprar gobiernos y Fuerzas y Cuerpos de Seguridad para combatir el crimen y el terrorismo. Un portavoz del Ejecutivo ha negado a El País tener constancia de que Torrent fuese "objeto de un hackeo" y un representante del CNI ha asegurado que actúan "con respeto a la legalidad vigente" y sus acciones están supervisadas por un magistrado del Supremo. Scott-Railton, investigador de Citizen Lab, aclara que, si bien el teléfono del president del Parlament fue "objetivo de Pegasus", "sería necesaria una investigación adicional para indicar si fue hackeado". "No hay ningún motivo para pensar que no fue así”, añade.



Según el grupo de investigación canadiense, el ciberespía israelí se hacía valer de una llamada perdida, la cual no requería respuesta, para asaltar los teléfonos móviles. El certificado de Citizen Lab recoge "múltiples evidencias que podrían determinar que Torrent fue monitorizado" y asegura que formó parte de los 130 “representantes de la sociedad civil” que sufrieron el  “espionaje abusivo".

Los investigadores no han podido determinar el origen del ataque, pero precisan que la empresa NSO “vende sus productos exclusivamente a Gobiernos". El programa espía permite, entre otras opciones, escuchar conversaciones, leer mensajes, acceder al disco duro y activar la cámara y el micrófono –lo cual posibilita la escucha del sonido ambiente–. En 2019, Torrent declaró como testigo ante el Tribunal Supremo en el juicio del procés.


“Notaba cosas extrañas. Se me borraban mensajes de WhatsApp y los historiales de las conversaciones. A la gente de mi entorno no le pasaba”, ha explicado Torrent a El País. Además, atribuye al “Estado español” la infección con Pegasus.

Preguntada por este asunto, la portavoz del Gobierno, María Jesús Montero, ha asegurado que el Ejecutivo no tenía "constancia" de ese supuesto espionaje y ha instado al presidente del Parlament a interponer una denuncia judicial para que se investigue. "El Gobierno no tiene constancia de que el presidente del Parlament haya sido víctima de un hackeo o sustracción de su móvil. El procedimiento cuando se producen cuestiones de este tipo es ponerlo en conocimiento de la autoridad judicial", ha explicado en la rueda de prensa posterior al Consejo de Ministros.

En todo caso, Montero ha asegurado que "el Gobierno no conoce" este asunto y que "no puede aportar información" al respecto. "Hay que obrar y operar como cada vez que se produce una sospecha de hackeo, como hacemos todos los ciudadanos, interponiendo la correspondiente denuncia para que se investigue", ha rematado.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188658
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #563 en: 16 de Julio de 2020, 07:06:16 am »

Defensa niega que el CNI haya hackeado los teléfonos de políticos independentistas y los invita a denunciar para que la Justicia lo aclare

    "Tenemos plena confianza en que la Administración de Justicia, si se denunciaran los hechos, llegará hasta al final", aseguran fuentes de Defensa tras el ciberataque con un programa espía contra los móviles del president del Parlament y de varios políticos independentistas
    — Un conseller de la Generalitat y un estrecho colaborador de Puigdemont también fueron atacados por el programa espía que solo se vende a gobiernos


Carlos del Castillo
15 de julio de 2020 13:01h


@cdelcastillom

El Centro Nacional de Inteligencia (CNI) no ha ciberatacado los teléfonos de políticos catalanes para implantar en ellos el programa espía Pegasus, han asegurado este miércoles fuentes del Ministerio de Defensa a este medio. El País, The Guardian y elDiario.es han revelado que este software, que según la empresa que lo desarrolla solo se vende a gobiernos y actores estatales, se infiltró en los teléfonos del president del Parlament de Catalunya, Roger Torrent; del director técnico del Consell per la República (organismo que que preside Carles Puigdemont desde Bélgica), Sergi Miquel; del diputado de ERC, Ernest Maragall; de la exdiputada de la CUP, Anna Gabriel; y del activista de la Asamblea Nacional Catalana Jordi Domingo. El conseller de Políticas Digitales y Administración Pública de la Generalitat, Jordi Puigneró, ha informado de que también fue atacado, pero en su caso Pegasus no consiguió introducirse en su dispositivo.

Torrent ha señalado al "Estado español" como el responsable de la operación. "Sabíamos de las prácticas ilegales contra el independentismo pero hoy disponemos de pruebas fehacientes", ha añadido: "Es impropio de una democracia que los adversarios políticos sean espiados ilegalmente". En declaraciones a TV3, el president del Parlament apuntó ayer por la noche directamente al CNI.

El Ministerio del Interior negó ayer que la Guardia Civil o la Policía Nacional estén implicadas en el hackeo, mientras que Defensa ha hecho lo propio hoy con el CNI, del que es responsable. "El CNI no ha tenido absolutamente nada que ver con el tema. Actúa siempre con arreglo a la legalidad", aseveran fuentes del departamento que dirige Margarita Robles. "Y tenemos plena confianza en que la Administración de Justicia, si se denunciaran los hechos, llegará hasta al final", añaden, invitando a los políticos independentistas a acudir a los tribunales para iniciar una investigación judicial sobre los hechos.

La investigación original está encabezada por el instituto de ciberseguridad de la Universidad de Toronto, Citizen Lab. Investigadores de este centro tuvieron acceso a los datos de las víctimas de un hackeo de WhatsApp ocurrido en 2019. Tras meses de investigación, descubrieron que el ataque estaba protagonizado por Pegasus, un programa espía desarrollado por la compañía israelí NSO Group. WhatsApp denunció a esta empresa en los tribunales tras descubrir la maniobra para romper sus sistemas de seguridad.

En un comunicado remitido a elDiario.es, NSO Group afirma que "debido a las restricciones de confidencialidad, no podemos confirmar ni negar qué autoridades usan nuestra tecnología". La compañía afirma que investiga "el posible mal uso" de las múltiples soluciones de ciberespionaje que vende y no los pone a disposición de actores que podrían utilizarlos para violar los derechos humanos, aunque tacha de "comentarios especulativos" los informes de Citizen Lab: "No abordan de manera competente los desafíos que enfrentan las agencias de aplicación de la ley". "NSO es tan transparente como es posible en respuesta a las acusaciones de que nuestros productos han sido mal utilizados, al tiempo que respeta las obligaciones de confidencialidad que tenemos con nuestros clientes de agencias estatales y estatales soberanas", manifiesta un portavoz de la compañía israelí: "Cooperaremos con cualquier investigación de la autoridad competente si se inicia, en paralelo a nuestros procedimientos internos".

Una vez que penetra en el teléfono móvil del objetivo, Pegasus no solo es capaz de acceder a todos los datos almacenados en él, pinchar sus llamadas, leer sus emails o comprobar su geolocalización en tiempo real. También lo convierte en un dispositivo de espionaje al servicio del atacante, puesto que permite encender el micrófono o la cámara de manera remota sin el conocimiento de su propietario. Esto significa que no solo la información presente en los teléfonos de Torrent, Maragall o Miquel se habría visto comprometida, sino también todas las reuniones o conversaciones en las que estos participaran durante el período en el que Pegasus estuvo en sus dispositivos.


Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188658
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #564 en: 16 de Julio de 2020, 13:35:34 pm »


Torrent y Maragall se querellarán contra el exdirector del CNI por el espionaje a sus teléfonos móviles



La querella acusa a Félix Sanz de intrusión no autorizada y espionaje informático También señala que le correspondía garantizar que las actividades del CNI se ajustaran a la legalidad

16.07.2020 EFE
Tiempo de lectura
3 min.
El presidente del Parlament, Roger Torrent, y el diputado de ERC Ernest Maragall se querellarán contra Félix Sanz, que dirigía el Centro Nacional de Inteligencia (CNI) en 2019, cuando presuntamente sus teléfonos móviles fueron espiados a través del programa "Pegasus" desarrollado por una compañía israelí.

Según ha anunciado ERC en un comunicado, la querella acusa a Sanz de intrusión no autorizada y espionaje informático, lo que se encuadra en los delitos contra la intimidad, sancionados con penas de cárcel y agravados en el caso de ser cometidos por funcionarios públicos.

Inicialmente, Torrent y Maragall dirigirán su querella contra Sanz, por ser el máximo responsable del CNI en la época en que supuestamente fueron víctimas del software espía, pero podrían ampliarla si de la investigación se desprenden indicios de que otras personas estuvieron implicadas en la operación.

La denuncia, redactada por el abogado Andreu Van Den Eynde, señala que el software utilizado para espiar a Torrent y Maragall está en manos de agencias de inteligencia gubernamentales y que, según las informaciones periodísticas que han destapado el caso, un extrabajador de NSO ha identificado a España como cliente de esa empresa desde 2015. Además, añade ERC en su comunicado, el periódico El País revela este jueves que los servicios secretos españoles disponen del programa espía "Pegasus".

El exdirector del CNI como máximo responsable
La querella señala al exdirector del CNI como máximo responsable de los funcionarios del centro, por lo que le correspondía garantizar que sus actividades se ajustaran a la legalidad y que cualquier intervención del secreto de las comunicaciones contara con autorización judicial previa.

De hecho, recuerdan los querellantes, la actividad del CNI se somete a control parlamentario y también judicial en el caso de que sus investigaciones impliquen vulnerar la inviolabilidad domiciliaria o el secreto de las comunicaciones, sin que, de acuerdo con la ley que regula el centro, sus operaciones gocen de inmunidad o de irresponsabilidad penal o disciplinaria.

La querella, que se presentará en un juzgado ordinario, sostiene que entre abril y mayo de 2019 la empresa whatsApp detectó que se habían aprovechado vulnerabilidades de su programario para atacar a usuarios y que, a través de la organización canadiense Citizen Lab, ha concluido que el programa espía Pegasus se utilizó para atacar terminales móviles de 1.400 personas.

Al menos un centenar de personas espiadas
Según la denuncia, al menos un centenar de esas personas, entre ellas Torrent y Maragall, habrían sido espiadas de "forma abusiva y sin justificación", puesto que el software permite la monitorización "absoluta" del teléfono de la víctima.

El programa aprovechaba errores de seguridad desconocidos y contaba con propiedades de ocultación que dificultaban su rastreo, por lo que se desconoce qué información ha podido espiar y qué comunicaciones interceptar.

Tras recordar que WhatsApp ha presentado una demanda contra NSO Group en Estados Unidos por estos hechos, la querella subraya que Citizen Lab ha comprobado la "veracidad" del espionaje que sufrieron Torrent y Maragall, así como la existencia de "una acción premeditada de espionaje dirigida a determinados sectores de la población, mayoritariamente disidencia política, periodismo crítico, activismo, etc".

Desconectado Celestino

  • Profesional
  • Brontosaurus
  • **
  • Mensajes: 15204
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #565 en: 16 de Julio de 2020, 13:53:49 pm »
Se quejaba Torrent,  con toda la razón del mundo de la pasividad de la Fiscalía en este caso.

El CNI que se dedicaba a tapar las putas del Rey emérito, pinchar una mierda de móvil de un puto independentista asqueroso y rojo???

Dónde aprieto????

Desconectado Der Kaiser

  • Gurú
  • ***
  • Mensajes: 6227
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #566 en: 16 de Julio de 2020, 19:23:37 pm »
Se quejaba Torrent,  con toda la razón del mundo de la pasividad de la Fiscalía en este caso.

Pues que le pida explicaciones a la socialiasta FGE.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188658
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #567 en: 30 de Julio de 2020, 06:21:14 am »
Una 'caza de brujas' en el CNI planea sobre el veto de Robles a un general de Tierra

Defensa ha descartado en tres ocasiones la petición del JEME para que se ascienda a este general, quien se plantea llevar su caso ante la Justicia. Hace una década ya ganó un recurso a los servicios secretos cuando le retiraron el acceso a documentos confidenciales

Antonio Rodríguez


Publicado30/07/2020 4:45

Una 'caza de brujas' sucedida hace más de una década en el CNI planea sobre el extraño veto que el Ministerio de Defensa ha impuesto al general de brigada Antonio Esteban López para que no ascienda en el escalafón.

Tanto la ministra de Defensa, Margarita Robles, como el jefe del Estado Mayor de la Defensa (JEMAD), el general Miguel Ángel Villarroya, descartaron hasta en tres ocasiones la posibilidad de ascender a Esteban a general de división y colocarle al frente de la Escuela Superior de las Fuerzas Armadas, que pertenece al Centro Superior de Estudios de la Defensa Nacional (CESEDEN), ante la sorpresa de gran parte de la oficialidad del Ejército de Tierra.

La ministra rechazó en dos ocasiones tal opción cuando el jefe del Estado Mayor del Ejército de Tierra, el general Francisco Javier Varela, le llevó a su despacho el preceptivo ascenso. El primer veto ocurrió en febrero y afectó también al jefe de gabinete del general Varela, el también general de brigada Juan Francisco Arrazola, en una tensa reunión entre Robles y el jefe de Tierra.

Poco después hubo otro intento infructuoso por parte del JEME en el despacho de Robles y recién iniciada la pandemia del coronavirus se produjo un encuentro entre el JEMAD y el JEME, en el que este último le planteó la posibilidad de que no se cubriese el puesto de director de la Escuela Superior de las FFAA durante un tiempo pues el citado organismo del CESEDEN iba a estar cerrado mientras durase el estado de alarma.

Sin embargo, Defensa cubrió de inmediato la vacante con el general Miguel Ballenilla, que hasta entonces era el secretario general del Mando de Adiestramiento y Doctrina y que fue nombrado para su nuevo puesto el 14 de marzo. Casi al mismo tiempo, el general Esteban fue destinado a la Secretaría General del Mando de Adiestramiento y Doctrina de Tierra (MADOC), en Granada, en lo que muchos compañeros de Tierra consideraron que fue una "especie de destierro para apartarlo y poner punto final a su carrera".
Defensa responde a Vox

La pasada semana se conoció una respuesta parlamentaria a una cuestión planteada por Vox en la que Defensa explicó por primera vez las causas por las que el general Esteban no había sido ascendido en el escalafón para optar al mando de la Escuela Superior de las FFAA.

Si bien el departamento de Robles subrayó que el citado general disponía "de una excelente formación militar y académica y de una gran experiencia profesional que le facultan para desempeñar con garantía los cometidos de muchos destinos de la plantilla de las Fuerzas Armadas", al final se consideró que "el perfil personal y profesional" de Ballenilla era "más idóneo para ocupar dicho puesto”, según adelantó El Confidencial Digital.

Aquella respuesta provocó indignación entre altos mandos de Tierra, según pudo constatar Vozpópuli, ya que la consideraron "ridícula" si se compara el currículum de los generales Esteban y Ballenilla. El teniente general retirado Pedro Pitarch puso voz a dicho descontento en las redes sociales.

    Supongo que a doña Margarita Robles se le habrá caído la cara de vergüenza por la respuesta de Defensa a la pregunta parlamentaria sobre el caso Esteban. Qué tomadura de pelo al parlamento. https://t.co/0UUe4xNwOh
    — Pedro Pitarch B (@ppitarchb) July 23, 2020

Las citadas fuentes consideran ahora que los sucesivos vetos al general Esteban son fruto de una "venganza" tras un caso que afectó al CNI hace más de una década y que salpicó a este militar. Tras la detención en 2007 de Roberto Flórez, el agente doble que vendió documentos secretos a Rusia, en los servicios secretos españoles se hizo un exhaustivo trabajo para intentar minimizar los efectos del peor caso de espionaje que ha sufrido el CNI por parte de una potencia extranjera.
La 'caza de brujas' del CNI

Fruto de ello, los servicios secretos retiraron en 2009 a una decena de militares españoles la acreditación que se necesita para acceder a documentos sensible de la OTAN. Es la llamada Habilitación Personal de Seguridad (HPS) que expide el CNI a altos cargos, diplomáticos y mandos militares que por sus respectivos cargos deben acceder a información clasificada como confidencial, reservada o secreta.

Este permiso se renueva con cada cambio de destino o, en su defecto, cada cinco años. La HPS fue muy comentada hace unos meses cuando Vozpópuli desveló que el vicepresidente segundo, Pablo Iglesias, no necesitaba rellenar unos formularios -la Declaración Personal de Seguridad (DPS)- que se envían a la Oficina Nacional de Seguridad (ONS), dependiente del servicio secreto, para certificar que una persona es apta para acceder a documentación sensible.

La decisión de CNI de retirar en 2009 la HPS a una decena de militares españoles se debió a que estaban casados con españolas originarias de Rusia y otras repúblicas de la antigua Unión Soviética. Aquella decisión se tomó con Alberto Sáez aún al frente de los servicios secretos.

Las citadas fuentes recuerdan que el general Esteban fue el único de los afectados que presentó un recurso dentro del Ministerio de Defensa contra la decisión del CNI. La tramitación de dicho recurso fue secreta, al igual que la retirada del HPS a militares españoles por el hecho de que sus cónyuges hubiesen nacido en la antigua URSS, pero el CNI tiró la toalla ya con Félix Sanz Roldán de director ante la falta de pruebas para sustentar tan controvertida decisión.
Posible recurso ante la Justicia

Así que a estos militares se les devolvió la HPS gracias al recurso de Esteban. Desde entonces no ha habido ningún problema con ellos, manteniendo aquellos que siguen en el Ejército la citada acreditación. Sin embargo, las fuentes consultadas por este periódico subrayan que en el equipo jurídico que tenía el CNI en aquella época de la 'caza de brujas' estaba Alejo de la Torre, quien durante dos años ha sido el subsecretario de Defensa a las órdenes de Robles hasta su reciente cese a finales de junio.

Este hecho alimenta la mencionada "venganza" que compañeros del general Esteban ven en la cúpula de Defensa a la hora de bloquear su ascenso. En todo caso, el citado general se plantea recurrir ante la Justicia los sucesivos vetos que ha sufrido en los últimos meses bien por la vía contencioso-administrativa o, llegado el caso, por la penal.



Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188658
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #568 en: 30 de Agosto de 2020, 07:02:55 am »
 
El CNI investiga el jaqueo de los móviles de varios ministros y altos cargos del Gobierno

El teléfono del ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, fue atacado y quedó bloqueado durante el mes de agosto. Solo en algunos casos los autores del ataque lograron su propósito

Autor
Fernando Garea
Beatriz Parera
30/08/2020 05:00


El Departamento de Seguridad Nacional de la Presidencia del Gobierno y el Centro Nacional de Inteligencia (CNI) investigan el jaqueo de teléfonos móviles de ministros y altos cargos que ha tenido lugar durante el mes de agosto, según distintas fuentes del Gobierno. Uno de los afectados ha sido el ministro de Justicia, Juan Carlos Campo, cuyo móvil fue jaqueado y quedó prácticamente bloqueado e inutilizado.

Otros ministros y cargos del Gobierno sufrieron ataques similares en sus teléfonos, pero solo en algunos casos los autores del ataque lograron su propósito.

Todos ellos recibieron previamente mensajes que les pedían que pincharan en una dirección. Si lo hacían exponían todo el contenido del móvil a los atacantes, incluyendo contactos y todo el material almacenado. A partir de se momento quedaban bloqueados, como les ocurrió a algunos altos cargos. Un ministro explica que recibió un mensaje que procedía supuestamente de una gran embajada en España y le pedía que pinchara en el contacto. En ese caso no lo hizo, pero en otros sí.

Por ello, han recibido indicaciones de seguridad para sus comunicaciones. La investigación, de la que no hay información oficial, trata de determinar si es casual que haya afectado a los altos cargos o se se trata de un ataque intencionado a miembros de la Administración central, en cuyo caso intentarán averiguar el origen.

La investigación, sin información oficial, trata de determinar si es casual que haya afectado a los altos cargos o se se trata de un ataque intencionado

En todo caso, se ha extendido la alarma ante la posibilidad de que los móviles de personas con cargos especialmente sensibles puedan haber estado expuestos de esa forma. El Ministerio de Justicia ha rechazado facilitar información.

El presidente del Parlament ha desvelado que la ministra de Defensa negó, "como es normal", que el CNI esté detrás del 'hackeo', pero sí le animó a acudir a la Justicia, como hará

El sistema utilizado es el más común y está basado en el llamado 'phising', es decir, mensajes de Whastapp o de correo electrónico que, haciéndose pasar por alguien de confianza, piden que se pinche en un enlace. A partir de ese momento, si se trata de un sistema sofisticado, el atacante puede instalar el 'malware' y tomar el control del móvil, incluida la cámara o el micrófono y, por supuesto, de todos los contactos y datos. Los teléfonos móviles son los más vulnerables porque raramente están dotados de sistema de barrera o de antivirus.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188658
Re:Servicios y unidades de inteligencia
« Respuesta #569 en: 07 de Septiembre de 2020, 12:36:58 pm »

Los mensajes entre Fernández Díaz y su número dos apuntan a la implicación del CNI en el espionaje a Bárcenas



Francisco Martínez depositó ante notario un mensaje en el que pregunta al ministro por el "contacto cecilio", en referencia a un miembro del servicio de Inteligencia, y Fernández Díaz se compromete a dárselo más tarde
— El exnúmero dos de Interior depositó ante notario cuatro mensajes hablando con Fernández Díaz del espionaje a Bárcenas
La exvicepresidenta del Gobierno Soraya Sáenz de Santamaría y Fernández Díaz cuando ella era responsable del CNI
La exvicepresidenta del Gobierno Soraya Sáenz de Santamaría y Fernández Díaz cuando ella era responsable del CNI
Pedro Águeda

6 de septiembre de 2020 22:02h
0

@pedroagueda
Los mensajes entre el exministro del Interior Jorge Fernández Díaz y su número dos, Francisco Martínez, aluden a la presunta implicación del Centro Nacional de Inteligencia en el espionaje a Luis Bárcenas. En uno de ellos, de julio de 2013, Martínez solicita al ministro el "contacto cecilio" y Fernández Díaz responde que se lo facilitará después. Se trata de uno de los cuatro mensajes que Martínez depositó ante notario en el verano de 2019 a raíz de que fuera señalado por el comisario Enrique García Castaño en su declaración ante el juez y de que Fernández Díaz afirmara públicamente que desconocía por completo el operativo policial sobre el entorno del extesorero del PP.

La posible implicación del servicio de Inteligencia en el espionaje a Bárcenas agravaría la responsabilidad del Gobierno de Mariano Rajoy en la operación. "Cecilio" es una de las denominaciones extendidas entre los policías nacionales para referirse a los miembros del CNI. El juez del caso Villarejo, Manuel García-Castellón, podría decidir este mismo lunes acerca de la imputación de Fernández Díaz; la exsecretaria general del PP María Dolores de Cospedal; y el marido de esta, Ignacio López del Hierro, que le solicitó el viernes Anticorrupción, según desveló elDiario.es. Fernández Díaz y Martínez, que aguarda para declarar al levantamiento del secreto del sumario, también previsto para el lunes, deberán profundizar en el contenido del citado mensaje sobre el CNI y el resto de los incautados por la Policía en casa del exsecretario de Estado. Según las citadas fuentes, en el mensaje no hay una alusión directa a Bárcenas.


La Audiencia Nacional investiga en esta pieza del caso Villarejo un operativo extrajudicial montado para recuperar pruebas que comprometían a dirigentes del Partido Popular en la financiación irregular de la formación durante dos décadas. Se trató, según sospechan los investigadores, de la utilización de funcionarios y medios públicos, policías y gastos reservados, para proteger al partido en el Gobierno. Algunos de los implicados han defendido ante el juez que hubo varias operaciones simultáneas y que una de ellas consistía en localizar a los testaferros de Bárcenas y recuperar el dinero dentro de la legalidad. Sin embargo, ni el operativo ni sus supuestos resultados se produjeron en el marco de la investigación judicial de la caja B del PP, que instruía Pablo Ruz, ni participaron en ella los agentes de la UDEF a las órdenes directas del magistrado.

La sombra del CNI planea sobre el espionaje a Bárcenas desde que trascendiera hace cinco años un episodio de aquellos días del verano de 2013. Los agentes del Área Especial de Seguimiento (AES) vigilaban día y noche los movimientos de Rosalía Iglesias, esposa de Bárcenas, y del hijo de ambos, Guillermo. En uno de los desplazamientos de Iglesias, tanto el chófer infiltrado como los policías del AES detectaron unas motocicletas que seguían al vehículo y que no pertenecían a su operativo. Al comprobar posteriormente las matrículas, los policías constataron que eran falsas. El comisario García Castaño puso este suceso en conocimiento del magistrado instructor en una de sus declaraciones como investigado, según fuentes jurídicas.


elDiario.es ha preguntado a un portavoz oficial del CNI sobre el citado mensaje y este ha respondido que el Centro no tiene comentario alguno que hacer. De confirmarse la implicación del CNI en un espionaje a Bárcenas para proteger al partido en el Gobierno, el servicio de Inteligencia habría transgredido la ley que regula su funcionamiento, de 2002. El Centro Nacional de Inteligencia, dice su artículo primero, "es el organismo público responsable de facilitar al presidente del Gobierno y al Gobierno de la Nación las informaciones, análisis, estudios o propuestas que permitan prevenir y evitar cualquier peligro, amenaza o agresión contra la independencia o integridad territorial de España, los intereses nacionales y la estabilidad del Estado de derecho y sus instituciones". Nada dice, por tanto, de proteger al partido en el Gobierno.

El CNI se ha desvinculado siempre de las actividades de la brigada política de la Policía durante la primera legislatura de Rajoy, ya fuera en sus maniobras contra el proceso soberanista catalán o para desprestigiar a Podemos. En el caso del informe sobre la supuesta financiación irregular del partido de Pablo Iglesias, el denominado informe PISA, un portavoz del CNI desmintió formalmente cualquier implicación del servicio de Inteligencia en su confección, un posicionamiento público poco frecuente.

En el momento del espionaje a Bárcenas, el CNI dependía de la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, quien luego competiría por la presidencia del PP con Pablo Casado y María Dolores de Cospedal. Esta última quedó apartada tras la primera ronda de las primarias y apoyó a Casado frente a Sáenz de Santamaría en la votación de los compromisarios, lo que llevó a la victoria al actual líder de los conservadores. Dos meses después, Cospedal tuvo que abandonar la política por la grabación de una reunión con el comisario Villarejo en la sede central del partido para intentar sabotear el caso Gürtel. En esa reunión también participó el esposo de Cospedal.


La tesis de la desvinculación del CNI de las maniobras policiales contra la oposición se ha alimentado en parte del enfrentamiento entre Fernández Díaz y Sáenz de Santamaría. El primero pertenecía al conocido como G-5, un grupo de ministros amigos entre sí y de Mariano Rajoy que compartían su animadversión hacia la número dos del Ejecutivo. Sin embargo, la relación entre Sáenz de Santamaría y Fernández Díaz no fue siempre mala, más bien al contrario, y esa sintonía se prolongó durante la primera parte de la legislatura de 2012 a 2016. El director del CNI entonces era el general Félix Sanz Roldán, señalado en otra pieza del caso por haber intercedido ante Corinna Larsen por los intereses del rey emérito.

Los otros mensajes ante notario
En las previsibles citaciones de Fernández Díaz y Martínez, ambos tendrán que responder además a los otros mensajes despositados ante notario por el exsecretario de Estado y que Asuntos Internos se llevó de su casa el 14 de marzo pasado. Como adelantó elDiario.es, uno de ellos demostraría que fue Fernández Díaz quien puso en conocimiento de su secretario de Estado de Seguridad la existencia de un dispositivo policial que incluía la infiltración de un topo en el entorno de Bárcenas y que resultó ser el chófer de la familia, Sergio Ríos Esgueva, hoy policía nacional. En el mismo mensaje, el ministro del Interior habría pedido a Martínez que supervisara el operativo.

Otro de ellos es un mensaje que Fernández Díaz ha recibido y le reenvía al secretario de Estado de Seguridad. En el mismo se le informa de que una de las acciones se ha desarrollado "con éxito". Igualmente no se menciona a Bárcenas o la Operación Kitchen y no consta a qué maniobra alude de las que se realizaron para obtener información en poder de la familia del tesorero.