Autor Tema: Estadísticas, datos y "palotes"  (Leído 130209 veces)

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1320 en: 07 de Marzo de 2022, 08:03:36 am »
Creo que todos sabemos que las redes se han convertido en el refugio del odio donde lo más variado de este mundo vomitan sus mensajes sin ninguna cortapisa, pero lo precupante es que algunos de los que a diario están procurando que esos delitos sigan aumentando llevan placa.


 
Crecen un 30% los delitos de odio por redes: ya son ocho de cada diez casos que llegan a la Policía


Mientras que el cómputo general de esta delincuencia registra un leve descenso, aumenta contra los LGTBI


La pandemia y los ‘anonimizadores’ de las IP son causas que explican este auge delictivo en Twitter e Instagram
Carlos Hidalgo
SEGUIR
Actualizado:07/03/2022 07:45h

La pandemia puso patas arriba, sobre todo en las épocas de confinamiento, la realidad delictiva del país. También en lo referente a delitos de odio. Uno de los tipos penales sobre los que está volcada la Policía Nacional, sobre todo, en Madrid, la Brigada Provincial de Información. Durante el año pasado, del alrededor de un centenar de casos llegados a sus dependencias, el 80% eran mensajes llegados a través de internet y, sobre todo, las redes sociales más usadas: Facebook, Twitter e Instagram.

Esto supone un cambio sustancial en la balanza entre la comisión de estos delitos: si hace muy poco la mitad se perpetraban en la calle o en entornos físicos, ahora ese porcentaje ha bajado, en favor de los delitos cibernéticos: ahora solo el 20% se realizan de manera presencial y el otro 80% por redes, lo que supone un aumento del 30% en el último periodo.

Una cantidad extraordinaria y que, además, suelen ocultar casos más complicados de investigar: apenas se pudo detener a algo menos de media docena de personas por estos hechos, en algunos casos muy graves, lo que supone una sexta parte del total de arrestos por delitos de odio, informan fuentes policiales de toda solvencia.

El caso de Eduardo Casanova

Lo más común son las injurias a colectivos como el LGTBI y el de los judíos. Aunque los ataques homófobos en las webs son los que se llevan la palma con mucha diferencia, representando siete u ocho de cada diez casos. Uno de los últimos asuntos con los mensajes de odio recibidos por el actor y director de cine Eduardo Casanova, tras su aparición en la alfombra roja de los premios Goya, hace unas semanas; pero, especialmente, uno de una chica, por Instagram, que le calificaba, entre otras cosas, de «sidoso».

La Policía Nacional se ha puesto en contacto con el joven para que le aportara todo el material sensible de ser denunciado, pero por ahora éste se ha negado. Sin embargo, la preocupación que tienen en la Brigada de Información por estos asuntos la ha llevado a comenzar una investigación de oficio que, muy probablemente, llegue a buen puerto, como ha ocurrido en el caso de otros artistas, como Candela Peña, hace apenas un mes.

El hecho de que el colectivo LGTBI esté a la cabeza de las denuncias es achacable, en buena parte, a que se trata del más concienciado en poner estos delitos en conocimiento de los Cuerpos de Seguridad. Para ello, se ha trabajado desde el Ministerio de Interior en un acercamiento entre estas personas y los agentes, que ya está dando sus frutos.

Sobre la naturaleza de estas injurias, predominan las descalificaciones como «sois escoria», «tenéis que desaparecer» o «estáis enfermos», explican los expertos. En lo referente al perfil de los agresores, se trata, sobre todo de «gente anónima, sin ninguna adscripción a grupos radicales o grupos políticos». En ocasiones, un mismo sujeto está implicado en varios hechos similares. Y también están utilizado los llamados ‘anonimizadores’: redes VPN y Thor, que camuflan la IP del dispositivo electrónico utilizado para lanzar el mensaje de odio y la ubican en lugares tan dispares como Japón, la India o México.

«Es gente normalmente joven, varones de entre 16 y 25 años, adictos a redes sociales y que se mueven por impulsos. En lo referente a la homofobia, se ceban sobre todo con personas anónimas pero que tienen algún contacto con asociaciones LGTBI», explican nuestros informantes. A pesar de que «son acosadores profesionales, sus insultos y amenazas no suelen acabar en agresiones físicas».

«Las conductas han cambiado, nos refugiamos en las nuevas tecnologías y pasamos más tiempo en las casa que en la calle», explica un experto sobre el tema como otra razón de peso para entender lo que está ocurriendo: «No te arriesgas, te diriges a quien quieras. Sea una persona anónima o un famoso», añade.

Más restricciones, más acoso

Fuentes de la asociación Arcópoli destacan que desde 2016 han recogido «más de 250 incidentes de todo tipo, siendo 2020 el año que más ha registrado (58), debido probablemente al confinamiento y todo el tiempo pasado en casa». «De hecho, hemos percibido que durante las temporadas bien de confinamiento bien de restricciones horarias y toques de queda, disminuyen los incidentes en la calle y se trasladan tanto a redes sociales como al ámbito del hogar, encontrando problemas de convivencia y acoso en la propia casa», detalla Emma Solano, coordinadora de Arcópoli.

En cuanto al informe anual del Observatorio contra la LGTBIfobia de la Comunidad de Madrid, referente a 2021 y que se está acabando de redactar, se señala: «Ha continuado la expansión del discurso de odio y prejuicioso, especialmente a través de internet. Se ha asentado de algún modo la normalización de este tipo de violencia, en ocasiones bajo la falacia de que toda opinión es válida (confundiendo opinión con conocimiento), hecho preocupante porque el discurso de odio suele preceder a la acción. En internet y las redes sociales es donde el discurso de odio alcanza su máximo efecto y propagación viral. Pese a que ha habido avances, continúa siendo Twitter la más permisiva». Achacan a una «relación directa entre el aumento de los discursos de odio en las instituciones y los medios de comunicación, principalmente a través de partidos de ultraderecha, y el aumento del acoso en redes sociales». Y hacen referencia a Vox y HazteOír.

Proponen «que lo mejor es no interactuar directamente con estas personas ni responderles, sino hacer una captura de pantalla y mandárnosla, para poder registra el incidente en un primer momento y, si procede, elevar la denuncia por cauce formal».

La FELGTBI+ sostiene que los delitos de odio han evolucionado: «Han pasado de estar en la calle o en el ámbito cercano a la víctima, a estar presentes con fuerza en las redes sociales. Es decir, no ha habido un cambio en el contenido en sí de la acción delictiva, todavía seguimos con el ‘maricón de mierda’, pero en vez de escucharlo, ahora se escribe».

Lo que más abunda, afirma la Federación Estatal, «es el acoso, entendido como una exposición continuada de trato degradante, que incluso ha llevado a sus víctimas al suicidio; y en segundo lugar, los insultos». Y coincide en que este aumento «viene dado por el discurso de odio que ha ido propagando la extrema derecha durante años»: «No vamos a dar ni un solo paso atrás ante el odio, vamos a seguir avanzando en derechos e igualdad, con el apoyo del conjunto de la población».

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1321 en: 09 de Marzo de 2022, 20:14:58 pm »
No es cierto...en Madrid había más de 100 crímenes cada año, el pasado, 34.

https://www.abc.es/espana/madrid/abci-madrid-cierra-2021-34-homicidios-menos-cada-diez-dias-202112310003_noticia.html

La relación de robos y atracos respecto a hoy era superior en 4 veces, y así todos los delitos menos las agresiones sexuales y los informáticos.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1322 en: 16 de Marzo de 2022, 06:54:19 am »

Las okupaciones de inmuebles en Vallecas suben un 50% aunque baja la tasa de criminalidad en el distrito en un 7,5%

EUROPA PRESS
Madrid
Actualizado Martes, 15 marzo 2022 - 20:23

El distrito de Puente de Vallecas, uno de los más poblados de la capital con más de 240.000 habitantes, ha experimentado un aumento del número de okupaciones de inmuebles de descenso del 7,5% de la tasa de criminalidad en 2021 respecto al prepandémico 2019, gracias especialmente de la gran caída de los delitos contra el patrimonio. Sin embargo han subido en este mismo periodo analizado tanto en las ocupaciones de inmuebles como en el número de detenidos. En 2019 (56 ocupaciones, 42 esclarecidas y 61 detenidos); 2020 (53 ocupaciones, 51 esclarecidas y 75 detenidos) y 2021 (84 ocupaciones, 76 esclarecidas y 104 detenidos). Si se compara 2019 con 2021 ha subido en un 50% este tipo de delitos. Según los datos policiales, no se han producido ningún delito de allanamiento de morada.

La delegada del Gobierno en la Comunidad de Madrid, Mercedes González, ha asistido este martes a la sesión ordinaria de la Junta y el Consejo Local de Seguridad de Puente de Vallecas, que ha presidido junto al concejal presidente de la Junta Municipal, Francisco de Borja Fanjul.

"Los ciudadanos necesitan de nuestro trabajo, pero sobre todo, de nuestra continua cooperación entre administraciones", ha dicho González, además de recordar que durante la reunión que mantuvo con las asociaciones vecinales del distrito junto al jefe Superior de Policía de Madrid, Manuel Soto, se comprometió a acudir al primer Consejo Local de Seguridad que se celebrase, tal y como está haciendo hoy.

La delegada también ha ofrecido datos sobre la evolución de la delincuencia en Puente de Vallecas, destacando que se mantiene la tendencia a la baja de la tasa de criminalidad, que en 2021 (14.516 hechos) descendió un 7,42% con respecto a 2019 (15.489 hechos), casi mil delitos menos. 2019 es el año con el que estadísticamente se compara, dado que 2020 (13.107 hechos) estuvo marcado por las medidas de confinamiento a causa del Covid-19.

La reducción de los índices de criminalidad observada en 2021 con respecto a 2019 se ha registrado fundamentalmente en los delitos graves y menos graves, que inciden más directamente en la percepción de seguridad de los ciudadanos, como son los robos con violencia e intimidación (-39%) y los delitos contra el patrimonio (-19,32%).

Por el contrario, tal y como se observa en el resto de distritos madrileños, se ha producido un aumento de las denuncias por violencia de género y los delitos de malos tratos, lesiones, riñas tumultuarias.

BANDAS Y OKUPACIONES

Puente de Vallecas figura entre los 9 distritos madrileños --junto a Carabanchel, Latina, Usera, Villaverde, Centro, Arganzuela, Ciudad Lineal y San Blas, además de las ciudades de Alcorcón y Parla-- incluidos en el 'Plan de Actuación contra las bandas juveniles' puesto en marcha por la Policía Nacional para evitar los delitos de estos grupos violentos.

Hasta el momento, este operativo especial, anunciado por la delegada del Gobierno el pasado 10 de febrero y puesto en marcha ese mismo día, arroja los siguientes resultados en este distrito de la capital: 748 identificados, 6 detenidos, 2 armas intervenidas y 35 actas levantadas por tenencia de drogas en este distrito.

La eficacia policial ha permitido un incremento de más del 8% de las actas por tráfico de drogas, se han desactivado numerosos puntos de venta de sustancias estupefacientes y se ha desmantelado un importante número de plantaciones de marihuana, ha añadido la delegada.


Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1323 en: 19 de Marzo de 2022, 07:03:40 am »


25 detenidos y 500 identificados, los datos diarios de la Policía Nacional en el distrito Centro


La delegada del Gobierno, Mercedes González, se reúne con las asociaciones vecinales del Centro para escuchar sus quejas y sus propuestas para el distrito. El trapicheo de drogas, la okupación, el ocio nocturno, la sumisión química y los hurtos, principales quebraderos de cabeza de los residentes.


BORJA MÉNDEZ

PUBLICADO 19/03/2022 04:45
"Queremos conocer de primera mano vuestras inquietudes y saber qué está pasando en el distrito. Nos interesa entender y gestionar vuestros problemas". Con estas palabras el jefe Superior de Policía Nacional de Madrid, Manuel Soto, se presentó ante más de una decena de asociaciones de vecinos y comerciantes del distrito Centro de la capital. Una cita organizada por la delegada del Gobierno en Madrid, Mercedes González, que se engloba dentro de los encuentros periódicos que está manteniendo con estas plataformas de todos los puntos de Madrid.

González y Soto estuvieron escoltados por el comisario del distrito, Alberto Carba, quien detalló los datos de criminalidad. La Policía Nacional dispone de 15 patrullas cada día en la zona y tardan de media un minuto y medio en llegar a los diferentes avisos. Realizan una media de 20 ó 25 detenidos al día e identifican a 500 personas. Además esclarecen uno de cada tres hurtos y la mitad de los robos con violencia.

Otro de los operativos que desgranó el comisario fue el Plan contra los hurtos. Su determinación ha permitido acabar con los clanes de carteristas que hacían su agosto cada día en el centro de la ciudad. Carba aseguró que ocho agentes trabajan a diario únicamente en Lavapiés para acabar con el constante trapicheo de drogas.

Una ciudad dentro de Madrid
Un distrito que es considerado la "Liga de Campeones" de la capital, según la delegada. "El distrito de Centro es prácticamente una ciudad", detalló al tiempo que explicó que los datos de criminalidad son muy buenos en los dos primeros meses del año.

Una vez completado el tiempo de las presentaciones llegó el turno de las diferentes asociaciones que expusieron sus problemas durante más de dos horas. Todas llevaban una lista de los sucesos que sufren en sus diferentes zonas. El trapicheo de drogas, la okupación, los pisos turísticos o los robos, centraron sus reclamaciones.

La reunión con los vecinos del distrito Centro
"Las estadísticas son muy buenas pero no reflejan el consumo de drogas continuo en la calle. Mucha gente no va a la Comisaría a denunciar pero está a la orden del día", expresó la representante de la Plataforma Barrio de Lavapiés. Esta vecina relató que están haciendo trabajos de prevención en diferentes materias como la okupación, con los que han conseguido frenar diez de ellas en los últimos años. Preferimos estos planes a pequeña escala ya que son más eficaces.

El estado de 'La Quimera'
Un quebradero de cabeza para los vecinos, que fue reiterado por todas las asociaciones, es la situación del centro cultural La Quimera, en la calle Amparo. Una denuncia que ya trasladaron al alcalde de la capital, José Luis Martínez-Almeida. Este lugar se encuentra okupado y sus residentes se dedican a trapichear con drogas y hacer la vida imposible al resto de vecinos. La Policía Nacional no tiene fácil esta tarea ya que incluso en alguna ocasión la autoridad judicial ha rechazado una orden de acceso.

Otro de los casos que más preocupan a estos colectivos es la situación de los pisos turísticos, tal como detalló la representante de la Asociación de Vecinos de Chueca. "Se alquilan y montan fiestas y orgías con mucha droga", relató. Una problemática que fue respaldada por los residentes de Malasaña, que también denunciaron vivir en un "parque temático" debido a la "movida nocturna".

Pisos turísticos
No todas las asociaciones dibujaron el mismo perfil de delincuencia en el Centro. La agrupación de las zonas de Sol y el Barrio de las Letras negaron tener problemas de okupación "Hay algún caso puntual pero no generalizado", defendieron sus representantes.

Donde sí coincidieron con sus compañeros es en el problema de los pisos turísticos y denunciaron las irregulares que cometen algunos de sus propietarios. "Se dan de baja en el registro pero siguen trabajando al margen de la normativa. Queremos saber quién accede a nuestros portales y nuestros edificios", exigieron.

El trapicheo de drogas
Uno de los relatos más duros de la situación del distrito la dieron los representantes de los comerciantes de Lavapiés. Alertaron que después del confinamiento, la droga ha subido "exponencialmente" en el barrio. Una queja que fue respaldada por los vecinos de la zona. Fruterías, tiendas o simples personas, son los puntos de venta habituales. Los colectivos creen que cada vez están más organizados los vendedores y sospechan que hay detrás un "líder", ya que no se producen peleas para no llamar la atención de los agentes.

Sobre este asunto, el jefe de Policía Nacional explicó a los vecinos lo "complicado" que son las operaciones contra los trapicheos. "Llevan poca cantidad de droga y desarticular un piso es complicado. Yo te entiendo a ti pero es un tema complejo", lamentó.

El problema de los Hooligans
Y como el distrito de Centro es la "Liga de Campeones" de Madrid, también es el corazón de los partidos europeos que disputan el Real Madrid y el Atlético de Madrid. Sin embargo, no todo es positivo en estos encuentros tal como relató el portavoz de los vecinos de la Plaza Mayor. Este hombre imprimió y exhibió dos fotografías de la situación de este enclave cuando los hooligans extranjeros acuden a la ciudad. "Es un botellón protegido por la Policía", criticó en referencias a los agentes locales.

Ante estos carteles, Soto se levantó de su asiento para acercarse al vecino y apreciar con detalles las imágenes que había mostrado. "Se emborrachan con la connivencia de las terrazas que les venden alcohol. Hemos escrito ya al alcalde", manifestó este hombre.

"He tomado nota"
Tras finalizar las intervenciones de las asociaciones, el comisario de Centro respondió una por una todas las reclamaciones vecinales. Enfatizó que su Grupo de Estupefacientes fue el que más puntos de venta de drogas desarticuló el año pasado, 25, y llevan 6 actuaciones en lo que va de año. "He tomado nota de todo y vamos a hacer todo lo posible para solucionarlo", defendió.

El comisario de Centro hablando con los vecinos
"Es evidente que hay un problema de menudeo de droga. Me comprometo y voy a poner empeño de verdad. Centro es un sitio para disfrutar y vivir muy bien, tiene sus problemas pero estamos haciendo un esfuerzo importante", prometió el jefe de la Policía Nacional.

El encuentro vecinal, que fue agradecido por todos los colectivos, que se sintieron escuchados, acabó con la intervención de Mercedes González. La delegada reconoció la mayoría de los problemas expuestos por las asociaciones y advirtió que la ciudad es un "producto muy bueno para la actividad económica" y se ha expulsado a los vecinos y a los comercios "poco a poco".

González apuntó que no había denuncias de okupación en el distrito y recordó a los vecinos que hay una instrucción de la Fiscalía con la que se puede expulsar de estos pisos en menos de 24 horas. Pero para ello tienen que avisar a las autoridades sobre estos casos. Sobre las bandas juveniles, la delegada dijo que no estaban asentados en la zona pero que sí acuden algunos miembros por ocio o como lugar de paso.

Otro de los casos que valoró fueron las últimas denuncias por sumisión química, que fueron advertidas por algunas asociaciones. "Las mujeres vivimos una situación más vulnerable desde la salida de la pandemia. Hay 32 denuncias diarias por violencia machista", detalló.

Plan contra sumisión química

La Policía Nacional ha elaborado un Plan Operativo contra la sumisión química aunque es un "delito muy fácil de cometer y muy difícil de afrontar". "A las 12 horas ya no hay rastro de sustancias. Es una prioridad defender a la mujer", defendió la delegada. La apuesta de Mercedes González es "atacar la raíz" de la violencia de género y las bandas juveniles. Considera que es "importante actuar en los colegios y detectar a una edad temprana estas prácticas.

Como bien definieron este distrito es "una ciudad dentro de una ciudad". Cuenta con casi 150.000 habitantes y en esta zona se vive "todo lo bueno y lo malo" de Madrid, como definió la delegada. La próximo reunión con los vecinos se desarrollará en las próximas semanas y todo hace indicar que serán convocadas las asociaciones de Usera-Villaverde.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1324 en: 23 de Marzo de 2022, 11:25:59 am »

Descifrando el discurso de la inseguridad desde los barrios de Lavapiés y Salamanca


Esta semana se presenta 'Madrid: las dos caras de la (in)seguridad', donde Santiago Ruiz Chasco explica que la seguridad y la inseguridad son discursos cargados de subjetividad; lo hace a través del análisis de los barrios de Lavapiés y Salamanca
— Descifrando el discurso de la inseguridad desde los barrios de Lavapiés y Salamanca






Uno de los mensajes reivindicativos con los que la plataforma Fiestas Populares de Lavapiés engalanó la calle Sombrerete. "Más vivienda, menos hoteles y menos AirBnb, igual a BARRIO"
Uno de los mensajes reivindicativos con los que la plataforma Fiestas Populares de Lavapiés engalanó la calle Sombrerete. "Más vivienda, menos hoteles y menos AirBnb, igual a BARRIO" Somos Madrid
Luis de la Cruz

22 de marzo de 2022 22:34h

Actualizado el 23/03/2022 05:30h
1

Encender Telemadrid cualquier día por la mañana es encontrarte con una sucesión de malas noticias, muchas de ellas relativas al problema de la inseguridad ciudadana: hoy son las bandas latinas, ayer un timo generalizado, cualquier día la okupación extendiéndose como una manche de aceite…


Más que con cifras y explicaciones, la inseguridad es un tema que se trata con imágenes y aspavientos, todo lo contrario de lo que hace Santiago Ruiz Chasco en el libro Madrid: las dos caras de la (in)seguridad (Dado, 2022). Un trabajo que se adentra en los discursos sobre la inseguridad como fenómeno urbano contemporáneo con la profundidad que le otorga venir de su propia tesis doctoral y la prolijidad que cabe en sus cuatrocientas páginas largas. El subtítulo del texto nos ayuda a entender que no es solo un libro que baila con conceptos y autores, sino que baja al barro –al barrio, permítaseme el ripio– y tiene vocación de ayudarnos a comprender el trasfondo de la programación de nuestra tele matinal: Análisis sociológico de las desigualdades sociales y la inseguridad ciudadana en los barrios de Lavapiés y Salamanca. El trabajo se presenta este sábado en la librería Sin Tarima a la hora del vermú.

Las fronteras sociales en la ciudad global: de Lavapiés a Salamanca
Los barrios de Salamanca y Lavapiés no son exactamente barrios, según el listado del Ayuntamiento de Madrid. Sin embargo, todos los nombramos como tales, a pesar de que el primero podría corresponderse, más o menos, con el de Embajadores y el segundo es un distrito completo del que excluimos mentalmente sus zonas más populares, como Guindalera o Fuente del Berro. Sus orígenes y desarrollos históricos nos hablan de cómo es hoy la ciudad. Lavapiés, barrio popular antes del ensanche, ha seguido manteniendo su localización conceptual al sur de la ciudad, a pesar de que hace tiempo que quedó en el centro de la misma. Salamanca, fruto del ensanche decimonónico y de las ansias por alejarse y distinguirse de la burguesía madrileña sigue siendo, a todos los efectos, el lugar del mapa donde clavaríamos el alfiler si nos dictan la palabra burgués.



Pero hoy, y desde los años noventa, Madrid es una ciudad global, sede corporativa y financiera de nuestro país; una urbe en búsqueda constante de marca en competencia con otras grandes capitales internacionales. Y el modelo de ciudad neoliberal ha profundizado los índices de desigualdad y ha alimentado la vieja división norte-sur (más bien noroeste-sureste) con la llegada simultanea de nuevos profesiona­les altamente cualificados y trabajadores sin cualificación.


Atendiendo al índice GINI (cuyos valores osci­lan entre el 1 –máxima igualdad– y el 100 –máxima desigualdad–), comprobaremos que la Comunidad de Madrid tiene una puntuación de 35,00, es decir, 1,80 puntos por encima de la media del Estado español y 4,1 por encima de la media de la Unión Euro­pea. Según el Informe sobre Exclusión y Desarrollo Social en la Comunidad de Madrid 2019, presentado por la Fundación FOESSA, la distancia que separa al 20% más rico y al 20% más pobre ha ido aumentando en la última década. Una desigualdad que tiene, como sabemos, rostro de mujer y de migrante.

En el libro se enseña muy gráficamente cómo se mantienen (y ensanchan) las viejas divisiones espaciales a través de la movilidad de vecinos. Al distrito de Salamanca se mudan, sobre todo, personas procedentes de municipios como Pozuelo de Alarcón, Alcobendas, Alcalá de Henares o las Rozas; o del propio distrito, Ciudad Lineal, Chamartín, Chamberí o Centro.


Protesta en el barrio de Salamanca contra el Gobierno y el confinamiento. OLMO CALVO
Curiosamente, en el barrio de Salamanca hay un porcentaje de extranjeros (26%) ligeramente superior a la media madrileña (23%), con preponderancia venezolana, mexicana, estadounidense o francesa. A pesar de ello, nunca lo imaginaríamos como el espacio multicultural que es Lavapiés, cuya diversidad es, por su clase social y procedencia, entendida como una continuación en el tiempo de las clases peligrosas de las que hablaban los textos antiguos para el barrio cuando era denominado barrios bajos.


De lo que nos habla aquí el autor es de la permanencia de la geografía moral urbana establecida en todas las grandes ciudades del mundo tras su estallido demográfico como grandes ciudades fordistas. También de cómo, en todas ellas –Londes, París, Chicago o Madrid– se produjo un cambio en el mundo delictivo: se pasó de la hegemonía de los delitos de sangre a la de los delitos contra la propiedad. Y en esas estamos aún hoy.

Por otro lado, el gran crecimiento de las ciudades capitalistas acarreó también la eclosión de otro tipo de delito, que el autor llama de cuello blanco. A tenor de la composición social de los barrios, de quiénes los habiten mayoritariamente, predominarán un tipo u otro de robos, pero la consideración social sobre los mismos dependerá de la ideología que surque nuestras sociedades.

El concepto de inseguridad que manejamos habitualmente es subjetivo pues, no hace referencia a todos los peligros que acechan la vida de los ciudadanos. No se refiere a inseguridades laborales, sociales, a los índices de suicidios o a muchas otras circunstancias que amenazan nuestro bienestar. El sentido de inseguridad se circunscribe únicamente a la delincuencia callejera, incluyendo incluso situaciones que están fuera del código penal pero que percibimos como peligrosas, como pueden ser un grupo de muchachos jóvenes reunidos en una esquina de la plaza.


En 2014, después de varios años de descenso de las tasas de criminalidad en Madrid, se produjo un cambio de tendencia, subiendo las sanciones hasta superar las tasas de 2010. ¿Es Madrid un lugar más peligroso? No exactamente. La razón de la escalada de la estadística es el aumento de hurtos (robos sin uso de fuerza ni violencia) y no ha venido acompañado de una disminución de los efectivos policiales.

La concentración de infracciones penales en el centro de las ciudades es una constante en toda Europa, y se debe a su actividad comercial, económica o de ocio. En Madrid, en concreto, las zonas donde uno debe vigilar la cartera con más cuidado son Gran Vía, la Puerta del Sol y la parte de la Calle Alcalá que va desde la Plaza del Sol a la plaza de Cibeles. A pesar de ello, Lavapiés acudirá a muchas cabezas antes que estos espacios como espacio inseguro.

El barrio de Salamanca es percibido por sus propios vecinos como uno de los más seguros de la ciudad –y lo es–, pero no entran en la consideración pública de delitos asuntos que lo pueblan y pasan desapercibidos por la hemeroteca, “desde la explotación y trata de mujeres, hasta complejas tramas de corrupción, blanqueo y tráfico de influencias, pasando por los asaltos con butrones y alunizajes a las tiendas de lujo de la Milla de Oro”, explica el autor. Si bien es un distrito con un nivel de criminalidad muy bajo, en el que las intervenciones relacionadas con el tráfico de droga son pocas, es el quinto de los 21 distritos en materia de delitos contra el patrimonio, siendo los más frecuentes hurtos en comercios.


Ruiz Chasco explica que la percepción de la seguridad tiene mucho que ver con que la gente que te encuentras en la calle sea similar ti. La presencia policial, a tenor de los ejemplos que articulan su investigación, tampoco suman en este sentido. En Salamanca apenas hay policías y sus vecinos, que se mueven entre iguales, se sienten mucho más seguros que los vecinos de Lavapiés, donde hay una importante dotación de efectivos. Curiosamente, la percepción cambia un poco en Guindalera y Fuente del Berro, donde hay más presencia de vecinos extranjeros.

Así, en 2001 el 80% de los vecinos de Lavapiés ya manifestaban que el principal problema del barrio eran la delincuencia y el vandalismo. En los años ochenta, los delitos y pequeños crímenes asociados al consumo de droga tuvieron mucha incidencia en Lavapiés, como en otros barrios del centro (Malasaña o Chueca). En el tránsito de los años noventa a los dosmil el barrio se puso, tristemente, de moda en los medios para hablar de los chicos magrebíes que esnifaban pegamento –llamados la banda del pegamento–, con un discurso xenófobo omnipresente en los medios de comunicación y en las declaraciones políticas. La pacificación del barrio a través de la presencia policial ha continuado hasta la fecha, con momentos especialmente llamativos como en los tiempos de Cristina Cifuentes como Delegada del Gobierno, después del 15M.

Sin embargo, a pesar de la escasez de datos policiales disgregados a nivel de barrio, la criminalidad de Lavapiés no es superior al resto de barrios del distrito Centro. Los datos recogidos en el Plan de Seguridad de Lavapiés, procedentes de Subdelegación de Gobierno, desmienten la mayor, diciendo literalmente que “no existe un problema delincuencial específico”, e incluso que la tasa delincuencial está “muy por debajo de la del Distrito”

Hay que señalar que, como señala Santiago Ruiz Chasco, la policía incluye en los datos un apartado llamado Extranjería. Es decir, no tener papeles, algo que no es en ningún caso un delito –sino una infracción administrativa– y no conlleva peligro alguno para los viandantes. Pero, a pesar de que la criminalidad ha ido descendiendo en los últimos años, las detenciones de personas han subido notablemente, pasando de los 19 detenidos por 1.000 habitantes de ese mismo año, a los 32 de 2014. Y este tipo de intervenciones policiales, las relacionadas con la Ley de Extranjería, son las más numerosas en el distrito, a mucha distancia del tráfico de drogas, lo que llevó hace unos años a que algunos vecinos se organizaran para denunciar las redadas racistas.

Madrid: las dos caras de la (in)seguridad incide en que el dispositivo securitario de Lavapiés desde 2010 –con la llegada de las cámaras dos años después– debe entenderse en el contexto del proceso de gentrificación del barrio y sus resistencias, con un protagonismo importante de los medios de comunicación como “productores de inseguridad”. La (in)seguridad ciudadana, se nos explcica, es un dispositivo de dominación que se no construye solo con datos y a menudo cuenta con el concurso de los dominados. Cuando hablamos de seguridad lo hacemos a través de un discurso que sirve a “la gestión política de las angustias sociales, como mecanismos de traducción de estas a una serie de miedos materializados en actores y barrios concretos”.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1325 en: 31 de Marzo de 2022, 07:51:39 am »
Casi el 78% de los delitos que se cometieron en Donostia-San Sebastián en 2021 fueron contra el patrimonio, hurtos, robos y estafas


30/03/2022

El porcentaje delincuencial en la capital guipuzcoana se sitúa en tasas prepandémicas con un ligero aumento del 5´9% en la comparativa con 2019 Entre los delitos contra las personas, disminuyen un 4´9% con respecto a 2020 los casos de Violencia contra las Mujeres y Violencia Doméstica. Los delitos cometidos a través de Internet descienden ligeramente, pero ya representan el 14´8 % del total de los delitos, sobre todo, estafas, usurpación de identidad, amenazas y coacciones Para paliar la tasa delincuencial (67,54 por 1.000 habitantes) sigue siendo vital la coordinación y la prevención activa como bases de la estrategia conjunta de la Ertzaintza y la Guardia Municipal de Donostia y aumentar así la percepción de seguridad entre la ciudadanía.

La “Memoria 2021 de la Delincuencia en Euskadi”, un documento que, todos los años, recopila, analiza y compara la información de las infracciones penales que se producen en Euskadi y contabilizan la Ertzaintza y las policías locales de los ayuntamientos de más de 15.000 habitantes.

En Donostia-San Sebastián en 2021, en términos generales, los índices de delincuencia aumentan un 19´4 % respecto al año anterior, 2020, datos que ofrecen una situación irreal ya que durante el 2020 hubo meses de fuertes restricciones de movilidad, distancia social y confinamiento doméstico por la pandemia. La comparación más realista de las cifras con 2019 sitúa este aumento en un 5´9%. Las infracciones penales conocidas por la Guardia Municipal y la Ertzaintza fueron 12.705 en 2021, por 10.640 en el atípico 2020 y 12.000 el anterior 2019.

La tasa de delitos por 1000 habitantes en la capital de Gipuzkoa se situó en 2021 en 67.54, lo que supone un ligero aumento con el 64,03 del año previo a la pandemia, 2019.

TIPOLOGÍA DELICTIVA

Por tipo de delito, el grueso de las infracciones penales más frecuentes en Donostia-San Sebastián son los delitos contra el patrimonio que, en 2021, fueron 9.884, el 77,7 % del total destacando sobre los demás el número de denuncias de hurtos, 4.390 en 2021, 431 menos que en 2019, pero un 39% más que en el año 2020 marcado por el confinamiento y el descenso generalizado de los hechos ilícitos y por tanto de las denuncias. El 19% de los delitos contra la propiedad son estafas.

Este tipo delictivo, impulsado por los delitos cometidos en Internet se ha mantenido en 2021, incluso un 2´64% menos que en 2020, ya que este tipo de infracciones penales a través de la red han dado un salto cuantitativo precisamente en estos dos últimos años, superando en más de 1.000 delitos a los sufridos en 2019, influyendo así de manera decisiva en la cifra total de delitos.

Con respecto al año sin pandemia 2019 han aumentado en Donostia en 2021 los robos en domicilios (7,7%), en comercios (un 15,6%) y los robos con violencia (6´3%). Por el contrario han descendido los mencionados hurtos (8´9%), los robos en empresas (13,6%) y la sustracción de vehículos (30,4%).

En el capítulo de delitos contra las personas, entre los delitos considerados estratégicos (según categoría de la Unión Europea como comunes básicas a todos los países integrantes) cabe destacar las siguientes explicaciones:

En Donostia-San Sebastián se registró en 2021 un homicidio doloso. Sucedió la madrugada del 27 de junio en una zona de chabolas de Lauhaizeta (Altza). Un hombre mató a golpes a otro y fue detenido en el lugar de los hechos. Ha destacado en la ciudad el importante aumento de los delitos de tentativa de homicidio, por las 17 agresiones con arma blanca tipificadas inicialmente como el citado delito, pero sujetas a posterior modificación en vía judicial, en función de la gravedad de las lesiones. Este tipo de hechos en la ciudad se sitúan la mayoría en el contexto de la marginalidad.

Aunque las agresiones sexuales aumentaron en 2021 respecto al año anterior, de 12 a 17 denuncias, están muy por debajo (en un 39,2%) de los niveles prepandémicos de 2019. Si han aumentado con respecto a 2019 y 2020, otras infracciones penales contra la libertad sexual. Una parte de las agresiones sexuales se producen en el ámbito de la violencia ligada a la pareja o expareja y del ámbito privado. En una mayoría de este tipo de delitos hay una relación previa entre víctima y autor, lo que ayuda al alto nivel de resolución policial, un 85%.

La Euskal Polizia constata en Donostia una tendencia estable o ligeramente descendente en los delitos de Violencia de Género / Violencia Doméstica, que engloban los que comportan lesiones y los malos tratos habituales en el ámbito familiar. En 2021 hubo 461 casos registrados, por 485 en 2020 y 513 en 2019.

Delitos contra la seguridad colectiva (tráfico de drogas): En los datos arrojados por este tipo de ilegalidades se aprecia una disminución de 83 diligencias a 75 lo que representa un -9,6% por delitos contra la salud pública, es decir, tráfico de drogas. La conducción bajo la influencia del alcohol o drogas en la capital de Gipuzkoa ha experimentado un aumento de 35,7% respecto al año 2020, pero una disminución del 2,8% respecto al 2019.


Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1326 en: 12 de Abril de 2022, 08:26:33 am »

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1327 en: 10 de Mayo de 2022, 08:51:32 am »

Los delitos de atentado contra agentes de la autoridad se disparan


De 9.967 casos en 2018 repuntaron a más de 11.000 en 2020, el año del confinamiento. En 2021 se registró un nuevo repunte

A.R.E. chevron_right 10/05/22 access_time 1:02
“Detenidas dos personas en Granada por agredir a un agente tras negarse a ponerse la mascarilla”, “Un joven chulea y agrede a un urbano en Castellar del Vallès”, “Detenida por agredir a un policía que le pidió que usara la mascarilla”...

Estos titulares aparecieron en diarios regionales y locales de Granada, Barcelona y Canarias a partir de marzo de 2020, cuando comenzaron las medidas especiales por la pandemia del coronavirus.

Las agresiones a policías por parte de personas que se saltaron el confinamiento de primavera de 2020, o que posteriormente se negaban a ponerse la mascarilla donde y cuando era obligatoria, fueron habituales en las etapas de mayores restricciones.

Sea por la pandemia o por otras causas, lo cierto es que los delitos de atentado contra agentes de la autoridad llevan años aumentando. Así lo reconoce el Gobierno de Pedro Sánchez, en una respuesta parlamentaria a una diputada del PP en el Congreso, Ana Vázquez Blanco, que ha consultado Confidencial Digital.

El Ejecutivo recoge en un cuadro “los datos disponibles obrantes en el Sistema Estadístico de Criminalidad de la Secretaría de Estado de Seguridad (Ministerio del Interior), sobre atentados contra agentes de la autoridad o funcionarios públicos desde 2018”.

Se trata de los datos correspondientes sólo a dos cuerpos, la Policía Nacional y la Guardia Civil. Abarca varias tipologías delictivas: atentado contra agentes policiales, atentado contra personas con la condición de autoridad, y atentado contra funcionarios públicos.

En el año 2018 se registraron 9.967 “hechos conocidos de atentado contra agentes de la autoridad o funcionario público”. Desde entonces, estos sucesos no han hecho más que crecer.

Subieron a 10.457 en 2019, y en 2020, el año que estalló en España la crisis sanitaria del coronavirus, se alcanzaron los 11.205 delitos de este tipo.

No fue 2020 el año tope, ya que en 2021 hubo un nuevo repunte: 11.932 atentados contra agentes de la autoridad o funcionario público.

 
exp-player-logo
Ver más
El balance es que de 2018 a 2021 estos episodios aumentaron en torno a un 20%.

Estadísticas de atentados contra la autoridad.
Estadísticas de atentados contra la autoridad.
El Código Penal castiga como reos de atentado a quienes “agredieren o, con intimidación grave o violencia, opusieren resistencia grave a la autoridad, a sus agentes o funcionarios públicos, o los acometieren, cuando se hallen en el ejercicio de las funciones de sus cargos o con ocasión de ellas”.

Además, en todo caso se consideran actos de atentado “los cometidos contra los funcionarios docentes o sanitarios que se hallen en el ejercicio de las funciones propias de su cargo, o con ocasión de ellas”.

Desconectado Heracles_Pontor

  • Moderador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 47486
  • Verbum Víncet.
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1328 en: 10 de Mayo de 2022, 10:20:47 am »
La Pandemia ha tenido mucho que ver en esos datos. . .

Enviado desde mi Mi A2 Lite mediante Tapatalk


"No hay hechos, sino interpretaciones" Nietzsche

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1329 en: 04 de Junio de 2022, 10:39:37 am »

Desconectado Ragnar

  • Master Honorario
  • *****
  • Mensajes: 1893
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1330 en: 04 de Junio de 2022, 18:52:17 pm »
Curioso que Francia y Suecia sean los países de Europa Occidental con más tasa de criminalidad, y que sean los países de Europa occidental con más porcentaje de musulmanes.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1332 en: 22 de Junio de 2022, 08:19:10 am »


Es más probable sufrir una estafa en internet que un atraco: la Policía detiene a 854 ciberdelincuentes en un año


En los últimos cuatro años han aumentado un 35% los delitos tecnológicos en nuestro país

Es más probable sufrir una estafa en internet que un atraco: la Policía detiene a 854 ciberdelincuentes en un año El congreso de ciberdelincuencia donde ha participado el director de la Policía Nacional
BORJA MÉNDEZ
PUBLICADO 21/06/2022 18:12
La ciberdelincuencia sigue avanzando a grandes pasos en un mundo cada vez más globalizado. Por ello, las fuerzas y cuerpos de seguridad del Estado centran sus esfuerzos en acortar sus acciones y su campo de batalla. Los agentes de Policía Nacional son una buena prueba de esta adaptación a los nuevos tiempos y solo durante el año pasado detuvieron a 854 ciberdelincuentes en nuestro país, según ha informado este martes el Cuerpo.

En los últimos cuatro años los delitos cibernéticos han aumentado un 35% en España y ahora mismo es más probable sufrir una estafa en internet que un atraco en la calle. "La Policía Nacional ha sabido adaptarse a esta nueva realidad y a hacer frente con eficacia a las nuevas tendencias delictivas que se producen en ese mundo digital que tantas oportunidades ofrece", ha señalado el director general de la Policía, Francisco Pardo Piqueras.


Pardo Piqueras ha presidido este martes en la Escuela Nacional de Policía, en Ávila, la inauguración de la II edición del Congreso de Seguridad Digital y Cibertinteligencia “C1b3rWall”, en el que se han inscrito 5.000 personas. Proceden en su mayoría del sector de las tecnologías de la información y la comunicación pública y privada.

También han acudido miembros de las fuerzas y cuerpos de seguridad a nivel mundial, de las fuerzas armadas nacionales e internacionales y de la universidad, así como estudiantes de grado y de formación profesional. Todas las modalidades delictivas ya están incluidas en el ciberespacio.


El fraude informático supone el 90% de los delitos en internet
Las grandes amenazas que se ciernen sobre España navegan también por los códigos de internet. Son tales como el terrorismo, la trata de seres humanos, el crimen organizado o los ataques a los más vulnerables. Por ello todas las unidades centrales de la Policía Nacional tienen competencias en este espacio, y que, incluso, existe una unidad muy específica para llevar a cabo este cometido, que es la Unidad Central de Ciberdelincuencia.

“Hoy en día, el fraude informático supone casi el 90% de los ciberdelitos conocidos y, por eso, desde la Unidad Central de Ciberdelincuencia se desarrollan todos los años cientos de operaciones e investigaciones en materia de fraude informático, ciberataques, explotación sexual infantil a través de internet, delitos cometidos a través de las redes sociales o delitos contra la propiedad intelectual”, ha añadido el director general.


Estas tipologías delictivas suelen tener un carácter internacional, por lo que resulta imprescindible participar en diversos proyectos globales de investigación y desarrollo en el ámbito de la Unión Europea y del resto del mundo y en colaboración con organismos multilaterales como EUROPOL e INTERPOL. Una colaboración que cada vez se sigue consolidando con nuevas operaciones en todos los campos de trabajo.

Segunda edición del congreso
El proyecto C1b3rWall nació en el año 2018 en la Escuela Nacional de Policía con la finalidad de crear un entorno colaborativo público-público y público-privado con el objetivo de generar las mejores acciones formativas en relación con la materia de ciberseguridad, buscando desarrollar las capacidades y habilidades necesarias y de mayor calidad para aquellos profesionales que se desempeñen en ese ámbito.


La primera edición del congreso tuvo lugar en el año 2019 y reunió a casi 4.000 asistentes. Se desarrollaron más de 130 ponencias y talleres prácticos sobre una amplia diversidad de materias. En esta edición se han organizado más ponencias y talleres prácticos.

Después de este congreso, el director general de la Policía ha presidido en Madrid el acto de Jura de la XXIII Promoción de Comisarios Principales de la Policía Nacional, en el que un total de 19 agentes han alcanzado la categoría más alta dentro del cuerpo.



Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1333 en: 26 de Junio de 2022, 14:38:44 pm »

La delincuencia se dispara en Valencia, los delitos suben el doble que en el resto de España


El PP reclama a Ribó aumentar las plantillas de Policía Local

Dos personas pasan junto al cristal roto y ante la tienda Apple ubicada en la calle Colón, en pleno centro de València
Dos personas pasan junto al cristal roto y ante la tienda Apple ubicada en la calle Colón, en pleno centro de València FOTO: ANA ESCOBAR EFE
C. APARICIO
VALENCIACREADA25-06-2022 | 19:58 H
ÚLTIMA ACTUALIZACIÓN25-06-2022 | 19:58 H

El aumento de los delitos en la ciudad de Valencia no tiene precedentes. Los datos que ha hecho públicos el Ministerio del Interior del primer trimestre de 2022 ponen cifras a esta afirmación. Los delitos se han disparado un 46,2 por ciento, pasando de 10.449 delitos cometidos en el mismo periodo de 2021 a los 15.280 delitos de este periodo en 2022.

El incremento podría entenderse como una situación normal después de dos años de restricciones si no fuera porque en el resto de España no observa la misma tendencia.

La portavoz del PP en al Ayuntamiento de Valencia, María José Catalá, denuncia que el alcalde de la ciudad, Joan Ribó, y sus socios del PSOE no toman medidas al respecto. “La delincuencia sigue sin freno en la ciudad de Valencia, ha crecido más que en el resto de España, casi el doble y muy por encima de la media en la Comunitat Valenciana”.

Quemas de coches, de contenedores, robos, botellones... “La inseguridad ciudadana y la falta de orden público reina en las calles de Valencia”. Para tratar de poner solución a esta situación, el PP en el Ayuntamiento de València presentará una moción para reclamar al Gobierno municipal un plan para “atajar la escalada de delincuencia”.

Catalá ha remarcado que la delincuencia “sigue desbocada” en la ciudad ante la “pasividad de un gobierno de Ribó y del PSOE, que sigue sin incrementar la plantilla de Policía Local ni poner en marcha planes para revertir la situación”.

“Venimos advirtiendo de ello más de dos años y hemos llevado al pleno mociones para que se active un plan para frenar esta situación que afecta ya a muchos barrios de la ciudad”, ha insistido Catalá.

La portavoz popular ha avanzado que la moción que está preparando el PP para el pleno recoge que la Policía Local de Valencia elabore un “Plan de acción de choque continuado para erradicar la delincuencia sistematizada en todos los barrios afectados, donde estén presentes todas las delegaciones afectadas”.

En este sentido, pide que se aprueben las bases de la OPE de 2020 para cubrir la carencia de efectivos que sufre la Policía Local de València y también que se apruebe la OPE de 2021 para cubrir la carencia de efectivos que sufre la Policía Local de Valencia, así como la creación de una comisión especial formada por todos los grupos para hacer seguimiento de las propuestas aprobadas y “buscar soluciones para frenar la escalada de delincuencia” en València.


Asimismo pide instar al Ayuntamiento y a Delegación de Gobierno de la Comunitat Valenciana a la “creación de manera inmediata de una mesa de convivencia exclusivamente para abordar los retos del barrio donde estén representados todas las áreas municipales, fuerzas y cuerpos de seguridad, entidades y movimientos sociales”.

También solicita a la delegación de Protección Ciudadana que apruebe “de manera inmediata y urgente” la ordenanza de civismo en el espacio público.

Del mismo modo, reclama instar a la Delegación de Protección Ciudadana, conjuntamente con Servicios Sociales Municipales, para que elaboren un plan de acción de asistencia a personas en riesgo de pobreza y exclusión social en los barrios de Orriols, Marxalenes, Cabanyal, entre otros.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1334 en: 02 de Julio de 2022, 08:12:46 am »
https://zenithoteles.com/zenitlife/las-52-ciudades-de-espana-mas-inseguras-no-delitos-y-tipos/


A mí me queda la duda si ese número de robos con violencia que nos sitúa como terceros,  si no están motivados por el cobro de indemnizaciones por el seguro.

Desconectado Ragnar

  • Master Honorario
  • *****
  • Mensajes: 1893
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1335 en: 04 de Julio de 2022, 09:15:33 am »
No intente buscarle tres pies al gato, que de esos casos se pillan a muchos, por no decir la mayoría,  y aparte que también ocurre en el resto de países.

Desconectado Ragnar

  • Master Honorario
  • *****
  • Mensajes: 1893
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1336 en: 15 de Julio de 2022, 00:43:44 am »
España supera los 154.500 efectivos de Policía Nacional y Guardia Civil y roza el récord histórico en número de agentes

España ha superado esta semana los 154.000 efectivos de Policía Nacional y Guardia Civil, la mayor cifra de los últimos diez años. Con la incorporación de los últimos alumnos de Policía Nacional a sus destinos en las comisarías de toda España, se ha alcanzado la cifra de 154.535 agentes de las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado, 81.534 de ellos pertenecientes a la Guardia Civil y 73.001 a la Policía Nacional.

https://www.interior.gob.es/opencms/gl/detalle/articulo/Espana-supera-los-154.500-efectivos-de-Policia-Nacional-y-Guardia-Civil-y-roza-el-record-historico-en-numero-de-agentes/#:~:text=Espa%C3%B1a%20ha%20superado%20esta%20semana,de%20los%20%C3%BAltimos%20diez%20a%C3%B1os.

Desconectado Heracles_Pontor

  • Moderador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 47486
  • Verbum Víncet.
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1337 en: 15 de Julio de 2022, 01:01:26 am »
Pues me alegro. . . nosotros cada día peor. . .

Enviado desde mi Mi A2 Lite mediante Tapatalk


"No hay hechos, sino interpretaciones" Nietzsche

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205260
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1338 en: 15 de Julio de 2022, 07:01:19 am »
Pues me alegro. . . nosotros cada día peor. . .

Enviado desde mi Mi A2 Lite mediante Tapatalk

Que malo es Sánchez.

Desconectado Ragnar

  • Master Honorario
  • *****
  • Mensajes: 1893
Re: Estadísticas, datos y "palotes"
« Respuesta #1339 en: 16 de Julio de 2022, 00:36:43 am »
Pues me alegro. . . nosotros cada día peor. . .

Enviado desde mi Mi A2 Lite mediante Tapatalk

Que malo es Sánchez.


Pues debe de ser que hay muchos en agujeros, porque en la calle hay menos que hace una década, y si hablamos de la GC ni le cuento.

Entonces en que quedamos ¿Antonio es de izquierdas o de derechas? porque según le interese a usted es de un lado o del otro...