Autor Tema: Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)  (Leído 502841 veces)

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7021 en: 23 de Diciembre de 2018, 09:09:09 am »


Una situación clásica en el porno: ilusionadísimo de encontrar a su esposa con otro caballero (Poorcuckold.com).

Salud Parafilias
Éstos son los 'cuckolds': hombres que se excitan sexualmente si les ponen los cuernos

    Más allá de ser un género popular del cine porno, el 'cuckolding' combina las fantasías voyeristas del marido con la de tener nuevos amantes de la mujer.
    Los 'cuernos' consentidos son buenos: así pueden reforzar a la pareja
    De desear mutilados a excitarse con el vello hirsuto: las más raras prácticas sexuales

23 diciembre, 2018 03:15

Alfred López

El afán por etiquetarlo todo con neologismos –y si son anglosajones, mucho mejor- ha llevado a que se use un nuevo término para una práctica que existe desde tiempos inmemoriales y que se encontraba integrada en lo que se conocía como voyerismo: el goce de contemplar cómo otras personas están en actitudes íntimas o eróticas.

La mencionada nueva palabra es cuckolding y está referida a hombres heterosexuales que, sin intervenir, se excitan mientras miran cómo su pareja práctica sexo con una o varias personas a la vez. Pero no lo hacen observando de una manera clandestina, como suele ser el caso de los voyeristas, sino estando situado frente a su pareja y sus amantes.

El término proviene de 'cuckold' que es el vocablo en inglés para referirse al hombre que es engañado por su esposa o como se conoce popularmente 'cornudo'. Pero en este caso se trata de unos 'cuernos consentidos', por lo que quienes llevan a cabo esta práctica de observar a la pareja gozar con otros no se sienten ofendidos al ser aludidos por tal mote.
Pornhub lanza una canción usando juguetes sexuales como instrumentos

Muchos son los expertos que señalan que la práctica del cuckolding ayuda a afianzar las relaciones de pareja e incluso a mantener la llama de la pasión entre ambos ya que ayuda a llevar a cabo las fantasías eróticas o parafilias de los dos miembros. Por un lado la necesidad de observación del cuckold -o marido voyerista- y por el otro el troilismo de la esposa, que consiste en el deseo de ésta por mantener relaciones sexuales múltiples.
Así 'derrotó' la UCO a Bernardo Montoya, el 'taleguero' acusado de matar a Laura
Gonzalo AraluceSu intento de fuga precipitó su detención; el criminal, conocedor del Código Penal, trazó una red de…

Otra de las ventajas de este tipo de relaciones es la liberación que puede llegar a sentir los miembros de la pareja al realizarse todo bajo la permisividad y supervisión de ambos: la mujer lleva a cabo sus deseos de mantener relaciones con otras personas sin ser señalada como adúltera.

Por su parte, el marido no siente ningún tipo de frustración o engaño, ya que todo lo que está llevando a cabo su esposa ha sido pactado y consentido por los dos. De este modo, la pareja no experimenta ninguno de los conflictos y crisis de confianza que supondría una infidelidad tradicional.

Pero, evidentemente, también se da el caso a la inversa, aunque en menor proporción, en que la persona que observa es la mujer y quien disfruta de la relación con otra persona que no es su pareja es el hombre. En esta ocasión la figura de ella es conocida como 'cuckquean' y la práctica como observadora es llamada 'cuckqueaning'.

Cabe destacar que tanto el cuckolding como el cuckqueaning no se trata de prácticas que se lleven a cabo continuamente dentro de la pareja, sino que son uno más de los muchos juegos sexuales y fetiches que estos pueden tener a lo largo de su relación. Y también es una fantasía popular para el sexo en solitario: es todo un subgénero del cine porno que a menudo incluye un componente interracial: en estos vídeos, el marido blanco tiende a buscarle un amante negro a su esposa.

Se suelen alternar con otras experiencias en las que participan ambos, ya sea alternándose en los roles o, como puede ser, acudir a clubs de swingers e incluso incorporando a una tercera persona –normalmente una mujer joven- en lo que es conocido como 'sexo unicornio'.


Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7022 en: 04 de Enero de 2019, 14:29:07 pm »

Se le atasca un frasco de ambientador en el recto en un desastroso juego sexual


En La Jungla. Su mujer le introdujo un aerosol por el ano mientras practicaban sexo, pero no pudo retirárselo por sus propios medios y necesitó cirugía de urgencia.
4 enero, 2019 12:00
 

M. C.  @MartinhaCorral
Dos horas de cirugía han sido necesarias para retirarle a un hombre de 40 años un frasco de ambientador que su mujer le había introducido en el recto durante un "juego sexual". Este tipo de noticias empiezan a ser inquitantemente cotidianas y es que la gente parece que no está por la labor de gastarse los dineros para adquirir juguetes sexuales seguros y echa mano de lo primero que encuentra. Un gran error.

La incidente sucedió en República Dominicana y el hombre tuvo que ser trasladado al hospital Francisco Moscoso Puello de urgencia ante la imposibilidad de retirarse el aerosol del ano por sus propios medios. Finalmente, después de dos horas, los médicos quedaron satisfechos con el resultado y el hombre está estable, según un portavoz del centro médico.


La misma fuente aseguró que no se trata de un caso aislado, sino que ya han tenido que retirar otros objetos como botellas, trozos de madera e incluso vegetales tanto de hombres como de mujeres. No obstante, han remarcado que se trata de prácticas muy peligrosas que podrían afectar gravemente a la salud e incluso a la vida sexual a largo plazo.

Otra de las fotos atribuidas al suceso
Otra de las fotos atribuidas al suceso

Las fotos de la polémica
Medios de todo el mundo están publicando dos fotografías que, supuestamente, se habrían filtrado desde el hospital donde han operado al hombre. La primera, de una radiografía y, la segunda, del bote de aerosol después de haber sido retirado.

Ante la indignación de no pocos críticos, que tildaban de "poco ético" que las imágenes se hayan llegado a difundir", el hospital y el Servicio Nacional de Salud de República Dominicana han abierto una investigación para confirmar que las fotografías que se han hecho virales corresponden al paciente o si fuesen una manipulación.
« Última modificación: 05 de Enero de 2019, 07:18:35 am por 47ronin »

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7023 en: 07 de Enero de 2019, 08:37:57 am »



Venta de bragas usadas, ingresos extra gracias al fetichismo
En la Jungla. Un servicio en línea ofrece la oportunidad de comprar y vender ropa interior usada. Negocio en auge y una oportunidad de obtener ingresos extra sin demasiado esfuerzo.
6 enero, 2019 20:08

Iván Linares @ivsu

Llevar en Internet desde mucho antes de que se popularizase ha conseguido que casi ni me extrañe de las más oscuras locuras y perversiones. Está claro, si algo existe seguro que en Internet tiene su sitio y su foro donde encontrar a otras personas que comparten esos escondidos gustos. Y el fetichismo es ampliamente poderoso en Internet: resulta posible encontrar cualquier tipo de objeto, esté relacionado o no con el terreno sexual.

Quizá el fetichismo esté rodeado de un aura de tabú, pero, dado que en Internet todos nos creemos anónimos por más que en realidad no lo seamos, basta con hacer un par de búsquedas para toparnos con toneladas de información relacionadas con la pasión sexual hacia determinados objetos. Incluso con portales que se dedican a la compraventa de estos objetos, como es el caso de Panty.com.

Hace un par de meses escribí un artículo sobre las máquinas de vending más extrañas que pueden encontrarse en Japón. Una de las más clásicas es la máquina que distribuye bragas usadas: por más que actualmente sea ilegal ya que el Gobierno Japonés decretó su prohibición para proteger a los menores, aún colea en Internet la idea de que en el país nipón basta con echar unas monedas en la máquina para recibir a cambio la ropa interior que una mujer ha llevado cierto tiempo adherida a su sexualidad. Tras escribir este artículo contactó conmigo la encargada de marketing de Panty.com para contarme que su empresa se parecía bastante a la mítica máquina de vending japonesa. Y mi cerebro entró en shock: ¿hay una página en España donde pueden comprarse bragas usadas y no la conocía?
Navegar, comprar, recibir por correo, oler...

Como decía, el fetichismo es un tabú tan arraigado que muy pocos confesarán sus pasiones. Todo pese a que, en cierta medida, cada uno somos un poco fetichistas. ¿Quién no se ha visto tentado de quedarse con la prenda de alguna pareja? ¿Quién no ha aspirado el olor que otra persona dejó en una camiseta, en un jersey, en su ropa interior? Estamos unidos a los recuerdos por sus olores, por pedazos de prendas que, debido a que pertenecen a la más estricta intimidad, alcanzan un valor incalculable para otra persona. Bueno, incalculable no: desde unos 15/20 euros puedes comprar unas bragas usadas.
Qué fue de Mariano Mariano, el humorista que se hizo rico siendo borde
Marina EsnalHace unos años, el tertuliano se metió a los espectadores en el bolsillo. Ahora su vida ha…

¿En qué consiste Panty.com? Es una comunidad de intercambio donde las vendedoras ponen precio a las fantasías de los hombres y estos pagan en virtud de las prendas íntimas que reciben a cambio. ¿Solo vendedoras y compradores? Exclusivamente no, pero sí es mayoritario: como me confirmó Elsa Angulo, responsable de marketing de Panty.com, su página se centra de momento en los perfiles de vendedora y comprador; por más que sí haya mujeres que deseen comprar ropa interior masculina y, sobre todo, hombres que comprarían calzoncillos usados de otros hombres.

Encontrar que hay personas que venden ropa interior usada, y que existe un amplio mercado para ello, suele crear un cortocircuito en las mentes más puritanas. Incluso a mí me costó adentrarme por la comunidad de Panty.com, no alcanzaba a entender por qué alguien pagaría por las bragas de una persona que no conoce. Las mujeres de la página son muy atractivas, posan de manera provocativa y enseñando las prendas que tienen en venta en un intento de que los hombres las adquieran para su colección. Como me contaron algunas de ellas, y pude comprobar en primera persona tras hacerme una cuenta, el negocio es sumamente lucrativo. Quizá no tanto como para ganarse la vida solo con el fetichismo, pero sí supone un buen pellizco.

El comprador no es un hombre pasivo que solo tiene el rol de pagar y disfrutar por lo que ha comprado, también posee capacidad de decisión para elegir las condiciones de la prenda. Por ejemplo, puede pedirle a la chica que lleve varios días sus bragas, también que las mantenga mientras tiene relaciones sexuales con su pareja. Como me confesó una de las vendedoras a las que entrevisté, Swingershy, las peticiones pueden llegar a ser sórdidas. "Tampones del periodo, pipí en bote, sudor después de hacer el ejercicio, esperma de mi chico después de tener relaciones sexuales conmigo...". Al lado de las extrañas peticiones que ha recibido Swingershy lo de las bragas usadas es casi de Walt Disney.

El fetichismo no solo es un negocio, también es una experiencia sexual más

Pese a que la venta de ropa interior parezca un negocio sexual lo cierto es que va mucho más allá del simple comercio. Como me comentó Elsa, y corroboraron las chicas con las que hablé, el intercambio es una manera más de experimentar sexualmente. Y es que no solo existe una transacción (que no se produce en la página, son las chicas las que establecen los métodos de pago), también se establece una relación entre el comprador y la vendedora: él cuenta sus fantasías, qué es lo que va a hacer con las prendas, cómo le gustaría que fuesen; ella siente el morbo y la excitación de cumplir las expectativas ajenas. "Es un juego más", me comentaba Elsa.

El fetichismo suele llevarse escondido, también la faceta de vendedora de ropa íntima usada. Los perfiles aparecen con el rostro cubierto y las chicas suelen ocultar lo que hacen a los demás. Por lo general pocas personas de su entorno saben a lo que se dedican, al menos en la intimidad. Y la venta de prendas íntimas suele complementar los ingresos de un trabajo más o menos corriente.

El fetichismo permite explorar otras facetas del deseo sexual. No solo eso: como decía Swingershy, "es una manera de hacerme sentir sensual más que de explorar, me da morbo satisfacer las fantasías de muchos chicos, que me cuenten sus fantasías y que me digan lo que hacen con las cosas que les envío".
Más allá de las bragas usadas: zapatillas de deporte, juguetes sexuales...

Panty.com trajo a Europa una manera cómoda, segura y centralizada de que el fetichismo tuviese su lugar y que este fuera accesible. Existen muchos foros y sitios de intercambio, pero pocos son que garantizan los perfiles, ofrecen herramientas de verificación y poseen un chat interno para que las partes se comuniquen. Estas son las claves de la página, como me aseguró Elsa Angulo: dado que lo que se adquiere está sujeto a la credibilidad de quien lo ofrece, comprar las bragas usadas de una chica verificada son la garantía de que la prenda perteneció realmente a esa chica.

Todas las transacciones tienen lugar fuera de la página y siempre por los medios que la vendedora estima oportunos. PayPal, listas de deseos de Amazon, ingreso bancario... Panty.com no se queda porcentaje alguno de dichas transacciones, pero posee una forma de monetización que le garantiza su supervivencia como empresa: ofrecen un servicio Premium con más ventajas para las vendedoras que lo contratan. De esta manera tienen más garantías de vender sus artículos, todo por un precio que ronda los 20 euros al mes.

Si bien la base de la página es la compraventa de bragas usadas, este no es el único artículo que las vendedoras distribuyen. También disponen de fotografías eróticas, vídeos, calcetines, zapatillas... y hasta juguetes sexuales. El morbo del fetichismo no tiene límites: mientras alguien esté dispuesto a comprarlo siempre habrá otra persona que desee venderlo. No solo no hace daño a nadie, también supone un extra de morbo y de sexualidad para las personas implicadas.


   


Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7024 en: 10 de Enero de 2019, 07:58:56 am »

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7025 en: 12 de Enero de 2019, 20:47:41 pm »


Habitaciones picadero a 10 euros la hora en casas con la familia dentro


Los dueños de las casas esperan en el salón mientras los clientes se 'divierten' en la habitación de al lado durante una hora.
Dos periodistas de EL ESPAÑOL se han hecho pasar por una pareja interesada en utilizar uno de esos cuartos.
Con Ada e Izan en ‘la habitación roja’, los muñecos sexuales que triunfan.
12 enero, 2019 03:23
 
 SEXO  MADRID  ALQUILER DE VIVIENDAS NEGOCIOS
Lucía Vinaixa
¿Quién no ha buscado alguna vez un lugar íntimo para pasar un buen rato con alguien especial (o no tan especial)? En la mayoría de los casos, la mejor opción suele ser una casa o un hotel, pero a los no tan afortunados les toca comerse un poco más la cabeza. Un coche, un parque o incluso una sala de cine forman parte del ' top 5' de los 'lugares íntimos para hacer el amor' que la página web Mis picaderos ha recopilado en un mapa de España. Sin embargo, las palabras 'sitio público' e 'intimidad' no suelen estar muy relacionadas. Ante la necesidad de muchos 'tortolitos' y aprovechando el boom de los Airbnb, numerosos españoles han transformado cuartos de sus propias casas en picaderos donde su familia se encuentra en la habitación de al lado. Por 10 euros la hora pueden tener una 'sexcondite' no muy lujoso con sabanas limpias y, en algunos casos, una recopilación de DVD’s no aptos para todos los públicos.

La página web Milanuncios ofrece numerosos picaderos para alquilar durante una hora.
La página web Milanuncios ofrece numerosos picaderos para alquilar durante una hora.

Dos periodistas de EL ESPAÑOL se han hecho pasar por una de esas parejas interesadas en disfrutar durante 60 minutos uno de esos ‘picaderos’. Eso sí, solo por motivos laborales.

 
Habitaciones picadero por 10 euros la hora

Pero llegar hasta allí no ha sido tarea fácil. Si uno busca en Google ‘habitación por horas’ lo primero que le saldrán son numerosos hoteles chic en el centro de la ciudad que ponen a disposición de sus clientes algunos de sus cuartos normalmente por un mínimo de tres horas. La estadía suele rondar los 40 euros, precio que hay que abonar en la recepción del alojamiento bajo los ojos de muchos curiosos.

En muchas ocasiones, los más asiduos a este tipo de ofertas lo que les interesa es justamente lo contrario. Es decir, que nadie les vea. ¿Y qué ocurre si el interesado solamente necesita el cuarto durante una hora? Probablemente, para muchos ‘ansiosos por exprimir su amor’ todo esto les parecerán demasiados impedimentos. O, quien sabe, quizás lo único que quieran sea echarse una buena siesta…

Sábanas limpias
La curiosidad me llevó a la página web de 'Milanuncios' para buscar una habitación y… ¡Bingo! Un sinfín de 'generosos' internautas ofrecían alguno de sus cuartos por un mínimo de 10 euros la hora.

Todos ofrecen lo mismo: habitaciones muy limpias, íntimas y acogedoras. No hay ni uno que no insista en la limpieza de sus sábanas. Algunos incluso alquilan su casa entera por 25 euros. Por tener más localizaciones disponibles. “Solo durante el día”, me dice una mujer en una conversación telefónica. Tras numerosas preguntas prefiere no hablar más. Lo mismo ocurre con un hombre con acento italiano que ofrece un estudio en plena Gran Vía madrileña. “No sé por qué haces tantas preguntas”, responde. Tras una hora, aparece el inquilino perfecto.

 Los dueños de la casa esperan en el salón a que los clientes se 'diviertan' durante una hora.
Los dueños de la casa esperan en el salón a que los clientes se 'diviertan' durante una hora.

J.C. entre semana vive solo en un barrio madrileño cercano a la M-30. Tiene dos habitaciones que de lunes a viernes lo único que se llenan es de polvo. Aunque por su simpatía y su gracia costaría pensar que es un hombre solitario, solo recibe visitas determinados fines de semana por parte de algún familiar. Hace tres años su situación económica empezó a tambalearse. Probablemente, la crisis que dejó a España desolada llamó a su puerta. Todos conocemos formas de ganar dinero. Muchos prefieren la vía rápida y fácil, y a él la que más le convenció fue la que no le suponía levantarse del sofá.

“Aunque haga el salto del tigre no se va a escuchar nada”
En una llamada telefónica el dueño me ofrece un servicio con “absoluta discreción” en su propia casa y añade que “no es como un hotel donde se puede encontrar con personas que no quiere encontrarse”. ¿No se oirá todo?. “Aunque haga el salto del tigre no se va a escuchar nada”, responde. Suena convincente. Parece que J.C. sabe hacer negocios. ¿El precio? 10 euros por persona. Solamente tiene un requisito: una recarga de cinco euros a su número de teléfono. Ni Bizum ni Paypal.  O eso o nada. Bajé pitando a la primera tienda de alimentación que me encontré y un empleado hizo la recarga.

A las 16:15 del día siguiente estábamos llamando al telefonillo de un edificio en un barrio obrero de Madrid. Un compañero y yo nos estábamos haciendo pasar por una pareja en una casa de un completo desconocido. ¿Nos estaríamos metiendo en la boca del lobo? ‘¿Lo sabrán sus vecinos?’, me pregunté.

Luces de colores, películas porno y un cartel que pone 'Love' adorna una de las habitaciones.
Luces de colores, películas porno y un cartel que pone 'Love' adorna una de las habitaciones.

Poco dura la adrenalina. El dueño abre con una sonrisa de oreja a oreja y nos comienza un tour por su casa. La habitación con una cama de matrimonio está cubierta con unas sábanas que parecen sacadas de 'Cuéntame'. Hay un paquete de kleenex sobre una de las mesas, un cenicero junto a la cama y tres cuadros con flores cuelgan de una pared blanca .Tras cerrar la puerta, dice que espera viendo la tele en el salón. “No abriré la puerta hasta que ustedes no la abran. Tranquilos, aquí no hay nadie. Sólo ustedes dos”, insiste, y antes de darnos nuestro 'momento de intimidad' pide que se abonen los 15 euros que faltan.

Mucho ruido, desde luego, no íbamos a hacer. Tuvimos que poner un poco de música para no levantar sospechas. 40 minutos después ya estábamos despidiéndonos del hombre. No podíamos marchar sin preguntarle si no le incomodaba tener este tipo de visitas. Me confesó que no venían solo parejas. “El otro día vino un camionero a pasar la noche”, contó. J.C es todo un anfitrión.

Los dueños de las casas viven allí y duermen junto a las habitaciones que alquilan por horas.
Los dueños de las casas viven allí y duermen junto a las habitaciones que alquilan por horas.

La habitación del placer
La siguiente parada prometía bastante.  En la página web la ofrecían como la 'habitación del placer'. Un nombre que poco tenía que ver con echarse la siesta. El anuncio concluía diciendo: "No hay portero físico. No hay que dar explicaciones". Antes de hacer la reserva me puse en contacto con la dueña que me preguntó “¿Cuántos vais a ser? ¿Dos, tres, cuatro?”. Parece que no eramos sus primeros clientes… La curiosidad me llevó a preguntar si vivía con alguien más y, efectivamente, vivía con su familia.

Esta vez, el 'momento íntimo' se produce en el interior de un adosado ubicado en un barrio céntrico y residencial. Tras cruzar el umbral de una pared blanca de la que cuelga una bandera del Real Madrid, nos invitan a entrar. Un conejo y un perro también dan la bienvenida. La mujer no se anda con rodeos: conduce a los periodistas directamente a la habitación, situada en la planta superior de la vivienda. Ella también estará esperando a que terminemos en el salón viendo la televisión. Antes de bajar junto a sus animales, se asegura de cobrar sus 15 euros.

Se paga en efectivo y los ofertantes aseguran 'discreción absoluta'
Se paga en efectivo y los ofertantes aseguran 'discreción absoluta'

De la manilla de la puerta cuelga un cartel que dice ‘zona de pasión’. Una recopilación de los DVD más picantes están apoyados junto a un televisor y un equipo de música reproduce canciones de reggaeton. Para dotar de una mayor sensualidad al ambiente, una especie de bola de discoteca con luces de colores ilumina la sala, y sobre él, un cartel que decía ‘Love’. Duramos 35 minutos entre esas cuatro paredes.

Tras despedirnos de la amable mujer, salimos a la calle. Explica que lleva más de cinco años en este negocio. Probablemente, la precariedad laboral le haya obligado a renegar de parte de su intimidad para ganar unos eurillos mientras unos desconocidos disfrutan en la habitación de al lado. Hace mucho frío y el sol se esconde tras los rascacielos de Madrid. Cruzamos frente a muchas casas, en las cuales, quién sabe, quizás también haya alguien que esté apostando por transformar uno de sus cuartos en una 'habitación del placer'.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7026 en: 20 de Enero de 2019, 16:01:43 pm »
Sexo, latigazos y perversiones públicas: Barcelona, capital mundial del porno


Una estudio corona a la ciudad condal como el epicentro de la industria X para 2019. Desbanca así a Praga, Budapest o Los Ángeles.
20 enero, 2019 00:56
 
 PORNO  BARCELONA  CURIOSIDADES DEL SEXO
David López Frías  @lopezfrias Barcelona
Siempre hay mucha actividad por la montaña de Montjuic (Barcelona). Unos jóvenes hacen footing (o running, o como se llame ahora…) por las laderas. Otros sacan a pasear a sus perros. Algún músico callejero toca al sol, sentado en un banco. Por una esquina aparecen un hombre y una mujer que llevan a una chica atada y encadenada. La exhiben semidesnuda mientras dos tipos graban y los transeúntes tiran fotos. El hombre y la chica se ponen a practicar sexo en un parque. Mientras, la otra mujer azota a la encadenada con un látigo. Todo a plena luz del día, todo a la vista de todo el mundo.

El párrafo anterior describe el rodaje de una escena de porno en público. Y como la Sagrada Familia o la Torre Agbar, se ha convertido ya una estampa clásica de Barcelona. La ciudad condal acaba de ser coronada como la nueva capital mundial del porno. Desbanca así a otros gigantes de la industria como Praga, Budapest o Miami. Barcelona es el vivero de actores porno de las grandes empresas mundiales, las productoras americanas se vienen a España a grabar en desbandada y hasta la BBC acaba de desplazar a un equipo para rodar un documental sobre la cultura porno de Barcelona.


Los datos proceden del estudio anual que hace la web Xhamster.com. Es la tercera web porno más grande del mundo. Estos portales publican periódicamente unos informes extraídos de sus bases de datos. Con motivo del comienzo del año, Xhamster ha elaborado el documento de tendencias porno para 2019 del que hasta la revista Forbes se ha hecho eco. Y en materia geográfica es clara: Barcelona es la nueva jefa del cotarro.

Este es el mapa con la principales localizaciones de la industria en la ciudad
Este es el mapa con la principales localizaciones de la industria en la ciudad Silvia Pérez

¿Cuáles son los factores que la han catapultado a la cumbre de la industria? El informe cita la importancia de las productoras establecidas, el número creciente de escenas rodadas en la ciudad, el clima, los costes, la legislación, el montón de profesionales del sector que están afincados en la ciudad, las buenas comunicaciones con otros puntos estratégicos del porno, la mentalidad de abierta de los barceloneses e incluso las nuevas rutas de las aerolíneas.

Ada Colau también influye
“Olvídese de Los Ángeles o Las Vegas. Gracias al bajo coste de la vida y a la laxitud de las leyes hacia el nudismo en público, Barcelona ha emergido como la nueva capital mundial del porno (…) Ni se imagina la cantidad de películas que se están rodando ahí”, dice literalmente el informe.

El Festival Erótico de Barcelona es uno de los referentes mundiales
El Festival Erótico de Barcelona es uno de los referentes mundiales

No sólo es cuestión de cantidad, sino de calidad. De innovación. En Barcelona se han asentado empresas que inventan en esto del porno. Por ejemplo Erika Lust, la mayor productora de cine X feminista del mundo. O Badoink VR, la galardonada como mejor página del mundo de realidad virtual porno. Estos factores, junto a que “la alcaldesa Ada Colau ha manifestado su apoyo a las trabajadoras sexuales” (dice textualmente el documento) han motivado en gran parte que Barcelona se convierta en el nuevo polo de atracción erótica mundial.

Esta progresión va en aumento. Las previsiones pasan porque en 2019, la ciudad se consolide como la nueva “San Fernando Valley” (una zona de Los Angeles que ha sido hasta la fecha el epicentro de la industria). “La ciudad no solo es hermosa y progresiva en su forma de pensar, sino que recibe una tremenda cantidad de luz solar y es legal rodar al aire libre. Estos factores son tremendamente atractivos para los productores de pornografía de EE. UU”, explican los creadores del informe.

El porno toma la calle
Barcelona tiene productoras, tiene un festival erótico, un museo erótico, una entrega de premios de Cine X y una sala de porno en vivo pionera en España. Pero si hay algo que caracteriza a la nueva Barcelona porno es la cantidad de películas que se están rodando en la ciudad. En estudios, en casas, en bares… pero sobre todo en la calle. El porno en público es una de las fortalezas de Barcelona. ¿Cuál es el motivo?

“Pregúntale a un actor que dónde prefiere rodar una escena en público: en Barcelona o en Praga. No se lo va a pensar”. Lo dice Dani, director de contenidos de Cumlouder. Es tal vez la principal web porno de España. Podría decirse que fueron pioneros en el mundo del porno en regalar los contenidos y lograr que el modelo fuese rentable. Tal es su renombre, que la BBC ha estado rodando un documental con ellos acerca de la pornografía en Barcelona.

Una imagen promocional de vídeos de Cumlouder con la Sagrada Familia de fondo
Una imagen promocional de vídeos de Cumlouder con la Sagrada Familia de fondo

Aunque la empresa está radicada en Gijón, la mayor parte de sus contenidos se ruedan en Barcelona. “Aquí vive mucha gente que se dedica al porno, el clima es bueno para hacer exteriores y los Mossos son bastante comprensivos si te ven rodando. Te llaman la atención, te cae alguna multa… pero no hay muchos problemas”, revela Dani.

Los puntos calientes
Si hubiese que situar geográficamente los puntos más utilizados por las productoras porno para rodar porno, los más frecuentados están ubicados en el mar, la montaña y el centro histórico. Cuando hay que roda runa escena de playa, el destino es la Barceloneta o el Bogatell. Si hay que buscar intimidad para rodar una escena más dura, se opta por la montaña de Montjuic, un terreno vasto y con escondites. Y si lo que se pretende es la interacción del público, la Rambla, el Raval o la plaza de Cataluña son los puntos calientes, nunca mejor dicho, en la que encontrar a gente dispuesta a participar.

No es sólo Barcelona ciudad. También los alrededores. El Festival Erótico de Barcelona se ha celebrado en la Fira de Cornellà. La famosa productora sueca Private se ha establecido en Sant Cugat, a un cuarto de hora de la capital. Y la zona costera del Garraf (la playa de Sitges, por ejemplo) también es frecuentada en los rodajes.

Que vienen los americanos
Barcelona no es importante solamente por el porno nacional que aquí se rueda. También por el montón de productoras extranjeras que se vienen aquí a rodar o que encargan sus trabajos a personal español. “Durante años, el centro de la industria fue San Fernando Valley (Los Ángeles) y Miami. Pero hace unos cinco años las cosas empezaron a cambiar. Esas ciudades se volvieron caras para muchos estudios, y las regulaciones locales dificultaron los rodajes. Comenzaron a buscar otros lugares. En Europa, las principales ciudades son Praga y Budapest, que no tienen buen clima, y el Reino Unido prohibió la producción local justo cuando aumentaban los alquileres en Londres”, explica a EL ESPAÑOL Alex Hawkins, director de XHamster.

Una escena de BDSM rodada en el puerto de Barcelona
Una escena de BDSM rodada en el puerto de Barcelona Public Disgrace

A esta carestía de los alquileres se le unió que Norwegian Airlines puso en marcha el año pasado un vuelo directo desde Los Angeles hasta Barcelona. Esto, según Hawkins, fue el detonante definitivo que hizo que los americanos viniesen cada vez con más asiduidad a Barcelona.

De hecho, hay compañías como Badoink VR que están radicadas en Estados Unidos pero tienen al grueso de su plantilla en Barcelona. Esta empresa de porno virtual tiene su base en Rochester (Nueva York), pero allí apenas hay una decena de empleados. En Barcelona tienen a más de 100: "Se forma como un polo de atracción. Es una ciudad con empresas potentes, tanto de rodaje porno como de tecnología, que es muy importante para este negocio. Hay mucho talento"; resumen desde a empresa.

Pero aunque ahora esté en boga, esto del porno no es nuevo en Barcelona. Es la ciudad que introdujo oficialmente el porno en vivo en España, justo un mes después de que muriese Franco. Es la ciudad donde se empezó a rodar porno en España y es la ciudad que lleva 25 años celebrando un festival erótico.

Bagdad, contigo empezó todo.
No se puede conjugar en un mismo discurso las palabras porno y Barcelona sin hacer referencia a la Sala Bagdad. Es el origen de todo. Ubicada en una esquina del Paralelo, fue el primer lugar de España donde se hicieron espectáculos pornográficos. Fue en 1975, y el modelo empresarial a día de hoy ha cambiado muy poco, pero sigue teniendo el mismo éxito. Es una sala tan emblemática para Barcelona por allí han pasado gente como Magic Johnson, Leonardo DiCaprio o Wesley Snipes (ojo, todos ellos como público). Y hasta Rosalía, el gran nuevo fenómeno musical mundial, ha titulado una de sus canciones como Bagdad. El videoclip lo ha rodado en el interior de la sala. 

La fundadora del Bagdad, Juana de Lucía, explica los orígenes: “Mi marido y yo fuimos a Alemania y nos quedamos embelesados con los peep shows que había en el puerto de  Sant Pauli, en Hamburgo. Ahora es una zona muy degradada, pero en los 70 había unos espectáculos eróticos maravillosos. Ahí decidimos abrir uno de esos en Barcelona”.

La Sala Bagdad, inspirada en los peep shows de Sankt Paulï
La Sala Bagdad, inspirada en los peep shows de Sankt Paulï

Dicho y hecho. La Sala Bagdad empezó la transición democrática mucho antes que nadie en España: “Compramos este local, que antes fue un tablao flamenco. Lo abrimos como sala porno justo un mes después de que muriese Franco. Nos trajimos de Alemania a un enano “con tres piernas”. Se corrió la voz y aquello revolucionó la ciudad. Todo el mundo quería verlo. Piensa que te estoy hablando de la época en la que la gente se iba a Francia a ver El último tango en París. Cuando se enteraron de que aquí hacíamos espectáculos porno con un enano superdotado, la cola daba dos vueltas a la manzana”, recuerda divertida.

¿Cunnilingus?
Aquel shock generalizado le trajo a la propietaria del Bagdad más de un quebradero de cabeza: “Eran los 70. La mentalidad era muy distinta. Una vez vino una pareja de los grises (policía nacional) a preguntarle al portero si era verdad que en aquel lugar se practicaban cunnilingus y no sé qué más. “No, mire usted, aquí hay unos actores y follan”, le contestó el portero al agente. ¡Qué coño iba a saber aquel hombre lo que era un cunnilingus!”, ríe Juani.

La clave de que el Bagdad siga teniendo éxito tantos años después, según Juani, es que “aunque la mentalidad está cambiando, el porno siempre ha sido un tema muy tabú. Todo el mundo lo ve, pero nadie habla. La clave es que aquí somos 40 personas trabajando que nos tomamos el porno muy en serio”. El resultado: una sala que incluso sale en las guías turísticas de todo el mundo como una visita ineludible. “Lo que más sorprende en los los últimos años es el montón de mujeres del público que se animan a salir al escenario a interactuar con los actores”, apunta Juani.

Juani de Lucía es la fundadora de la Sala Bagdad
Juani de Lucía es la fundadora de la Sala Bagdad

Del Bagdad han salido los principales actores porno que ha dado España: desde el más universal, Nacho Vidal, a la última estrella rutilante del panorama X mundial: Ramón Nomar. “Esto es la gran cantera de actores porno. Los productores no se la juegan; antes de incorporar a un hombre que no saben cómo va a rendir delante de las cámaras, prefieren fichar a alguien rodado y con tablas frente al público. Eso lo encuentran aquí en el Bagdad”, sentencia la propietaria.

Nacho Vidal advierte
Uno de los grandes mitos del porno que surgió del Bagdad fue Nacho Vidal. El actor X más universal de nuestro país también fue pionero en lo suyo y contribuyó de forma decisiva a que ahora Barcelona tenga este estatus: “Monté aquí mi productora en 1998, cuando todavía nadie rodaba en Barcelona”, apunta, añadiendo que  “la celebración de un festival erótico durante 25 años en esta ciudad ha sido fundamental para que crezca la industria”. Además de apuntar al Bagdad como “la gran cantera del porno mundial”.

El Festival Erótico de Barcelona, clave en el éxito de la ciudad en la industria
El Festival Erótico de Barcelona, clave en el éxito de la ciudad en la industria

No obstante, justo cuando Barcelona se pone de moda, Nacho Vidal se larga de aquí. “Yo he dejado de rodar en Barcelona. Me he venido a Valencia. Hay más horas de sol, los alquileres son mucho más baratos, las comunicaciones son mejores para gente que tenga que venir desde Madrid o Andalucía… y no tenemos ninguno de los problemas que tiene ahora Barcelona”, resume, haciendo especial inciso en el escollo que es el precio de la vivienda: “Allí pago mil euros por lo que en un pueblo de Valencia pago 250. Barcelona se ha puesto imposible”, concluye.

Así, aviso para navegantes: uno de los principales factores por los que Barcelona se ha convertido en la capital mundial del porno ha sido, según el informe de XHamster, el bajo coste de la vida. Pero si el precio de los alquileres sigue desmadrándose, la ciudad puede perder su corona otra vez. Valencia está al acecho.

       

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7027 en: 28 de Enero de 2019, 17:45:34 pm »
Las «apps» de citas, la nueva epidemia contra la salud sexual


El uso compulsivo de estas herramientas desencadenan en peligrosas adicciones

Tatiana G. Rivas
Tatiana G. Rivas
@tatianagrivas
Seguir
Madrid
Actualizado:
28/01/2019 00:30h

NOTICIAS RELACIONADAS
Alarma por los riesgos del «chemsex»: VIH, amputación de genitales y muertes
Las agresiones sexuales suben por las «app» de citas
Las aplicaciones móviles de citas entre hombres y otras redes sociales para el colectivo gay son el génesis de las fiestas sexuales con consumo de químicos. En cuestión de diez minutos tras registrarse en una conocida «app» de contactos para homosexuales se puede conseguir varios participantes para hacer una quedada «chemsex» en un domicilio.


Explica Almudena García, de Apoyo Positivo, que los «emoticonos» de un cerdo y una pastilla significan «guarreo u orgía» con el uso de droga. No hace falta poner más. Cierto es que algunos no captan el mensaje o responden con un «tú toma lo que quieras», pero otros aceptan la propuesta directamente preguntando por la dirección, a la par que expresan de antemano al absoluto desconocido el tipo de aficiones sexuales que tiene.

«Las aplicaciones de geolocalización y páginas de contactos representan un elemento facilitador en el contexto del ‘chemsex’. Un uso compulsivo de las mismas también puede acabar desencadenando un comportamiento adictivo. Por lo que algunas personas llegan a presentar usos problemáticos relacionados con esos tres elementos App/sexo/drogas de manera simultánea», publica la Comunidad de Madrid en un documento sobre actividades de sensibilización para profesionales.


PUBLICIDAD

inRead invented by Teads

Medicamentos sin control
Aplicaciones como Grinder, Wapo o Scruff son las más utilizadas. Algunas preguntan al usuario si son portadores del virus VIH, aunque nadie está obligado a decir la verdad y tampoco se pregunta a la hora de cerrar un encuentro.

En las Urgencias del Hospital de La Paz muestran su sorpresa por el incremento de pacientes que llegan solicitando la profilaxis post exposición al contacto sexual con un seropositivo. «Los efectos adversos son duros. Se puede desarrollar hasta hepatitis», comenta la sanitaria Ana Martínez.

Por otro lado, están los que optan por la «Prep», la profilaxis pre exposición, para poder mantener relaciones sexuales con desconocidos sin utilizar el preservativo. Pero este medicamento no se suministra legalmente y los consumidores lo compran en internet. Se lo administran sin saber lo que compran y sin pasar ningún control médico.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7028 en: 10 de Febrero de 2019, 13:26:37 pm »
'La guarra de las galaxias' y otras películas exitosas convertidas en porno



https://www.elespanol.com/social/20190209/guarra-galaxias-peliculas-exitosas-convertidas-porno/374463246_0.html



Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7029 en: 16 de Marzo de 2019, 08:38:46 am »




Las relaciones sexuales descienden a nivel global generación tras generación. Gtres.

Éstos son los cinco motivos por los que el sexo está en peligro de muerte
La frecuencia de encuentros sexuales a día de hoy es hasta nueve veces menor que a finales del siglo XX, y la tendencia es a aminorar aún más.
16 marzo, 2019 03:46

   

Alfred López

Con toda seguridad, nuestros antepasados hubiesen dado cualquier cosa con el fin de disponer de las mismas ventajas que hoy tenemos para mantener relaciones sexuales abiertas. Y es que, a pesar de que nunca fue tan fácil ligar como hoy en día -por liberalidad y diversidad de opciones-, años atrás no se desaprovechaban tantas oportunidades de tener encuentros sexuales como se hace en la actualidad.

Tenemos a nuestra disposición un sinfín de aplicaciones que nos ayudan a escoger a nuestra pareja ideal, ya sea para formalizar una relación como para tener una única y tórrida noche de sexo sin compromiso. A tan solo un par de clics y unos pocos mensajes a través de un chat podemos conseguir que un día aburrido y sin nada que hacer se convierta en una apasionada y excitante jornada.

Pero los expertos señalan que, a pesar de tener todo a nuestro favor, estamos en un momento en el que se da la paradoja de que ha descendido vertiginosamente el número de encuentros sexuales respecto a las décadas atrás. Según algunos estudios científicos, la frecuencia sexual es hasta nueve veces menor que a finales del siglo XX y la tendencia es a que esa cifra siga disminuyendo.


Los motivos de este notable descenso en nuestras relaciones se deben a múltiples factores, aunque entre sus principales claves se encuentran las largas y agotadoras jornadas laborales. La mayoría de la población activa del planeta invierte un gran número de horas al no disponer de un horario de trabajo flexible o intensivo, que por otra parte roba tiempo a las horas de asueto. Además, los desplazamientos exigen una gran cantidad de tiempo y energía todos los días.

Esto provoca que no consigan tener una conciliación familiar y/o de pareja, por lo que el poco tiempo que les queda libre, tras regresar a sus hogares, lo prefieren invertirlo en ocio y descanso en lugar de aprovechar para practicar sexo. La estresante vida, tanto laboral como familiar, sobre todo si se tienen que atender a hijos o personas dependientes, obliga a que el tema de las relaciones íntimas quede relegado a un segundo plano.

E incluso tercero, debido a que, cada vez son más quienes dan prioridad a mantener relaciones sociales y ver a los amigos, cara a cara o a través de las redes sociales, que a reforzar los vínculos emocionales con su pareja.

La irrupción de los contenidos de televisión vía streaming y el poder elegir el qué y cuándo se quiere ver algo ha ayudado para que las parejas prefieran, cada vez más, dedicar una mayor parte de su poco tiempo libre a ver series y películas cómodamente en el sofá de casa que a darse un revolcón. Común es encontrar estudios, debates y mesas redondas en los que se aborda el tema, bajo títulos tan ilustrativos como 'Más follar y menos Netflix'.

Pero no todos los usuarios de ese tipo de plataformas tienen pareja y, por tanto, menor es la oportunidad de poder mantener relaciones sexuales cuando y con quiénes quieren. Ante unas necesidades fisiológicas para desahogarse cada vez son más quienes prefieren ahorrarse todo el trabajo del cortejo y lo que ello conlleva (quedar con alguien, arreglarse, mostrarse de forma encantadora, seducir y conseguir llevar a la cama), optan por consumir a solas porno en Internet.

Una opción cada vez más frecuente entre los jóvenes es tener sexo de forma ocasional y casual con amistades, sin tener que meterse en una relación de pareja, lo cual les ahorra muchísimo tiempo. Es lo que comúnmente se conoce como follamigos o, más sutilmente, 'amigos con derecho a roce', y el Diccionario de la RAE se empeñó en bautizar con el término 'amigovio'.

Otra clave a tener en cuenta es el cada vez mayor número de personas, sobre todo jóvenes, que optan por tener una vida asexual, mostrando apatía hacia cualquier tipo de relación carnal en lo que se conoce como 'anafrodisia'.

Quienes eligen vivir de ese modo no lo hacen debido a algún tipo de disfunción o problema con el sexo, sino porque no consideran las relaciones carnales como una prioridad. Se encuentran en las antípodas del modo de pensar de las generaciones que nos han precedido, quienes intentaban aprovechar cada una de las oportunidades de tener sexo que se les planteaban, evidentemente porque las ocasiones eran menores.



Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7030 en: 28 de Marzo de 2019, 07:04:28 am »

Las ocho cosas que odian los hombres en la cama y nunca dicen (como falta de sexo oral o críticas a su semen)

Hay ciertas quejas que tienen los varones pero nunca cuentan, hasta ahora. Te revelamos lo que más les incomoda del sexo opuesto en asuntos de dormitorio

María Palmero


Publicado 27.03.2019 - 20:03
ActualizadoHace 9 horas

Aunque cada persona es un mundo y cada relación también, hay ciertas generalidades de las que se puede sacar un patrón. Numerosos hombres han compartido en Femail las quejas más comunes que tienen en asuntos de cama.


Puede que tú, lector, te sientas identificado. ¿Harto de que tu pareja finja? ¿No entiendes por qué no te quiere dar sexo oral o por qué critica tu semen? Bueno, puedes salir reforzado al ver que no eres el único varón que tiene quejas en torno al sexo. 

Atento, estas son las 8 cosas que los hombres odian en la cama (pero nunca dicen), revelado por ellos mismos:
1) Que finjan que les gusta el sexo

Ocurre a menudo. Ella suele estar dispuesta a probar cualquier cosa al principio de la relación y a decir lo mucho que le apetece, pero va pasando el tiempo y la pasión que había antaño ya no existe. Es como si estuvieras en la cama con otra persona.

"Al cabo de un año me confesó que no le gustaba el sexo y que ya no estaba interesada en tener orgasmos", relata uno de los hombres. ¿Te ha ocurrido a ti?
Si no te gusta no mientas
Si no te gusta no mientas Gtres
2) Exagerar o ser teatreras

No hay nada que eche más para atrás a un tío (y a una tía) que acostarse con una persona teatrera que se cree que está rodando una película porno. Cariño, se nota a la legua cuando uno está fingiendo, y en vez de avivar el fuego lo que hace es apagarlo. No lo hagáis. "No somos idiotas, sabemos que no somos tan buenos", dice un chico.
Mejor no exagerar
Mejor no exagerar Gtres
3) No estar dispuesta a experimentar

"Ella ni siquiera me dejaba darle sexo oral. ¿Qué sentido tiene tener sexo si no incluye el oral? Las mujeres que no salen del misionero no me gustan", asegura un hombre. Lo cierto es que aquí la clave es encontrar una pareja o compañero sexual que tenga tus mismas inquietudes o gustos en la cama, si no la cosa no irá del todo bien, pues por mucho que al principio te adaptes acabarán llegando las quejas, fruto de la insatisfacción.
Hay que innovar, hombre
Hay que innovar, hombre Gtres
4) No tener su vagina aseada

"¿Quién quiere darle sexo oral a una mujer cuando hay trozos de papel higiénico pegados?", se pregunta uno de los varones consultados.

Lo cierto es que la mayoría de las ocasiones suele deberse a las prisas o a la ajetreada vida, por eso siempre es recomendable darse una duchita antes del sexo o llevar toallitas íntimas en el bolso.
La higiene es esencial
La higiene es esencial
5) No saber qué hacer con un pene

El antimorbo total es cuando te metes en la cama con alguien que no sabe lo que hace. Al principio puede parecer gracioso, incluso tierno, pero créenos que al final no compensa.

Muchos hombres se quejan de que las mujeres con las que se han acostado no sabían qué hacer con un pene: "Lo trataba como si fuera de cristal y se fuese a romper, como si le tuviera miedo" o "no es un juguete, no puedes darle golpecitos o hacer bromas con él" son algunos de los comentarios de los varones consultados.

Ojo, el buen hacer en la cama lo suele dar la experiencia, así que a estos hombres les recomendaríamos que apostasen por subir un poco el rango de edad de sus conquistas.
No muerde y es comible
No muerde y es comible Unsplash
6) Que bese mal

Se sabe cómo alguien hace el amor por la forma que tiene de besar. Comprobado 100% por la escuela de la vida. Es así. "Giraba su lengua haciendo círculos dentro de mi boca. Primero en un sentido y luego en otro", dice un hombre. El horror. Si besa mal y no lee, no te lo/la fo****.
Si besa mal, fo*** mal
Si besa mal, fo*** mal Gtres
7) Criticar el semen

Hay muchas mujeres que son 'especialitas' con el semen. Critican su olor, textura o sabor, como si el flujo vaginal fuese oro molido. Ojo, al revés también ocurre: hombres que se quejan de los fluidos femeninos como si su esperma fuera caviar. "Los fluidos corporales son naturales, pero algunas mujeres actúan como si el semen fuera ácido. Realmente me molesta", afirma uno de los consultados.



Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7031 en: 30 de Marzo de 2019, 11:01:45 am »

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7032 en: 06 de Abril de 2019, 08:22:02 am »
https://www.youtube.com/watch?v=_d45iGe96r0


Sexo a distancia: éstas son las técnicas para practicarlo con el máximo placer
La industria de los juguetes sexuales está diseñando dispositivos que permitirán 'acostarse' a dos personas aunque estén cada uno en una parte del mundo.
6 abril, 2019 04:02

Silvia Val

Aunque muchos asocien la canción La revolución sexual a la versión que hicieron los integrantes de la nueva generación de OT, la melodía de La Casa Azul se postuló para representarnos en Eurovisión el año que finalmente lo hizo Rodolfo Chikilicuatre. Lo que seguro que no pensó ningún intérprete de esta letra es que una nueva revolución sexual estaba por venir, y que ésta pasaría por los teléfonos móviles. Y no estamos hablando de aplicaciones de ligoteo como Tinder. La industria de los juguetes sexuales está diseñando dispositivos que permitirán acostarse a dos personas aunque estén cada uno en una parte del mundo, igual que si estuviesen en la misma cama.

En España, David Cantón, ingeniero sevillano experto en programación, está desarrollando iPush: un sistema que pretende que dos personas puedan mantener una relación sexual a distancia gracias a sus smartphones y dos dispositivos diseñados para introducirse en los genitales. Estos cuentan con sensores digitales que recogen los datos de presión, temperatura y humedad del usuario, y los replican en el de su compañero de juego. Gracias a motores hidráulicos y mecánicos los artilugios reproducen los movimientos de los usuarios.

El dispositivo pensado para el hombre es un cilíndrico hueco con un acolchamiento de látex ergonómico. Y el otro, diseñado para la mujer (si nos referimos a una relación heterosexual) tiene forma de falo extensible y retraíble que emula la misma profundidad y movimientos que el dispositivo anterior. Ambos dispositivos tienen un tanque que dispensa lubricante. Asimismo, cuentan con un arnés para que se pueda ajustar al cuerpo.   

Los juguetes sexuales se conectarán al móvil a través de Bluetooth. Y gracias a una app se transmitirán los movimientos que se realicen y los participantes podrán verse y oírse. Actualmente iPush solo es un proyecto que busca financiación a través de crowdfunding. Por el momento, el ingeniero sevillano ha declinado hablar con EL ESPAÑOL por motivos empresariales. 
Frank Romero, el exmiembro de Locomía que murió por una bacteria, ya tiene una calle en Huelva
Raúl RodríguezEl cantante fallecía de forma inesperada el 16 de julio de 2018. Era el segundo integrante del recordado grupo que encontraba la muerte en menos de un mes.

Pero el proyecto patrio no es el único que permite a una pareja mantener una relación sexual a distancia, aunque sí conectarse con un chat en directo. La compañía Lovense comercializa a Max y Nora por 190 euros: dos dispositivos que se conectan al móvil también por Bluetooth e igualmente se sincronizan entre ellos.

Así funcionan Max y Nora, los juguetes que permiten tener sexo a distancia

También existen decenas de juguetes sexuales que se manejan desde el smartphone. En el mercado se puede encontrar ropa interior que vibra, bolas chinas con movimiento controlado desde el móvil y anillos vibradores, entre otros. De hecho, las investigaciones que relacionan sexo y máquinas han llegado a crear al robot que hace felaciones perfectas, para lo que científicos visionaron 1.145 vídeos porno.
Juguetes sexuales que se activan desde el móvil

Juguetes sexuales que se activan desde el móvil
Beneficios e inconvenientes de los juguetes sexuales

La gran variedad de posibilidades que la tecnología está ofreciendo para alcanzar el clímax sexual puede tener beneficios e inconvenientes, según explica Héctor Galván, psicólogo clínico y sexólogo. Empezando por los inconvenientes, "podría potenciar, en algunas personas con inseguridad respecto a su capacidad como compañero sexual, que eviten las relaciones sexuales presenciales", desarrolla el especialista, que también el director del Instituto Madrid de Sexología. "El hecho que sea simultáneo humaniza más los juguetes puramente individuales, algo que podría provocar que se evite una relación presencial", alerta el experto.

"Otro inconveniente es que la tecnología cada vez difumina más la barrera entre las relaciones físicas presenciales y el autoerotismo", relata el sexólogo. "Mentalmente siempre ha habido una línea muy clara de separación entre la práctica individual y las relaciones personales. Esta frontera se puede estar difuminando de forma que a las personas les cueste distinguir una cosa de la otra", insiste.

Por otro lado, el especialista ve la esfera positiva en situaciones como el tratamiento de las disfunciones sexuales: "El hecho de que esta barrera con la masturbación se empiece a difuminar facilita que se practiquen ciertos ejercicios para mejorar el rendimiento sexual". "Incluso en relaciones de pareja a distancia supondría algo beneficioso, siempre que no suponga una evitación", añade. Asimismo, opina "aunque solo es una especulación", que podría provocar "que disminuyeran las agresiones sexuales".



Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7033 en: 13 de Abril de 2019, 08:16:32 am »

Alerta roja por la muerte del sexo: el primer país con epidemia de vírgenes a los 40

Las tasas de jóvenes adultos que han tenido relaciones heterosexuales se desploman cada década, y la tendencia es global.
13 abril, 2019 02:22

 

Silvia Val

Los seres humanos estamos dejando de ser criaturas sexuales. Al menos, según lo que ha sido sido la concepción tradicional del sexo durante eones y que implica, por lo menos, a dos individuos. La frecuencia sexual es hasta nueve veces menor que a finales del siglo XX en el mundo desarrollado y la tendencia es a que esa cifra siga disminuyendo, según los estudios que han dado la voz de alarma.

Los motivos de la muerte del sexo son multifactoriales: desde un ritmo de vida más intenso y estresante, con interrupciones a todas horas que no favorecen la intimidad, a una tendencia cada vez menor a establecer relaciones de pareja a largo plazo, lo que reduce la frecuencia. También la proliferación del ocio doméstico -sí, Netflix parece estar ejerciendo de poderosa contraprogramación al sexo- y el consumo cada vez más extendido de pornografía y la gratificación solitaria que ofrece.

Ninguno de estos factores es problemático de por sí, pero la suma de todos ellos indica una tendencia global negativa. Es difícil alcanzar una satisfacción sexual plena a lo largo de toda la vida si concurren demasiados de estos obstáculos, lo que redunda en menguas de la autoestima y el bienestar general. Lo que preocupa por otro lado a gobiernos y administradores de los servicios públicos de salud es que, si bien hace tiempo que la sexualidad está desvinculada de la procreación, se están alcanzando niveles de abstinencia que ponen en peligro el relevo demográfico.

Dicho de otro modo, se está dibujando el preocupante horizonte de una generación con una competencia sexual insuficiente como para tener hijos aunque quieran y puedan. Y la señal de alerta se habría encendido en Japón, un país de contrastes en el que la sexualidad presenta una problemática propia. Por poner un ejemplo, la industria pornográfica es ingente, pero las leyes morales mantienen una férrea censura y prohíben mostrar los genitales humanos. Para esquivarlas, los productores apostaron por los ya famosos dibujos para adultos, el hentai, que ha llegado a desbancar en popularidad a los intérpretes de carne y hueso.
Acude a Urgencias tras dos días de erección inexplicable y termina con el pene amputado
Roberto MéndezEl tratamiento para su dolorosa y prolongada erección terminó provocando un problema mucho más grave.

Sexualidad sin interacción humana, en definitiva: la Universidad de Tokio ha acometido la mayor Encuesta Nacional sobre Sexualidad del país hasta la fecha para romper el tabú, una investigación que cada vez resulta más apremiante para investigadores y gestores. Reino Unido realiza puntualmente la suya anualmente, mientras que España la ha retomado tras un parón de una década. Las cosas en el Imperio del Sol Naciente, sin embargo, cambian despacio: para este primer sondeo, solo se ha abordado el sexo heterosexual.

"Las informaciones sobre las tasas de virginidad de los jóvenes adultos japoneses hasta ahora han sido un poco sensacionalistas", apunta el Dr. Peter Ueda, epidemiólogo y experto en Salud Pública, y el investigador jefe de este trabajo. El experto es consciente de los prejuicios y mitos que rodean a la sexualidad en su país y subraya que no busca frivolizar cuando confluyen transformaciones sociales, culturales y laborales. "La inactividad o inexperiencia sexual, sea voluntaria o no, no debería ser considerada exótica o ridícula, y tampoco es necesariamente un problema para todos los que la practican".
Una cuarta parte de vírgenes a los 40

Virgen a los 40 es una comedia de Steve Carrell, pero también es un problema demográfico: el rango de edad crítico para una concepción sin riesgos agravados está entre los 18 y los 39 años, y es el tramo en el que los investigadores tokiotas quería enfocarse. En 1992, las jóvenes mujeres japonesas que jamás habían tenido relaciones sexuales con hombres -específicamente, que nunca habían experimentado un coito vaginal- era de un 21,7%. 23 años después, era de un 24,6%. Los hombres mantienen la fertilidad más allá de los 40, pero la tasa de los que jamás se habían acostado con una mujer ascendía al 25,8% en 2015. En 1992 solo era del 20%.

Desglosando ese grupo, los investigadores detectaron que la edad en la que más se había incrementado la virginidad estaba en torno a los 30 años. En 2015, el 11,9% de las mujeres y el 12,7% de los hombres nunca había mantenido relaciones heterosexuales, pero remontándonos a 1987 -una época en el que se producían más matrimonios, y entre gente más joven- era de un 6,2% para ellas y un 8,8% para ellos. Pero hay un matiz: la encuesta usó un término específico para la penetración vaginal, el Seikô. No se preguntó por otro tipo de experiencias heterosexuales que habrían reducido la tasa de virginidad, calculan, en un 5% global.

¿Y quienes son los jóvenes japoneses que sí están teniendo sexo? La respuesta es socioeconómica. En el caso de los varones, las probabilidades aumentaban si se trataba de urbanitas con trabajo fijo, mientras que se desplomaban hasta un 20% en los tramos de ingresos más bajos. "Por decirlo así: el tamaño de la cuenta importa", comenta con sorna Cyrus Ghaznavi, primer autor. Para las mujeres, sin embargo, se daba lo contrario: a menor independencia económica, mayor probabilidad de actividad sexual. Los autores lo relacionan con la importante tasa que persiste en Japón de mujeres casadas sin ingresos porque trabajan en el hogar.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7034 en: 18 de Abril de 2019, 08:45:31 am »
Pues estamos apañados ........



THEGUARDIAN

No era una moda pasajera: la falta de deseo sexual cala en la juventud de Japón


 El Japón sin sexo se consolida: los jóvenes, especialmente los hombres, muestran menos interés por las relaciones íntimas Los últimos informes muestran que la población joven de otros países como Alemania, Estados Unidos y Reino Unido también pierden apetito sexual  La figura del  hikikomori, personas completamente aisladas, crece como símbolo de la pérdida de importancia japonesa en el contexto internacional


Imagen de archivo. La fiesta Hanami de la primavera en Japón. SATOSHI HIRAYAMA
Por Roland Kelts
17 abr 201920:52

La frescura de la juventud ha invadido el parque Yoyogi de Tokio. Rodeados de botellas de vino, sake -un alcohol japonés elaborado a partir de arroz fermentado-, cerveza y shochu -otro destilado- , mujeres y hombres juegan y se muestran las pantallas de sus teléfonos móviles, beben y comen con los dedos a la sombra de los cerezos en flor.


La fiesta Hanami, que se traduce como la observación de las flores, es un rito primaveral centenario que simboliza la belleza y brevedad de la vida. Pero este mes es imposible no preguntarse si alguno de estos adolescentes de cara sonrosada no estaría tratando de seducir a su acompañante, si habría alguien que, por lo menos, lo estuviera intentado.


El "Japón sin sexo" se ha convertido en una frase repetida por los medios, reforzada por la caída en picado de la natalidad y el envejecimiento de la población, que hace pensar en un futuro Japón sin japoneses. Este retrato de una sociedad célibe es especialmente paradójico en un país con un imaginario cultural lleno de imágenes eróticas, desde los shunga -representaciones sexuales sobre la primavera- grabados en madera del siglo XVII hasta el manga y animé porno, mal llamado hentai -perverso- por los no japoneses. La vida sexual de los japoneses, sin embargo, ha desaparecido casi por completo.

Sobre el fenómeno del sekkusu-banare -lejos del sexo o dejando atrás la vida sexual- he escrito en The Guardian y en el documental de la BBC "No Sex Please, We're Japanese". Y en ambas ocasiones cabe sugerir algo que ahora sí resulta evidente: no es algo que está pasando solo en Japón.

Los últimos estudios en Estados Unidos, Reino Unido y Alemania también hablan de una tendencia al menor deseo sexual entre los jóvenes, de matrimonios tardíos y de una caída en el número de nacimientos. Una peor perspectiva económica y la inseguridad financiera pueden afectar negativamente al deseo sexual, aunque no es el único factor. La abundante pornografía en Internet, los videojuegos de simulación de citas, y la dopamina que generan las redes sociales consumen gran parte del tiempo y del dinero que antes era empleados para dar salida a este deseo físico. 

Al margen del país, el género más inactivo es el masculino. En Japón, los hombres vírgenes y sin interés por el sexo son apodados con nombres peyorativos: soshokudanshi -comedores de hierba pasivos-, otaku -bichos raros asociales- y, lo más radical, hikikomori -personas que se encierran en casa de sus padres sin relacionarse si siquiera con ellos-. 

Los hikikomori  son personas solitarias nacidas después del boom de la posguerra representados a través de firmes estereotipos en la exitosa película japonesa Train Man de 2005. En el peor de los casos, esta figura también puede interpretarse como la pérdida de relevancia del país en el contexto político internacional: China y EEUU avanzan mientras Japón se queda rezagado.


El informe más reciente de la Universidad de Tokio utiliza datos financieros, regionales y generacionales para analizar la "crisis de virginidad" japonesa. Y no es de extrañar: dentro de la cantidad de varones que no tienen relaciones sexuales, el grupo mayoritario está formado jóvenes que no tienen un buen trabajo remunerado, un 25%. O son desempleados o trabajan media jornada en ciudades pequeñas y áreas rurales y suburbanas. El dinero y la capacidad de movilidad es relevante para las mujeres, algo de lo que carecen estos hombres. Todavía no hay datos disponibles sobre parejas homosexuales en Japón.

Es llamativa la cantidad de japoneses ya entrados en los treinta que mantuvieron relaciones sexuales en algún momento pero luego las abandonaron y ahora viven sin ningún interés en encontrar pareja. Según uno de los responsables del informe, el doctor Peter Ueda, las normas culturales pueden tener algo que ver con estas cifras. El omiai -matrimonio de conveniencia- persistió en Japón durante los años de crecimiento económico de los ochenta, pero dejó de ser responsabilidad de los ancianos del pueblo para convertirse en una tarea de los directores de empresa. Sin embargo, la modernización, la occidentalización y el derrumbe de la burbuja económica japonesa en el siglo XXI han terminado con esta figura del casamentero.

"La sociedad (japonesa) ya no está tan pendiente de que te cases", cuenta Ueda. "Cada vez más, el encontrar pareja se está volviendo responsabilidad propia y cada uno tiene que defenderse por su cuenta", aclara. 

La cultura japonesa es conocida por la importancia que da a la comunidad. La prioridad es el wa, la armonía del grupo, y puede resultar arriesgado tratar de destacar por uno mismo. Tampoco está bien visto publicar en Instagram o en Twitter imágenes o tener un perfil muy llamativo.

Las demostraciones de afecto físico en público siempre se han desaprobado (en mi familia japonesa, nadie me ha abrazado nunca). Hay parejas que se toman de la mano, pero es poco común. El apretón de manos no ha dejado de ser una extraña forma de saludo desde que los japoneses lo conocieron por medio de los occidentales: antihigiénico, raro y reservado para los extranjeros. Lo apropiado es inclinarse y mantener la distancia. Incluso decir ‘te amo’ en japonés -aishiteru- está virtualmente prohibido. Solo se dice como una broma. Más seguro es decir suki -me gustas mucho-.

Todo esto puede hacer que Japón sea la tormenta perfecta en lo que se refiere a un futuro sin sexo, donde el contacto físico y la intimidad cara a cara se terminen separando de nuestras vidas como los pétalos del cerezo.






Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7035 en: 11 de Mayo de 2019, 08:30:39 am »

Graban una película porno en un Tesla mientras se conduce solo


Un vídeo porno grabado en un Tesla se ha hecho viral, al usar el Autopilot para tener sexo sin mirar la carretera; pero podría haber salido muy mal.
9/05/2019 a las 9:01 UTC · Adrian Raya


Los coches autónomos van a cambiar el transporte privado como nunca; una revolución que puede ser tan grande como la de los primeros coches. Nuestras costumbres van a cambiar, y lo que hoy en día es común, probablemente desaparecerá en pocas décadas. Vamos a tener mucho más tiempo libre mientras esperamos a llegar a nuestro destino.

Y sí, mucha gente lo aprovechará para fornicar más. Es inevitable que los coches autónomos se usen para eso, y probablemente veremos coches diseñados para la mejor experiencia sexual. Mientras tanto, ya hay gente que está buscando los límites de la tecnología actual para echar un polvo rápido, y nunca mejor dicho; aunque al hacerlo no sólo se pongan en peligro a si mismos, sino también a los demás. Peor aún, ya estamos viendo los primeros casos de películas porno grabadas en coches semi-autónomos; en concreto, un Tesla en piloto automático.

    Sí, la gente va a tener sexo en coches autónomos

Porno grabado en un Tesla, a esto hemos llegado

Es el caso de uno de los últimos vídeos de la actriz Taylor Jackson, publicado en Pornhub y promocionado por la propia cuenta de Instagram de la famosa web. En el vídeo, la actriz y su acompañante tienen sexo en el asiento del conductor de un Tesla mientras este circula por la carretera en Autopilot. El “argumento” es que es una cita de Tinder, la app para encontrar citas, que deciden hacer en el mismo coche en el que él la recoge.

Porno grabado en un Tesla

La acción ya empieza de manera preocupante, con la actriz intentando atraer la atención del conductor mientras conduce. Hasta que finalmente llegan a una autopista, donde el Autopilot del coche se activa y pasan a palabras mayores. Es una escena de sexo completa, en el que la actriz incluso se pone encima del conductor. El vídeo está grabado desde el punto de vista del actor (muy popular especialmente en producciones semi-amateur), y durante la segunda mitad del vídeo apenas hay momentos en los que se vea la carretera.

Ambos actores confían plenamente en que el coche mantenga la dirección mientras circulan por la autopista. Ni que decir tiene que, si cualquier cosa hubiera salido mal, estaríamos hablando de un desastre teniendo en cuenta que no llevan cinturón de seguridad.
El Autopilot de Tesla no es conducción autónoma

A todo el mundo le gusta pasar un buen rato, y en el sector de la pornografía hay una cierta competencia por ver quién grabará en los sitios más rocambolescos y originales. Pero como ya hemos recordado en Omicrono en varias ocasiones, el Autopilot de Tesla no es un sistema completamente autónomo; requiere de la atención del conductor, y es más una ayuda a la conducción que otra cosa. Eso no ha impedido que mucha gente lo use como un coche autónomo, con los peligros que conlleva.

Tesla no ha realizado aún ninguna declaración al respecto. Oficialmente, Autopilot sólo se activa si se confirma que el conductor está alerta, pero a la hora de la verdad esto se puede saltar fácilmente. Es fácil encontrar vídeos de conductores que incluso abandonan su asiento mientras el coche conduce; sin comprender que, en realidad, el coche no se está conduciendo solo. Hará falta esperar un poco para ver los primeros Tesla completamente autónomos.

 
https://www.instagram.com/p/Bw4yg-ClBoS/?utm_source=ig_embed

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7037 en: 25 de Mayo de 2019, 07:58:00 am »
Findom, la última desviación sexual: orgasmos cuando una dómina arruina tu tarjeta de crédito

Sonia, valenciana de 29 años, lleva 9 viviendo de sus sumisos. Le envían regalos, tributos económicos y hasta las escrituras del piso.
25 mayo, 2019 01:13



David López Frías @lopezfrias

Son las 9:55 de la mañana y Juan se ha quedado solo en casa. Le escribe un mensaje de texto a su Ama, Sonia, para comunicarle que está a su disposición. A las 10:02, el Ama Sonia todavía no le ha contestado al sumiso. A Juan le empieza a dar ansiedad. Preso de los nervios, le escribe con muchas faltas de ortografía: “Ama por favor estoy putona y obediente”. Nueve minutos más tarde, dado que el Ama lo ignora, empieza a implorar. “Por favor, Ama”. Los mensajes desesperados se suceden durante toda la mañana. “Necesito obedecer”, le ruega. ¿Qué es exactamente lo que quiere Juan? Juan quiere que Sonia le arruine la cuenta corriente.

Se llama 'findom', acrónimo de ‘dominación financiera’. Una parafilia sexual en la que lo que menos hay es sexo. Es la excitación que siente un hombre cuando una mujer le despluma. El sumiso entrega a su dómina dinero, regalos, las claves de su tarjeta de crédito y hasta las escrituras de su piso. Se convierte en un ‘paypig’ (cerdo pagador) y eso le reporta más placer que cualquier polvo. Hay auténticas profesionales de esta práctica en España. Como Sonia, que lleva 9 años viviendo de esto.

"Mi casa está equipada por mis sumisos"

“Mi casa me la han equipado entera mis sumisos. Yo no compro nada. Desde la tele hasta el nórdico, si quiero algo siempre tengo un pelele que me lo paga. Móvil, Tablet, portátil, zapatos Louboutin… la lista es muy larga”, reconoce esta valenciana de 29 años que se ha convertido en una de las findom más populares de nuestro país. Habla con EL ESPAÑOL con reservas. “Leo cosas sobre la dominación financiera y parece algo frívolo. Cuatro chonis pidiendo dinero. Ese intrusismo devalúa el concepto. Es algo muy serio y requiere mucha psicología. No todo el mundo vale para ser 'findom' aunque parezca fácil”, recalca.

¿Quién necesita a Santa Claus si tiene una sissy (sumiso)?, se pregunta uno de los esclavos de Sonia

¿Qué es exactamente eso de la dominación financiera? Es una variante de los juegos sexuales de dominación/sumisión. Cuando hablamos de BDSM (Bondage, Dominación, Sumisión y Masoquismo), lo primero que se nos viene a la mente son látigos, cuerdas y azotes. Pero hay disciplinas en las que ni siquiera existe el contacto físico. Ni siquiera visual. “A mí ni siquiera me ven la cara. Nunca les voy a enseñar el culo. Se limitan a pagarme mis caprichos para obtener un poco de mi atención”, resume Sonia.

En la dominación financiera, el Ama se encarga por completo de controlar y administrar el dinero y las propiedades del sumiso. El sumiso no podrá disponer de su propio dinero y deberá pedir permiso para gastarlo. Incluso para sobrellevar sus necesidades más básicas: “Tuve un sumiso hace algún tiempo que se quedó muy, muy jodido un mes. Lo pasó a base de galletas y macarrones blancos. A muchos, lo que les excita es llegar a esos extremos”.

¿A qué extremos se refiere? Pues a llegar a entregar a una completa desconocida la propiedad piso donde vive el sumiso… con su familia: “Tengo las escrituras del piso de uno de ellos, el contrato de separación de bienes y muchos otros documentos con los que lo tengo pillado por los huevos”, explica Sonia con contundencia. “A veces llamo a su casa diciendo que soy de Jazztel, pero al oír mi voz sabe que soy yo, se acojona vivo y me da todo lo que le pida. No sabes qué risa…”, explica Sonia entre carcajadas.

Ls desesperación de los sumisos cuando Sonia les ignora

Llegar al extremo es, por ejemplo, pedir un crédito para poder pagar gastos de Sonia. Entramparse varios meses para pagar, en cómodas cuotas, un capricho que se haya pegado el Ama. “Uno hace poco hizo un reconocimiento de una deuda mía de 5.000 euros, que pagó en un par de meses”. Ellos, a menudo, no saben ni lo que están pagando. Con ver cómo su dómina les hace bajar su cuenta corriente de forma vertiginosa, tienen suficiente.

Pero, ¿esto es legal? “Por supuesto. Esto es algo consentido. Son ellos los que me buscan y me ruegan que les desplume. La decisión la toman ellos, que son adultos. Y esta es la clave de todo esto. Que al final, por extraño que pueda parecer desde fuera, ellos están obteniendo una recompensa, que es esa excitación que les produce la dominación financiera. No tener el control”. Por eso mismo, para no incurrir en ilícitos, Sonia les obliga a firmar una serie de documentos donde ellos especifican que realizan esas prácticas de forma voluntaria.

Cerdos pagadores

¿Qué perfil tiene un sumiso financiero? Si nos ceñimos a su rol dentro de la dominación, hay varias figuras en el argot findom: un Paypig es un cerdo pagador. Se limita a pagar lo que pida el ama, sin más. Un Cashmeet es un sumiso que estará esperando arrodillado frente al cajero mientras su Ama le vacía la cuenta corriente. Un Pagafantas es alguien que le va a hacer regalos a cambio de un poquito de atención. Un Human ATM es un cajero humano: alguien que siempre va a transferirle dinero al Ama si ella lo pide.

También hay juegos que se les pueden ir de las manos, como el llamado RtGame. Consiste en que el Ama cuelga un tuit e impone un tributo a su sumiso financiero en función de las interacciones (rt, fav o comentarios) que obtenga. Si el tuit tiene mucho éxito, el sumiso va viendo en directo y a tiempo real cómo son los internautas, sin saberlo, los que acaban decidiendo a cuánto asciende el tributo.


¿Y en la vida real? ¿Tiene el sumiso financiero algún perfil determinado? En principio no. La gran mayoría de los sumisos financieros a los que ha sometido son hombres casados y padres de familia. Respecto a su ocupación, hay desde dirigentes de grandes corporaciones hasta curritos con problemas para llegar a fin de mes. Y es que las filias sexuales no entienden de clases sociales.
Vivir de la sumisión

¿Cómo empieza una mujer a convertirse en dómina, y más concretamente en dómina financiera? “Yo he sido muy mandona desde pequeña. Pero fue hace 9 años cuando conocí a un sumiso en un chat que empezó haciéndome pequeños regalos y cada vez iban a más. Me gustó mucho la idea de no pagar por cosas que se me antojasen. Poco a poco fueron creciendo los sumisos y los regalos. Hasta el punto que yo vivo de ello”.

Oficialmente, Sonia trabaja en una fábrica. O eso le dice a la gente de su entorno. Su verdadera ocupación sólo la conocen los más íntimos. Entre ellos, su novio. Porque ser findom no está reñido con tener una relación de pareja estable. “Él sabe a lo que me dedico y lo respeta. Pero sí que es cierto que a veces, cuando le digo algo en plan serio, tiene que recordarme: “Eh, eh, que yo no soy tu perrito”. Y a pesar del tiempo, sigue flipando con los regalos que me hacen a veces”.

¿Cuánto puede sacar un Ama financiera? Sonia no quiere hablar de dinero, “por cuestiones fiscales, porque en este mundo hay muchas envidias, porque es una cuestión íntima…”. Pero sí que da algunas pistas: “Leí un reportaje de la BBC sobre findom y hablaban de mil euros al mes. No tienen ni idea. Eso te lo puedes sacar en una tarde. A mí me han asumido deudas de 5.000 euros”. También revela que no hay una temprada alta de sacar dinero, “pero sí que es cierto que en fechas señaladas, como Navidades o mi cumpleaños, les aprieto más”. Sonia cuelga en su web los pantallazos con los extractos de los tributos de sus sumisos. “Me encanta que me digas cosas bonitas como HE COBRADO”,  son algunas de las frases con las que acompaña sus capturas.

¿Y esto es así de sencillo? ¿Una mujer pide dinero y el hombre se lo da? Aquí es cuando Sonia se indigna: “Esto no es tan sencillo. Hay un trabajo psicológico importante detrás. Que un tío te pague algo es fácil. Lo difícil es mantenerlo. Que se desespere si no le contestas. Que tenga ansiedad por pagarte regalos. Eso no se consigue enseñando el culo. Mantenerlo requiere de todo un trabajo mental y, como en cualquier trabajo, eso requiere experiencia y profesionalidad. El problema es que ahora hay muchas chicas que se dicen findom. Un hombre que quiere ser sumiso financiero, ve un anuncio, les paga y ya está. Eso sí que sería una estafa. Pero yo aquí ni les robo ni les engaño. Saben a lo que vienen. Y siguen conmigo mucho tiempo. Con uno de ellos llevo nueve años”.

A menudo, las esposas de los sumisos financieros descubren el pastel. Es entonces cuando se ponen en contacto con Sonia para pedirle explicaciones, “pero yo nunca discuto con nadie. Es problema de ellos, que son los que se han metido aquí. No es una cosa mía. Ni siquiera les contesto”. También asegura no tener el más mínimo remordimiento. Al final, son ellos los que obtienen lo que piden.
¿Qué opinan los especialistas?

Todo esto tiene una explicación médica. EL ESPAÑOL ha hablado con el sexólogo Raúl Padilla, que empieza aclarando que los sumisos financieros "no tienen un trastorno; es una desviación. Es decir, una práctica que se desvía de la conducta sexual habitual. Trastorno sería si esa persona solamente consigue excitarse con eso, tal vez sí que ya estaríamos hablando de un trastorno".

Padilla enumera las claves que comportarían en placer en este tipo de sumisos: el control y el dolor. Porque en esta modalidad del BDSM, también hay dolor.  "Aunque no haya contacto físico, uno de los grandes dolores del ser humano es el económico. Se trata de una pérdida del control sobre algo muy importante para la persona que le produce dolor. Un patrón normal de este tipo de personas es que tienen un trabajo bastante exigente, bien pagado y que exige control. Aquí el placer se basa en la pérdida de este control y en ponerlo en manos de alguien que te está infligiendo un daño".

"Es un tipo de sumisión en el que muy raramente él la va a ver a ella. Perdería el sentido. Ella es algo inalcanzable. Los sumisos financieros suelen buscar a chicas más jóvenes y atractivas que jamás alcanzarían si no fuese por su dinero. Esta persona que siempre ha tenido el control en su vida, está siendo auditado por una persona que él considera superior. De ahí viene la excitación", prosigue Padilla, que apunta otra clave: "el dominado ve en la dominatrix a la persona que le tiene que controlar: casi una figura materna".

Desviación o trastorno, a Sonia no le importa cuál es el motivo que ha llevado a sus sumisos a pagarle todos sus caprichos. Tampoco le ve caducidad. "¿Dejarlo? De momento no me lo planteo, al menos a corto plazo. Me gusta, me divierte y me da dinero. Sí que es cierto que hay días agobiantes. No dejas de tratar con personas y algunas pueden llegar a ser cargantes", reconoce. Pero de momento, ese agobio se le pasa en cuanto su teléfono vibra con una nueva notificación y llega un nuevo ingreso a su cuenta. Ingresos que están provocando la ruina... y el orgasmo de un sumiso.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7038 en: 27 de Mayo de 2019, 08:08:50 am »
 
¿TE HA PASADO ALGUNA VEZ?
Las situaciones sexuales más vergonzosas, contadas por mujeres

Imprevistos, momentos bochornosos... en el sexo todo puede pasar. No es tan idílico como nos pensamos. ¿Recuerdas haber tenido algún problema?
Autor
A. López
Contacta al autor
@Adri_L_P

27/05/2019 05:00 - Actualizado: 27/05/2019 05:24

Seguro que no es muy difícil pensar en una situación en la que mientras practicabas sexo has pensado "tierra, trágame". Las relaciones sexuales no dejan de ser prueba y error, pero la verdad es que es encontrarse en un momento íntimo y sentirse así es, a veces, bastante incómodo.

Hedores extraños, sonidos raros, gatillazos, torpezas, pilladas por otras personas... un sinfín de ocasiones que todo el mundo ha vivido alguna vez. ¿Recuerdas cuando tu libido desapareció por culpa de esto? ¿Tenías mitificadas las relaciones sexuales hasta que viviste unos minutos bochornosos? Algunas mujeres han confesado a El Confidencial cuáles fueron sus situaciones sexuales más vergonzosas.


Deja de preocuparte y disfruta. No pasa nada si alguna vez te pasa algo extraño, no le des muchas vueltas. Se convertirá en una mera anécdota que podrás en un futuro. Quizá al leer estas historias sientas un poco de alivio y descubras que lo que pasó no era tan malo como creías. Para salvaguardar la identidad de estas féminas las llamaremos Mirta, Penélope, Samira, Vicky, Cristina, Lydia y Lola.
Poca química

"Una vez, en plena acción, mi pareja quiso ponerse creativo y paró para 'ir a coger una cosa'. ¿Qué era? Un sombrero de vaquero. Según me explicó, era fan de las películas del Oeste y, como el vestido que yo llevaba le pareció 'muy de ese estilo', quiso ambientar el polvo. Otro caso, pero con el mismo hombre fue cuando estábamos con los preliminares en el sillón de una terraza muy mona que daba a la calle y a los balcones (sin cortinas) de los vecinos del edificio de en frente", explica Mirta.

Me fui de vacaciones con un rollo y cuando llegó la hora de tener sexo descubrí que tenía un micropene. Además, era malo en el sexo oral

"Le dije que no quería hacer nada ahí porque me daba vergüenza, pero a él no le importaba porque ya había presenciado otras veces casos similares de sus vecinos. Se veía todo, así que finalmente, a pesar de la insistencia, no pude culminar nada por la cantidad de caras de vecinos que veía a una distancia muy próxima. Con otro chico cuando estábamos haciéndolo me puso en una postura que a mí, no es solo que no me gustara, sino que no sentía nada, cero. Pero, al ver su cara, él parecía disfrutar mucho y no paraba de decir que le encantaba. Así que, como me daba cosa cortarle el rollo, no dije nada", asegura.

"En una ocasión quedé con un tío con el que llevaba tonteando mucho tiempo y había mucha química (o eso se suponía). Quedamos para ver una peli en su casa y, como suele suceder, acabamos en la cama. Y así fue cómo tuve la peor experiencia de la historia: no nos poníamos de acuerdo en nada. Además de hablar continuamente y preguntarme cosas, hubo un momento en que no sé muy bien cómo nos dimos un coscorrón el uno contra el otro. Ahí fue cuando decidimos que mejor olvidábamos lo que acababa de pasar y volvíamos a ver el film, así que al menos disfrutamos de una tarde de cine", comenta Penélope.

Lo que pudo ser y no fue. (iStock)
Lo que pudo ser y no fue. (iStock)

"No tiene mucho de sorprendente, pero fue una noche en Lisboa. Salí de fiesta, conocí a unos tíos del equipo de rugby y todo apuntaba que iba a cumplir alguna fantasía sexual. Nada más lejos de la realidad, mi bacanal terminó en casa del más feo y escuchimizado, el que después de 'malfollarme', porque de verdad que aquello fue un visto y no visto, me echó casi en bolas de su casa porque decía que venían sus padres", comenta Samira.
Exhibicionismo y mirones

"Hace unos años quedé con un tío que era primo de una amiga y ella quería que lo conociera sí o sí 'porque íbamos a pegar muchísimo'. La verdad es que no me gustaba mucho, pero decidí seguir adelante. En la segunda cita fuimos a su casa y cuando nos pusimos al tema resultó que tuvo un gatillazo, aunque quería hacerme creer que no había ningún problema. No supe qué hacer porque era evidente que nunca me había visto en una situación así mientras él actuaba como si fuera normal. Cuando le dije que así no iba a poder ser (con toda la delicadeza que pude para no herir su masculinidad) me soltó que seguramente 'era un poco frígida", afirma Vicky.

"Una vez en una feria en Andalucía conocí a un chico y nos fuimos a buscar algún sitio escondido. Con la emoción y el alcohol, no nos dimos cuenta de que parecía bastante más de día de lo que pensábamos y que lo que era un lugar discreto era en realidad el parking principal del recinto ferial. Aunque creo que pasó más vergüenza otra gente que nosotros mismos, fue una situación dónde no sabía cómo reaccionar", asegura Cristina.

Nos pusimos en una postura en la que él aseguraba disfrutar muchísimo, pero yo no sentía nada. Por no cortarle el rollo seguimos. Qué desastre

"Está el típico hecho 'vergonzoso' cuando vas a acostarte con alguien que es el momento en el que te preguntas: '¿Estoy bien depilada?', pero sobre todo cuando paso mucha vergüenza es al tener relaciones sexuales con alguien y que mis gatos se queden mirándome cómo va la cosa", explica Lola.

"Una vez me fui de vacaciones con un tío con el que solo me había liado dos veces. Coincidimos en días y dije... '¿por qué no?' Error. Cuando llegamos al hotel y empezamos a hacerlo me di cuenta de que tenía un micro pene. Enano. Que si hubiese sido bueno con el sexo oral no me habría importado, pero tampoco. Fracaso absoluto. Me pasé los cuatro días que estuvimos juntos borracha. Era la única forma en que podía sobrevivir a aquella vergüenza", comenta Lydia.


Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 174886
Re:Viciosillos (Sólo mayores de 18 años)
« Respuesta #7039 en: 07 de Junio de 2019, 08:00:17 am »


La "prostituta mocosa" que se paga la Universidad con vídeos estornudando que vende a fetichistas por
Internet


Abi Haywood en pleno estornudo.

FCINCO
07/06/2019 01:42
Facebook
Twitter
Whatsapp
Lo crea o no, hay gente que se excita viendo estornudar a otros. Tal cual. Hay incluso gente dispuesta a pagar para tener un estornudo personalizado y poder observarlo en la intimidad, una y otra vez. Hay gente para todo. El fetichismo de los estornudos no tiene aún nombre conocido, pero existe, y como para cualquier gusto curioso, Internet ofrece soluciones para todos los gustos. Abi Haywood tiene 18 años y es de Gales. Para pagar sus estudios de Bellas Artes vende estornudos online, y parece que le va bastante bien.


Descubrió que tenía un don natural para atraer a los hombres después de subir a YouTube una performance que tituló Dibujo de la forma, resistencia y repetición y durante la que estornudaba hasta 37 veces en una hora mientras pintaba con un lápiz sobre un papel. Miles de personas vieron la publicación y a Abi empezaron a lloverle peticiones privadas. Había abandonado sus estudios en Leeds porque no podía hacer frente a sus gastos con un sueldo de camarera, así que ideó un nuevo negocio que podía ayudarle a llegar a fin de mes.

Diciembre de 2018, Abi abre una cuenta en YouTube que llama Snotty Bitch, Prostituta Mocosa, se define como "modelo de fetiche de estornudos", incluso se crea un cartel publicitario en el que aparece vestida con lencería, recostada en un sofá y hablando por teléfono. Su eslogan: "Caliente y mocosa por todo mi pecho, oh baby, aquí viene otro". "Abierta a todo", invita, "cuéntame lo que quieres y te paso presupuesto. Prefiero pago privado por PayPal".



El éxito de Abi ha sido tal que incluso ha inventado su propio juguete erótico para provocarse el estornudo, el "dildo para narices de la prostituta mocosa". Se trata de un artilugio sencillo pero aparentemente efectivo, una especie de alambre que hace cosquillas en el interior de la nariz para provocar el estornudo, que ella misma ha fabricado con silicona, latex y "los materiales que habitualmente se utilizan en los juguetes sexuales".

Normalmente cobra entre 20 y 30 libras (22 a 34 euros, aproximadamente) por vídeo, pero en las peticiones especiales el comprador tiene que desembolsar algo más. Ha alcanzado los