Autor Tema: Sueldos, turnos y destinos  (Leído 1017608 veces)

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 171673

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 171673
Re:Sueldos, turnos y destinos
« Respuesta #12901 en: 04 de Junio de 2019, 08:19:59 am »
Vamos a ver señores, que no son 100 euros mensuales, que son como mucho 70 anuales....es un 0,25 de subida, y sobre una bse neta de 2000 euros eso significa 5 EUROS...AL MES



Los tres millones de funcionarios no cobrarán la subida de 100 euros prometida para julio

La situación de un Gobierno en funciones dificulta la aprobación del incremento de gasto que exige la medida. Hacienda se ‘olvidó’ de dictar un decreto antes del 28-A

Fecha
04/06/19access_time 1:05

La subida de sueldo del mes de julio prometida a tres millones de funcionarios se encuentra en peligro. El Gobierno de Pedro Sánchez, que se encuentra en funciones desde que se celebraron las elecciones generales el pasado 28 de abril, está encontrando obstáculos para tramitar el incremento.

En principio, Hacienda tiene que subir el sueldo de los funcionarios un 0,25% adicional a partir del próximo 1 de julio. Una cifra que supone un aumento de entre 70 y 150 euros en función de la escala del empleado público.

Esta mejora se suma al 2,25% que ya subieron los sueldos de los funcionarios a principios de año. Es fruto de la negociación que los sindicatos iniciaron con el anterior ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y que asumió después el Gobierno del PSOE.

El acuerdo estableció un incremento variable del 0,5%, del que la mitad, esto es, el 0,25%, quedó ligado a la evolución de la economía y se aplicaría en la nómina de julio. El Producto Interior Bruto (PIB) debía crecer concretamente un 2,5% el pasado año. Como la cifra final de contabilidad nacional ha elevado el avance de la economía al 2,6%, los funcionarios deben ver incrementado su sueldo en un 0,25% el mes que viene.
Acuerdo del Consejo de Ministros

Sin embargo, según reconocen a Confidencial Digital fuentes gubernamentales, el procedimiento exige que la Administración habilite esa subida a través de un acuerdo del Consejo de Ministros que debe ser instado por el Ministerio de Hacienda.

Para ello, el Gobierno tendría que llevar a cabo la aprobación del incremento de gasto en la reunión de este viernes o en la del próximo, como muy tarde, para que entrara en vigor el 1 de julio. El motivo de esta urgencia es que las nóminas se cierran en la primera quincena del mes anterior.

A día de hoy, según los técnicos consultados por ECD, los responsables de la confección de las nóminas en los diferentes ministerios, consejerías autonómicas, ayuntamientos y otros organismos públicos, no pueden ejecutar esta subida.
El Gobierno se encuentra en funciones

Por lo pronto, Hacienda no ha dado instrucciones para incluir el aumento en los pagos del próximo mes.

En el Ministerio han comenzado a surgir dudas sobre que el Consejo de Ministros pueda dar luz verde al incremento, encontrándose el Gobierno en funciones, porque la financiación de la medida exige un incremento del gasto de casi 400 millones.

Las fuentes a las que ha tenido acceso ECD advierten de que, sólo en el caso de que se forme un nuevo Gobierno antes del 15 de junio -algo que a día de hoy parece poco probable-, habría tiempo para que un Ejecutivo con plenas facultades diera luz verde a la subida con efectos de 1 de julio.
Hacienda da por hecho que habrá retrasos

Por eso en la cúpula económica del Gobierno comienza a darse por hecho un retraso en el cobro del incremento salarial.

Esto se traduce, según las estimaciones de los sindicatos y calculado sobre un año completo, que un trabajador del personal administrativo o un policía que pertenezcan al grupo C dejarán de ingresar el 1 de julio unos 70 o 75 euros.

El perjuicio para el personal técnico superior del grupo A será mayor: alcanza casi los 150 euros.
Montero no aprobó a tiempo el decreto

Fuentes de la Administración recuerdan a ECD que el Gobierno podría haber evitado este escenario con la aprobación de un decreto antes de la celebración de las elecciones generales y de que el Ejecutivo entrase en funciones.

De hecho, los sindicatos venían reclamando al Ejecutivo que aplicara la subida salarial adicional del 0,25% para los empleados públicos desde el 29 de marzo, cuando se conoció el dato definitivo del PIB de 2018.

Pero la petición no fue atendida por Hacienda ni por el Ministerio de Función Pública. Se justificó entonces afirmando que la subida podía ser calificada de “electoralista” antes de las generales, pese a que sí aprobó otras medidas en el marco de los polémicos “viernes sociales”.
Tres millones de funcionarios están en vilo

Ahora, el retraso va a perjudicar a alrededor de 500.000 empleados públicos pertenecientes a la Administración General del Estado -funcionarios, personal laboral y eventuales-. Es decir, a aquellos que prestan servicio en los diferentes ministerios, así como a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.

También afectará a los funcionarios de las comunidades autónomas y de los ayuntamientos. Todos ellos están a la espera de la decisión definitiva del Estado para poder aplicar los incrementos salariales en los organismos locales, lo que tiene en vilo a más de tres millones de empleados públicos en todo el país.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 171673
Re:Sueldos, turnos y destinos
« Respuesta #12902 en: 11 de Junio de 2019, 16:25:04 pm »
Para cobrar 9 euros brutos al mes hay que tener una base de 3600€.

 Montero subirá un 0,25% el sueldo a los funcionarios en la nómina de julio


Se trata de un incremento acordado con los sindicatos en base al crecimiento del PIB de 2018

Javier Tahiri
@javiertahiri
Madrid
Actualizado:
11/06/2019 13:58h


El Gobierno ordena el pago de 280 euros a 40.000 empleados públicos este mes

Hacienda haráque el alza salarial del 0,25% a los empleados públicos ligada al crecimiento de la economía se pague en la nómina de julio. Así lo ha asegurado la ministra en funciones, María Jesús Montero, tras una visita a la delegación de la Agencia Tributaria en Madrid esta mañana.


«Se llegará para la nómina de julio», ha sentenciado al ser preguntada por periodistas sobre el pago de este 0,25%. Esta medida beneficia a los tres millones de empleados públicos que trabajan para Estado, comunidades autónomas, corporaciones locales y demás.

El incremento era el único que faltaba por pagar hasta la fecha del acuerdo firmado por el Gobierno de Rajoy y los sindicatos de funcionarios. Este 0,25% dependía de que el PIB de 2018 creciera un 2,5% o más. Al avanzar un 2,6%, el abono, que se debía hacer desde el 1 de julio, estaba pendiente de aprobarse.


Estando en funciones, el Ejecutivo tenía dudas de si podía sacar un decreto aprobando esto, aunque Montero no ha detallado cómo lo hará. Hacienda era el ministerio que tenía la última palabra y ha anunciado que «están trabajando» para que se pague en la nómina del próximo mes. Pese a depender de Política Territorial, estando en funciones el Gobierno, este incremento ya dependía de Hacienda, que debía hacer un informe dando el visto bueno.

La subida para los tres millones de funcionarios supondrá 314 millones de euros de coste para las arcas públicas. CC.OO. calcula que este 0,25% supondrá de 70 a 75 euros al año a policías loclaes del grupo C, siendo de unos 40 euros lo que les subirá la nómina de julio. En Sanidad, de media los empleados públicos cobrarán unos 9 euros más al mes.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 171673
Re:Sueldos, turnos y destinos
« Respuesta #12903 en: 14 de Junio de 2019, 07:38:17 am »

Por qué Oñate "es el peor destino" que le puede tocar a un guardia civil en el País Vasco
Las campañas de escrache y presión contra el Instituto Armado tienen una nueva versión este año bajo el nombre de 'Jare Kuartela Eguna'.
14 junio, 2019 02:26

Gonzalo Araluce @GonzaloAraluce

Poco más de 11.000 vecinos en el Alto Deva, región montañosa de valles verdes. Oñate (Guipúzcoa) es municipio de profundas raíces históricas y culturales. Alejada del centro histórico se erige la casa cuartel de la Guardia Civil. El medio centenar de agentes que la ocupan, también sus familias, viven en un "entorno conflictivo". Además del largo historial de atentados de ETA, sus agentes lamentan la "presión" que sufren por parte de sus vecinos: hablan de caceroladas, escraches y campañas exigiendo su retirada.

Fuentes asociativas de la Guardia Civil consultadas por EL ESPAÑOL lo tienen claro: Oñate es "el peor destino" que le puede tocar a un agente en el País Vasco. Admiten que la convivencia en ciertos municipios vascos o navarros está aún muy lejos de la normalidad tras décadas de fractura social y terrorismo. Pero el caso de Oñate, apuntan, es excepcional. Hay un día en el que esa presión se manifiesta expresamente.
Del 'flashmob' al escrache

Año tras año, y coincidiendo con las mismas fechas, varias organizaciones vecinales o abertzales organizan un acto para exigir la retirada de la Guardia Civil de su pueblo. En la memoria de los agentes está el escrache al que se les sometió en junio de 2018: una manifestación bajo el eslogan de Fan Hemendik [Fuera de aquí] que recorrió las calles del municipio y que se hizo sentir especialmente a las puertas de la casa cuartel. Líderes regionales y locales de fuerzas independentistas, sobre todo abertzales, ocuparon un puesto destacado en la marcha.

El acoso a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado ha tenido otras formas en otras ediciones: en 2014 se grabó un flashmob en tono festivo al ritmo de una canción en la que se exige a los picoletos y txakurras [perros en euskera, como el entorno radical llamaba a los efectivos policiales] que se marchen.
Un 'referéndum'

Escraches, caceroladas, manifestaciones... ¿y este año? El de esta semana -con el sábado como día central- será un acto menos ruidoso pero igualmente cargado de simbolismo: una suerte de referéndum basado en recogida de firmas bajo el título de Jare Kuartela Eguna [Día libre sin cuartel].

"Una vez más los 40 agentes y sus familias volverán a sentir el odio de sus vecinos hacia ellos", lamentan desde la Asociación Española de Guardias Civiles (AEGC). Según señalan, la recogida de firmas se lleva haciendo desde hace un mes "con el apoyo de su consistorio [gobernado por EH Bildu] a través de su página web y su revista municipal".

Y añaden: "Es una vergüenza que cada año tengan que soportar este acoso y odio de unos intransigentes que se hacen llamar demócratas cuando sus acciones nos demuestran que no aceptan a los que no piensan como ellos".

En términos similares se expresa el Colectivo de Víctimas del Terrorismo del País Vasco (Covite). El objetivo del acto, señalan, es "la mofa y la burla contra este cuerpo policial": "En los últimos años se han producido una veintena de actos contra la Benemérita en Oñate". Por eso piden "tanto al Gobierno central como al Gobierno vasco" que "se impliquen" en la protección de la Guardia Civil.

Las fuentes asociativas de la Guardia Civil consultadas por este diario advierten de que su retirada de municipios como el de Oñate no es una idea que se contemple a corto plazo. Aun siendo el "peor destino" para un agente y su familia señalan que su presencia es "imprescindible" y que también reciben el apoyo de una pequeña parte de la población.



Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 171673
Re:Sueldos, turnos y destinos
« Respuesta #12904 en: 17 de Junio de 2019, 07:11:45 am »

Los funcionarios cobrarán en septiembre la subida de 100 euros prometida para julio
Hacienda todavía no ha tramitado el incremento y las nóminas para el próximo mes y el de agosto se programan prácticamente a la vez y ya se han cerrado

Fecha
17/06/19access_time 1:02

El Gobierno y los sindicatos formalizaron el pasado viernes la subida salarial del 0,25% a los funcionarios en la nómina del mes de julio. Sin embargo, los empleados públicos no cobrarán el incremento hasta después del verano.

La ministra de Hacienda en funciones, María Jesús Montero, avanzó la semana pasada que está previsto incluir en las nóminas de julio de los empleados públicos la subida salarial adicional del 0,25% ligada al PIB y establecida en el acuerdo con los sindicatos.

No obstante, el Ministerio todavía tiene que formalizar el incremento vía Consejo de Ministros, por lo que el alza todavía no está claro en qué mes llegará a los trabajadores, aunque en todo caso con efectos de 1 de julio.
Hacienda apunta a septiembre para el cobro

Así las cosas, según ha podido saber Confidencial Digital por fuentes próximas al Ejecutivo, en la cúpula económica del Gobierno dan por hecho un retraso en el cobro de la subida.

El argumento que se esgrime es que las nóminas de julio y agosto se programan prácticamente a la vez en los servicios de habilitación de los ministerios y esa circunstancia descarta casi totalmente la actualización hasta septiembre.
El Gobierno se comprometió a la subida en julio

En principio, Hacienda tenía que subir el sueldo de los funcionarios un 0,25% adicional a partir del próximo 1 de julio.

Esta mejora se suma al 2,25% que ya subieron los sueldos anuales de los funcionarios a principios de año. Es fruto de la negociación que los sindicatos iniciaron con el anterior ministro de Hacienda, Cristóbal Montoro, y que asumió después el Gobierno del PSOE.

El acuerdo estableció un incremento variable del 0,5% anual, del que la mitad, esto es, el 0,25%, quedó ligado a la evolución de la economía y se aplicaría en la nómina de julio. El Producto Interior Bruto (PIB) debía crecer concretamente un 2,5% el pasado año.

Como la cifra final de contabilidad nacional ha elevado el avance de la economía al 2,6%, los funcionarios deben ver incrementado su sueldo anual en un 0,25% el mes que viene.
Los obstáculos para un Gobierno en funciones

Sin embargo, tal y cómo se contó en ECD hace dos semanas, la subida de sueldo del mes de julio prometida a tres millones de funcionarios corría peligro. El Gobierno de Pedro Sánchez, que se encuentra en funciones desde que se celebraron las elecciones generales el pasado 28 de abril, estaba encontrando obstáculos para tramitar el incremento.

El procedimiento exige que el Ejecutivo habilite esa subida a través de un acuerdo del Consejo de Ministros.

Para ello, el Gobierno tendría que haber llevado a cabo la aprobación del incremento de gasto en la reunión del pasado viernes, como muy tarde, para que entrara en vigor el 1 de julio. El motivo de esta urgencia es que las nóminas se cierran en la primera quincena del mes anterior.

A día de hoy, según los técnicos consultados por ECD, los responsables de la confección de las nóminas en los diferentes ministerios, consejerías autonómicas, ayuntamientos todavía no han ejecutado esta subida. Hacienda no ha dado instrucciones para incluir el aumento en los pagos del próximo mes.

En el Ministerio habían surgido dudas sobre que el Consejo de Ministros pudiera dar luz verde al incremento, encontrándose el Gobierno en funciones, porque la financiación de la medida exige un incremento del gasto de casi 400 millones.

Las fuentes a las que ha tenido acceso ECD ya advirtieron de que, sólo en el caso de que se formase un nuevo Gobierno antes del 15 de junio -algo que no se ha producido-, habría tiempo para que un Ejecutivo con plenas facultades dictase la subida para que tenga tuviera efectos a 1 de julio.
Tres millones de funcionarios perjudicados

Por lo tanto, el retraso va a perjudicar a alrededor de 500.000 empleados públicos pertenecientes a la Administración General del Estado -funcionarios, personal laboral y eventuales-. Es decir, a aquellos que prestan servicio en los diferentes ministerios, así como a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad.

También afectará a los funcionarios de las comunidades autónomas y de los ayuntamientos. Todos ellos están a la espera de la decisión definitiva del Estado para poder aplicar los incrementos salariales en los organismos locales, lo que tiene a la espera a más de tres millones de empleados públicos en todo el país.

Esto se traduce, según las estimaciones de los sindicatos y calculado sobre un año completo, que un trabajador del personal administrativo o un policía que pertenezcan al grupo C dejarán de ingresar el 1 de julio unos 70 o 75 euros por año.

El perjuicio para el personal técnico superior del grupo A será mayor: alcanza casi los 150 euros.