Autor Tema: Del cultivo y consumo de drogas  (Leído 45541 veces)

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #240 en: 24 de Enero de 2015, 09:29:58 am »
La Policía interviene una asociación de fumadores de cannabis y detiene a cinco personas

Agentes de la Policía Nacional han detenido a cinco personas como presuntas autoras de un delito contra la salud pública y ha intervenido en una asociación de consumidores de cannabis que supuestamente era utilizada como punto de venta. ECO Poca actividad social ¿Qué es esto? 0 0 5 0 0 EUROPA PRESS. 23.01.2015

Agentes de la Policía Nacional han detenido a cinco personas como presuntas autoras de un delito contra la salud pública y ha intervenido en una asociación de consumidores de cannabis que supuestamente era utilizada como punto de venta. Según la Comisaría Provincial, se han incautado 406 plantas de marihuana, 25 kilogramos de cogollos y útiles para el cultivo tras una investigación contra la asociación, con unos 2.000 socios, en la que, al parecer, había una "gran afluencia de personas, que accedían al lugar y abandonaban momentos después la nave". La Policía Nacional sostiene en un comunicado que se "trataba de enmascarar la actividad ilícita" con la condición de asociación cannábica, "aportándoles importantes beneficios económicos" presuntamente "amparada en una falsa creencia de legalidad".

Durante esta requisa se incautaron unos 25 kilogramos de cogollos de marihuana, una plantación de 406 plantas del mismo estupefaciente, útiles para el cultivo, documentación y 1.160 euros. La investigación que continúa abierta, no descartándose la posibilidad de nuevas detenciones, ha sido desarrollada por agentes de la Udyco de la Brigada Provincial de Policía Judicial de Almería.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #241 en: 13 de Marzo de 2015, 08:57:58 am »

Mossos y tribunales se contradicen frente a los clubes cannábicos

La Audiencia absuelve a tres responsables de una asociación cannábica el día que la policía detiene por narcotráfico a cuatro personas en otro local

Jesús García / Alfonso L. Congostrina Barcelona 13 MAR 2015 - 00:05 CET

   
Las dudas legales sobre el mundo del cannabis afloraron, ayer, en una jornada repleta de decisiones de signo opuesto. El mismo día que la justicia absolvía a tres responsables de un club cannábico del Raval, los Mossos d’Esquadra anunciaban una operación en otro local en Nou Barris, donde detuvieron por tráfico de drogas a sus cuatro principales responsables. La Fiscalía de Tarragona, por su parte, dio también ayer carpetazo a la investigación abierta sobre el municipio de Rasquera, que preveía alquilar unos terrenos del municipio para plantar marihuana y saldar la deuda municipal.

La absolución de los tres responsables del club Three Monkeys —para quienes la Fiscalía pedía cinco años de prisión por tráfico de drogas y asociación ilícita— puede marcar la senda de otros procedimientos que están por venir. El dilema se planteó de pleno en la vista oral: ¿Debe perseguirse penalmente un club cannábico cuando las administraciones están dando pasos para su regulación? La respuesta de la sección 22ª de la Audiencia de Barcelona es, en el caso concreto de este local, que no. Los magistrados aseguran que los clubes son un “fenómeno de relativa reciente aparición” y recuerdan que el Ayuntamiento de Barcelona y la Generalitat las han definido como asociaciones sin ánimo de lucro que se autoabastecen y lo distribuyen solo entre los socios, que son mayores de edad y consumen de forma privada por salud o para divertirse. “Se reducen así los daños sobre la salud asociados al mercado clandestino”, señala la sentencia.
más información

    Barcelona limita el humo de los clubes de cannabis
    El Ámsterdam soleado
    Barcelona quiere echar el freno a los clubes de marihuana
    Rasquera vota a favor de la ‘maría’

Sería “extraño”, siguen los jueces, que la Administración regule el funcionamiento de las asociaciones si fuera evidente que su objeto social es “ilícito y penalmente relevante”. La clave de la absolución es que los magistrados no han creído la tesis de la Guardia Urbana en el sentido de que la marihuana se ofrecía también fuera del local. La policía local concluyó que, al tener una pizarra con los precios, la asociación promovía la venta. Pero al no haber “venta indiscriminada” y no estar la droga hallada en el local destinada al narcotráfico, sino al consumo, tampoco hay delito, concluye la resolución.

La sentencia refuerza la posición negociadora de las entidades cannábicas, que promueven ante la Administración la regularización de un sector en auge. Barcelona es, de hecho, una de las ciudades europeas con mayor presencia y difusión de los clubes cannábicos. Gabriela Sierra, portavoz de la Federación de Asociaciones Cannábicas Autorreguladas de Cataluña (FEDCAC), afirmó ayer que en Cataluña hay 400 asociaciones, la mitad de ellas en Barcelona. Sierra criticó la política de Interior: “Espadaler nos trata como criminales y nos persigue policialmente, afortunadamente, la justicia nos da la razón”.

Que las entidades estén registradas y funcionen bajo amparo legal no impide, sin embargo, que se sigan sucediendo las operaciones policiales. Los Mossos justifican sus actuaciones cuando observan indicios de trafico de drogas.

Los jueces ven “extraño” perseguir a un sector en proceso de regulación

Los Mossos d'Esquadra detuvieron el pasado sábado al presidente de una asociación cannábica del barrio barcelonés de Nou Barris, al secretario de la citada organización, a la compañera sentimental de este último, al tesorero y al vocal del club. En total, cuatro hombres y una mujer, de edades comprendidas entre los 26 y 36 años, los cinco de nacionalidad española y vecinos de Barcelona y Montcada i Reixac acusados de un delito continuado de tráfico de drogas.

La investigación comenzó el pasado 15 de agosto después de que los Mossos interceptaran a dos ladrones robando en el interior de una planta baja. Los agentes descubrieron que el local donde estaban robando había un acceso dentro de un armario que comunicaba con una plantación de marihuana. Los responsables de este cultivo pretendían vender la marihuana a la asociación cannábica de Nou Barris.

Tras meses de investigación, los agentes determinaron que el secretario de la asociación tenía un invernadero en una vivienda de Montcada i Reixac donde cultivaba marihuana.

Gracias a esa plantación,disponían de cannabis suficiente como para abastecer a los socios de su club. Los agentes realizaron diferentes vigilancias en la asociación y comprobaron que se realizaban una media de 20 intercambios diarios. Los compradores, en muchas ocasiones compraban la droga y la consumían en el exterior de las instalaciones.

Ni el presidente, ni el secretario de la asociación tenían ingresos económicos legales que les permitiera mantener el nivel de vida que llevaban.

La sentencia refuerza a las entidades, que buscan la plena legalización

En los diferentes registros decomisaron 228 plantas de marihuana, 7,3 kilogramos de marihuana, un kilogramo de hachís, y 11.468 euros.

Los cinco detenidos pasaron a disposición judicial ayer, martes, y quedaron en libertad con cargos.

Por otro lado, la Fiscalía de Tarragona ha archivado las diligencias iniciadas por el fiscal antidroga de la provincia contra el llamado plan anticrisis de Rasquera. El Consistorio pretendía alquilar terrenos a una asociación cannábica para plantar marihuana destinada al autoconsumo y cancelar así la deuda municipal.

La acusación pública archivó estas diligencias el pasado 20 de julio de 2013 pero no se lo comunicó al consistorio hasta noviembre de 2014, quince meses más tarde.

Desconectado machoteitor

  • Experto III
  • ******
  • Mensajes: 2495
  • Por siempre en nuestro recuerdo MARIO.
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #242 en: 13 de Marzo de 2015, 11:54:08 am »
Que beneficios le reportan al estado la no legalización de sustancias como el cannabis?
Si tuviéramos consciencia de lo efímera que es la vida no podriamos ignorar las oportunidades que tenemos de ser y de hacer felices a otros.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #243 en: 13 de Marzo de 2015, 16:05:38 pm »
Legalización de marihuana en EEUU genera cambios en el narcotráfico de México

Estados unidos es el mayor consumidor de canabis en el mundo representaron el 94% de la incautaciones de dicha droga en el país en el 2013.

El avance de la legalización de la marihuana  en Estados Unidos y su creciente demanda de heroína está dando un giro al  mercado de las drogas en su vecino y gran proveedor México, advierten expertos.

Los decomisos de cannabis en las aduanas de Estados Unidos, el mayor  consumidor de drogas, "representaron el 94% de la totalidad de las  incautaciones de dicha droga" en 2013 en todo el mundo, indicó la Junta  Internacional de Fiscalización de Estupefacientes (JIFE), un organismo de  Naciones Unidas, en su último informe anual presentado esta semana.

Más de mil toneladas de esa droga se decomisan anualmente al ser traficadas  entre México y Estados Unidos por su frontera de 3.140 km, la más transitada  del mundo.

Pero esta dinámica parece ir caducando ante el avance de la legalización de  la marihuana en Estados Unidos, incluido su consumo recreativo, ya aprobado en  cuatro estados y la capital.


"Conforme va a avanzar la producción doméstica (de marihuana en Estados  Unidos) esto afectará la producción en México", señala a la AFP Javier Oliva,  experto en seguridad de la Universidad Nacional Autónoma de México (UNAM).

Los productores mexicanos "van a buscar incrementar sus exportaciones a  Europa y las posibilidades de consumo dentro del país", pronostica.

Esta tendencia, que según los expertos será comprobada a largo plazo,  cuenta con terreno fértil en México.

Arguyendo el impacto de la violencia del narcotráfico en el país -más de  100.000 personas han sido asesinadas o desaparecidas desde 2006- han surgido  iniciativas locales para despenalizar la venta de marihuana.

Aunque ninguna ha tenido éxito hasta ahora, el cannabis se ha convertido en  la tercera "droga de impacto" en México, es decir, que tiene efectos que  necesitan tratamiento médico, después del alcohol y el tabaco, advirtió Raúl  Martín del Campo, representante de la Comisión Nacional contra las Adicciones.

Según el informe del JIFE, la marihuana incautada en Norteamérica "ha  revelado un aumento de potencia", con un 37% más de tetrahidrocannabinol (THC),  la sustancia que altera el sistema nervioso central.

De la marihuana a la amapola 

Las ventas al menudeo de marihuana en Estados Unidos representaron un  negocio de unos 41.000 millones de dólares en 2010, según reportó ese gobierno  el año pasado.

Los cárteles mexicanos, fracturados por años de disputas y la caída de sus  principales líderes (en la última semana fueron detenidos Servando Gómez "La  Tuta" y Omar Treviño "Z-42"), saben que deberán compartir el mercado de la  marihuana con sus nuevos competidores estadounidenses, que ya producen hierba  de mejor calidad.

Así, narcotraficantes mexicanos están mudando sus cultivos del verde del  cannabis al rojo encendido de las amapolas, apuntando hacia el mercado de la  heroína estadounidense, que en 2010 generó unos 27.000 millones de dólares.

El consumo de heroína en Estados Unidos "se ha incrementado debido al  estricto control en la prescripción de medicamentos opioides", dijo el martes a  la AFP Alejandro Mohar, miembro de la JIFE, al presentar el informe en Ciudad  de México.

"Los consumidores de drogas adictos a los opiáceos recurren cada vez más a  la heroína, que normalmente es más fácil de obtener y más barata que los  opioides de venta con receta", precisa la JIFE, que advierte a su vez de un  descenso de los consumidores de cocaína en los últimos años en Estados Unidos.

Los efectos de estos cambios pueden estar sintiéndose ya a unos pocos miles  de kilómetros al sur. Tan sólo en la región mexicana de Tierra Caliente en  Guerrero (sur), donde los 43 estudiantes de Ayotzinapa desaparecieron a manos  de narcotraficantes coludidos con policías, se incrementó "casi en 300%" la  producción de amapola en el último lustro, acotó Oliva.

Esta tendencia también se da en otras regiones como Durango (norte), que  junto con sus vecinos Chihuahua y Sinaloa forman el llamado "triángulo dorado",  una de las zonas históricas de plantación de droga.

La siembra de amapola ya ha rebasado a la de marihuana con proporciones de  "tres por uno", dijo a la AFP Adolfo Domínguez, un mando militar desplazado a  la zona.

"Seguramente los delincuentes han visto mejorar ese tipo de siembra y  además atienden el factor demanda", apuntó.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #244 en: 16 de Abril de 2015, 17:32:37 pm »
Primero la prostitución, ahora el cannabis: Llega la lega-legalización de Ciudadanos

Rivera ha rechazado la posibilidad de "generalizar" la legalización de todas las sustancias, aunque ha recordado que en algunos países europeos el consumo de algunas drogas está regulado
Ha explicado que un debate sobre este asunto servirá para "perseguir" la "parte opaca" y los delitos que están relacionados con las drogas y, al mismo tiempo, para "acabar y reduci
A su juicio, en lugar de "prohibir, mirar hacia otro lado o legalizarlas" es necesario abrir un debate para buscar soluciones a una situación "tan delicada en la sociedad"


informacionsensible.com

16 de Abril del 2015 a las 11:09


El presidente de Ciudadanos (C's), Albert Rivera, ha asegurado este jueves ser partidario de abrir el debate sobre la posible legalización de algunas drogas "blandas" como, por ejemplo, el cannabis, y ha recordado que ya hay otras legales como el tabaco y el alcohol. Un debate que ha abierto después de su polémica propuesta sobre la prostitución.

En una entrevista en Onda Cero, Rivera ha rechazado la posibilidad de "generalizar" la legalización de todas las sustancias adictivas, aunque ha recordado que en algunos países europeos el consumo de algunas drogas está regulado.

El presidente de C's ha explicado que la apertura de un debate en torno a este asunto servirá para "perseguir" la "parte opaca" y los delitos que están relacionados con las drogas y, al mismo tiempo, para "acabar y reducir" el consumo.

"El objetivo no es que prolifere el consumo de drogas, si no acabar y reducir el consumo, informando y controlando. Me parece que a veces cuando vamos a legalizarlo nos equivocamos porque no es dar el visto bueno y luz verde sino, simplemente, regular alguna actividad, perseguir otra y, en definitiva, poner la cirugía legal que permita acabar con ciertas prácticas", ha apostillado.

Y es que, a su juicio, en lugar de "prohibir, mirar hacia otro lado o legalizarlas" es necesario abrir un debate para buscar soluciones a una situación "tan delicada en la sociedad". "Soy partidario de hablar y no mirar hacia otro lado", ha zanjado.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #245 en: 09 de Mayo de 2015, 18:42:32 pm »

La Audiencia de Barcelona avala los clubs cannábicos al considerarlos ventajosos


La Justicia absuelve a dos responsables de un local al apreciar las "evidentes ventajas" del consumo compartido de marihuana, ya que indica que no ponen en peligro su salud ni la de terceros y evitan tener el mercado negro.

La Audiencia de Barcelona ha absuelto al presidente y al vocal de un club cannábico en una sentencia que avala este tipo de entidades de "consumo compartido", por sus "evidentes ventajas" para los socios, ya que no ponen en peligro su salud ni la de terceros y evitan tener que acudir al mercado negro. En la sentencia, a la que ha tenido acceso Efe, la sección quinta de la Audiencia de Barcelona absuelve al presidente y a un vocal de la asociación cannábica 'María de Gracia Club', para quien el fiscal pedía 6 años de cárcel por un delito contra la salud pública y otro por asociación ilícita por vender supuestamente marihuana de forma "indiscriminada".

Según la resolución, su actuación no fue delictiva, ya que se limitaban a facilitar un "concierto o acuerdo" para realizar el "consumo compartido o colectivo de forma organizada, con evidentes ventajas para las personas que las llevan a cabo, sin poner en peligro la salud de estas, ni de terceros ajenos". Dice la sentencia que los consumidores de hachís o marihuana "lo serían igual" aunque no existieran este tipo de clubes, si bien gracias a estas asociaciones no tienen que acudir "al mercado negro o ilícito, con el riesgo que comparta para su seguridad personal y salud por no hallarse controladas las sustancias en dicho mercado".

Dice la sentencia que los consumidores de hachís o marihuana "lo serían igual" aunque no existieran este tipo de clubes, si bien gracias a estas asociaciones no tienen que acudir "al mercado negro o ilícito"

Además, al no acudir al mercado negro, se frustra el lucro y el enriquecimiento de los narcotraficantes y se evita el efecto "criminógeno, no deseado pero real, de toda penalización del consumo de sustancias estupefacientes, reduciendo el riesgo para la salud de los socios, por tratarse de drogas de las denominadas blandas". Para la Audiencia de Barcelona, estos clubes evitan los excesos en el consumo, al facilitar las sustancias de forma "controlada", y además las administraciones pueden efectuar controles para evitar "cualquier desviación", ya que el consumo se centraliza en los locales.

La sentencia remarca que la actuación de la asociación 'María de Gracia Club' no supone un peligro de difusión de marihuana o hachís a terceros, ya que no se dedica al tráfico de drogas, sino que se limita a impulsar la "consumición compartida, no relevante penalmente". Según el tribunal, el "consumo compartido" en el ámbito de este tipo de asociaciones "en principio no sería delictivo" si se cumplen una serie de requisitos, como ocurre en el caso de 'María de Gracia Club', que no tiene ánimo de lucro y limita la distribución de cannabis entre sus socios, para consumir en un ámbito privado con finalidades terapéuticas y lúdicas.

La sala remarca que el club juzgado garantiza los requisitos básicos de estas asociaciones: facilitar un patrón de consumo habitual, que el consumo compartido se lleve a cabo en el propio local y de forma inmediata y que la cantidad de sustancias que se vendan sea "insignificante" Otro de los aspectos que valora el tribunal es que los socios se tienen que identificar para entrar en el local y que, al ser un club de "consumo compartido organizado", se garantiza "de una manera más estricta" que los consumidores estén registrados como socios y se controlan las ocasiones en las que se les entregan las sustancias para su consumo, para así "poder asegurar y controlar precisamente el hábito de consumo de estas personas determinadas".

La sala resta importancia al hecho de que la Guardia Urbana sorprendiera a algunos socios en las inmediaciones del local con pequeñas cantidades de marihuana, al considerar que podrían ser los restos que les sobraron del consumo en el interior del local.

Desconectado tixe

  • Moderador
  • Mentor
  • ***
  • Mensajes: 13359
  • Cuando el dinero habla, la verdad calla.
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #246 en: 09 de Mayo de 2015, 18:47:31 pm »
Pues que lo legalicen ya, y se acaban las gilipolleces de este tipo.


Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #247 en: 09 de Mayo de 2015, 18:53:00 pm »
Pues que lo legalicen ya, y se acaban las gilipolleces de este tipo.

No ha dicho usted nada.

Desconectado tixe

  • Moderador
  • Mentor
  • ***
  • Mensajes: 13359
  • Cuando el dinero habla, la verdad calla.
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #248 en: 09 de Mayo de 2015, 18:55:56 pm »
Pues la lógica manda.


Desconectado Epi44

  • Profesional
  • Gurú
  • **
  • Mensajes: 6463
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #249 en: 10 de Mayo de 2015, 06:27:24 am »
Lo mas gracioso es que absuelven al club..y meteria la mano el fuego a que a cada consumidor pillado con.material fuera le habran caido 300 euros de sancion..se que son vias diferentes..pero si tal como dicen..ese club se encarga del consumo responsabke y que se efectue dentro de sus instalaciones algo falla..no?
Ademas..como alguna Ley debe indicar seguro....lo que son restos de.consumo...seguro que los viernes los restos aumentan..para un "pa luego"....

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #250 en: 12 de Mayo de 2015, 08:03:28 am »
OS MÉDICOS DIVIDIDOS, LA POLICÍA EN CONTRA
Legalización del cannabis, una peligrosa moda
Juan E. Pflüger
Lunes, 11. Mayo 2015 - 18:51

En los últimos meses se ha intensificado el debate sobre la legalización del cannabis para usos terapéuticos y lúdicos. No existen evidencias científicas para levantar su prohibición.

Poco a poco son cada vez más los estados que legalizan el uso del cannabis en todos sus ámbitos, lúdicos y terapéuticos. El último empujón al consumo se ha dado desde algunos estados norteamericanos como Alaska, Colorado, Oregón; Wshington o Puerto Rico, donde se ha levantado una prohibición que, sin embargo, el resto del territorio de EE UU mantiene. En Europa, el país que todos los consumidores presentan como modelo es Holanda, donde en sus locales autorizados, los coffee shop, se permite el consumo condicionado de cannabis y productos derivados.

Sin embargo, en el país del norte de Europa empiezan a reducir esta rienda suelta después de años de experiencia liberalizadora. La primera medida fue la restricción del consumo para los no holandeses. La segunda fue la retirada de las terrazas, reduciendo el consumo al interior de los locales. La tercera es la reducción de licencias para evitar que se incremente, como venía siendo norma, el consumo de estas sustancias.

Es por tanto un contrasentido que el país con mayor tradición despenalizadora la reduzca, mientras que el resto de los países empiezan a abrir las puertas al consumo.

La comunidad científica no tiene un único criterio al respecto de los efectos del cannabis en el organismo. Si hace unos años se impuso una tendencia al alza que explicaba el poco efecto negativo de estas sustancias, ahora, los últimos estudios concluyen todo lo contrario y sacan a la luz el daño cerebral que producen, especialmente cuando se comienza el consumo en edades tempranas.

Así, el año pasado la revista de neurociencia “The Journal of Neuroscience”, publicaba el estudio de la Dra. Jodi Gilman, investigadora en el Centro General de Medicina para las Adicciones de Massachusetts, que establecía importantes daños que afectaban de manera severa a los consumidrores: “mayor densidad de la materia gris en los consumidores de marihuana, en el núcleo accumbens izquierdo extendiéndose hasta la corteza subcallosal, el hipotálamo, la amígdala extendida sublenticular, y la amígdala izquierda, incluso después de controlar por edad, sexo, consumo de alcohol y el tabaquismo”.

El mismo estudio establecía que incluso el consumo lúdico de marihuana, sin sobrepasar los tres cigarrillos semanales, produce efector notorios en el cerebro y que aumentan con el incremento del consumo.

La Policía también se muestra contraria a la legalización del cannabis. Y lo hace recogiendo las series estadísticas sobre afectación a la delincuencia y el contrabando. En los lugares en los que se ha legalizado el consumo, mientras que éste se incrementa en cantidades medias que rondan el 15%, la delincuencia no ha descendido o lo ha hecho a niveles imperceptibles que no superan la bajada del 0,025%. Del mismo modo señalan que no se acabará con el narcotráfico, ya que se centrará en suministrar al segmento de población que queda por debajo de la cobertura legal: menores de edad y población en situación de irregularidad.

 

La comunidad educativa se muestra también contraria a la legalización del cannabis principalmente por los efectos negativos que presentan los alumnos que empiezan con el consumo temprano, la pérdida de Coeficiente de Inteligencia que ronda los 8 puntos tras tres años de consumo y el aumento en patologías relacionadas con el déficit de atención. Y recuerdan que el desarrollo cerebral medio no se completa hasta los 22 ó 23 años.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #251 en: 13 de Mayo de 2015, 16:04:29 pm »
Agentes UID #Carabanchel sorprenden a dos varones que intentaron escapar con 2,5 kg de Marihuana


Desconectado Epi44

  • Profesional
  • Gurú
  • **
  • Mensajes: 6463
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #252 en: 13 de Mayo de 2015, 19:29:07 pm »
Agentes UID #Carabanchel sorprenden a dos varones que intentaron escapar con 2,5 kg de Marihuana


Pues igual habeis jodio el envio a la "rum rum"...

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #253 en: 19 de Mayo de 2015, 08:13:39 am »
Desde que toma cannabidiol, su enfermedad ha remitido
'Le doy marihuana a mi bebé para salvarle la vida'

    Se llama J., tiene dos años y dos meses, sufre Síndrome de West y, probablemente, sea el consumidor de cannabis más joven de España
    Sus padres piden el anonimato: de conocerse su identidad, podrían quedarse sin la custodia del hijo

PEDRO SIMÓN
Actualizado:19/05/2015 01:23 horas

Tiene dos años y dos meses, dice "mammma" y "abbbaaaa", utiliza el andador a diario y probablemente sea el consumidor de marihuana más joven de España.

No es que J. se lleve la sustancia a la boca como una golosina.

No nos referimos a la imagen hiperbólica de un bebé fumando.

No es ésta la historia de un adicto con pañales.

Sino la crónica de la batalla enconada de unos padres que tratan de salvarle la vida al hijo.

Desde que J. toma su dosis pautada de un tipo específico de cannabinoide llamado cannabidiol (CBD), las crisis epilépticas que le genera el Síndrome de West han remitido como por ensalmo, el niño ha vuelto en sí y -lo que es más importante- el electroencefalograma ha dejado de parecerse al perfil de una etapa montañosa del Tour. Esas etapas llenas de picos altísimos, extenuantes, nerviosas, en las que los hombres acaban reventando como granadas de mano.

Si no revelamos su nombre, si no localizamos el lugar donde tuvo lugar este encuentro, si no desvelamos este contraluz, van a entender muy bien los motivos: a los padres le podrían quitar al hijo si se revela su identidad.

(...)

-Antes del tratamiento con CBD, el niño tenía hasta 250 espasmos al día.

-¿Y ahora?

-Prácticamente han desaparecido. En el último electro no hay rasgos de epilepsia.

-¿Sois conscientes de las consecuencias legales si esto se supiera?

-Sí, claro, sabemos que nos podrían retirar la custodia del niño. Pero si le estamos dando marihuana es para que mejore. Cada crisis le genera un daño irreversible. Y nuestra carrera es desesperada. El 90% de las conexiones neuronales se generan entre los cero y tres años... ¿Ves? No tenemos tiempo... Yo no le puedo reprochar a un médico que no sepa, que no arriesgue. Porque él no tiene la motivación que tengo yo.

Suena una llave en la puerta. Es el padre con el crío.

-Mírale [la madre señala al pequeño y lo coge]. Esta es mi motivación.

Baste con señalar que sus padres son dos profesores de Secundaria. Que tienen otro hijo sano de cinco años que nos ha recibido disfrazado de momia. Que la enfermedad del hermano le genera retraso mental, grave alteración psicomotora, convulsiones y la imposibilidad de andar y de hablar. Que la motivación de la que habla la madre está ahora mismo en el suelo, panza arriba, jugando con una cortina, un niño de más de dos años con una edad mental de 10 meses. Que el protagonista de esta historia se parte con la única pregunta que le planteamos.

Esto es.

-¿Cucú...?

-Tassss.

(...)

J., dos años y dos meses CARLOS GARCÍA POZO

Cuando nació en 2013 era un querubín de tres kilos y medio, el muñeco del anuncio, un llanto que sonaba bien, las cuatro gestaciones de Vivaldi.

Hasta que al mes y medio comenzaron los movimientos espasmódicos, la imagen estridente de un bebé haciendo algo parecido a un abdominal.

-Llegó un momento en que se quedaba rígido, con el cuerpo arqueado hacia atrás. Acabamos en Urgencias, le hicieron pruebas y allí nos dijeron lo que tenía: síndrome de West, la epilepsia del lactante -relata la madre-. Al final estuvo 40 días hospitalizado. Y a partir de ahí empezamos un recorrido donde hemos probado de todo... Antiepilépticos, Zonisamida (anticonvulsivos), Depakine, inmunoglobulina intravenosa, dieta cetogénica... Todos estos fármacos tienen muchos efectos secundarios. No reducían las crisis y el niño estaba como drogado. Muchas veces ausente. Ido. Como mirando al infinito.

-Y como no funcionaban los tratamientos -interrumpe el padre-, tuvimos que ir por delante de lo tradicional.

A la madre le dijeron que fuera apuntando en una libreta la frecuencia de las crisis -yo la llamo "la puta libreta"-, su intensidad y su duración.

Y aquí mismo la trae y nos la muestra. Hojas y hojas garabateadas con números y notas al margen. Como quien te enseña un diario íntimo.

Abrimos a voleo y nos sale el 26 de diciembre de 2014. Ese día hay registradas seis crisis epilépticas. La primera fue a las 9.00 horas y la última fue a las 23.45. En total, 215 espasmos. Mordiendo en el sistema nervioso del niño como picanas.

A la madre le dijeron que apuntara todo aquello con minuciosidad de contable, pero ella hizo más.

Mirar por internet primero.

Beber con avidez de todas las fuentes después.

Comprobar luego que lo que es legal en Colorado o California, pongamos por caso, no lo es en España.

Y entrar finalmente en Google -mientras el hijo se le iba- para escribir lo siguiente antes de darle a la tecla del enter. Como quien manda un mensaje de SOS al mundo dentro de una botella: "El mejor CBD de España".

(...)

Hay un aire de clandestinidad en esta casa baja de aventureros sin mapa. Como si los padres hubiesen muñido algo malo, ya ven, por el hecho de encargar un aceite al rescate del hijo que esta vez tiene remite de EEUU.

Buena parte de la familia lo desconoce. En los trabajos de ambos padres no lo saben. No tienen ni idea en el colegio. La neuropediatra ignora lo de esta nueva suma: J., sus dos años y la marihuana.

En España un adulto puede consumir cannabidiol siempre que el THC -la sustancia prohibida- no supere el 0,2%. El que toma J. desde enero asciende al 0,5%. Con un 9% de CBD que ha propiciado el milagro.

Así que el hipotético delito no sólo sería rebasar el límite. Sino darle el producto a un menor, ahí lo tienen, que se tapa la cara como si fuera un famoso.

"Cuando le quitamos los antiepilépticos, descubrimos a J. Hay niños con los que funcionan estos fármacos. Con el nuestro, no. Hemos probado de todo antes que con CBD. Hemos agotado la medicina convencional. Decían que estábamos locos cuando decidimos retirarle los medicamentos. Pero ahí están los electroencefalogramas de 24 horas. La epilepsia prácticamente ha desaparecido. Y eso es una buenísima señal. Pido que no nos juzguen por esto. Y a quienes no lo comprendan que se pregunten qué harían ellos para tratar de salvar a su hijo".

Trazaron su hoja de ruta a rebufo de unos amigos heróicos que lo dejaron todo y se fueron con sus dos hijos de seis y siete años con síndrome de Dravet a vivir a Colorado, porque allí estaba el oro. En aquel estado probaron las terapias con cannabidiol bendecidas en América. Era lo que buscaban: el 98% de las crisis de aquellos dos niños desapareció.

Y esa es la estela seguida. Igual que cuando miras el polvo de estrellas de un cometa y pides un deseo.

-Entonces caí.

-En qué.

-En que la pregunta que me comía era la siguiente: ¿por qué mi niño no iba a tener la misma suerte que los niños de Colorado? A ver.

(...)

El santo grial es menos espectacular de lo que uno imagina.

Ni viene en una copa repujada.

Ni te ciega cuando lo miras.

Dentro del botecito de 15 mililitros hay un líquido aceitoso que no es otra cosa que el cannabidiol. Cuesta 250 euros, sabe a rayos y a J. le tienen que dar el proverbial biberón justo después de la dosis (0,4 ml), engañándolo, porque al probar la sustancia el niño se zafa como cuando a un vampiro le ofreces zumo de ajo.

-¿No le gusta o qué?

-Es que amarga mucho. Pero le metemos el bibi rápido.

"Los artículos 368 y 369 de nuestro Código Penal castigan con elevadas penas de prisión a las personas que proporcionan o dispensan o favorecen el consumo de sustancias estupefacientes (como puede ser la marihuana y sus derivados siempre que sean psicoactivos) máxime cuando se dispensan a menores de edad", reflexiona Helena Echeverri, abogada especializada en la materia. "Hay un peligro: que la Administración retire la custodia de los menores a los padres que les dan a sus hijos estas sustancias. Pero en este caso está claro que existe una eximente (o en su defecto una atenuante) de estado de necesidad en el actuar de los progenitores. Cualquier padre haría lo que fuera por mejorar la calidad de vida de sus hijos cuando la medicina tradicional no le proporciona una solución".

Si no ven temblar a J., si no ven al hijo con la mirada perdida, si no le ven en el trance espasmódico de la crisis, entonces ellos dos están "mejor", te dicen, sonríen, se encogen de hombros.

La madre ya dejó atrás la depresión y las sombras. Y en este salón la luz del sol empieza a entrar por todas partes -vivífica, redentora, natural- como esas plantas mustias que se vienen arriba con el riego.

Siete veces a la semana hay fisioterapia. Tres veces hay logopedia. Dos veces hay terapia ocupacional. Una vez hay hidroterapia. Aquí todos los días hay futuro.

"Son pocos los padres que se atreven con esto. No es sólo el miedo a hacer algo ilegal. No es sólo el desconocimiento. Sino que también están los prejuicios", nos explican. "Está mucho mejor que hace cuatro meses y mejor que hace un año. Nos sentimos impotentes al no poder gritar a los cuatro vientos que este tratamiento es eficaz contra la epilepsia más resistente y tener que hacer todo lo contrario: callar y escondernos por miedo al peso legal".

J. repta pero no anda, ha empezado a tratar de caminar de la mano del padre, interactúa, se ríe, te imita, dice "papa" y dice "aba", asiente con la cabeza y se señala a sí mismo. Igual que cuando un futbolista se pide tirar el penalti decisivo. Ahí va.

Si a ustedes estos avances les parecen poca cosa es que no han entendido nada.

Mirando el nuevo electroencefalograma, uno se queda sin palabras. El hermano sano de cinco años que nos ha recibido disfrazado de momia, no.

-¿Y J. por qué no habla?
Ilegal en España, legal en Estados Unidos

Lo que es ilegal en España es legal en 23 de los 50 estados de EEUU: el uso terapéutico de los cannabinoides para ciertas enfermedades. En nuestro país, el único fármaco admitido es el Sativex, cuya dispensa es gratuita sólo si es para enfermos con esclerosis múltiple. En todas las demás patologías, el paciente debe abonar su precio: 510 euros. Este coste elevado es lo que desincentiva la compra y hace que los enfermos tengan que acudir a las redes alternativas de consumo. "El medicamento existe y funciona. El problema es que se usa para una patología concreta", señala Carola Pérez, aquejada de dolor crónico neuropático y presidenta de Dosemociones, asociación sin ánimo de lucro que asesora sobre el uso médico del cannabis. "Hay resistencias. Por desconocimiento y por negocio. Con la planta te quitas todas las pastillas. ¿Eso quiere la industria?"

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #254 en: 20 de Mayo de 2015, 09:01:32 am »
Apoyo al uso médico del cannabis

CRISTINA G. LUCIO Madrid
Actualizado:20/05/2015 04:29 horas

Durante décadas estuvo proscrito, borrado por completo del arsenal farmacológico, pero en los últimos años, los posibles usos terapéuticos del cannabis no han dejado de generar expectación. José Martínez Orgado, responsable del servicio de Neonatología del Hospital Universitario Clínico San Carlos y líder de una investigación con uno de los compuestos de la planta, habla de una auténtica «eclosión» de los estudios sobre su utilidad medicinal.

«Ha despertado la curiosidad por investigar sus posibilidades y hay muchísimos grupos que avanzan en distintas líneas», apunta. No obstante, reconoce, sigue habiendo una mezcla de controversia y reticencias a su empleo en la práctica clínica. Una polémica que ha vuelto al primer plano después de que EL MUNDO explicara ayer la historia de J., que tiene dos años y sufre el Síndrome de West, al que sus padres dispensan cannabidiol.

Para Koldo Callado, médico y profesor del departamento de Farmacología de la Universidad del País Vasco e investigador del CIBERSAM, las barreras se deben, fundamentalmente, a que en el debate prevalecen los prejuicios relacionados con el consumo lúdico de esta sustancia y no los criterios científicos que rigen en la administración de cualquier otro fármaco. «Hay que desligar los conceptos. Aquí estamos hablando de la utilización de compuestos químicos derivados de una planta para aliviar determinadas enfermedades», indica. Y recuerda que en la mayoría de los casos el uso terapéutico de los cannabinoides va ligado a la utilización de compuestos, dosis y vías de administración que poco tienen que ver con el consumo recreativo.

En nuestro país, el único medicamento derivado del cannabis autorizado es el Sativex, una mezcla de THC y cannabidiol que se aprobó en 2010 para la mejoría de los síntomas de pacientes con espasticidad originada por la esclerosis múltiple. Pese a esa única indicación, también se emplea bajo la fórmula de uso compasivo para tratar las náuseas y el dolor de pacientes con cáncer y también en enfermos con dolor neuropático.
Publicidad

En estos últimos casos, el fármaco -que cuesta unos 500 euros- no está financiado por la Seguridad Social, por lo que algunos afectados optan por el cultivo de plantas de marihuana o recurren al mercado negro. «Ese es uno de los grandes problemas», indica Callado. «En estos casos no es posible conocer el contenido real de la sustancia ni los pacientes se sienten seguros teniendo que optar por esta vía», añade.

Tanto este especialista como Martínez Orgado apuestan por acabar de una vez por todas con las reticencias -y las bromas- que el tema sigue despertando entre muchos de sus colegas, y reclaman que se apoye la investigación en este área.

«Hay evidencias muy sólidas que avalan su utilidad en campos como el tratamiento de la espasticidad y el dolor», apunta Martínez Orgado. Pero, además, «se está investigando su utilidad en una larga lista de enfermedades y síntomas». Muchos de ellos están relacionados con la inflamación y la oxidación, pero también hay líneas que avanzan en sus efectos neuroprotectores o antitumorales. Por ejemplo, un ensayo clínico en fase 1 -muy preliminar- ha mostrado efectos beneficiosos de la administración intracraneal de THC en pacientes con un tipo de cáncer muy agresivo, el glioblastoma multiforme. También han dado buenos resultados ensayos con dexanabinol, un cannabinoide sintético que no tiene efectos psicoactivos, en la prevención del daño neuronal tras un traumatismo craneoencefálico.

Los enfoques de trabajo son muy variados, porque hay más de 400 compuestos que provienen directamente de la planta denominada cannabis sativa.

«Se están consiguiendo resultados muy prometedores, pero hay que ir poco a poco, porque en la Historia de la Medicina hay muchos ejemplos de bálsamos de fierabras que luego han resultado ser una catástrofe», señala Martínez Orgado, que recuerda el ejemplo cercano del rimonabant, un antagonista cannabinoide sintético que se aprobó en 2006 para el tratamiento de pacientes con obesidad que tuvo que ser suspendido dos años después porque se asociaba con graves efectos secundarios de tipo psiquiátrico, incluido el suicidio.

«Hay que cumplir los plazos y evaluar todos los riesgos porque nuestro deber es ofrecer a los pacientes tratamientos que sean incuestionablemente eficaces y 100% seguros», añade el especialista, quien asegura: «Estoy seguro de que a corto o medio plazo los cannabinoides proporcionarán nuevos y efectivos tratamientos para un buen número de trastornos de distintos tipos».

Joan Carles March, director de la Escuela Andaluza de Salud Pública, coincide en la necesidad de potenciar la investigación, pero considera que esta apuesta debe hacerse siempre en combinación con «programas de prevención del consumo de esta droga en adolescentes».
Un uso milenario

El cannabis "ha sido empleado con fines curativos desde hace miles de años", explica el especialista en Farmacología Koldo Callado. El testimonio más antiguo sobre su utilización terapéutica se encuentra en un compendio de Medicina china que trata del año 2.3737 a. C., pero posteriormente, también textos de médicos griegos como Galeno reflejan su utilidad para, por ejemplo, el tratamiento de la otitis y algunas alteraciones gastrointestinales. Tratados médicos del siglo XIX en Europa y Estados Unidos recogen también el uso de estractos del cannabis con diferentes indicaciones, como el tétanos, el cólera o las convulsiones infantiles. Sin embargo, desde que en 1937 la marihuana se considerase ilegal en EEUU, estos compuestos fueron progresivamente eliminados de la farmacopea de los dos continentes, una eliminación que duró décadas. "Yo he visto frascos de boticas del siglo XIX que incluían THC y se indicaban para los cólicos del lactante", apunta Martínez Orgado, quien añade que también la Reina Victoria de Inglaterra lo usaba para tratar su dismenorrea.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #255 en: 22 de Mayo de 2015, 16:32:48 pm »
Agentes UID #Carabanchel sorprenden a dos varones que intentaron escapar con 2,5 kg de Marihuana



 :pen:

Al César lo que es del César....



Cazados in fraganti cuando robaban droga de un piso con un carro en Carabanchel

CARLOS HIDALGO / MADRID

Día 22/05/2015 - 10.20h
 
Los arrestados se llevaban diez bolsas de marihuana y hachís de la vivienda, en la que su dueño traficaba

La Policía Nacional ha detenido a dos varones tras sorprenderlos cuando salían de robar en casa de un traficante de Carabanchel, en la zona de Abrantes. El presunto vendedor de drogas también fue arrestado después de que se comprobara que utilizaba su vivienda como punto de distribución de hachís y marihuana, informaron a ABC fuentes del caso.

La investigación comenzó la madrugada del 13 de mayo. Sobre la una y media, varios indicativos de la comisaría del distrito recibieron la orden de presentarse a la altura del número 81 de la avenida de Abrantes. Varios vecinos habían llamado alertando de que dos individuos habían accedido a la finca y entraban en uno de los pisos del bajo.

Los agentes vieron, efectivamente, cómo los sospechosos salían por el enrejado del balcón de la mencionada vivienda y portaban en diez bolsas efectos sustraídos ayudándose de un carro. Los delincuentes, un colombiano y un cubano, se dieron cuenta y salieron a la carrera, aunque fueron detenidos unas calles más allá, en la de Chimbo. Portaban 2,5 kilos de marihuana y reconocieron que anteriormente habían comprado droga al dueño del piso: «Dentro queda más ‘maría’ y cocaína», añadieron. Y, efectivamente, en el posterior registro los funcionarioso se incautaron de otros 2 kilos de marihuana y 350 gramos de hachís

Desconectado Epi44

  • Profesional
  • Gurú
  • **
  • Mensajes: 6463
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #256 en: 23 de Mayo de 2015, 10:16:53 am »
Creo que hemos encontrado el resto del arbol...

Desconectado josé 75

  • Curioso
  • **
  • Mensajes: 17
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #257 en: 24 de Junio de 2015, 17:26:46 pm »
legislacion aplicable acerca de los clubes de fumadores de marihuana

 _Fumón_2
« Última modificación: 24 de Junio de 2015, 18:06:25 pm por 47ronin »

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #258 en: 28 de Junio de 2015, 09:26:37 am »


Entrevista-Iker Val, abogado de la Federación de Asociaciones de Usuarios de Cannabis de Euskadi
“Los clubes de cannabis queremos sustancia de calidad y no financiar redes ilícitas”

Iker Val, abogado de la Federación de Asociaciones de Usuarios de Cannabis de Euskadi, cree que en la próxima legislatura estarán regulados los clubes sociales y ya está buscando el consenso de los partidos, especialmente de Podemos, PSOE y Ciudadanos.

Eduardo Azumendi

27/06/2015 - 19:05h

    "Criminalizar a los clubes de cannabis provoca que el tráfico ilegal se desarrolle más"
    Parlamento El Gobierno central rechaza la regulación de los clubes de cannabis que propone Euskadi
    ETIQUETAS: Eusfac, Iker Val, cannabis, clubes, Euskadi

Para Iker Val, miembro del gabinete jurídico de la Federación de Asociaciones de Usuarios de Cannabis de Euskadi-Eusfac, la regulación de los clubes sociales no tiene marcha atrás. "Vivimos una normalización social, pero no jurídica", se lamenta. Valñ ha defendido en el Parlamento vasco la v iabilidad legal de los clubes, que incluso pagan el IVA a Hacienda por dispensar a los socios cantidades limitadas de cannabis. Con el ojo puesto en la regularización seguida en Uruguay, Val está convencido de que un cambio de Gobierno conducirá hacia la normalización. Para ello, su federación ya trabaja en busca del consenso con el PSOE y los partidos emergentes, como Podemos y Ciudadanos. Incluso con el PP, que mantiene el rechazo más frontal.

¿Cuál es la realidad social de los clubes de cannabis en Euskadi?

La realidad es que hay 110 clubes (700 en España) y 28.000 personas consumen diariamente. Una buena parte ya están registrados en las asociaciones, lo que significa una reducción de la demanda y la criminalidad. Euskadi es referencia a nivel nacional porque el proceso de normalización sigue adelante. De hecho, la ordenanza del Ayuntamiento de San Sebastián está recurrida, pero eso no impide que se emitan licencias. Que haya un cambio legislativo y que la futura ley vasca de Adicciones inste a regularizar los clubes sociales de cannabis es un paso importante. Pero está claro que tenemos limitaciones por parte del Estado. Desde la plataforma de regulación responsable se está impulsado un cambio de legislación para la próxima legislatura y para ello estamos buscando el consenso de Podemos, Ciudadanos, PSOE e incluso el PP, aunque esté en una posición más radical.

Hay una normalización social, que no está acompañada de una normalización jurídica. Es una situación extraña porque los clubes de cannabis incluso pagan a Hacienda el IVA.

La Hacienda de Gipuzkoa entiende que las cuotas que se recogen por dispensar a los socios cantidades limitadas de cannabis están sujetas a IVA y por su naturaleza tienen que ser reguladas. Es parte de la normalización. El PP lleva una legislatura atacando los derechos civiles, el estado de bienestar y a cuestiones que resulten alternativas. Hay que disociar el mensaje de la prevención y la regularización de los clubes sociales para que desaparezca la inseguridad jurídica.

Los psiquiatras alertan constantemente sobre los efectos perjudiciales del cannabis entre los más jóvenes. ¿Puede que eso esté haciendo que el Gobierno no dé el paso de la regularización de los clubes?

Es un fallo de enfoque. Nos consta que el debate se va a abrir la próxima legislatura y ahí veremos cuando comparezcan los expertos si se puede buscar una solución. Pero lo que no se puede hacer es lo que hace ahora el Gobierno, criminalizar a quien lo usa, a quien se autoorganiza. Al final esos clubes sociales es una expresión natural de la incoherencia en la que vivimos con la política de cannabis porque hay una disponibilidad absoluta de esta sustancia. Por lo tanto, hay un sector de esa gente que consume cannabis que ha dicho basta ya, vamos a autoorganizarnos, queremos sustancia de calidad y no queremos financiar las redes ilícitas. El Gobierno habla de proteger la salud pública, pero no tiene las suficientes herramientas y parte de un principio erróneo, que es obviar a la sociedad civil.

¿El ejemplo a seguir en España sería el de Uruguay?

Sí. En Uruguay se produce una intervención de salud que ayuda a la democracia. Es un planteamiento integral, aborda los clubes sociales, el autocultivo y el acceso al cannabis medicinal. No me queda ninguna duda de que en España se terminará por autorizar la dispensación de cannabis natural con fines medicinales.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 188834
Re:Del cultivo y consumo de drogas
« Respuesta #259 en: 03 de Julio de 2015, 08:37:51 am »
UN MOVIMIENTO QUE HA IMPULSADO LA LEGALIZACIÓN
“Los refugiados de la marihuana”: padres que curan a sus hijos con cannabis

Zaki sufría cientos de ataques epilépticos hasta que un médico recomendó un tratamiento arriesgado: un aceite derivado del cannabis. El resultado fue inmediato. Su padre nos cuenta la experiencia

Rafael Mathus. Nueva York
03.07.2015 – 05:00 H.

Durante diez años, Heather Jackson temió por la vida de su hijo, Zaki. Todos los días, Zaki enfrentaba el mismo suplicio. Aquejado con Síndrome de Doose, alejado de una vida normal, sufría cientos de ataques epilépticos. A veces, dejaba de respirar hasta que la convulsión cesaba. Y lo peor de todo era que no había una solución a la vista: Zaki probó 17 medicamentos, y ninguno eliminó sus ataques.

El calvario terminó cuando uno de sus médicos recomendó un tratamiento heterodoxo, nuevo y arriesgado: un aceite derivado del cannabis, con un alto nivel de cannabidiol (CBD), el componente químico de la planta con mayores aplicaciones médicas. El resultado fue inmediato: desde que Zaki comenzó a utilizar el aceite, no tuvo ataques.

“Mi hijo lleva 32 meses sin convulsiones. Pronto vamos a celebrar los tres años. Utiliza el aceite todos los días y no ha tenido un efecto secundario negativo alguno. De hecho, ha dejado los otros medicamentos”, comenta a El Confidencial Heather Jackson. “Para nosotros, ha sido un gran cambio. Ha permitido que mi hijo sane, pero también ha permitido que mi familia sane. Estamos viviendo una vida normal”, remata.
"Los refugiados de la marihuana”

Zaki y Charlotte Figi, una niña que sufre Síndrome de Dravet, fueron los dos primeros pacientes en utilizar este aceite, bautizado como Charlotte’s Web (en honor a Charlotte) para tratar sus epilepsias. El producto lo producen los hermanos Stanley, en Colorado, uno de los estados que han legalizado la marihuana. Fue tal el éxito de la noticia que pronto desató dos fenómenos: una pequeña ola migratoria de familias con hijos con epilepsia, que se mudaron a Colorado y fueron bautizados como los “refugiados de la marihuana”; y una seguidilla de legalizaciones en más de una docena de estados del país, algunos en el Sur, muy conservadores, que aprobaron leyes para permitir el uso del aceite ante la presión de los padres y abrieron una nueva vía para el uso de la hierba.
Una tienda que vende cannabis en Denver, Colorado, poco después de la legalización de la marihuana en el estado (Reuters).
Una tienda que vende cannabis en Denver, Colorado, poco después de la legalización de la marihuana en el estado (Reuters).

En algunos estados, incluso, las leyes llevan los nombres de niños. En Alabama, la norma fue bautizada “Ley Carly”, por Carly Chandler, una pequeña de tres años que inspiró la reforma. La página de Facebook de la Carly's Law tiene más de 10.500 seguidores. En Georgia, la iniciativa fue nombrada “Ley de Esperanza para Haleigh”, por Haleigh Cox, una niña de cuatro años e idéntica historia al resto. Su página en Facebook muestra el apoyo de más de 15.000 personas.

“Para los legisladores, sería muy difícil darle la espalda a una madre y su hijo enfermo”, explica a El Confidencial Amanda Reiman, directora de la Drug Policy Alliance, la principal organización que impulsa la reforma de la política de drogas en Estados Unidos. “Además, el CBD no es un componente psicoactivo y los legisladores pueden sentirse seguros de apoyarlo porque no creen que será objeto de abuso”, agrega.

A diferencia del tetrahidrocannabinol (THC), el componente químico más famoso de la planta, el CBD no “vuela”, es decir, no produce el típico efecto que buscan los usuarios recreativos del cannabis.

Hasta el momento, los estados que han aprobado leyes para permitir el uso de aceites de cannabis son Alabama, Florida, Georgia, Iowa, Kentucky, Misisipi, Misuri, Carolina del Norte, Oklahoma, Carolina del Sur, Tennessee, Utah, Virginia, Wisconsin, Idaho y Texas. La Legislatura de Louisiana debate actualmente si implementa la reforma o no.

El fenómeno de los padres que pujan por cambios en las leyes para poder darles marihuana a sus hijos ha abierto un nuevo camino para la legalización de la hierba, al hender una nueva rajadura en el dique de la Prohibición, incluso en rincones de Estados Unidos donde el giro histórico que ha comenzado a dar el país es visto con malos ojos por la mayoría de sus habitantes.

“Esto ocurre en estado sureños como Georgia o Tennessee, o en lugares conservadores, como Utah. Pueden pasar años antes de que dichos estados acepten permitir la marihuana medicinal con THC, y esta es una forma de ganar acceso lentamente sin tener que esperar para siempre a que llegue el progreso”, agrega Reiman.
Missy Miller, de Colorado, con su hijo Oliver, epiléptico, al que tratan con una cepa de marihuana (Reuters).
Missy Miller, de Colorado, con su hijo Oliver, epiléptico, al que tratan con una cepa de marihuana (Reuters).
¿Realmente es efectivo el tratamiento?

El avance ocurre a pesar de la falta de apoyo sólido de la comunidad científica. Algunos médicos respaldan el tratamiento, pero la Sociedad de Epilepsia de Estados Unidos (AES, según sus siglas en inglés), ha advertido que aún faltan evidencias sobre la efectividad de la marihuana para tratar la epilepsia, y que se desconocen los efectos que tendrá en los niños a largo plazo. Además, ha asegurado que el aceite no siempre ha sido exitoso. Un estudio reveló que en Colorado, donde se comenzó a aplicar el tratamiento, el aceite solo fue efectivo en un tercio de los niños.

Jackson, el padre de Zaki, critica el estudio: hace hincapié en que solo se realizó un seguimiento a 58 pacientes. La organización que lidera, Realm of Caring, fundada para ayudar a las familias a acceder al aceite, ya da asistencia a unas 3.600 personas. La mayoría de ellas son menores de 18 años. Y aun cuando el aceite resulte efectivo en solo un tercio de los casos, continúa Jackson, el “resultado es fenomenal” y significa que una persona que no ha tenido éxito con fármacos tradicionales tiene muchas más posibilidades con un extracto de cannabis.

Christopher Brown, portavoz de American for Safe Access, una organización que impulsa el acceso de pacientes a la hierba, reconoce que el uso de cannabis para el tratamiento de la epilepsia “es bastante nuevo y no ha sido tan investigado como otros usos médicos”.

Pero más allá de esa incertidumbre, Brown destaca el avance que estas leyes han proporcionado a la legalización de la marihuana: “Ahora, con estos cambios, un 85% de la población vive en un lugar donde se permite algún tipo de uso legal del cannabis”