Autor Tema: Va de militares  (Leído 288571 veces)

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3140 en: 28 de Abril de 2018, 07:36:38 am »
El infierno de los militares a los 45 años: despedidos y “con un folio en blanco” en su currículo

La Ley de Tropa y Marinería de 2006 les obliga a dejar el ejército a los 45 años, pero ningún curso que hayan realizado tiene homologación en el INEM a la hora de buscar trabajo. Hay 50.000 afectados

28.04.2018 - 05:15

El 16 de diciembre de 2017 Juan Egea cumplía 45 años. Su jefe le dijo “eres muy bueno pero mañana no vuelvas”. Hasta el último día estuvo navegando, realizando misiones internacionales con la OTAN. Juan era militar y de un día a otro su vida cambió por completo.

Según la ley de 2006 de Tropa y Marinería, los soldados deben romper filas cuando llegan a la edad de Juan y Paco. El problema es que se van con “un folio en blanco”, ya que ninguno de los cursos y certificados que ha realizado en el ejército son homologables en el INEM. “Es formación exclusiva para programas del ministerio de Defensa”, explica Egea. La misma ley dice que “el ministerio de Defensa gestionará y convendrá con instituciones públicas y entidades privadas acciones orientadas a la incorporación laboral de los militares profesionales de tropa y marinería”.

Después de 22 años y medio, Egea entró a formar parte de la vida civil con seis medallas reluciendo en su solapa, alejado de las aguas que le habían visto servir en buques de primera línea.  “La última me enteré de que la habían dado cuando ya había dejado el ejército, cuando se publicó en el boletín de Defensa”, afirma. Es experto en Armas y torpedos. “Fui a darme de alta en la búsqueda de empleo y me hice un currículo con lo que había hecho. Cuando la funcionaria me preguntó que en qué categoría me metía le dije que tenía que empezar de cero. Que con mi experiencia igual serviría para la yihad”, cuenta entre risas.

    Con mi experiencia igual serviría para la yihad

Pero no siempre se lo pudo tomar con tanto humor. Los dos meses y medio que estuvo en el paro “fueron complicados, sobre todo mentalmente”. En casa son cinco, dos hijos suyos y otro de su mujer. Con ella en paro, cuando veía que se acercaba la fecha de cumplir los 45 empezó a ahorrar ante la incertidumbre que le generaba su salida de las Fuerzas Armadas.

Su mujer le ayudó a incorporarse a una vida normal que hasta el momento para él había sido ajena. Tuvo que darse de alta por primera vez en paro y sacarse la tarjeta de la seguridad social. Empezó apuntándose a todas las ofertas de empleo que no requerían experiencia ni una alta cualificación. Ahora trabaja de mozo de almacén en unas cámaras frigoríficas en su Cartagena natal. Cobra algo menos que cuando estaba encima de un barco, “pero al menos tengo trabajo”.

Peor es el escenario por el que atraviesa Paco Mena, otro de los 50.000 afectados por esta medida. En septiembre de 2017 se vio “en la puta calle” según sus palabras, en una situación similar a la de Juan: después de 27 años trabajando como administrativo en Madrid para el ejército, se encontró que no podía acreditarlo de ninguna manera. “No puedo competir con gente que tiene la carrera de ADE”, reflexiona. “Conmigo no se ha puesto en contacto nadie”, dice Mena.

Entre abril y julio de 2015 estuvo de misión internacional en Gabón. “Era un héroe para mis hijas. Ahora me levanto por las mañanas y me preguntan si voy a ir a trabajar”. Paco lleva ocho meses en paro. Ha pasado de cobrar 1.500 euros cuando estaba en el ejército del aire a los 618,92 que le corresponden como asignación mensual. Con lo que gana su esposa pueden ir tirando. Además ese dinero que recibe del Estado no tributa y podrá contar con él solamente hasta que cumpla los 65. La pensión que le quedará será resultante de lo que trabaje hasta entonces.

Para acogerte a esta ley de 2006 que estar 18 años de servicio. “Hablamos de gente que ha estado 25 años conduciendo un camión y no puede ir a una empresa porque nadie se lo certifica”, expica el presidente de la asociación 45 Sin Despidos, Jenner López.

Desde la organización llevan desde mediados de febrero de este año denunciando la situación en la que se quedan los militares. López, explica que se han agotado todas la vías porque, “al no estar regulados en el estatuto básico del empleado público, ningún tribunal se declara competente” para solucionar su problema. Por eso empiezan este sábado 28 de abril una serie de movilizaciones que arrancan en Cádiz.
Privatización de servicios

Para López la edad no puede ser una excusa para que los echen del ejército. “Están privatizando los servicios con empresas privadas que contratan a personas que superan los 45 años”, denuncia. Según el portavoz se están llegando a acuerdos con corporaciones de seguridad privada para que vigilen los cuarteles militares. “Nos echan por un lado y contratan a otro por la puerta de atrás. No tiene sentido”.

A nivel político el Congreso de los diputados dio un paso en febrero de este año. Los representantes públicos de Unidos Podemos, el PSOE y Ciudadanos, aprobaron una Proposición No de Ley del partido de Pablo Iglesias para reclamar al Gobierno una moratoria en estos despidos. El Partido Popular no apoyó la medida.

“En mi cuartel las cocinas están cerradas y nos trae la comida un catering, que no es lo mismo porque vienen en termos que a saber cuándo se han calentado”, dice el presidente. Dice que la relación con los contratados es cordial. “Ellos son trabajadores, qué les vas a echar en cara. Ellos mismos te dicen que deberían estar en el metro o en un supermercado, no allí con nosotros”, dice. “¿Por qué no nos ponen a nosotros haciendo esas labores en lugar de echarnos?”, se pregunta.

No quieren estar en primera línea de fuego “que para eso entra gente nueva todos los años”, pero sí reclaman una segunda actividad después de haber estado 18 años formando filas, “como ocurre con guardias civiles y policías", analiza.

Para este militar de 37 años, esta práctica supone “un ERE encubierto. Es privatizar un servicio más. Hemos empezado con la sanidad, hemos continuado con la educación, y ahora estamos con las Fuerzas Armadas”.
Ahorro de 22 millones de euros

Los cálculos de 45 Sin Despidos muestran que estas privatizaciones salen más caras a las arcas públicas. La empresa privada de seguridad, explica López, ofrece 650 efectivos por 40 millones de euros. Si a eso se le suma el paro de los militares despedidos y la asignación mensual de 1.500 reservistas, el monto final asciende a 52 millones. Algo que, si se mantuviesen a los soldados, podría quedar en 30 millones, explica López.

Cuando llegan a los 45 años, los militares firman un acuerdo que los liga a la defensa del Estado durante 22 años más.  “Nos están diciendo que con 46 no somos válidos en tiempo de paz, pero con 64 sí lo somos en tiempo de guerra”, cuenta incrédulo.

En los próximos 15 años se quedarán en esta situación 50.000 personas. Sólo este año en Valladolid se irán a la calle 200 militares. “¿Tiene trabajo para 200 personas el alcalde de esta ciudad?”, se pregunta López.  “Somos los que entramos en el ejército cuando España estaba boyante de trabajo y nadie quería alistarse. Los que nos vamos al paro somos los que estábamos en Yugoslavia, en Mostar, en Kosovo, los que vigilaron las vías en el atentado del 11-M y los que limpiaron las playas de chapapote. Un respeto por favor. Detrás de todos esos uniformes hay 50.000 parejas y 50.000 hipotecas. Esto es un problema de Estado”, se lamenta.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3141 en: 01 de Mayo de 2018, 15:42:23 pm »

ENTREVISTA | LUIS SEGURA, EXTENIENTE DEL EJÉRCITO

"Las mujeres viven en un auténtico infierno en las Fuerzas Armadas"


 El exteniente Luis Gonzalo Segura analiza en El libro negro del Ejército español los casos más polémicos protagonizados por miembros de las Fuerzas Armadas

 "Sistemáticamente todas las mujeres que denuncian acoso sexual, sufren acoso laboral", explica

 "Creo que la izquierda debe asumir que el Ejército es una parte de la sociedad porque sin él no se puede construir un Estado"



Luis Gonzalo Segura, exteniente y autor de "El libro negro del Ejército español".
Por Laura Galaup
30 abr 201820:46

El exteniente del Ejército de Tierra Luis Gonzalo Segura analiza en El libro negro del Ejército español  los casos más polémicos protagonizados en las últimas décadas por miembros de las Fuerzas Armadas. Según afirma, "existen patrones que demuestran de forma inequívoca la existencia de corrupción sistémica, abusos y acosos, privilegios anacrónicos, órganos de control cómplices y una cúpula militar negligente". En una entrevista con eldiario.es repasa qué papel debe jugar la izquierda en el Ejército y las dificultades a las que hacen frente las denunciantes de acoso sexual en las Fuerzas Armadas.



¿Por qué decidió escribir un libro negro del Ejército español?


Primero, porque no existe un libro negro del Ejército español cuando existen libros negros de cualquier otra cosa: Vaticano, comunismo, capitalismo... Y porque de alguna forma lo necesitaba, me dicen que miento, que exagero, que lo cuento es ficción. Mis dos primeras novelas fueron vehículos de ficción y necesitaba de alguna forma legitimar mi discurso. Es un libro árido pero ya nadie me podrá decir que miento.

¿En qué consiste la investigación?

Lo intento explicar en el prólogo y me parece básico. De los únicos casos que hablo, son aquellos que se han publicado [en medios de comunicación] y tienen una cierta continuidad. La documentación es periodística.

En el libro hace un repaso por los últimos ministros. Dedica un capítulo a Pedro Morenés, al que denomina "señor de la guerra". ¿A qué conclusiones ha llegado?

El perfil de Pedro Morenés es dantesco. Es una infamia absoluta que haya sido ministro de Defensa y que no haya sido forzado a dimitir por los poderes políticos ni por la sociedad. Por poner un ejemplo, la  ministra holandesa de Defensa dimitió el año pasado por unas minas en mal estado que causaron la muerte a dos militares. Morenés atesora [durante su mandato] las muertes en helicópteros de rescate: siete muertos en dos accidentes y eso es suficiente para haber dimitido. Sin embargo, no dimitió. Su vinculación con la empresas armamentística es algo que salta a la vista.

El retrato que se hace de los últimos ministros: tres del PP y tres del PSOE es lamentable. Por poner un ejemplo el accidente de Hoyo de Manzanares en el que fallecen cinco militares se produce con Chacón, un capitán condenado por 28 agresiones sexuales se produce con el PSOE en el poder y no toman ninguna determinación para que esto no vuelva a suceder. De hecho, aunque todo es más apariencia que otra cosa, ha hecho más Cospedal en un año imponiendo elementos correctores contra el acoso sexual y laboral, que lo que hizo el PSOE en todo su mandato.

¿Se ha notado la llegada de Cospedal al mando de la cartera de Defensa? ¿se ha notado algún cambio en la persecución al acoso sexual en las Fuerzas Armadas?

Ninguno. Si vemos el número de condenas, siguen siendo las mismas. Ha sido todo apariencia. Ha creado unidades de protección frente al acoso, pero eso no es la solución. La solución es muy sencilla pero hay que querer afrontarla. Primero, hay que eliminar la justicia militar, como han hecho en casi todos los países de Europa. Y lo segundo eliminar el artículo del Código Penal Militar que permite a oficiales y suboficiales condenados a menos de tres años a seguir en las Fuerzas Armadas. Como demuestro en el libro, más de 100 oficiales y suboficiales han sido condenados por delitos y están dentro de las Fuerzas Armadas. Eso se debe a la justicia militar y a ese artículo del Código Penal Militar, que ni PP ni PSOE han tocado

Es cierto que todo lo que está haciendo Cospedal es más cosmético que real porque con unidades no se termina con el acoso. Se termina cuando se acaba la impunidad y esa es la clave. No hay mensaje más didáctico que ver a varios militares en prisiones civiles y con sus carreras militares terminadas.

¿Por qué aboga por eliminar la justicia militar?

Está compuesta por militares. Por ejemplo, a mi me juzgaron en el tribunal militar central dos militares que eran jurídicos y un tercer militar que ni siquiera era jurídico, era un comandante de infantería. Es obvio que esta figura es de comisario político, un personaje que controla que todo se está desarrollando como se tiene que desarrollar.

Objetivamente hablando esta justicia carece de imparcialidad. Y también carece de un tercer elemento, que también debe ser importante, la publicidad. Todos los procedimientos jurídicos civiles ordinarios son públicos, se puede acceder a las resoluciones. En el caso de la militar, no hay publicidad. Donde hay opacidad, no hay independencia ni imparcialidad. Se trata de una justicia endogámica. A lo único que conduce es a una perpetuación de privilegio, de acoso y de abuso. Esto es un proceso que han iniciado casi todos los países europeos, empezando por Alemania y nosotros nos hemos quedado retrasados.

En los últimos meses los casos de acoso sexual están adquiriendo visibilidad en los medios, ¿se están produciendo más denuncias o están recibiendo más seguimiento periodístico?

Que haya habido personas que comenzamos en 2014 a abrir la brecha mediática está generando que ahora haya más casos mediáticos. Somos varias las personas que denunciamos que las cosas no se están haciendo bien, eso al final abona el terreno para que cuando se produzca un caso pueda estallar el chispazo.


Realmente que actualmente haya más casos mediáticos solo se debe a la existencia de casos puntuales que han llamado mucho la atención. Por ejemplo, el caso de Málaga en el que se denunció una presunta violación grupal, que se recogió por las televisiones, ha permitido que se tenga más conocimiento del problema. Además a rebufo han salido más casos. También pasó con el caso de Zaida [Cantera], después salió algún caso más.

¿Qué protección tienen las víctimas en las Fuerzas Armadas?

Ninguna. Además, no solo eso, hay que decirlo claramente: las mujeres viven en un auténtico infierno en las Fuerzas Armadas. Por ejemplo, vamos a ponernos en el caso de una mujer agredida sexualmente. Ella denuncia y sabe que en el 88% de los casos esa denuncia se va a archivar y solo por denunciar va a sufrir acoso laboral. Eso es algo que demuestro en el libro.

Sistemáticamente todas las mujeres que denuncian acoso sexual, sufren acoso laboral. No solo eso, sino que además si consiguen una condena [a su favor] sus agresores van a seguir dentro de las Fuerzas Armadas. Ella, no solo va a sufrir acoso, terminará fuera de las Fuerzas Armadas. Ni cambiando de destino consiguen sobrevivir dentro de las Fuerzas Armadas porque quedan marcadas para siempre. Normalmente [para sus compañeros] la culpa es de ellas.

¿Cómo persigue a las víctimas estas denuncias?

Ahora, me viene a la cabeza el caso de una chica que ha cambiado de unidad tras denunciar. En el nuevo destino le recibió un teniente coronel y dos mandos intermedios y le preguntaron qué le había pasado en su otra unidad. Al final, el mundo militar está entrelazado. Todo el mundo conoce a casi todo el mundo, entonces cuando realizas una denuncia de acoso sexual es muy escandalosa. Para la víctima es muy difícil escapar de ella. Sin embargo, los oficiales que son condenados sí que escapan a esos casos. Una vez que han cumplido la condena se reintegran en el mundo militar.

Al final, el hombre que es condenado por acoso sexual acaba dando lástima [a sus compañeros] y la mujer, vaya donde vaya, es una persona con la que piensan que  tienen que tener cuidado. Estamos en una estructura machista y clasista. En esta estructura, una subordinado nunca puede tener razón ante alguien de mayor rango. En el libro se muestran varios casos.

Está presentando el libro en muchos colectivos e incluso sedes de partidos de izquierdas. ¿Qué papel crees que deben jugar la Fuerzas Armadas en la izquierda?

Es una batalla tremenda. Yo soy de izquierdas y estoy trabajando con colectivos de izquierdas para que no consideren a las Fuerzas Armadas como un enemigo. Es cierto que tenemos unas FFAA compuestas generalmente por altos mandos absolutamente fascistoides. No están cumpliendo un servicio para la ciudadanía, se centran en intereses empresariales, incluso geopolíticos.

Además, han sido órganos de represión durante muchas décadas. No olvidemos que los mandos policiales de los años 80 que torturaron a muchos ciudadanos, eran mandos militares. La Policía Nacional estaba comandada por militares. Esto es algo que no se ha olvidado. Pero me parece un error, creo que la izquierda debe asumir que el Ejército es una parte de la sociedad porque sin él no se puede construir un Estado. Una vez que asumas que es una parte de la sociedad hay que fiscalizarla y criticarla, cuando se hagan las cosas mal. Y hay que estar con ellos cuando realmente se hagan cosas bien o realmente lo necesiten.

¿Han sabido los partidos de izquierdas gestionar las relaciones con los trabajadores de las Fuerzas Armadas?

La izquierda debe tomar esa posición porque si la abandona, se la regala a la derecha. Por ejemplo, cuando los militares de 45 años van a ser expulsados, ahí tiene que estar la izquierda. Igual que está con el obrero cuando le despiden de su fábrica, cuando el militar va a ser expulsado por cumplir 45 años, tiene que estar sentimentalmente con él.

Con los trabajadores de Coca- Cola En Lucha, con toda la razón del mundo, la izquierda se volcó y pensaban despedir a 1.000 personas. Sin embargo, no ha estado con la misma intensidad en las FFAA cuando se ha despedido ya a 10.000 militares y han contratado a 3.000 ¿ En qué sector hubiese permitido la izquierda que eso sucediese? ¿en qué Ministerio o en qué fábrica hubiese tolerado que eso sucediese? Sería inasumible y en este caso la izquierda ha pasado de puntillas. Creo que es una política que debe de cambiar y me estoy encontrando con muchas personas que están realmente abiertas a cambiar

¿Se puede llegar a una regeneración en la cúpula militar?

No, ni mucho menos. Hace 40 años la izquierda optó por pensar que las futuras generaciones iban a ser más modernas. Y fracasaron. Ese militar blanco que se exige, solo sirve de puertas para fuera. Pero de puertas para dentro la tendencia claramente dominante es la ultraderecha. Esa mentalidad es la que claramente se impone. En el libro hay un capítulo dedicado al franquismo en el que analizo las manifestaciones franquistas de altos mandos y veo que reiteradamente son las mismas.


Las Fuerzas Armadas no se van a regenerar por sí solas, ni se van a regenerar porque venga ningún ministro y consiga regenerarlas. En esencia, al PP y PSOE les interesa que las FFAA sean retrógadas, hay una serie de intereses cruzados económicos con empresas que son las mismas que sostienen al PP y al PSOE, que sostienen a sus medios de comunicación y que invierten en la industria armamentística. Para que se produzca un lucro enorme en la industria, es más fácil conseguirlo si la institución militar está corrompida, que nadie cuestione que paguemos 4.000 millones de euros por un submarino que no flota.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3142 en: 06 de Mayo de 2018, 08:35:18 am »
PP y PSOE admiten el fracaso de la reintegración en el mercado laboral de los militares de base despedidos del Ejército

El borrador del informe final de la subcomisión del Congreso que estudia las expulsiones de soldados y marineros cuando cumplen los 45 años reconoce que los distintos Gobiernos desde 2006 han incumplido la ley

No se les ha formado, no pueden convalidar su experiencia para que sea reconocida en profesiones civiles ni se han creado corredores para su paso a puestos administrativos del sector público
Carlos del Castillo
04/05/2018 - 21:08h

Manuel es un cabo del Ejército de Tierra de 44 años. Tiene 22 años de servicio a sus espaldas, la mayoría de ellos como mecánico de vehículos ligeros. Ha participado en las misiones internacionales de las Fuerzas Armadas en Afganistán, Irak y, más recientemente, en Letonia. El año que viene, justo cuando cumpla 45 años, finalizará su contrato. Le gustaría continuar trabajando, pero no ha logrado acceder a uno de los pocos puestos de militar permanente que oferta el Ejército. Tras más de dos décadas como militar de base, saldrá despedido sin formación homologable a la civil ni documento alguno que acredite su experiencia como mecánico.

Manuel es un nombre ficticio, pero su caso ejemplifica la situación en la que se encuentran miles de soldados y marineros cuyo compromiso con las Fuerzas Armadas finalizará cuando cumplan los, en virtud de la Ley de Tropa y Marinería de 2006. Ahora, el Congreso de los Diputados reconoce que los Gobiernos que se han sucedido desde entonces han fallado a estos militares al no facilitarles su paso al mundo civil con formación, títulos de experiencia o pasarelas para seguir trabajando en el sector público. Todo ello estaba previsto en la Ley de Tropa y Marinería, pero no se ha cumplido. La única contraprestación que reciben es una asignación no contributiva de 7.200 euros al año.

El PP y el PSOE, formaciones encargadas de dirigir el Ejecutivo, han desoído este mandato legal durante más de una década. Así se refleja en el borrador del informe final de la subcomisión del Congreso creada para estudiar este problema, al que ha tenido acceso eldiario.es. El documento ha sido elaborado por los letrados de la cámara poniendo en conjunto las conclusiones remitidas por cada partido y las exposiciones de los 31 expertos (representantes de asociaciones militares, del Ministerio de Defensa y altos mandos de las Fuerzas Armadas) que han comparecido ante los diputados.

Aunque el texto aún debe ser votado por los partidos, los letrados del Congreso que resumen los trabajos de la subcomisión dan cuenta de que los "incumplimientos" tanto de la Ley de 2006 como de otras normas de menor rango que detallaban medidas para facilitar la reintegración de estos militares "muestran las preocupaciones en las que comparecientes y miembros de la subcomisión han coincidido sustantivamente".

A raíz de ello, parte de los trabajos de la subcomisión se han centrado en discernir "cómo han de incentivarse las diversas promociones (a otras Escalas, de oficiales y Suboficiales) y a distintas especialidades que den a la Tropa y Marinería mayor versatilidad, sobre todo de cara a su situación laboral posterior a cumplir 45 años", así como determinar "ayudas que deben provenir -existentes o a conseguir por medio de convenios, etc.- de las diversas Administraciones Públicas de los tres niveles estatal, autonómico y local, en las cuales es posible colocar a un no pequeño número de militares de Tropa y marinería que finalizan sus compromisos".
Un problema de hace una década que aflora hoy

Aunque la Ley de Tropa y Marinería que estipulaba el tope legal de 45 años para los militares de la escala básica se promulgó en 2006, no fue hasta 2012 cuando los primeros afectados comenzaron a abandonar el Ejército. La pirámide de edad de esta escala derivó en que el problema se agravara en 2016, cuando los despedidos empezaron a contarse por centenares. Hoy superan los 800 y las asociaciones militares advierten que lo peor está por llegar, puesto que a partir de 2022 habrá cientos de despedidos cada año y, de no actuar, el número de soldados y marineros en la calle sin formación civil sobrepasará los 10.000.

La subcomisión constata en el borrador de su informe final "las enormes dificultades que plantea la inexistencia de homologación -ni lineal ni automática- de titulaciones/experiencia profesional, de manera que Educación o Formación Profesional, a pesar de la voluntad normativa de que Tropa y Marinería tengan una mínima formación al respecto durante su permanencia en las Fuerzas Armadas", así como "el coste que para el erario público representa la salida de esta Tropa y Marinería y su conversión también temporal en Reservistas".
Desacuerdo en las soluciones

Los diputados han mostrado menos consenso en las posibles soluciones que el diagnóstico de los problemas de los militares de base. Están de acuerdo en "huir de los extremos": "La subcomisión es conocedora de que no sería profesional de verdad un ejército que se renovase íntegramente cada tres o seis años, por lo que a priori resultan igualmente rechazables la integral permanencia y la total renovación en período corto en nuestros Ejércitos y Armada". Entre esos dos extremos, sus propuestas varían y deberán ser consensuadas para el documento final.

Todos los partidos han planteado una batería de medidas para facilitar el acceso de los militares de la escala básica a formación profesional homologable a la civil, así como títulos que acrediten las labores que han desempeñado en las Fuerzas Armadas. No obstante, mientras PP y PSOE no ven motivos para acometer una reforma general de la escala de Tropa y Marinería, Unidos Podemos y Ciudadanos creen que se debería modificar por completo.

Es el partido morado el más tajante en esta posición, al instar al Gobierno a derogar la presente Ley de Tropa y Marinería para desarrollar "en seis meses" una nueva que integre a los soldados y marineros en la Ley de Carrera Militar general, de la que ahora están excluidos. El portavoz de Unidos Podemos en la subcomisión, Juan Antonio Delgado, ha explicado que su grupo no aceptará que no se emprenda este cambio normativo y esta dispuesto a defenderlo con un "voto particular" en caso de que el informe final no lo recoja. "Es necesario hacer una ley que englobe a todos, no puede haber militares de primera y de segunda", expone Delgado.

A la voluntad de sumar a los militares de base a la ley general se ha sumado finalmente Ciudadanos, representado en la subcomisión por el diputado Javier Cano. "El diseño de la carrera profesional del soldado y marinero debe contar con la flexibilidad que permita un flujo dinámico de entrada y salida del sistema, todo ello garantizando el retorno de la inversión pública efectuada", resume el partido naranja en sus conclusiones, que también pide mayor adaptar la edad máxima a cada puesto de las Fuerzas Armadas y no cerrarla a los 35 años.

Tanto Unidos Podemos como Ciudadanos piden además paralizar los despidos de militares de 45 años hasta que el Gobierno ponga en marcha el dictamen final de la subcomisión. El objetivo es evitar que el limbo de los RED siga aumentando. No obstante, la comisión de Defensa del Congreso ya aprobó a principios de año una PNL de Unidos Podemos que instaba al Ejecutivo a esto mismo a la que, de momento, Mariano Rajoy y la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, han hecho caso omiso.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3143 en: 07 de Mayo de 2018, 08:19:58 am »

Corrupción
Dos años de prisión para dos tenientes coroneles por recibir dinero y regalos de empresas a cambio de contratos de Defensa

    Cruz Picazo Ramírez y Epifanio Ramírez Requeno cobraban en metálico, recibían relojes de lujo e invitaciones al palco del Bernabéu. También lograron empleo para sus hijos en las empresas a las que favorecían
    La sentencia del Tribunal Militar Central, a la que ha tenido acceso infoLibre, condena también a los directivos de tres empresas por cohecho, pero sólo a una multa de 600 euros
    La investigación partió de una denuncia de Seguridad Integral Canaria, uno de cuyos directivos grabó una comida con los dos militares

Begoña P. Ramírez
Publicada 07/05/2018 a las 06:00 Actualizada 06/05/2018 a las 20:34
 
 

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3144 en: 07 de Mayo de 2018, 17:10:11 pm »

Manada Militar: dos violaciones, una grupal, y ningún imputado


A día de hoy, parece muy difícil llegar a la verdad de este caso y no faltan opiniones pesimistas que vaticinan un previsible archivo de actuaciones

07.05.2018 - 05:15

El próximo 18 de mayo, a partir de las 00,30 horas, quedará constituido el Juzgado Togado Militar Nº 24 en la sede del Acuartelamiento Aéreo de Bobadilla (Málaga). Según decisión de la Juez Togada encargada de investigar dos supuestas violaciones a una soldado –una de ellas en ‘manada’–  no se trata exactamente de una reconstrucción de los hechos, sino de “practicar una inspección ocular”.


A la ejecución de esta prueba están convocados obligatoriamente dos hombres y una mujer, los cabos J.N.D y E.M.G. y el soldado J.A.G.M, este último principal protagonista, de momento, de esta causa judicial donde se entrecruzan de forma singular la actuación de las jurisdicciones civil y militar.

Cuando el 16 de enero compareció ante el Juzgado Togado Militar Nº 24 de Málaga el soldado en cuestión –J.A.M.G.– acusado de ser el presunto agresor sexual de una soldado en el mes de septiembre y que no denunció la víctima entonces “por vergüenza”, el compareciente contó una historia muy diferente a la denunciada por la mujer. Todo fue consentido y de mutuo acuerdo, según relató. Habló ante el órgano judicial militar con tanta naturalidad que llegó a confesar que solo se sentía mal por lo que “le había hecho a su novia”, (la infidelidad cometida) no por lo sufrido por la soldado N.M.S., incomodidad, dijo, que para nada le constaba.

La soldado del Ejército del Aire, N. M. S., 36 años, denunció el 11 de diciembre haber sido drogada -posiblemente con burundanga- y posteriormente violada en dependencias militares

No fue esta la única declaración obrante en autos donde se puede interpretar cierta intencionalidad en la búsqueda de aspectos personales de la víctima que pudiesen ¿justificar? lo que le había sucedido una noche oscura en un cuarto de cuartel habitado por lobos jadeantes. Preguntada una compañera suya si había visto a algún compañero o mando dirigirse a N.M.S. de forma irrespetuosa, aludiendo sobre todo a su condición de mujer, la testigo dijo que sí, que ha oído comentarios irrespetuosos, diciéndole “que está muy buena, que es muy guapa” y que “esto se lo dice todo el mundo”. Que se ha ganado fama de ‘cariñosa’ y que a ella le reconoció que “cuando bebe pierde los papeles”, aunque la noche de autos vio que solo se tomó “dos copas y tres cervezas”.

“¿Por qué piensa que tratan diferente a la soldado respecto al resto de compañeras?”, preguntan a la testigo desde el estrado y responde: “Porque es una chica simpática, es agradable, y por norma general son muy pocas las mujeres en el cuartel y la más llamativa es N…”.

Dos noches y dos violaciones, una en manada
La soldado del Ejército del Aire, N. M. S., 36 años, malagueña, divorciada, desde hace ocho años adscrita a Seguridad Aérea en el viejo polvorín militar de Bobadilla (Antequera), denunció el 11 de diciembre haber sido drogada -posiblemente con burundanga- y posteriormente violada en dependencias militares por un grupo de hombres que, en un primer momento, no fue capaz de identificar o recordar, al estar durante los hechos bajo los efectos de alguna droga. La denuncia fue presentada en la Comisaría de Antequera, derivando la misma al juzgado de Instrucción predeterminado, incorporando de paso otra denuncia por una agresión sexual padecida por la misma soldado en septiembre.

Que los hechos hubiesen ocurrido en un cuartel y protagonizados por militares hizo que las autoridades castrenses pusiesen los hechos en manos de su jurisdicción que, de inmediato, asumió la causa, aunque compartiendo actuaciones con el juzgado civil antequerano.

El estallido informativo del caso, durante el largo e inquietante compás de espera para conocer “la sentencia” de Pamplona, impactó a la opinión pública y mediáticamente empezó a hablarse de “la manada militar de Bobadilla”.

Tras la primera explosión informativa se impuso el silencio, mucho silencio. Esta vez la clase política calló, tampoco se oyó la voz de los grupos feministas. Ni siquiera el IAM, tan activo en estas cuestiones, se ha mojado esta vez. Solo una diputada socialista, comandante retirada del Ejército, Zaida Cantera, habla desde Twitter y por teléfono con la víctima para animarla y consolarla. Fue a partir de febrero cuando parece reactivarse una instrucción militar que, hasta ese momento, se había limitado a escasísimas diligencias de trámite. Se tomaron muestras orgánicas a nueve soldados que, voluntariamente, se prestan a ello.

Los resultados de las pruebas de ADN dan negativo, ninguno de los perfiles genéticos investigados aparece en las ropas de la mujer agredida. Solo se encuentran restos de “un varón desconocido”, conclusiones que no son aceptadas por el abogado de la soldado, Javier Rincón, que pide se realicen nuevamente las pruebas en otro laboratorio independiente y, también, que todo el personal masculino del cuartel sea examinado a la vista de la conclusión de la policía científica sobre la presencia de un desconocido en el escenario.

No hay investigados ni los habrá... de momento
En ningún momento de este procedimiento la instructora militar ha tomado ningún tipo de medida cautelar preventiva sobre los sospechosos, que han seguido haciendo vida normal en el cuartel en estos últimos cuatro meses. La víctima, por su parte, se encuentra en su casa bajo tratamiento de especialistas en salud mental, en baja médica desde los sucesos.

La defensa de la soldado solicitó en su momento que compareciesen a declarar cuatro soldados concretos y que lo hiciesen en calidad de investigados, petición cuya resolución negativa final por el Tribunal Militar Territorial (TMT) ha aportado claves para entender algo mejor la marcha de este singular procedimiento en el ámbito jurídico militar. Tras la negativa de la instructora a admitir la celebración de esa prueba, y en los términos solicitados, se planteó recurso el 12 de marzo ante el TMT que se pronunció seis semanas después, el 24 de abril.

El Tribunal Militar Territorial pide ‘mesura’ en la instrucción de una violación grupal y en ningún momento ha tomado ningún tipo de medida cautelar sobre los sospechosos

Ha sido la Sección del TMT-2º presidida por un Coronel Auditor e integrado por un Teniente Coronel Auditor como vocal Ponente y una Comandante Auditora, la instancia que ha desestimado la petición de declaración por no ser “relevante ni necesaria, en el presente momento procesal”.

Se dice que la solicitud de prueba se realizó por el recurrente en base a una declaración “no vertida por la soldado ante el juzgado militar”, sino ante el Juez del Juzgado Mixto de Antequera Nº 2, “en la que la denunciante no identificaba a los presuntos sujetos activos de los hechos denunciados”. Es posteriormente, “como señala la Ilma. Sra. Juez del JUTOTER 24”, cuando aparecen los nombres de los ahora solicitados como investigados, “en base a un cúmulo de sensaciones e imágenes obtenidas tras ser trasladada mentalmente al cuarto, por un psicólogo”.

En el auto emitido dicen también que “es por esta razón, especialmente por la complejidad de la denuncia presentada, por lo que la naturaleza y función de las diligencias previas adquiere su plena justificación y fundamentación, requiriendo de los jueces de instrucción la necesaria mesura en su proceder, antes de concretar la situación de investigados de los militares referidos por la defensa de la recurrente”.

La Fiscalía Jurídico Militar por su parte se sumó el 1 de marzo a la misma tesis abundando, además, en que los perfiles de ADN de los sospechosos resultaron negativos. A día de hoy parece muy difícil llegar a la verdad de este caso y no faltan opiniones pesimistas que vaticinan un previsible archivo de actuaciones de no aparecer ningún dato revelador nuevo en las próximas semanas.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3145 en: 09 de Mayo de 2018, 09:21:04 am »


Más de siete años de lucha judicial
La Justicia reabre el caso del accidente de Hoyo donde murieron cinco militares

El Tribunal Militar Territorial (una estancia superior) estima el recurso de dos heridos graves que aportaron un informe pericial sobre los Tedax.
Fernando H. Valls
martes, 08 mayo 2018, 20:12

24 de febrero de 2011. Campo de Tiro de 'El Palancar', en la Academia de Ingenieros del Ejército de Tierra, en Hoyo de Manzanares. Ese día en las instalaciones situadas al norte de Madrid se encontraban algunos los mayores expertos en desactivación de explosivos (Tedax) del Ejército español. De repente, una explosión durante un ejercicio de instrucción provocó la muerte de cinco militares y heridas de gravedad a otros dos. Fue una mañana aciaga para las Fuerzas Armadas que llegó a movilizar a la entonces ministra de Defensa, Carme Chacón; al Jemad, que era José Julio Rodríguez (ahora en Podemos); y al entonces príncipe de Asturias, Felipe de Borbón, que presidió el funeral. Ahora, más de siete años después de esa jornada para olvidar llegan buenas noticias para los heridos.

El teniente José Manuel Candón y el ahora brigada Raúl Alfonso son los únicos militares que pueden contar lo sucedido, junto con un herido leve que sigue en activo. Ambos tuvieron que pasar al retiro con una discapacidad del 79% y el 97%. Candón, por ejemplo, perdió un ojo y el 85% de la visión del otro. La buena nueva para ellos ha llegado desde el Tribunal Militar primero: la Justicia ha decidido reabrir el caso de este accidente en Hoyo de Manzanares al apreciar algunas cuestiones a tener en cuenta en el archivo de la causa, según ha podido confirmar La Información.

Los dos heridos consiguen la reapertura de la causa más de cuatro años y medio después de su archivo, donde la titular del Juzgado Togado Militar territorial número 11 no apreció responsabilidad penal alguna. Sin embargo, Candón y Alfonso aportan ahora un revelador informe en el que un perito sí determina que algunas pruebas podrían apuntar a una responsabilidad penal en el accidente. El Tribunal Militar primero considera que en aras de favorecer la tutela judicial efectiva debe tener en cuenta ese informe aportado y, por tanto, ordena reabrir el caso.

En este informe pericial se puede apunta a la posibilidad de que pudo existir alguna negligencia y que esos errores pudieron provocar el mortal accidente. Se señala en concreto a la cadena de custodia de los explosivos, al almacenamiento de los mismos y al origen de las cargas. Se cita, también, un error considerado grave en el tratamiento de las minas, ya que en el fallo pudo influir la caducidad de los artefactos correspondientes a un lote de 1974. Esa munición -añade el informe- debería estar catalogada como inútil (Estado 40) y ser destruida, nunca emplearse en ejercicios.

Además, el Tribunal Militar primero aprecia que el Juzgado Togado no tuvo en cuenta a la hora de valorar la normativa sobre prevención de riesgos laborales del personal militar en las Fuerzas Armadas. Asimismo, el mismo juzgado emitió un auto en el que decidía no reabrir el caso porque el informe aportado había sido presentado como un recurso de revisión, cuando en realidad era una solicitud de reapertura. Todas estas circunstancias llevan al Tribunal Militar primero (una instancia superior) a ordenar al mismo Juzgado Togado territorial número 11 que reabra el caso del accidente.
La ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal.

- Sergio Valdepeñas Martín Buitrago. Era sargento primero del Ejército de Tierra de la Brigada Acorazada XII de El Goloso, Madrid. Nació en Madrid el 8 de enero de 1976. Estaba soltero y no tenía hijos. Participó en las misiones internacionales de Afganistán, Líbano, Bosnia y Kosovo.

- Mario Hernández Mateo. Sargento del Ejército de Tierra de la Brigada Acorazada XII de El Goloso, Madrid. Nació en Madrid, el 10 de octubre de 1977, era soltero y no tenía hijos. Participó en las misiones de Kosovo, Afganistán y Bosnia.

- Miguel Ángel Díaz Ruiz, cabo del Ejército de Tierra destinado en la Brigada Acorazada XII de El Goloso, Madrid. Nació en Salamanca el 12 de abril de 1985, estaba soltero y sin hijos. Participó en las operaciones de Líbano y Kosovo.

- Víctor Manuel Zamora Letelier, sargento primero de Infantería de Marina de la Armada en la Brigada de Infanteria de Marina en San Fernando, Cádiz. Nacido el 12 de octubre de 1966 en Chile y con nacionalidad española, era soltero y tenía un hijo. Estuvo en las misiones de Líbano y Bosnia.

- Javier Muñoz Gómez, cabo primero de Infantería de Marina de la Armada en la Brigada de Infantería de Marina en San Fernando, Cádiz. Nacido en San Fernando, Cádiz, el 28 de junio de 1974. Estaba casado y tenía una hija. Participó en las misiones de Bosnia, Líbano y Haití.
 

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3146 en: 10 de Mayo de 2018, 08:29:22 am »
La tormentosa carrera militar de un legionario trans: "No me he sentido acogido ni comprendido en el Ejército"

Jonathan entró en las Fuerzas Armadas hace 17 años siendo físicamente una mujer y dentro del Ejército continuó con la transición de género

"No hay ningún tipo de voluntad de entender a los transexuales [en Defensa], nada. Cero. El que diga que sí, miente", cuenta a eldiario.es

Asegura que ha vivido experiencias traumáticas como ser derivado a dormitorios femeninos, soportar bromas sobre sus genitales o que en el Boletín del Ministerio se refieran a él como "doña"
Laura Galaup
09/05/2018 - 20:36h

"Doña Jonathan". Así se refieren a un legionario trans en el Boletín Oficial del Ministerio de Defensa. Este hombre entró en las Fuerzas Armadas hace 17 años siendo físicamente una mujer y dentro del Ejército de Tierra continuó la transición de género. Entró a los 18 años, con muchas ganas de ser militar. "Para mí era como un sueño, no sé por qué", se sincera.

Tras cerca de dos décadas como militar, reconoce que ha vivido experiencias traumáticas en el Ejército. Sobre todo casos de acoso, faltas de respeto y burlas. Una experiencia cotidiana como ir al baño o ducharse se llegó a convertir en una pesadilla por la falta de servicios que cuenten con espacios para garantizarle privacidad al desnudarse.

"Te acostumbras a todo. Me acostumbré a aguantar la orina hasta la última hora. Esperaba a que no hubiese nadie para entrar y salir corriendo.", explica. Aprovechaba las duchas que tenían sus superiores – cabos y cabos primero – para lavarse "a escondidas" porque tenían puerta. No sin cosechar reproches. "Siempre me amenazaban con sancionarme", incide.

Su relación con las Fuerzas Armadas ha sido tormentosa. Tras iniciar su carrera en 2000, cesó destino en 2005 y se volvió a incorporar en el 2008. Cuenta que en su primera etapa, destinado en Melilla, participó en un destacamento centrado en controlar la isla de Perejil.

Jonathan asegura que nunca se ha "sentido acogido ni comprendido" en el Ejército. "No hay ningún tipo de voluntad de entender a los transexuales, nada. Cero. El que diga que sí, miente. Llevo 18 años dentro del Ejército y jamás lo he visto", responde. El Ministerio de Defensa asegura que no cuenta con ningún protocolo ni estrategia para contribuir a que las personas trans se sientan integradas en las Fuerzas Armadas. Desde su gabinete de prensa, remiten a la  Ley de Derechos y Deberes que recoge que en estos cuerpos no cabrá "discriminación alguna".

Actualmente, Jonathan está en la reserva. Tiene abierto un expediente por "insuficiencia de condiciones psicofísicas" y está a la espera de que el tribunal médico militar tome una decisión para determinar si es apto o no para seguir formando parte de las Fuerzas Armadas. Le han diagnosticado un trastorno ansioso depresivo y problemas en las piernas: una meniscopatía en la rodilla izquierda y un  síndrome compartimental en ambos miembros inferiores.
Propuesta para ser cesado como militar

A pesar de que en abril del 2017 la Inspección general de Sanidad del Ministerio de Defensa determinó que esas condiciones no le impedían seguir adelante con las funciones de su Cuerpo, dos meses después la Junta de Evaluación optó por proponerle como no apto y sugerir que le rescindiesen su contrato, que tiene validez hasta el 2026.

El  Real Decreto 944/2001 permite que Defensa pueda anular el compromiso, aunque esté en vigor, si los médicos militares consideran que el evaluado no reúne las condiciones psicofísicas necesarias para el servicio. Las asociaciones militares llevan años criticando que esta decisión no dependa de un organismo independiente, y la tome la sanidad castrense.

En sus primeros años en el Ejército, ya comenzó a reivindicar que le llamasen Jonathan. Hasta entonces, conservaba el nombre femenino que le asignaron al nacer. Tras esa decisión comenzó a sufrir "acoso" y "vejaciones". "Me sentía con la obligación de contarlo, todo el mundo me preguntó qué tamaño de polla me voy a poner. [A partir de entonces] empecé a tener unas vivencias que antes no había tenido".

Aunque ya había comenzado el tratamiento hormonal antes de entrar en las Fuerzas Armadas, los primeros cambios físicos se comenzaron a notar cuando ya estaba destinado en Melilla. Al incorporarse, Jonathan realizó las pruebas de ingreso femeninas por miedo a que le impidiesen seguir adelante si se sinceraba y contaba que su sexo sentido no coincidía con el que le asignaron al nacer. "Siempre me he considerado un hombre pero me he tenido que esconder un poco de todo", lamenta.

Según relata, tras abandonar las Fuerzas Armadas en 2005 y su posterior reincorporación en 2008 volvió a pasar los test femeninos, a pesar de que la transición de género ya estaba muy avanzada. Esto podría explicar por qué figura como "doña" en el BOD. Según la documentación que ha facilitado a eldiario.es, el cambio de inscripción en el registro civil se realizó en abril del 2009, un año después de que fuese aceptado en un grupo de reconocimiento de la Legión.

El afectado explica que cuando consultó cómo se podría inscribir en las segundas pruebas que pasó, le aseguraron que "o esperaba a que la cosa cambiase [y Defensa regulase la incorporación de personas transexuales] o entraba como mujer otra vez". "Entra y dentro lo solucionas, sino te vas a quedar fuera", reseña que le dijeron en la delegación de Málaga.

Esta situación se convirtió en una herramienta que utilizaron algunos de sus superiores para meterse con él. "Me decían que tenía que salir del Ejército y hacer las pruebas como hombre", reseña. Los dormitorios compartidos también generaban problemas. Sucedía lo mismo que en los baños, él no tenía la opción de elegir la convivencia con hombres.
Destinado a la residencia de mujeres

Tras incorporarse en una segunda etapa a las Fuerzas Armadas relata un episodio humillante por ser dirigido a un alojamiento femenino. "Me metieron en la residencia de mujeres, había compañeras que lo entendían y otras que estaban alucinando. Unas se pusieron a gritar para llamar al cuartelero. Me sentí avergonzado", reseña.

Al final, en los distintos destacamentos por los que ha pasado han puesto parches diversos para solucionar ese tipo de conflictos. Por ejemplo, de acuerdo a su relato, en Cáceres le asignaron una habitación que había en la enfermería, en Valladolid le dieron una habitación para él solo en la residencia de mujeres y en Málaga, mientras sus compañeros dormían en el cuartel, él se iba todos los días a su casa.

"Había un departamento de duchas para las personas que vivían fuera, había paredes pero no tapaban nada. [Cuando él estaba ahí] la gente se reía, pegaban voces. Yo me tenía que esconder. Pensaban que era cómico", asegura en relación a su último destino. eldiario.es ha preguntado al Ministerio si tienen constancia de estos episodios de acoso y no han contestado concretamente a esta respuesta.
Mensajes ofensivos sobre sus genitales

Sobre estos episodios, cuenta que actualmente le siguen llegando mensajes ofensivos a pesar de llevar desde el 2014 cesado de destino. "Me preguntan si me he operado ya y cuánto me he puesto. Mis genitales les genera morbo. Era salvaje, una mezcla de todo", cuenta.

Su primera salida del Ejército se produjo tras una sanción en 2005 por parte de la justicia militar. En ese momento tomó la decisión de marcharse pensando que la reincorporación iba a ser más sencilla con la transición ya más avanzada. En 2014 fue cesado de destino tras pedir una baja para una intervención quirúrgica programada en su reasignación de sexo.

Posteriormente le asignaron un destino forzoso en Extremadura, a pesar de que él reclamó un puesto administrativo, acorde a su situación física, cerca de su entorno en Málaga. "Psicológicamente no podía ir a Badajoz. Me angustiaba imaginarme la misma película de siempre. Que voy al cuartel y voy a sufrir las mismas vejaciones que en el resto de unidades", asegura. Ahora mismo está a la espera de que la medicina militar ratifique o no la propuesta de cese que tienen encima de la mesa desde el pasado mes de junio.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3147 en: 12 de Mayo de 2018, 08:35:15 am »
Entrevista
Julio Rodríguez: "La corrupción en las Fuerzas Armadas es tan habitual como lo es en la sociedad"

    El secretario general de Podemos Madrid publica Mi patria es la gente (Península), un libro en el que cuenta cómo fue su incorporación a Podemos y su experiencia como Jemad
    "Todo demócrata considera que es mejor que el jefe del Estado sea elegido democráticamente", asegura Rodríguez en esta entrevista con infoLibre

Daniel Ríos
Publicada 12/05/2018 a las 06:00 Actualizada 11/05/2018 a las 21:55
 

Hasta hace poco menos de tres años, Julio Rodríguez (Ourense, 1948) tenía una vida plácida. Jefe del Estado Mayor de la Defensa (Jemad) en el segundo Gobierno de José Luis Rodríguez Zapatero, el general disfrutaba de su jubilación después de haber dejado el cargo en 2011 rubricando una larga carrera profesional en las Fuerzas Armadas. Pero el 19 de octubre de 2015 recibió la llamada de Podemos para incorporarse a sus listas para las elecciones generales de ese año, y tras una negativa inicial, terminó aceptando.

Así lo relata en el libro Mi patria es la gente (Península), una obra en la que el que es conocido como el "general de Podemos" cuenta cómo se produjo su ingreso en el partido y cómo, pese a fracasar en los dos intentos en los que trató de ser diputado, fue profundizando en sus estructuras hasta llegar a convertirse en secretario general de la formación en la ciudad de Madrid en diciembre del año pasado. Rodríguez lamenta que a España le falte "educación política" y asegura que las prácticas corruptas en las Fuerzas Armadas son "tan habituales como lo son en la sociedad". Y asegura que "toda persona demócrata considera que es mucho mejor que el jefe del Estado sea elegido democráticamente".

PREGUNTA: ¿Qué lleva a un general de cuatro estrellas, jubilado, con la vida resuelta, a entrar en Podemos y a presentarse como candidato a las elecciones?

RESPUESTA: Yo siempre me he considerado muy político, porque viví la ilusión de la Transición y he estado siempre muy informado aunque solo fuera para ejercer mi voto de manera más responsable. Y seguí con mucho interés en el nacimiento de Podemos porque me pareció un movimiento ilusionante, que hacía recuperar la ilusión por el debate político, que estaba un poco anestesiado. Y esa era mi vida política hasta que alguien se me acerca y me dice que habían pensado en mí para presentarme como candidato a diputado, a lo que inicialmente digo que no. Pero luego pensé "siempre he tenido tanta ilusión por la política y al final, cuando se me pide algo...", y me dije que tenía que dar un paso adelante, por sentido de la responsabilidad.

P: Usted cuenta en el libro que la persona que se le acercó para hacerle la propuesta fue Rafael Mayoral, y que cuando usted la rechazó no le dió motivos. ¿Cuáles fueron esas razones?

R: Estábamos muy cerca de las elecciones, y ya había habido elecciones primarias en Podemos. Me parecía que era entrar de manera poco democrática a las listas, aunque él me explicó que los estatutos establecían que se podía incorporar a personas de la sociedad civil sin primarias. Lo consulté con la familia y la reacción inicial fue la lógica: que para qué iba a meterme en ese jaleo, que íbamos a hasta a perder dinero tanto si hubiera sido elegido diputado como pasando a la reserva... Pero luego vi unas encuestas ese fin de semana en El País en las que Podemos volvía a bajar, recapacitamos un poco en familia y alguien dijo "haz lo que quieras", y aproveché esa brecha para dar el paso [risas].

P: Su entrada en Podemos generó una gran sorpresa habiendo sido usted Jemad en el Gobierno de Zapatero y muy próximo a la ministra Chacón. ¿Por qué Podemos? ¿Por qué no, si quería entrar en política, el PSOE?

R: Como cuento en el libro, a mí la ministra me decía de manera informal "Julio, tú me pasas por la izquierda". Es lógico es que la gente pensara que si tenía un cargo con un Gobierno del PSOE, lo más próximo a mí era el PSOE. Pero yo había votado a varios partidos de izquierdas: en las primeras elecciones voté al PCE, y también había llegado a votar al PSOE, y cuando apareció el 15M y luego Podemos me llamó mucho la atención, me pareció que daba frescura a la política frente a un PSOE que yo veía ya como un viejo partido. Mi voto ya lo había cambiado.

P. Usted ha fracasado en dos ocasiones en las elecciones generales. Es cierto que en las del 20D partía en un puesto más complicado para conseguir escaño [el número 2 por Zaragoza], pero en las del 26J se presentó liderando la lista de Almería y parecía claro que iba a ganar el acta. ¿Qué pensó cuando no lo consiguió?

R: Yo sabía cuando iba de número dos en Zaragoza que era muy difícil, porque se hizo una extrapolación de los resultados de las autonómicas y no son lo mismo unas autonómicas que unas generales. Pero cuando fui a Almería teníamos ya un diputado y lo habíamos conseguido sin IU, así que ahora parecía lógico conseguir representación. Fue una decepción no personal, sino para el equipo, que tenía la ilusión de que Almería tuviera un diputado con nombre, por así decirlo. Pero no estoy agarrado al puesto de diputado, estoy implicado con el proyecto, donde los compañeros crean que puedo hacer algo, y por eso acepté cuando me ofrecieron lo de Almería, porque yo con Zaragoza tenía un vínculo, había estudiado allí, pero con Almería no tenía ninguno, se me podía considerar un perfecto paracaidista.

P. Usted habla en su libro de la corrupción en el ejército. ¿Cómo valora que, como contamos en exclusiva en infoLibre, se haya condenado a dos años de prisión a dos tenientes coroneles por recibir dinero y regalos de empresas a cambio de contratos de Defensa?

R. Las Fuerzas Armadas salen de la sociedad, y tienen los mismos defectos que tiene la sociedad. Son tan machistas como la sociedad, y pueden ser igualmente corruptas, pero el problema fundamental es que les falta transparencia. Y también falta transparencia en lo relativo a la justicia militar. Es importante que, cuando haya corrupción, se detecte y se condene, y acabar con esa actitud de "estas cosas se resuelven dentro".

P. ¿Son habituales este tipo de prácticas corruptas en las Fuerzas Armadas?

R. Tan habituales como son en la sociedad. ¿Por qué hay más corrupción, por ejemplo, en el sector inmobiliario? Porque hay más negocio, como en el sector del armamento o el farmacéutico. En el caso del sector del armamento, también depende de lo corrupto que sea el Estado: hay más ventas corruptas en el mundo árabe o africano que en el europeo, pero eso no quiere decir que en Europa no ocurra.

P. ¿A usted le han hecho propuestas, más o menos veladas?

R. Lo importante es decir la primera vez que no, y al regalo más pequeño, desde una cesta de Navidad a un libro. Y si alguien te lo da, dejar claro que eso es para todo el equipo.

P. Como Jemad, y así lo cuenta en su libro, tenía un trato más o menos habitual con la familia real, y afirma que hay que "afrontar" el debate sobre la monarquía. Se lo pregunto directamente: ¿es usted republicano?

R. Creo que toda persona demócrata considera que es mucho mejor que el jefe del Estado sea elegido democráticamente.

P. O sea, que sí lo es.

R. Sí. Ahora, yo no abriría el debate ahora mismo, porque no es el momento, a no ser que la monarquía obstruya el proceso democrático.

P. Pero nunca parece ser el momento para abrir el debate entre monarquía o república. ¿Por qué Podemos no lo hace?

R. Es verdad que inicialmente dijimos que, en mitad de la crisis económica, no era el momento de abrir el debate sobre la monarquía. Pero sí que hemos sido más críticos, por ejemplo, con la gestión en Cataluña, porque cuando alguien comete errores hay que decirlo.

P. Cambiando de tema, quería preguntarle también por la actualidad. Este jueves, Carles Puigdemont anunció que su elegido para ser el próximo president de la Generalitat es Quim Torra, y horas después aparecieron varios tuits suyos muy duros que han llegado a ser calificados incluso de xenófobos. ¿Qué opinión le merece la elección de Torra?

R. Estamos en una época en la que hay que parece que hay que empezar a borrar tuits... Habrá que juzgarle por el papel que haga, porque no es lo mismo estar fuera de una institución que tener un papel institucional. Pero sí que parece que no es la persona más transversal, aunque con su elección por lo menos se cierra un proceso, habrá un presidente del Govern y según ha dicho hay posibilidad de empezar un diálogo.

P. Pero no es solo que no sea transversal, sino que tenía tuits con contenido que se ha llegado a calificar de xenófobo.

R. No he leído concretamente esos tuits, aunque con que ahora presentase sus excusas no estaría solucionado el problema. Pero hacer este análisis retroactivo... al final, vamos a tener que empezar a crear a nuestros jefes de Gobierno desde que nacen.

P. El CIS del pasado martes refleja un leve ascenso de Podemos, pero siguen ustedes siendo cuarta fuerza política y la izquierda parece estancada. ¿Por qué cree que ocurre esto?

R. El análisis del CIS deja claro que el bipartidismo ha acabado y que se han consolidado cuatro bloques. Podemos, aunque mucha gente lo había dado por acabado, se ha consolidado, pero es preocupante que la suma de las derechas se imponga a la de las izquierdas. Y habrá que analizar por qué, en una situación en la que la derecha tendría que estar más débil por la corrupción y demás, se produce ese fenómeno por el que la gente prefiere quedarse con lo malo conocido que con lo bueno por conocer. Pero yo creo que, pese a esa desconfianza que da un partido nuevo, inmaduro, con la gestión que estamos haciendo en los ayuntamientos nos estamos creando un cierto pedigrí de que somos capaces de gobernar.

P. Pero Ciudadanos también es un partido nuevo, sin pedigrí de gestión, y está consiguiendo no solo quitarle votos al PP, sino también al PSOE e incluso a ustedes. ¿Por qué?

R. La derecha ve que el PP, después de ocho años, es complicado que consiga gobernar otros cuatro y está buscando algo que le dé credibilidad a ese bloque. A lo que no le encuentro explicación es a que alguien que haya votado a Podemos vote a Ciudadanos, porque me parece falta de consistencia política. Y de ahí que crea que a este país le falta educación política.

P. Bueno, el cambio de Podemos a Ciudadanos es un cambio de voto que prima el eje de lo nuevo frente a lo viejo al eje izquierda-derecha.

R. Entiendo que se prefiera a alguien joven que a alguien gastado, a una persona nueva que a una persona vieja, pero habrá que ver el fondo político que tiene. Y mi tesis es que, cuanta más educación política haya, más progresista será la gente. No digo que más de izquierdas, pero irá más a la raíz de los problemas.

P. ¿Qué tiene que hacer Podemos, y la izquierda en general, para parar el ascenso de Ciudadanos? ¿Qué cree que les está faltando para generar un proyecto ilusionante?

R. Comunicar mejor. Estamos en una época en la que parece que calan mejor los mensajes simples, bueno-malo, independencia-no independencia, y es difícil comunicar en este mundo tan acelerado. Creo que hay que insistir otra vez en el tema de la educación, tenemos que profundizar más en la raíz de los problemas.

P. Decir que falta educación política para explicar malos resultados, ¿no es como decir que la gente vota mal?

R. No digo que la gente vote mal. Me parece muy positivo que Podemos haya resucitado el debate político, pero eso requiere tiempo. Yo acuso a la anestesia política que ha habido en la época de crecimiento económico, desde los años 90 al inicio de la crisis, eso es un gap que se ha producido de debate político que ha afectado a algunas generaciones y que es transversal. Ahora, la gente cada vez aprende más, escucha más, y surgen movimientos transversales como el de las pensiones o el feminista que eran inimaginables hace cinco o diez años. Pero pienso en mi hija de 15 años, que dentro de tres años va a votar, y en sus amigas y sus amigos, y no digo que hablen de política, pero es que ni siquiera están interesados por algunos temas políticos.

P. Pero siempre ha habido gente poco ideologizada, y la que hay ahora podría votarles a ustedes y, en lugar de eso, parece que votaría más a Ciudadanos. ¿Por qué?

R. La estrategia del miedo cala: "Ojo, que van a venir estos".

P. Con la perspectiva que da el tiempo, y viendo cómo ha derivado la situación en Cataluña y el ascenso de Ciudadanos, ¿cree que fue un error no apoyar la investidura de Pedro Sánchez tras el 20D?

R. No [tajante]. La derecha tenía claramente el objetivo de que Podemos no entrara en el Gobierno, había miedo por parte de los viejos partidos a que fuerzas nuevas entraran en el Gobierno, como si fueran a levantar las alfombras. Eso lo reconoció Pedro Sánchez en Salvados, lo reconoció Begoña Villacís cuando dijo que consiguieron que Podemos no entrara en el Gobierno, y eso demuestra que lo que llamábamos la gran alianza existía.

P. Pasando a cuestiones internas, en Podemos Comunidad de Madrid están celebrando ahora mismo primarias para escoger su candidato para 2019. Como secretario general del partido en la ciudad de Madrid, ¿qué le parece que la lista pactada por Íñigo Errejón y Ramón Espinar no incluya a los anticapitalistas?

R. Me parece una pena, porque creo que nos hacen falta todas las fuerzas, pero es una decisión que han tomado ellos...

P. También es verdad que se les ofrecieron pocos puestos teniendo en cuenta que son una corriente importante en la Comunidad de Madrid,.

R. Su decisión fue muy anterior a que se abriera ningún proceso de negociación. Parecía claro que ellos iban a presentarse con su propia lista y, al final, decidieron que no, yo creo que por táctica.

P. El pacto terminó firmándose después de una semana de fuertes tensiones por las diferencias públicas entre Íñigo Errejón y Ramón Espinar e incluso el amago de Errejón de no presentarse. ¿Cree que el candidato actuó bien?

R. Personalmente creo que no, aunque lo importante es que se resolvió con rapidez. Yo soy partidario de que haya transparencia, pero otra cosa es que se utilicen los medios mientras se está en el proceso de negociación.

P. Durante esos días también se conoció el documento de Carolina Bescansa planteando una alianza con Errejón para alcanzar la Secretaría General de Podemos. ¿Cómo lo valora?

R. Desde mi punto de vista, fue un error individual, y la prueba es que por las dos partes se zanjó inmediatamente. Creo que fue un error.

P. Pero, ¿no es un proyecto lícito, aunque se haga en términos tan duros, querer disputar la secretaría general en un partido como Podemos, que presume de democracia interna?

R. El debate sobre el acceso a la Secretaría General claro que puede hacerse, pero este no era el momento.

P. El planteamiento de Bescansa tampoco era para este momento, sino que se planteaba disputar el liderazgo en el próximo congreso.

R. Pero ahora estamos hablando de unas primarias, y por eso creo que era un error de planteamiento que ha quedado zanjado por Íñigo Errejón y por Pablo Iglesias.

P. Hace seis meses le pregunté y me dijo que consideraba "negativo" que se hubiera roto tantas veces esta legislatura la disciplina de voto en Ahora Madrid. Como normalmente son concejales de Ganemos e IU los que votan contra la directriz del grupo, ¿cuenta con ellos para la próxima lista?

R. Nosotros creemos que tenemos que hacer una coalición de fuerzas porque no nos sobra nadie. Mi intención es contar con todo el mundo, pero con unas reglas de juego que establezcan lo que es una coalición y no es un partido instrumental.

P. Sí, pero no le pregunto por eso, sino por la composición de la lista. En las primarias de Ahora Madrid para 2015 se utilizó un sistema de votación que dio como resultado una lista muy plural, pero que ha tenido problemas para ponerse de acuerdo en algunos asuntos. Y por eso le pregunto si cree que esta vez hay que utilizar un método de votación de corte más mayoritario.

R. Lo que es importante ahora es fijar una coalición de fuerzas, y que cada uno tenga el peso político que le corresponda sin que eso termine siendo un totum revolutum. Y el sistema que se elija tiene que ser en función de esa premisa.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3148 en: 13 de Mayo de 2018, 07:52:26 am »
El Ejército de Tierra quiere prescindir de una soldado que denunció abuso sexual en su cuartel

Los jueces absolvieron al acusado por falta pruebas. La Fiscalía había pedido seis años de prisión. El mismo mes de la sentencia, un superior la consideraba "no idónea" para prolongar su contrato

Aseguran que acumula 618 días de ausencia por "baja médica y cese de destino" e incluyen que dio un positivo por drogas en 2013 y otro en 2015

La militar justifica sus bajas alegando que, además de la denuncia por abuso, en estos últimos años ha afrontado un proceso de violencia de género
Laura Galaup Follow @@gallaup
11/05/2018 - 20:42h

El Ejército de Tierra quiere prescindir de una soldado que hace dos años denunció acoso sexual en su cuartel. Su caso llegó hasta los tribunales, pero los jueces togados absolvieron al militar acusado por falta de pruebas aunque el fiscal había pedido seis años de prisión. Ahora, las Fuerzas Armadas consideran que la soldado no es idónea para prolongar su compromiso.

Victoria denunció a un compañero en 2016 por un presunto abuso sexual al volver de fiesta para celebrar que otro miembro de su unidad había conseguido un cambio de destino. El tribunal militar no condenó al soldado porque albergaba "dudas sobre sobre si la soldado se encontraba o no en disposición de dar válidamente su consentimiento" y reseñaron que no se podía "afirmar a ciencia cierta lo que pasó" esa noche.

Ella, que estaba borracha, ha mantenido en todas sus declaraciones que no se acuerda de lo que sucedió al llegar a la unidad y que se dio cuenta esa misma madrugada de que había sido penetrada "sin su consentimiento".

Por su parte, el soldado absuelto reconoció que mantuvieron una relación sexual pero niega que acosase a Victoria. El relato de él fue clave para determinar el fallo, tal y como reconocen en los fundamentos jurídicos del escrito. "Debemos tener en cuenta que sólo contamos con la declaración del acusado pues la victima dice no recordar nada", apuntan.  Finalmente, en el fallo terminan aplicando el principio in dubio pro reo, que supone que en caso de duda el juzgador ha de decidir a favor del acusado.

"Como yo no tengo recuerdo se quedan con su historia. Con todo el alcohol que yo había bebido ese tipo no tenía que haberme tocado", relata la denunciante. La sentencia se dictó en noviembre de 2017, ese mismo mes, uno de sus superiores elaboró un informe en el que proponían considerar la "no idoneidad" para "concederle el compromiso de larga duración" a esta mujer.
A la espera de decisión final

Según relata la afectada, que ha pedido no publicar su nombre real para preservar su intimidad, su contrato finaliza en agosto de 2018 y en marzo de este año, el jefe de la junta de evaluación ha ratificado el dictamen elaborado en noviembre del año pasado. Aún está a la espera de un fallo definitivo del Ministerio de Defensa, ya que este informe "no es vinculante" para la decisión de una prórroga de contrato hasta que cumpla 45 años, edad en la que terminan los contratos de larga duración de los militares de tropa.

La junta realiza esta propuesta reseñando que esta soldado acumula 618 días de ausencia en la función militar por "baja médica y cese de destino". Además, incluyen que dio dos positivos por drogas: uno en cannabis en 2013 y otro en cocaína en 2015.

La militar justifica parte de sus bajas alegando que, además de la denuncia por abuso, en estos últimos años ha hecho frente a un proceso de violencia machista fuera del Ejército y un cambio forzoso de unidad. Además asegura que en esos centenares de días también se incluyen aquellos en los que estuvo a la espera de destino.

Estos informes recogen que "sus presuntos problemas por motivos personales" le provocaron "ausencias que le impidieron seguir el ritmo de sus compañeros" o que le llegaron a aconsejar "vigilar su trayectoria y prestigio". eldiario.es ha preguntado al Ministerio de Defensa si hay alguna relación entre la denuncia por abuso sexual y la decisión de sus superiores, sin haber recibido respuesta por el momento.
Sentencia por violencia de género

Entre la documentación que ha aportado a eldiario.es, incluye una sentencia condenatoria dictada en 2016 por unos hechos de 2014 contra su pareja. Él fue condenado por un delito de violencia de género a 70 días de trabajos en beneficio a la comunidad. Asegura que este fallo no ha sido recurrido, eldiario.es ha lanzado esta consulta al Tribunal Superior de Justicia de la Comunidad Valenciana, sin haber recibido respuesta por el momento.

En su denuncia por presunta violación en la unidad militar de Ceuta, Fiscalía y tribunal no se pusieron de acuerdo sobre los hechos sucedidos en noviembre del 2016. El Ministerio Público elaboró unas conclusiones que coincidían con el relato de Victoria. El fiscal solicitó que se condenase al soldado a seis años de cárcel al considerar que los hechos eran constitutivos de "un delito de abuso sexual sobre otro militar".

Entre esas conclusiones, la Fiscalía reseñó que "pese al evidente estado de profunda embriaguez en la [sic] que se encontraba la soldado, [el denunciado] aprovechó para mantener relaciones sexuales con ella y sin contar con su consentimiento, habida cuenta de que ésta no se encontraba en condiciones de poder prestarlo".

Sobre estos hechos, el Ministerio Público determinó que él "le levantó el vestido hasta la cintura, le bajó las bragas hasta los pies", posteriormente la penetró y eyaculó dentro. Previamente ella vomitó, mientras él "la tenía agarrada por la cintura, toda vez que ésta se tambaleaba y le era imposible mantenerse en pie sin caerse", explicó en este escrito.

"Es imposible que si yo hubiese estado consciente le dejase correrse dentro. ¿Me arriesgo a embarazarme? Tengo la sensación de que por haber estado borracha no tengo derechos", incide Victoria. En la sentencia que ha puesto fin a este procedimiento hacen un recorrido previo a los hechos denunciados.

Victoria comenzó esa noche bebiendo en el regimiento junto a tres compañeros, posteriormente se unió el soldado absuelto. Todos juntos salieron a un par de locales en Ceuta. En el escrito se realiza una explicación detallada del número de copas que se tomó la soldado en la unidad y en los bares.

En un momento de la noche, un compañero que también se encontraba "bastante bebido" y la soldado le plantearon al militar absuelto que se marchaban. Éste se ofreció "para llevarlos en su coche". Desde entonces esta mujer asegura que no recuerda nada. Se quedó dormida en la parte posterior del coche y, a partir de ahí, estos jueces incluyen como hechos que "resultan probados" que el denunciado "se ofreció a acompañar a la soldado" hasta la habitación de ella.

Continúan relatando como sucesos probados que fue la denunciante la que "invitó al soldado a entrar en la camareta" de ella, que él la acompañó a vomitar "mientras la sujetaba por detrás, por la cintura". Además, reseñan que en esa posición ella "empezó a tocarle las piernas y los genitales al soldado", insisten en que fue ella la que se subió el vestido y él "le bajó las bragas".
La sentencia determina que no se refirió a él

Tras finalizar la penetración, "la soldado se dio la vuelta y empezó a llamar al soldado" por otro nombre "a lo que éste le respondió diciéndole" que no era esa persona "y que lo sentía si ella se había confundido", apuntan.

Sobre este caso, los jueces determinan ya en los fundamentos jurídicos que "la esencia a dilucidar estriba en si ha existido o no consentimiento". Para ello, explican que solo cuentan "con la declaración del acusado" así que para verificar el relato lo contrastan con "elementos periféricos".

"Así vemos, que éste mantiene haber sido invitado a entrar en la habitación por la soldado para terminar de beber el cubata que aún llevaba en la mano, hecho que este coincide con lo declarado por el [tercer] soldado, quien reconoce que [el militar denunciado] iba conduciendo con un cubata en la mano". Este es uno de los ejemplos con los que corroboran parte de su versión de los hechos.

La militar considera "humillante" la relación que se elabora en la sentencia entre ella y el alcohol. En el escrito judicial se plantea que, según las declaraciones de sus compañeros, "tenía una alta tolerancia al alcohol" y que solía consumirlo "con frecuencia". "Se ha escuchado en Sala que normalmente los viernes cenaba con una botella de lambrusco, que no era la primera vez que la veían así", inciden en la sentencia.

Al despertarse esa madrugada y darse cuenta de que había sido penetrada llamó a varios compañeros en shock. "Cada mujer reacciona de manera distinta. Cuestionan cómo lo afrontamos. No quería que nadie me tocase, solo quería que viesen si me había hecho algo", explica, Según cuenta los días posteriores "estaba hundida". "Me duchaba siete u ocho veces al día, me sentía sucia", añade.

Entre 2004 y 2015 se presentaron 174 denuncias por acoso sexual o laboral dentro de las Fuerzas Armadas. El 76% acabó en nada: la Justicia militar archivó 110 casos durante la fase de diligencias previas y otros 24 no acabaron con sentencia condenatoria contra los acusados. Sólo se han producido 22 condenas, mientras que el resto de casos se dejó en manos de mandos militares u otros órganos internos.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3149 en: 14 de Mayo de 2018, 19:18:52 pm »
Que dura es la vida militar.

« Última modificación: 15 de Mayo de 2018, 07:10:02 am por 47ronin »

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3150 en: 19 de Mayo de 2018, 08:05:30 am »
Fallece en un accidente un soldado español en una operación en Mali



 :Lazo_Negro

Desconectado Heracles_Pontor

  • Moderador
  • Tyranosaurius Rex
  • **
  • Mensajes: 42784
  • Verbum Víncet.
Re:Va de militares
« Respuesta #3151 en: 19 de Mayo de 2018, 14:53:33 pm »
D.E.P.

Enviado desde mi CUBOT ONE mediante Tapatalk


"No hay hechos, sino interpretaciones" Nietzsche

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3152 en: 21 de Mayo de 2018, 08:33:18 am »
La condena de dos tenientes coroneles por corrupción destapa las anomalías de la justicia militar

    Jurídicos militares critican la sentencia por imponer penas demasiado livianas y por no expulsar a los oficiales de las fuerzas armadas
    La ley obliga a incluir en el Tribunal Militar Central a un general que pertenezca al mismo cuerpo que los procesados y que se designa mediante sorteo
    El Gobierno incumple el mandato que le obligaba a integrar la jurisdicción militar en la ordinaria antes de octubre de 2017

Begoña P. Ramírez
Publicada 21/05/2018 a las 06:00 Actualizada 20/05/2018 a las 19:50
 
 

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3153 en: 21 de Mayo de 2018, 17:22:37 pm »

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3154 en: 24 de Mayo de 2018, 09:30:12 am »
Suboficiales de las Fuerzas Armadas desmontan la ‘manipulación’ de Cospedal
La Gaceta
España   
/ 24 mayo, 2018

    Tras la comparecencia de la ministra de Defensa en el Congreso, hay entre el personal militar “una sensación de desamparo”.

La Asociación Profesional de Suboficiales de las Fuerzas Armadas (Asfaspro) ha calificado de “cortina de humo” el anuncio de subida de sueldos de los militares hecho este martes por la ministra de Defensa, María Dolores de Cospedal, y ha pedido unas retribuciones justas y dignas.

Esta asociación, de las más representativas en el mundo militar, manifiesta que, tras la comparecencia de la ministra en el Congreso, hay entre el personal militar “una sensación de desamparo, ya que ese anuncio de que en tres años las retribuciones de las Fuerzas Armadas van a incrementarse en un 8 por ciento no deja de ser una representación para incautos, una mera cortina de humo”.
PUBLICIDAD

“El anuncio no es serio, porque no es serio dar a entender que se trata de un aumento específico para el personal militar, cuando en realidad se trata del aumento publicado en el acuerdo Gobierno-sindicatos para la mejora del empleo público y las condiciones de trabajo”.

Según esta asociación, se confirma que “lo que se está haciendo es oídos sordos a la grave situación de las retribuciones militares, denunciada por el propio Congreso”.

Tras reiterar que los militares siguen necesitando retribuciones justas y dignas, Asfaspro lamenta la falta de voluntad para solucionar el problema.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3155 en: 29 de Mayo de 2018, 07:24:17 am »


Ocurrió en la base de Viator (Almería)

Cinco meses de prisión a un cabo por poner una navaja en el cuello a un compañero mientras dormía

El denunciante le había echado en cara que estaba armando mucho ruido en plena madrugada

El Tribunal Supremo ha confirmado la condena a 5 meses de prisión a un cabo que amenazó a un soldado con una navaja en el cuello. El denunciante le había recriminado que estuviera haciendo ruido en la camareta de madrugada, y minutos después volvió con un arma blanca.

29/05/2018 01:00

Ocurrió en la base ‘Alvarez de Sotomayor’, en Almería. Un grupo de militares del Regimiento de Especialidades de Ingenieros nº11 de Salamanca se desplazó hasta las instalaciones de Viator para realizar una ser de obras.

Fue en torno a la una de la madrugada, mientras todos dormían en la camareta reservada al grupo, cuando el cabo entró en la habitación. Lo hizo, según el denunciante y otros testigos, haciendo ruido y portando una cizalla.

El cabo se dirigió entonces a una litera y se puso a conversar con el soldado que ocupaba la cama superior. El denunciante, que se encontraba en el colchón inferior, se levantó y le pidió que cesara de hablar y abandonase la camareta, ya que estaban intentado dormir y su actitud se lo impedía.

Al cabo de unos minutos, el cabo volvió a la habitación y se acercó a la cama donde dormía de nuevo el soldado denunciante. Le colocó una navaja en el cuello y, sin apretar lo suficiente para causarle un corte, le dijo que el no era “ningún niñato” y que el soldado “no era nadie para decirle nada”. “La próxima vez te rajaré”.

Otros de los miembros de la unidad que compartían camareta mediaron en la situación y lograron que el cabo se fuera de allí. Según consta en la denuncia, el soldado no pudo volver a conciliar el sueño, y a primera hora de la mañana se presentó ante su sargento para contarle lo sucedido.

Esa misma mañana se encontró de nuevo con el cabo, quien le dijo que ya no “estaba tan sobradito”. Posteriormente, a preguntas del sargento, reconoció que se le había “ido la cabeza” y pidió disculpas al soldado. Unas disculpas que, según testigos, se produjeron en diversas ocasiones en días posteriores.

A su vuelta a Salamanca, el soldado pidió el traslado para no coincidir en su puesto de trabajo con el cabo. El Tribunal Militar Territorial nº4 condenó al cabo a cinco meses de prisión por un delito consumado de abuso de autoridad, que el sancionado recurrió. Ahora, el Supremo acaba de rechazar su recurso y confirmar la sentencia.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3156 en: 30 de Mayo de 2018, 07:22:22 am »

Anulada la condena a cuatro militares acusados de cobrar comisiones por contratos

El Supremo aprecia carencias relevantes de valoración de pruebas en la sentencia del Tribunal Militar Central y le obliga a redactar otra.
29 mayo, 2018 21:06

María Peral @Maria_peral

El Tribunal Militar Central, órgano cúspide de la jurisdicción castrense, deberá volver a redactar la sentencia relativa un coronel, dos tenientes coroneles y un teniente acusados de enriquecerse mediante la adjudicación irregular de contratos a un empresario que les habría pagado comisiones, además de otras dádivas como comidas o visitas a locales de alterne.

La Sala de lo Militar del Tribunal Supremo ha ordenado al Tribunal Militar Central (TMC) que dé una nueva redacción a su sentencia al apreciar insuficiencias en la motivación de la que dictaron en abril de 2017. El Supremo reprocha al TMC la omisión de toda valoración de algunas pruebas de descargo, que fueron "simplemente ignoradas".

La sentencia de abril de 2017 fue condenatoria. El TMC impuso seis meses de prisión al coronel E.S. por un delito contra la eficacia en el servicio y condenó por un delito contra el patrimonio militar al teniente coronel F.N. (tres años de prisión), al teniente coronel A.G. (seis meses de cárcel) y al teniente M.A.G. (dos años de cárcel).

Al empresario U.L. -cuyas declaraciones fueron la prueba principal para condenar a los militares- se le impuso por un delito de cohecho una pena de tres meses y un día de prisión gracias a la aplicación de la atenuante de confesión.
Hechos

La sentencia ahora revocada por el Supremo declaró probado que el teniente coronel F.N., que era jefe de la intervención delegada de la Inspección General de Sanidad de la Defensa (IGESAN), y el teniente M.A.G. "idearon un sistema para cobrar comisiones" a cambio de amañar la adjudicación de contratos a favor al empresario U.L.

La unidad de contratación de la IGESAN se hallaba bajo la dependencia del teniente coronel F.N. y por encima dse encontraba el coronel E.S., a quien se condenó por ser el responsable último de lo que ocurría con las contrataciones pero no por participar en el reparto de comisiones ni por conocer que existieran. El coronel E.S. falleció el pasado febrero, mientras el Supremo tramitaba los recursos de casación contra la sentencia del TMC. Sus herederos actúan ahora en el procedimiento.

Según la sentencia del Tribunal Militar Central, el sistema seguido con las adjudicaciones que beneficiaron a las empresas de U.L. entre 2009 y 2013 fue otorgarle directamente contratos que debieron haberse realizado por sistema de publicidad y concurrencia múltiple. Para ello se fraccionaban los contratos; se hicieron contratos verbales o se aplicó el procedimiento negociado sin publicidad con concurrencia limitada a mercantiles de U.L.

"Cuando resultaba inevitable el sistema abierto y público", añadía el TMC, "se daba un valor excesivo en el criterio de elección a cuestiones técnicas teóricas, las cuales eran previamente advertidas al citado empresario, para que las incluyera en sus propuestas".

La sentencia afirmaba que "con la intención de que el empresario se plegara a la situación, los contratos se calculaban con un beneficio en su favor excesivo con lo que es normal en el tráfico económico análogo. De este beneficio la mitad debía ser entregada por U.L. en algunas ocasiones al teniente coronel F.N. y en otras al teniente  M.A.G.". De esta forma, contratos relacionados con la limpieza del Hospital Central de la Defensa Gómez Ulla o con retirada de residuos en el CIMA generaron unas comisiones de las que se beneficiaron los citados militares por importe de 176.816 euros.

Además, el empresario entregaba regalos e invitaba a comidas y a actividades de esparcimiento en locales de alterne a los citados tenientes coroneles y al teniente. U.L. también hizo trabajos gratuitos en un inmueble que el teniente coronel F.N. tenía arrendado.

En otra ocasión, U.L. "emitió una factura por valor de 15.000 euros por la limpieza del garaje del Hospital Gómez Ulla que nunca se realizó. La misma le había sido solicitada por el teniente coronel F.N. para la entrega de dicha cantidad al teniente coronel A.G., 'que estaba pasando una mala racha económica'".
Discrepancia en la condena

La condena no fue pacífica. El vocal militar general de Brigada del Ejército de Tierra José Miguel de los Santos emitió un voto discrepante en el que sostuvo que, a su juicio, no había quedado fehacientemente demostrada la entrega de comisiones. Subrayó que el empresario -que se negó a contestar a las defensas de los militares- no fue capaz de presentar justificantes de los regalos e invitaciones, pese a afirmar que le generaron gastos cuantiosos. También consideró que su credibilidad había quedado en entredicho por otras pruebas.

Con el apoyo del fiscal del Supremo, la Sala de lo Militar ha anulado la sentencia del TMC, "con devolución de las actuaciones para que, con libertad de criterio en cuanto a la decisión de fondo que se estime procedente, dé una nueva redacción a su sentencia acorde a las exigencias de las garantías y prescripciones que se consideran desatendidas".

La Sala, con ponencia del magistrado Francisco Javier de Mendoza, estima necesaria "una nueva sentencia que contenga expresión suficiente del resultado de la prueba, de cargo y de descargo y de su cumplida valoración, así como del proceso de subsunción jurídica", ya que la dictada en abril de 2017 presenta "falta de motivación", es "de dífícil comprensión" y se ve afectada por una "absoluta exclusión de valoración" de algunos medios probatorios, tal como denunciaron los militares acusados.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3157 en: 15 de Junio de 2018, 17:34:09 pm »
Firma para que #MargaritaRobles del @PSOE readmita al exteniente Luis Gonzalo Segura después de la expulsión firmada por Pedro Morenés en junio de 2015.‬

‪¡El PSOE tiene un compromiso moral con los denunciantes de corrupción!‬

https://www.change.org/p/margarita-robles-margarita-robles-readmisión-del-exteniente-luis-gonzalo-segura?recruiter=19152101&utm_source=share_petition&utm_medium=twitter&utm_campaign=share_twitter_responsive



Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3158 en: 16 de Junio de 2018, 13:37:20 pm »


Los militares se movilizan contra los despidos a los 45 años que afectarán a más de 70.000 soldados


"Somos el único cuerpo de seguridad del Estado que, a pesar de superar tres concursos de oposición, no tenemos segura nuestra plaza y a los 45 años nos mandan a la calle", denuncian


Soldados españoles junto a la exministra de Defensa, María Dolores de Cospedal EFE
EUROPA PRESS

16.06.2018 - 08:57
La Asociación militar '45 sin despidos' se concentrará este sábado en la Plaza Zorrilla de Valladolid para exigir la "derogación" de la Ley de Tropa de 2006 y de Carrera Militar 2007 que contempla la expulsión del cuerpo a los soldados de 45 años.


También exigirán el reconocimiento como "empleados públicos" de la Administración de Defensa, que permita una "salida voluntaria" a quienes deseen dejar las Fuerzas Armadas con destino a otros puestos públicos y que se "eliminen los límites de edad y un número máximo de convocatorias" para la promoción interna en la que se "pondere la experiencia y trayectorias profesionales".

Los organizadores alertan de que la normativa afectará, hasta 2032, a más de 70.000 militares en todo el país. "Somos el único cuerpo de seguridad del Estado que, a pesar de superar tres concursos de oposición, no tenemos segura nuestra plaza y a los 45 años nos mandan a la calle", puntualiza el coordinador del colectivo, Saúl Guillermo.

El único punto, han denunciado, que se cumple de la ley de 2006 y 2007 es que "nos echan a la calle cuando tenemos 45 años". "No nos reconocen ningún tipo de formación que hagamos durante nuestra carrera militar, no nos ayudan a insertarnos en el mercado laboral, por lo que nos vemos en la calle con 45 años y experiencia 'cero' pese a haber desempeñado, en muchos casos, más de 20 años de profesión", explican para insistir en que, en estas condiciones, "es muy difícil que encontremos un empleo y más a estas edades".

Solo 150 plazas
La única forma de superar este escollo para la tropa es aprobar la oposición de permanencia, si bien denuncian que se convocan "solo 150 plazas" para más de 70.000 personas, por lo que no da una "solución al problema".

Es más, consideran que la ley es una "incongruencia" y que, advierten, esconde "un negocio" ya que se están "externalizando servicios" que podría hacer "perfectamente" efectivos de la tropa "a los que se despide" y que "están llevando a cabo subcontratas" que "son más caras que el mantenimiento de un soldado".

De hecho, la asociación cifra en 172.540 euros el coste del despido de un soldado --cobran una asignación mensual por disponibilidad de 618 euros hasta su jubilación--, "una cuantía que pagamos todos los ciudadanos vía impuestos".

Empleados públicos
En este punto, reclaman el derecho a ser reconocidos como "empleados públicos" de la administración de Defensa, en la función militar, mediante la "consolidación" de los empleos y cumpliendo con cuantos requisitos se les exija, dando el tiempo y la formación necesaria para que el que no cumpla los requisitos "tenga la oportunidad de conseguirlo en un tiempo razonable".

También exigen que se potencien los mecanismos para permitir una "salida voluntaria" a quienes decidan abandonar las Fuerzas Armadas para ingresar en puestos "de otras administraciones públicas", como Cuerpo Nacional de Policía o Guardia Civil, incentivando esta salidas para que se produzca "un drenaje" en número suficiente para "facilitar un rejuvenecimiento de las escalas".

Además, piden que se eliminen "los límites de edad y número máximo de convocatorias" para la promoción interna y que se "pondere la experiencia y trayectorias profesionales", de forma que se garantice el ascenso en la escalera social de aquellos "mejor preparados".

También la readmisión de aquellos Reservistas de Especial Disponibilidad, que son todos aquellos militares de más de 45 años que han abandonado el ejército pero que pueden ser reclamados "en cualquier momento" por el Ministerio de Defensa para que vuelvan a incorporarse a filas, así como el reconocimiento "mínimo" de una titulación equivalente a un Grado Medio de Formación Profesional.

Apoyo político
Para hacer visible toda esta situación, la Asociación ha convocado este sábado una concentración en la Plaza Zorrilla de Valladolid a partir de las 12.00 horas que, en principio, cuenta con el apoyo de "todas las fuerzas políticas", salvo de Podemos, "con el que estamos en conversación".

El colectivo muestra su esperanza con que el nuevo Gobierno, que ya aprobó una proposición no de ley en el Gobierno para paralizar estos despidos hasta que la subcomisión que está evaluando en el Congreso esta situación emita un dictamen, "cumpla su palabra" y apoye sus reivindicaciones, han concluido.

Será la segunda concentración a nivel nacional convocada por el colectivo después de la que se celebró en Cádiz y contará con la prensencia de militares de todo Castilla y León y del resto de España, en especial de "Andalucía y Galicia".

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 173311
Re:Va de militares
« Respuesta #3159 en: 17 de Junio de 2018, 07:13:33 am »

Defensa quiere convencer a la opinión pública de que España está en peligro


Ha elaborado un plan para conseguir que suba en el CIS el apoyo al aumento del gasto militar y a la pertenencia a la OTAN

“En su opinión, ¿el presupuesto que se destina anualmente en España a la defensa nacional y a las Fuerzas Armadas es excesivo, adecuado o insuficiente?”. En el año 2015, el 25,3% de los encuestados por el CIS respondieron que lo veían “excesivo” y sólo un 12,9% “insuficiente”. Empezar a revertir la opinión de los ciudadanos sobre distintos aspectos relacionados con la defensa militar es uno de los objetivos del Plan Estratégico de Subvenciones del ministerio para el período 2018-2020..

16/06/2018 01:00

El pasado mes de febrero, María Dolores de Cospedal firmó, como ministra de Defensa, un documento que detalla en casi medio centenar de páginas el plan para ordenar la concesión de subvenciones públicas relacionadas con su departamento.

Otros ministerios ya han aprobado documentos similares, pero este es el primer Plan Estratégico de Subvenciones del Ministerio de Defensa, que cubre los años 2018, 2019 y 2020, y que cumple con lo dispuesto por la Ley 38/2003, de 17 de noviembre, General de Subvenciones.

Mejorar los datos que ofrece el CIS

El plan de Defensa contempla todo tipo de ayudas: para estudiar másteres y cursos de formación dirigidos a militares, para organizar premios relacionados con los tres ejércitos, para colaborar con asociaciones de militares retirados, viudos y huérfanos...

El ministerio detalla indicadores para medir, una vez pasado 2020, el éxito o el fracaso de estas líneas de subvenciones, como por ejemplo el aumento de participantes en los concursos y el crecimiento del número de alumnos matriculados en esos cursos.

Pero, tal y como ha podido comprobar El Confidencial Digital, otras líneas de subvención se testarán a través del CIS.

Y es que el Ministerio de Defensa se ha puesto como objetivo mejorar, en unos años, los resultados de la encuesta que el Centro de Investigaciones Sociológicas realiza sobre “La Defensa Nacional y las Fuerzas Armadas”.

Objetivo: cambiar las tendencias de la opinión pública

El departamento que dirigía Cospedal, y del que ahora se encarga Margarita Robles, explica que en su camino de promover la cultura de Defensa pretende conseguir que cambie la opinión general de los españoles sobre las Fuerzas de las Armadas a medio plazo.

Son dos las líneas de subvenciones que tienen este objetivo concreto. La primera es una genérica “Subvención para promover la cultura de defensa”, que contempla “impulsar la realización de las actividades de fomento y difusión de la cultura de defensa que promuevan el conocimiento de la defensa como elemento esencial para garantizar la seguridad y el bienestar de España y de los españoles, con la finalidad de que la sociedad española conozca, valore y se identifique con su historia y con el esfuerzo solidario mediante el que las Fuerzas Armadas salvaguardan los intereses nacionales”.

A este concepto, en el que caben numerosas actividades, se destinan 200.000 euros cada año, en 2018, 2019 y 2020.

La otra subvención similar es la de los Premios Defensa, a los que se dedicarán 60.000 euros cada ejercicio.
Mayor conciencia ante los riesgos que amenazan a España

El Plan Estratégico de Subvenciones de Defensa describe con todo detalle los cambios a los que aspira en relación con esa encuesta del CIS. Según los casos, el ministerio quiere que dentro de unos años determinados porcentajes hayan aumentado unas décimas o algunos puntos, en las respuestas que muestran más sensibilidad, cercanía y valoración respecto a las Fuerzas Armadas.

Por ejemplo, llama la atención que en este documento Defensa indique que “se desea obtener un incremento del nivel de percepción del riesgo en todos los indicadores de amenaza”.

Se refiere a la pregunta de la encuesta del CIS que repasa una serie de potenciales amenazas para la seguridad de España: conflictos armados, terrorismo, ciberataques, crimen organizado, espionaje, proliferación de armas de destrucción masiva...

Los encuestados puntúan del 0 al 10 (siendo 0 “nada importante” y 10 “muy importante”) el nivel de relevancia concedida a cada uno de estos fenómenos que suponen un riesgo para nuestro país. El ministerio espera que se eleve la percepción de riesgo en al menos 0,3 puntos en todos los indicadores.

El que más preocupaba en 2015 era el terrorismo (8,03 sobre 10), seguido de la inestabilidad económica y financiera (7,74) y de la proliferación de armas nucleares, químicas, biológicas (7,16).
Presupuesto “insuficiente” para Defensa

Defensa también pretende influir en una cuestión que suele ser objeto de polémica. Se trata de la opinión sobre el presupuestos que el Estado destina a la Defensa Nacional, concretada en la anteriormente citada pregunta: “¿El presupuesto que se destina anualmente en España a la defensa nacional y a las Fuerzas Armadas es excesivo, adecuado o insuficiente?”.

El documento de subvenciones de Defensa indica que en 2015 la respuesta de que el presupuesto militar es “insuficiente” fue de 14,8%, si bien una consulta a la encuesta del CIS utilizada como referencia en realidad muestra que fue el 12,9%.

En cualquier caso, el ministerio aspira a que, gracias esas actividades subvencionadas para fomentar la cultura de Defensa, en la próxima encuesta sobre las Fuerzas Armadas el porcentaje de españoles que considera insuficiente el dinero destinado a la defensa haya crecido al menos un 0,5%.

En 2015, la respuesta con más eco a esa pregunta fue que el presupuesto militar era “excesivo” (25,3%), mientras que el 24,4% optaba por “adecuado”. El 37,3% rehusaba contestar y se refugiaba en el “No sabe / No contesta”.
Mayor apoyo a la OTAN

Otro de los aspectos polémicos en los que Defensa espera lograr avances es en la opinión sobre la pertenencia de España a la OTAN. En 2015, los españoles que creían que era “muy positiva” o “bastante positiva” sumaban el 46,6%, por debajo del 50% que se superó en 2009.

Ahora, con esas subvenciones pretende conseguir un incremento de 1,5 puntos en el global de quienes apoyan que España sea miembro de la Alianza Atlántica. Hace tres años, el 16% creía que no era “ni positivo ni negativo”, el 20,5% prefería no contestar y sólo un 16,3% contestaba que era “bastante negativa” o “muy negativa”.

Más allá de estos asuntos más discutidos y que generan debate en la sociedad, el objetivo del Ministerio de Defensa es también aumentar en 1,5 puntos el número de españoles que se manifiestan “de acuerdo” con la participación de España en misiones internacionales de paz (cifra que es ya del 89,2%); y que crezcan 1,5 puntos quienes tienen opinión “buena” o “muy buena” sobre las Fuerzas Armadas, quienes creen que están “muy preparadas” y “bastante preparadas” para defender a España, y quienes consideran que los militares españoles están “muy” o “bastante” capacitados.