Autor Tema: Grafiteros  (Leído 51735 veces)

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 175033
Re:Grafiteros
« Respuesta #580 en: 26 de Junio de 2019, 07:13:10 am »




Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 175033
Re:Grafiteros
« Respuesta #581 en: 10 de Julio de 2019, 15:33:07 pm »
« Última modificación: 10 de Julio de 2019, 15:45:22 pm por 47ronin »

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 175033
Re:Grafiteros
« Respuesta #582 en: 16 de Julio de 2019, 09:27:45 am »


Madrid declarará la guerra a los grafiteros con sanciones más contundentes


El Ayuntamiento de la capital revisará la ordenanza e incluirá más medios para su limpieza y eliminación

Aitor Santos Moya
@asmoya10
Actualizado:
16/07/2019 00:17h

El Ayuntamiento revisará la Ordenanza de Limpieza de los Espacios Públicos con el objetivo de erradicar las pintadas vandálicas de la ciudad. De esta manera, el delegado de Medio Ambiente y Movilidad, Borja Carabante, declaró este lunes en la primera comisión del ramo la guerra a los grafiteros. «El efecto de degradación y suciedad que provocan es evidente», subrayó, consciente de la necesidad de impulsar medidas de concienciación social y vigilancia para prevenir este tipo de actos: «Por un lado, se dotará a los servicios municipales de los medios para su limpieza y eliminación y, en paralelo, se endurecerá el régimen sancionador contra aquellos que ensucien el paisaje urbano».

Las infracciones, tipificadas como leves, están recogidas en el artículo 17 de la ordenanza, que alude a «realizar cualquier clase de pintadas, grafitis e inscripciones, tanto en espacios públicos como sobre el mobiliario urbano, o en muros, paredes de edificios, fachadas, estatuas, monumentos, arbolado urbano público y, en general, cualquier elemento exterior integrante de la ciudad». En cuanto a las sanciones, la norma –de conformidad con la Ley 3/2007 de Medidas Urgentes de modernización del Gobierno y la Administración regional– establece penas de 300 a 3.000 euros, que en casos de reiteración ascienden de 600 a 6.000 euros.

Desde 2015, el Ayuntamiento ha abierto 464 expedientes, alcanzando su pico máximo en el último año y medio (129, en 2018; y 80, en los seis primeros meses de 2019). De los 115 incoados en 2017, 114 acabaron en multa y solo 1 sobreseído. De los mencionados 129 de 2018, 121 terminaron en sanción, 7 se encuentran en tramitación y uno fue cerrado al vencer el plazo de caducidad. Entre enero y junio del presente año, 11 han sido impuestos y el resto (79) están pendientes de tramitación. A ellos, se suman los 41 boletines de denuncia de la Policía Municipal aún por incoar.

Trabajos de limpieza

De acuerdo con la resolución del 15 de junio de 2017, por la que se aprobó el Protocolo de prestación ambiental –sustitutoria de las sanciones por incumplimiento de la ordenanza–, el Consistorio ha llevado a cabo 46 resoluciones por esta vía. Son los propios infractores los que pueden solicitar la permuta de las multas por la «realización de trabajo de limpieza de pintadas en la vía pública».

Los vecinos de los distritos de Puente de Vallecas, Latina y Centro son los que más padecen las pintadas, según consta en las actuaciones de limpieza del primer trimestre de 2019, publicadas por el Ayuntamiento en su portal de datos abiertos. En el otro lado, Villaverde, Usera o Carabanchel fueron los menos afectados por los vándalos del espray. «Artistas», ahora, bajo la lupa del nuevo Ayuntamiento.


Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 175033
Re:Grafiteros
« Respuesta #583 en: 16 de Julio de 2019, 09:30:42 am »
Analicemos los datos...de los 464 expedientes hubo 46 que se acogieron.a realizar trabajos para la comunidad...y 378 que no....pero lo.que no.dice el.articulo es cuantas de esas 378 multas se cobraron.

Ninguna?

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 175033
Re:Grafiteros
« Respuesta #584 en: 21 de Julio de 2019, 07:14:36 am »

Grafiteros vandalizan una obra de arte urbano en un centro de Arganzuela

    LUIS NÚÑEZ-VILLAVEIRÁN
    @LNvillaveiran
    Madrid

Domingo, 21 julio 2019 - 02:05


El mural vandalizado del centro de Arganzuela. ANTONIO HEREDIA

"Es una falta de respeto de artistas con artistas". Así definía Cayetana Hernández, concejala presidenta del distrito de Arganzuela lo ocurrido hace dos semanas en el Centro Dotacional Integrado de su distrito. Un grupo de grafiteros, con nocturnidad, había vandalizado la obra que el artista urbano Erb Mon pintó entre septiembre y octubre de 2018.

Este mural, en el que predominaban las formas geométricas de múltiples colores, había sido pintado por el artista junto con otros escritores locales. Pertenecía a una iniciativa artístico- educativa que Erb Mon bautiza como Mur Project. El precio del trabajo rondó los 10.000 euros y se realizó por parte de la anterior Junta de Distrito gracias a un presupuesto participativo. "Es una manera de rehabilitar el barrio y nos pareció una gran iniciativa", dice la nueva concejal presidenta.

La pintura ocupaba toda la fachada del edificio pero los grafiteros han vandalizado sólo la parte perteneciente al cierre del mismo. Son varios los dibujos y firmas que están pintados encima de la obra del muralista, como a él mismo le gusta considerarse, al que se trajo de Valencia ex profeso para poder realizar la obra. Erb Mon consideraba esta y otras obras del Mur Project una manera de que «la gente haga más suyo el barrio».

Ahora la Junta del distrito no sabe todavía cómo proceder ante esta vandalización. «Es pintura sobre pintura así que hay poco que se pueda hacer», explica Hernández. Una de las opciones era volver a encargar al artista que rehiciera la obra pero el precio y la alta probabilidad de que vuelva a ocurrir esto hicieron que se descartara esa opción. Así, lo que parece que se planteará la Junta, ya en septiembre, es convocar un concurso entre artistas del distrito para redecorar la fachada de este Centro Dotacional Integrado.
Sanciones más duras

A principios de esta semana, el concejal de Medio Ambiente, Borja Carabante anunció que se endurecerán las sanciones por realizar grafitis. Carabante explicó que se revisará la Ordenanza de Limpieza de los Espacios Públicos para «erradicar las pintadas vandálicas de la ciudad».

Los datos recogidos por el Ayuntamiento recogen un incremento de las sanciones impuestas por este tipo de acciones hasta cuadruplicarse en los últimos cuatro años. Las cuantías impuestas varían entre los 300 y los 3.000 euros y los 600 y los 6.000 si hay reiteración.



Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 175033
Re:Grafiteros
« Respuesta #585 en: 01 de Septiembre de 2019, 07:04:19 am »
Más de 35.700 actuaciones en seis meses


El coste de limpiar los grafitis se dispara en Madrid: más de 10.000 euros al día


FERNANDO MEDINA
Madrid
Domingo, 1 septiembre 2019 - 00:53

Un operario borra un grafiti en la plazuela de Antonio Vega.
OLMO CALVO
Cerrar Publicidad

La guerra contra los grafitis está vigente más que nunca en Madrid. El Ayuntamiento ha incrementado la limpieza de estas pintadas ilegales en un 81% desde 2017 y eso se nota en 15 de los 21 distritos de la capital, con Latina en el primer lugar de la lista. En los barrios de esta zona, las paredes, los bancos y los bolardos están repletos de dibujos, y desde el año pasado los servicios de limpieza duplicaron sus actuaciones en ellos, donde incluso fue necesario activar equipos de trabajo los fines de semana.

La idea del Consistorio es disuadir a los grafiteros de dañar los bienes públicos haciéndoles ver que sus pintadas duran muy poco tiempo. Aunque los vecinos dicen que las actuaciones de estos artistas callejeros, en las que plasman insultos, nombres, apodos, iniciales y garabatos, no cesan.

PUBLICIDAD

inRead invented by Teads
Así lo relata Ernesto, que vive en el barrio de Aluche desde hace nueve años. En el cerramiento de su edificio cada mes es común ver grafitis de diferentes tamaños y colores, dice, aunque ha observado algún cambio desde que se incrementaron las labores de limpieza: en un principio, los dibujos alcanzaban hasta los dos metros de longitud pero ahora son más pequeños. «Es insoportable ver los muros manchados con puras tonterías. Hay grafitis que son verdaderas obras de arte, pero los que pintan aquí son puras rayas sin sentido y ni se entiende lo que dicen», asegura este vecino.


La molestia por estas pinturas también se extiende por otros puntos de la ciudad, como el turístico barrio de Malasaña, en el distrito Centro. Allí, los dueños de restaurantes, bares y tiendas de ropa rechazan los garabatos que los grafiteros pintan sobre muros, puertas y garajes. «No hay sitio en donde no haya rayones. A veces creemos que compiten entre ellos porque sin importar cuántas veces borremos, vuelven y nuevamente escriben sus cosas», dice Marina, una joven que trabaja en una cafetería ubicada cerca de la Plaza del Dos de Mayo.


Los equipos de limpieza del Ayuntamiento comparten la misma opinión. Ellos también han observado que después de borrar un grafiti no pasa ni una semana y las pinturas aparecen nuevamente.

Aunque no se conocen con certeza cuántos dibujos de este tipo existen en la ciudad, el Ayuntamiento de Madrid ha realizado 35.706 limpiezas sólo en el primer semestre de este año. Un número que ha ido creciendo exponencialmente desde el 2017, donde en el mismo periodo se registraron 19.641 labores. El Consistorio contabiliza cada una de esas limpiezas cuando elimina un grafiti o un conjunto de ellos que se encuentren separados a menos de un metro.

ANÁLISIS Y ACTUACIÓN
Para la eliminación de los dibujos, el Ayuntamiento ha distribuido 28 operarios con 24 vehículos por toda la ciudad. Estos funcionarios, a través de equipos tecnológicos, ubican las direcciones de las pinturas y hacen un análisis previo a su eliminación. Cuando la superficie manchada es lisa y la pintura original es simple, el proceso es fácil, basta con pintar encima del grafiti y el problema se soluciona. Sin embargo, las intervenciones más complejas se dan cuando los dibujos están sobre superficies como granito, piedra o ladrillo. En esos casos, los técnicos deben colocar sobre el grafiti químicos especiales para que se desprenda la pintura, y después, con una manguera de agua a presión, van borrando el dibujo. En todos los casos, los operarios visten monos blancos, máscaras que les protegen la nariz, la boca y los ojos y guantes especiales para evitar riesgos en su salud.


Todos estos equipos y el protocolo de movilización que emplean para las limpiezas generan costes elevados en las arcas municipales. Cada día laborable, la ciudad invierte 10.780 euros para eliminar los grafitis. Esto significa que al año el presupuesto promedio en Madrid supera los 2.640.000 euros.

Además de las labores encargadas por el Ayuntamiento, hay puntos de la ciudad que son reparados por otros organismos. Un ejemplo son los muros de la M-30. Allí los grafitis se cuentan por decenas y es la Empresa de Mantenimiento y Explotación de la M-30, adjudicataria del servicio, la que realiza constantes procesos para eliminar los garabatos.

En el último año, esta empresa utilizó 1.850 kilogramos de pintura para deshacerse de los dibujos. Según esa entidad, los grafitis no sólo generan efectos contra el medio ambiente por el uso de los aerosoles, sino que también producen un «impacto visual negativo que se proyecta en la ciudad».


Un trabajador limpia un grafiti con agua a presión.OLMO CALVO
Los datos del Ayuntamiento también revelan que la superficie afectada por estos actos es alta. De enero a junio de este año, en Madrid se han limpiado 237.999 metros de dibujos ilegales. Por eso, los funcionarios de limpieza aseguran que el daño causado por cada grafiti es alto para la ciudad, pues los grafiteros pueden tardar segundos en hacer un dibujo mientras que para eliminarlo la tarea puede durar horas. Además de las molestias que ocasionan a los vecinos o a los propietarios de las casas afectadas, pues si los dibujos están pintados en ventanas de vidrio o en lugares que no correspondan a la fachada de una vivienda, el Ayuntamiento no puede intervenir. En esos casos, los propietarios del inmueble deben limpiarlos con sus propios recursos.


Eso le ocurrió el pasado diciembre a Marco Rodríguez y a su esposa, Ana. La pareja vive en Malasaña. El bordillo de su puerta está lleno de pinturas y cada tres meses lo pintan de color gris. Hasta hace tres años, eliminaban los dibujos cada mes, pero se dieron cuenta que el esfuerzo no duraba nada. «Pintábamos en la tarde y al otro día ya había una frase, una mala palabra o unos trazos sin sentido», dice Marco. Para Ana, «el vandalismo», cómo ella lo llama, lo único que genera es rechazo en contra de los dibujantes.

EL GRAFITI, UN "ACTO NATURAL"
Pero los grafiteros no están de acuerdo con esto. Cuatro jóvenes que se dedican a esta actividad comentan que es una forma de expresar sus sentimientos, pensamientos e ideologías. Admiten que lo que hacen es ilegal, pero defienden que el escribir en las paredes es un acto natural que el hombre inventó hace miles de años. «Obviamente no queremos destruir la ciudad, pero la represión no es el mejor camino. Lo ideal sería tener más espacios destinados al arte», subraya uno de estos chicos.

Ellos viven en Puente de Vallecas y aseguran que sus lugares favoritos para pintar son los muros o puertas de metal. Lo importante, dicen, es que sea un sitio visible para que las personas vean el dibujo. Las pintadas se organizan con al menos dos días de anticipación, pues necesitan comprar los materiales y tener una idea clara de lo que van hacer, cuentan estos jóvenes, que siempre van en grupos de cuatro o cinco personas. La hora ideal para evitar ser detectados es la madrugada y, según comenta este grupo, todo está permitido: cualquier lugar se vuelve su lienzo. Lo único que evitan en ocasiones es pintar sobre los juegos infantiles que hay en los parques.


Antes de lanzarse a dibujar, cuentan, analizan rutas de escape por si existe un operativo policial o los agentes les persiguen. Incluso tratan de que los lugares escogidos estén cerca de la casa de uno de los miembros para esconderse lo más pronto posible.

El objetivo es siempre el mismo: terminar el dibujo sin ser atrapados. Si esto último ocurre, los grafiteros se enfrentarían a fuertes sanciones económicas. La normativa vigente penaliza estos actos con multas que van desde los 300 hasta los 3.000 euros. La ley incluso detalla que, en caso de reiteración, el infractor podría pagar hasta 6.000 euros.

Sin embargo, estas sanciones podrían cambiar en los próximos meses. Uno de los compromisos que el nuevo alcalde de Madrid, José Luis Martínez-Almeida, adquirió con la ciudadanía fue reducir los grafitis en la ciudad. Y para esto ha señalado que endurecerá el régimen sancionador e impulsará medidas de concienciación social y de vigilancia, además de dotar de más equipos y medios a los servicios de limpieza.

El propio alcalde, el pasado mayo, borró una pintada en el distrito de Vicálvaro. Se trataba del acrónimo A.C.A.B., que en español significa «todos los policías son unos bastardos». Almeida aseveró entonces que no tolerará los insultos a la Policía ni pintadas ilegales. Aunque días después, en el mismo lugar, los grafiteros volvieron a llenar de color la pared.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 175033
Re:Grafiteros
« Respuesta #586 en: 05 de Septiembre de 2019, 07:17:42 am »

Tres grafiteros apuñalan a un vigilante de Metro para poder vandalizar el suburbano

Los chicos portaban una navaja y palos con los que atacaron a los trabajadores al ser descubiertos en el depósito de Cuatro Vientos
Ep
MADRIDActualizado:
03/09/2019 19:30h


Tres grafiteros han apuñalado con una navaja a un vigilante de seguridad de Metro en el depósito de trenes de Cuatro Vientos y le han causado heridas leves en mano y brazo.

Según han indicado fuentes de Metro, un grupo de tres personas han entrado alrededor de las 16.00 horas en el depósito de trenes con el objetivo de realizar pintadas en los vagones.

Así, han sido detectados por las cámaras de seguridad y un grupo de vigilantes ha intentado frenar a los chicos, que portaban una navaja y varios palos. Han conseguido retener a uno de ellos, que portaba el arma blanca, y que, al resistirse, ha provocado dos cortes a uno de los trabajador, mientras que otra grafitera ha golpeado en el brazo a otro de los efectivos de seguridad.

Finalmente, han conseguido huir y los vigilantes han sido atendidos por el Samur-Protección Civil y han sido trasladados a la mutua. Desde Metro Madrid han señalado que cuentan con «medidas de seguridad disuasorias para evitar acciones» como las de este martes.

En esta línea, ha destacado que en 2018 frustraron 1.019 intentos de grafitis frustrados por el personal de seguridad, mientras que no se consiguieron parar otros 663. En esta línea, han destacado que tienen más de 8.000 cámaras repartidas por toda la red. Asimismo, han comunicado que han puesto a disposición de Policía Nacional las imágenes de las cámaras de vigilancia.

Huelga e impago

Por su parte, Alternativa Sindical ha señalado en un comunicado que el trabajador herido es de la empresa Trablisa, cuando la seguridad de este depósito corresponde a Ombuds, cuyos trabajadores se encuentran en huelga desde el 12 de agosto por el impago de las nóminas de junio y la extraordinaria de julio.

Así, ha reprochado que «se esté cubriendo la ausencia de los trabajadores que participan en la huelga con vigilantes de otra compañía». Extremo que desde Metro han negado.

En esta línea, el sindicato ha explicado que solicitará al Juzgado que se oficie el parte de asistencia y las cámaras de vídeo vigilancia del depósito para denunciar como « prueba irrefutable con esta agresión» que la compañía está cubriendo con Trablisa los servicios prestados por los huelguistas.

Por su parte, el portavoz de Alternativa Sindical, Alberto García, ha adelantado que este miércoles se presentará «denuncias penales» contra Metro y Trablisa que, desde su punto de vista, demuestra que desde la Gerencia «se ha mentido a la opinión pública cuando se negaba hace escasamente una semana que Metro de Madrid estuviera cubriendo los descubiertos de la huelga» con esta otra empresa.

Los 550 trabajadores de vigilancia de Ombuds trabajan en las líneas 7 y 9 del suburbano, además de en los depósitos y cocheras de la red.


Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 175033
Re:Grafiteros
« Respuesta #587 en: 16 de Octubre de 2019, 06:38:36 am »

Causaron daños de 3.400 euros en las instalaciones
Detenido un grafitero que apuñaló a un vigilante de Metro de Madrid en Cuatro Vientos

    LUIS F. DURÁN
    Madrid

Martes, 15 octubre 2019 - 13:30

Uno de los tres jóvenes que asaltaron el depósito de trenes provocó cortes en el brazo al hombre, que intentó retenerles

La Policía Nacional ha detenido al grafitero que el pasado 3 de septiembre agredió con una navaja a un vigilante de seguridad de Metro de Madrid cuando trataba de retenerle, junto a otros dos jóvenes, tras haber realizado pintadas en los trenes del depósito de Cuatro Vientos.

Los hechos ocurrieron cuando los vigilantes de seguridad de Metro detectaron la presencia de tres grafiteros en el depósito de trenes del recinto de Cuatro Vientos.

Cuando uno de los trabajadores acudió al lugar, logró retener a uno de los jóvenes, el cual le agredió con una navaja en varias ocasiones provocándole varios cortes en el brazo. Posteriormente, y tras haber amenazado de muerte al vigilante, huyó de forma apresurada de la estación junto a sus dos compatriotas.

Después de varias indagaciones, los investigadores comprobaron que los daños en los trenes por los grafitis ascendían a más de 3400 euros.

Los agentes de la Brigada Móvil-Policía en el Transporte, lograron finalmente la identificación y detención de este individuo que pasó a disposición de la autoridad judicial como presunto responsable de los delitos de daños, lesiones y amenazas.