Autor Tema: En recuerdo de los caídos en acto de servicio  (Leído 16222 veces)

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #100 en: 09 de Enero de 2015, 14:54:08 pm »
El Gobierno estudia que las banderas ondeen a media asta cuando muera un policía

) Las organizaciones sindicales han hecho esta petición tras la muerte del agente arrojado a las vías del tren en Madrid.

La petición afecta al real decreto vigente de 1981 sobre el uso de la bandera.

Será el Consejo de Ministros el que estudie la iniciativa.

EFE. 09.01.2015 - 05:37h

El Gobierno está estudiando que las banderas de todas las dependencias policiales ondeen a media asta cuando fallezca un policía en acto de servicio, tal y como han reivindicado las organizaciones sindicales tras la muerte del agente arrojado a las vías del tren en Madrid.

Se trata de una petición justa y digna de ser estudiada

"Se trata de una petición justa y digna de ser estudiada", ha asegurado el ministro del Interior, Jorge Fernández Díaz, tras presidir la Junta de Gobierno de la Policía Nacional en las instalaciones centrales de Canillas, donde los máximos responsables del cuerpo, así como su director, Ignacio Cosidó, han guardado un minuto de silencio en recuerdo del agente. Fernández Díaz ha asegurado que ya ha trasladado esta demanda a la vicepresidenta del Gobierno, Soraya Sáenz de Santamaría, pues afecta al real decreto vigente de 1981 sobre el uso de la bandera.

Por este motivo, será el Consejo de Ministros el que estudie la iniciativa con el objetivo, ha dicho el titular de Interior, de encontrar una "respuesta jurídica adecuada" entre el supuesto "máximo" de la decisión del Gobierno cuando decreta oficialmente luto nacional y de otras medidas intermedias como el caso de miembros de las fuerzas de seguridad fallecidos mientras trabajaban. En cualquier caso, Fernández Díaz ha mostrado su disposición a estudiar esta medida y de que pueda tener una solución jurídica "solvente".

 

Desconectado Heracles_Pontor

  • Moderador
  • Tyranosaurius Rex
  • **
  • Mensajes: 43194
  • Verbum Víncet.
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #101 en: 09 de Enero de 2015, 20:01:23 pm »
Yo si falleciera en acto de servicio preferiría que mí mujer y mis hijos tuvieran un futuro asegurado . . . que dispongan de todas las ayudas posibles . . . y que la bandera ondee a la altura que quieran . . . una bandera no paga facturas . . .

Enviado desde mi CUBOT ONE mediante Tapatalk


"No hay hechos, sino interpretaciones" Nietzsche

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #102 en: 09 de Enero de 2015, 20:04:27 pm »
Yo si falleciera en acto de servicio preferiría que mí mujer y mis hijos tuvieran un futuro asegurado . . . que dispongan de todas las ayudas posibles . . . y que la bandera ondee a la altura que quieran . . . una bandera no paga facturas . . .

Enviado desde mi CUBOT ONE mediante Tapatalk

 :Plasplas :Plasplas :Plasplas

Desconectado EXCALIBUR

  • Profesional
  • Aprendiz
  • *
  • Mensajes: 118
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #103 en: 09 de Enero de 2015, 20:23:16 pm »
Yo si falleciera en acto de servicio preferiría que mí mujer y mis hijos tuvieran un futuro asegurado . . . que dispongan de todas las ayudas posibles . . . y que la bandera ondee a la altura que quieran . . . una bandera no paga facturas . . .

Enviado desde mi CUBOT ONE mediante Tapatalk



Si señor¡¡¡¡¡
« Última modificación: 09 de Enero de 2015, 21:02:54 pm por 47ronin »

Desconectado pruden

  • Cadete
  • *
  • Mensajes: 204
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #104 en: 09 de Enero de 2015, 21:34:38 pm »
Yo si falleciera en acto de servicio preferiría que mí mujer y mis hijos tuvieran un futuro asegurado . . . que dispongan de todas las ayudas posibles . . . y que la bandera ondee a la altura que quieran . . . una bandera no paga facturas . . .

Enviado desde mi CUBOT ONE mediante Tapatalk

Y yo, pero lo cortes no quita lo valiente, como señal de reconocimiento y respeto creo que está bien, pero si solo se queda en eso, es cierto que no da de comer.


Un saludo

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542

Desconectado pruden

  • Cadete
  • *
  • Mensajes: 204
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #106 en: 11 de Enero de 2015, 16:21:09 pm »
Que bonito, pese a quien le pese.

Un saludo

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #107 en: 11 de Enero de 2015, 19:25:13 pm »

El policía muerto en Madrid recibe un impresionante adiós de sus compañeros

abc / madrid

Día 11/01/2015 - 18.58h
 
Este domingo se ha celebrado una misa en el Cerro de los Ángeles por todos los miembros de Cuerpos y Fuerzas de Seguridad caídos en acto de servicio

Policías nacionales, municipales y guardias civiles, formando en homenaje a sus compañeros fallecidos en acto de servicio

El interior de la Basílica estaba abarrotado de personas que quisieron participar en este homenaje

Agentes de distintos cuerpos de Policía y Guardia Civil participaron en una parada frente a la Basílica

La consternación era la nota dominante entre los uniformados y sus familiares que participaban ayer en la misa homenaje a sus compañeros caídos.

La Basílica del Sagrado Corazón, en el Cerro de los Ángeles, en Getafe, ha sido el lugar elegido por los compañeros del agente del Cuerpo Nacional de Policía Javier Ortega, que falleció el pasado 2 de enero tras ser empujado al Metro por un presunto delincuente al que iba a identificar. En su persona, explicaron, se quiere simbolizar a todos los agentes muertos en acto de servicio.

Familiares, amigos y compañeros del desaparecido acudieron masivamente al funeral, que ha tenido lugar a la una del mediodía, en un ambiente de honda tristeza.

La misa, organizada por los propios agentes, se hizo extensiva a todos los compañeros de los Cuerpos y Fuerzas de Seguridad del Estado que han caído durante el cumplimiento de su trabajo. La basílica estuvo totalmente abarrotada, y también hubo una parada en el exterior del templo, en la gran explanada del Cerro de los Ángeles, donde muchos policías nacionales y municipales y guardias civiles, en formación, rindieron su último homenaje a los compañeros fallecidos en acto de servicio.

Desconectado nocheuid

  • Experto III
  • ******
  • Mensajes: 2439
  • FUERZA Y HONOR
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #108 en: 11 de Enero de 2015, 20:29:29 pm »
y se han visto mucho uniformes de PMM.
Aunque ande en valle
De sombra y de muerte
no temeré mal alguno
Porque tú estarás conmigo
Tu vara y tu cayado me
infundirán aliento

Desconectado Xena091

  • Profesional
  • Experto I
  • *
  • Mensajes: 3474
  • "La Chunga" by Pindongo
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #109 en: 11 de Enero de 2015, 20:40:55 pm »
He estado allí y me ha emocionado.

Gracias a todos los que han ido.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #110 en: 12 de Enero de 2015, 13:19:40 pm »
<a href="http://youtube.com/v/8CKUpwff0tA#t=11" target="_blank" class="new_win">http://youtube.com/v/8CKUpwff0tA#t=11</a>

Desconectado thundercat

  • Experto I
  • **
  • Mensajes: 3574
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #111 en: 13 de Enero de 2015, 11:54:53 am »
Madre mía lo que tiene que aprender Rajoy de muchas cosas, pero entre ellas de su homólogo francés, en el homenaje que esta dando ahora mismo en el funeral por los tres policías fallecidos en el atentado y secuestro de París....

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #113 en: 23 de Enero de 2015, 18:13:40 pm »

Desconectado Epi44

  • Profesional
  • Gurú
  • *
  • Mensajes: 6463
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #114 en: 02 de Febrero de 2015, 16:49:15 pm »
<a href="http://youtube.com/v/ZZ9Paj6Ayqw" target="_blank" class="new_win">http://youtube.com/v/ZZ9Paj6Ayqw</a>
« Última modificación: 02 de Febrero de 2015, 16:52:15 pm por 47ronin »

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #115 en: 06 de Febrero de 2015, 14:38:03 pm »


El Parlament homenajea a dos mossos muertos en acto de servicio


La declaración institucional agradece a los dos agentes “el servicio al país, que dignifica la policía catalana”



 Una imagen del minuto de silencio por los dos mossos (Foto: Parlament)


El Parlament ha homenajeado y expresado su solidaridad con el cuerpo de Mossos d’Esquadra y las familias de los agentes Antonio Camacho Bermúdez y Jorge Farré Gaston, muertos en acto de servicio el 31 de diciembre y 31 de enero respectivamente.

La declaración institucional, firmada por todos los grupos parlamentarios, ha sido leída en el pleno de este jueves y agradece a los dos agentes “el servicio al país, que dignifica la policía catalana”. A continuación, la cámara ha hecho de pie un minuto de silencio.

El agente Antonio Camacho Bermúdez, de 42 años, murió el 31 de diciembre cuando su coche patrulla, que hacía un control estático en la C-53 en la altura de Fuliola (Urgell), fue embestido por otro vehículo.

Por otra parte, el caporal Jorge Farré Gaston, de 40 años, murió el pasado el 31 de enero tras ser embestido por un vehículo en un control de tráfico en la C-58, en Sant Quirze del Vallès.

La lectura de la declaración, la han seguido desde el palco del hemiciclo, el director general de los Mossos d'Esquadra, Albert Batllet, el comisario jefe de los Mossos, Josep Lluís Trapero, y otros mandos del cuerpo de la policía catalana.

Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #116 en: 05 de Marzo de 2015, 17:55:05 pm »


Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #117 en: 15 de Abril de 2015, 09:09:08 am »
Entierro de José Antonio Martínez, uno de los espeleólogos muertos en Marruecos.


Conectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 176542
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #118 en: 05 de Mayo de 2015, 17:31:48 pm »

Diez años sin Franky



Isabel Fernández, la madre de Francisco (su foto ocupa el primer plano), con Crescencio Romero, el agente que lo acompañaba.  / Salvador Salas

Juan Cano | málaga
 @JuanCanoSUR
 
5 mayo 2015

El agente que iba con él en el coche, sus compañeros del Grupo II de Udyco, la viuda y la familia de Francisco Fernández reconstruyen el suceso y su trayectoria en el Cuerpo


El policía, de 41 años, murió en un accidente durante una persecución en 2005

Su mujer lo llamó al móvil a las 15.30 horas del 14 de abril. Francisco llevaba varios días yéndose a trabajar de madrugada. Diez años después, Mari Carmen reproduce con exactitud la conversación.


Testimonios

Mari Carmen Fernández, viuda «Amaba su trabajo; me decía que cualquier día podía pasarle algo, como si estuviera preparándome»

Isabel Fernández, madre «Yo le advertía de que estaba en peligro, pero no pensaba que a mi hijo le pudiera ocurrir algo así»

Crescencio Romero, superviviente del siniestro «De ese accidente no se sobrevive; lo normal es que los dos estuviésemos muertos»

Julio Bujalance, jefe del Grupo II en 2005 «Hasta el mediodía fui en el coche con Franky, pero nos cambiamos después del almuerzo»

Moisés, agente del Grupo II «Era la paz dentro del grupo; el compañero, en la policía y en cualquier trabajo, debería ser como él»

-«Ten 'cuidaíto', a ver si te vas a matar por ahí».

-«No te preocupes, está todo pagado -bromeó él-. Te quiero, cuida de los niños. Después te veo».

Aquellas fueron las últimas palabras que escuchó de su marido.

Esa noche, sobre las tres de la madrugada, el timbre de la puerta comenzó a sonar. Mari Carmen Fernández abrió. Cuatro compañeros de su esposo se presentaron en su casa para darle la noticia. «Francisco ha tenido un accidente». Poco después llegó el psicólogo. «Según como usted lo viva, lo vivirán sus hijos». Daniel tenía entonces siete años. Sara, tres y medio.

Francisco José Fernández Fernández, Franky para los amigos, iba esa noche al volante de un Mercedes 320 CLK intervenido a unos narcos y que pasó a ser utilizado por la policía. «Nos acabábamos de relevar porque yo había estado conduciendo desde las seis de la mañana y estaba agotado», recuerda Crescencio Romero, el agente que casualmente iba con él (su compañera habitual había viajado a Galicia con su novio para comprar un coche). Llevaban tres días muy intensos de vigilancias y seguimientos, de 16 horas de trabajo y 5 o 6 de sueño. «El servicio lo requería».

El Grupo II de Crimen Organizado de la Udyco-Costa del Sol, al que pertenecían los dos policías, seguía a una banda de francoargelinos a la que investigaban desde hacía tres meses por tráfico de hachís. Habían realizado un registro fallido en uno de los pisos de la organización. Tenían la sospecha de que acababan de mover la droga y podían estar transportándola en esos momentos en el maletero del coche de uno de los objetivos. La orden era interceptarlo y detenerlo.

Cayeron por un barranco de 40 metros que Crescencio escaló para pedir ayuda

El sospechoso pisó el acelerador a fondo cuando se dio cuenta de que lo estaban siguiendo. Tomó la sinuosa carretera del hipódromo de Mijas. Delante, en otro coche, iba Moisés, el único que aún sigue en el mismo grupo. Detrás, a muy pocos metros, venía Julio Bujalance, que dirigía el operativo. «Hasta el mediodía yo había ido con Franky en ese coche -el Mercedes 320-, pero después del almuerzo nos cambiamos», dice el entonces responsable del Grupo II, que ahora es inspector jefe en Extranjería.

«Cres, hago lo que puedo»

El plan era usar los vehículos policiales para «hacerle un bocadillo» y pararlo. Crescencio, que acababa de ascender a oficial, tampoco ha podido olvidar las últimas palabras que cruzó con su compañero, que sorteaba curvas a izquierda y derecha sin perder la estela del sospechoso.

-«Franky, dale caña, que el de delante (Moisés) va solo».

-«Cres, hago lo que puedo».

1.- Compañeros. Algunos de los integrantes del Grupo II de Udyco, con Francisco Fernández (izqda), durante la celebración del patrón de la policía en 2003. 2.- Superviviente. Crescencio Romero, que superó las lesiones y posteriormente ascendió a subinspector, fue condecorado con la cruz al mérito policial con distintivo rojo tras el siniestro. Compañeros. Algunos de los integrantes del Grupo II de Udyco, con Francisco Fernández (izqda), durante la celebración del patrón de la policía en 2003. 2.- Superviviente. Crescencio Romero, que superó las lesiones y posteriormente ascendió a subinspector, fue condecorado con la cruz al mérito policial con distintivo rojo tras el siniestro.





3.- Con su familia. Francisco se casó con Mari Carmen, a la que conocía desde la niñez. Tuvieron dos hijos, Daniel, de 17 años, y Sara, de 13..


La Guardia Civil, en el informe técnico que hizo del accidente, estimó que circulaban a unos 130 kilómetros por hora. La carretera era de 60. «No te da tiempo a sentir miedo, sólo la adrenalina. Es algo a lo que estás acostumbrado». Recuerda «muchas curvas». El coche se les fue en una de ellas. «Franky pisó el freno y el Mercedes, que era de tracción trasera, hizo medio trompo. Tengo grabada la sensación de volar, pero después todo se nubla en mi cabeza».

Cayeron por un barranco de 40 metros cerca del Cerro del Águila. Ninguno de los dos llevaba puesto el cinturón y salieron despedidos del habitáculo. Era noche cerrada, sin visibilidad. «Lo siguiente que recuerdo, como en sueños, es intentar subir por un cortado. Veo fuego. Me caigo al escalar, pero vuelvo a subir. No sé si es real o no». Crescencio es capaz de reconstruir lo que sucedió por las piezas que ha podido ir encajando después. Por lo que le han ido contando. «Llego arriba y pido auxilio. Paro un vehículo...».

Un bombero se le acercó a la ambulancia del 061 donde lo asistían.

- «Macho, ¿cómo has subido? Hemos tenido que bajar con cuerdas».

-«Con la boca», respondió él.

La doctora que lo atendía lo atestiguó. «Todavía le estoy sacando tierra de la boca», dijo. Crescencio trepó los 40 metros de terraplén con siete costillas rotas que amenazaban con perforarle los pulmones, doble fractura de clavícula, ocho coágulos en la cabeza, rotura de ligamentos y las piernas y las manos destrozadas. «Me costó un año pasar cerca de aquel sitio y dos ir a ver la curva donde se produjo el accidente. Todavía no sé cómo lo hice. Ni un tío que se dedique a la escalada podría».

«Mira a ver si tengo pierna»

Estuvo dos días en la UCI. Le pidió a los médicos que dejaran pasar a los compañeros que habían ido a verlo. «Mi primera pregunta a todo el que entraba era: '¿Por qué no está Franky aquí conmigo?' Me dijeron que se encontraba en la sala de al lado porque era mejor que no estuviésemos juntos. La segunda era: 'Mírame a ver si tengo la pierna'. Estaba convencido de que me la habían cortado». Perdió numerosas terminaciones nerviosas que ya no va a recuperar, pero que no le afectan para llevar una vida normal. «Me sirve como revulsivo -continúa-. Cuando me cabreo, me toco la pierna, digo 'p'alante' y me acuerdo de la segunda oportunidad que he tenido».


 
El agente tuvo un funeral de Estado al que asistieron numerosas autoridades y todos sus compañeros en la comisaría malagueña.  / Sur

Los médicos preferían que no le contaran lo de Franky, pero a alguien se le escapó. Su compañero falleció en aquel barranco. Tenía 41 años. «No me lo quería creer. Me quedé paralizado, destrozado. Yo estaba allí. ¿Y él? ¿Por qué no? La lógica era o los dos, o ninguno. De ese accidente no se sobrevive. Lo normal es que los dos estuviésemos muertos. He oído más de mil veces eso de 'has vuelto a nacer'», cuenta Crescencio, que se derrumba al recordar a su compañero. Paradojas del destino, le salvó no llevar el cinturón. El coche, además de destrozado, se incendió. «He necesitado cuatro o cinco años para volver a ponérmelo. Ahora sí lo llevo. Sé que salva vidas».

El sospechoso se escapó. «Llegamos al Cerro del Águila y estábamos todos menos ellos», explica Julio Bujalance, que comenzó a llamarlos por el equipo de transmisiones. Crescencio era 'Berlín 4'. Franky, 'Berlín 6' (su indicativo no ha vuelto a ser utilizado). Ninguno de los dos contestaba. Al principio, pensaron que habían perdido la cobertura. «Cuando veo que no llegan, pregunto y me mandan a otro sitio», interviene ahora Moisés. «Después -continúa- me llaman y me dicen que ha habido un accidente y que vuelva, pero que no corra. Había pasado como una hora. Cuando llegué a aquella curva, vi la manta térmica y a Cres en la ambulancia. Empezó a gritar: ¡Llama a mi mujer y dile que estoy en el hospital!». Tres días después, un grupo de Fuengirola se hizo cargo del caso. Ocho supuestos miembros de la banda fueron detenidos, entre ellos el individuo que conducía el vehículo al que perseguían.

Mari Carmen avisó a su suegra a las siete de la mañana. «Yo siempre le decía que estaba en peligro, y él intentaba calmarme: 'Madre, tranquila que no me va a pasar nada'. Yo creía que a mi niño no le iba a ocurrir algo malo, hasta que me llamaron para contármelo», dice Isabel Fernández. Fran, como lo llamaban en la familia, era el segundo de sus diez hijos, el mayor de los varones. «No hemos podido volver a reunirnos. Ni en navidades, ni en un cumpleaños, ni en un bautizo... Desde que pasó aquello, todo es muy raro. Ninguno de nosotros somos los mismos», añade su hermana María, la mayor de los diez.

«La paz del grupo»

Tampoco el Grupo II de la Udyco, que quedó marcado para siempre tras aquel accidente. La rebeca azul de Franky no se ha movido desde entonces del perchero donde la dejó colgada, y sus fotos siguen presidiendo el despecho. «Era la paz dentro del equipo, una persona amable, íntegra y con una sonrisa permanente en la boca. El compañero, en la policía y en cualquier trabajo, debería ser como él», afirma Moisés, que habla de su amigo en presente. «Yo tuve la suerte de trabajar con él tres años -añade el entonces jefe del grupo, Julio Bujalance-; desprendía serenidad y sosiego, que no es desidia, porque era muy metódico y trabajador. Era, en definitiva, una buena persona, y esa bondad la trasladaba tanto a su trato con los detenidos como con los superiores».

La rebeca azul de Franky sigue colgada en la percha del despacho donde él la dejó

Fran era un referente en su familia, sobre todo para sus hermanos varones. «Se sentaba mucho con ellos para darles buenos consejos», recuerda Isabel Fernández. No tuvo una infancia fácil. Su mujer, que lo conocía desde la niñez -se criaron en la Cruz Verde-, recuerda sus orígenes «muy humildes», cuando iba a la escuela con unos pantalones atados con una cuerda y vivía con sus padres y sus nueve hermanos en una pequeña casa en la calle Refino. Pero era una persona inquieta. Aunque no tuviera ni cien pesetas para coger el autobús, se iba andando a diario a la biblioteca a leer o a estudiar. Fue autodidacta en casi todo y llegó a aprender cuatro idiomas. Sus pasiones eran la lectura -su mujer guarda en cajas unos 500 libros, que Franky había clasificado para cada etapa del aprendizaje de sus hijos- y la música clásica, que también intentó inculcar a los niños. «Los compañeros no se podían creer que con tanta precariedad de recursos tuviese esa cultura y hubiera llegado tan lejos», señala Mari Carmen, que, desde entonces, vive «en el recuerdo» de su marido. «Su familia es muy buena -agrega-; su madre es un ser humano maravilloso, como él. Fran era mi media naranja, un caballero en todo lo que hacía».

Tras hacer la mili en Rota, decidió probar suerte con las oposiciones. Primero lo intentó con las de bombero, pero le faltaba el carné de conducir, explica su madre. Ingresó en el Cuerpo con 28 años y ahí descubrió su verdadera vocación. «Amaba ser policía. Lo llevaba en la sangre. Yo le decía que se creía Rambo, que tuviese cuidado, y él me contestaba que cualquier día podían venir y decirme que le había ocurrido algo. Era como si me hubiera estado preparando», asegura la viuda de Franky. Su hermana María se lamenta: «Yo pensaba que se tomaba demasiado a pecho el trabajo».

Su primer destino fue Las Palmas, donde permaneció nueve años -lo distinguieron con la cruz al mérito policial con distintivo blanco- hasta que consiguió volver a Málaga para estar más cerca de su familia. Ahorró hasta que pudo comprar un piso. «No le valía en cualquier zona, quería que estuviese cerca de una biblioteca, que hubiese parques y jardines para los niños. A los seis meses de comprarlo, se mató», relata Mari Carmen. Sus hijos ahora tienen 13 y 17 y «van muy bien en los estudios», como hubiese querido su padre. Daniel, el mayor, quiere ser periodista deportivo. El pasado 19 de marzo, día del Padre, puso en su perfil de WhatsApp una de las fotos que tiene con el suyo. Empieza a hacer preguntas. Quiere saber cosas de él.

Un funeral de Estado

Franky tuvo un funeral de Estado al que asistieron numerosas autoridades. Crescencio no pudo ir; los médicos no lo dejaron. La madre y la viuda sí fueron a verlo a su casa durante la recuperación. Isabel quería que le hablara de su hijo. A él le ofrecieron jubilarse con el 200% del sueldo, pero rechazó la oferta. «Yo quería ser policía», sentencia. Volvió al cabo de ocho meses de dura rehabilitación. Ahora tiene 43 años y es subinspector desde 2010. Tras pasar por la Embajada española en Arabia Saudí, donde fue jefe de seguridad, ha vuelto a Málaga y trabaja como analista de riesgos.

De alguna manera, aquel Grupo II también murió con Franky. «Aquello fue un antes y un después», asevera Moisés, el único que continúa allí destinado. Cada uno tomó su rumbo, aunque no pasa un sólo día sin que vean el reflejo de su compañero en un gesto, una palabra o una anécdota del servicio. Julio Bujalance se quedó con su mochila técnica, que ahora es la que él usa en su día a día. A Moisés se le han quedado algunas de sus expresiones, «como por ejemplo cuando llegaba por la mañana y decía: 'Bueno, ¿hoy qué plan hay?'».

Pero quizá la frase que mejor lo define la pronunció en su primer día de trabajo en el grupo, que acababa de crearse. Él entró por la puerta del despacho y vio a todos sus compañeros muy serios. Acababan de conocerse. «Jackson, narcóticos», dijo tras tirar la placa sobre la mesa, «como en las películas». Ninguno de ellos pudo reprimir la carcajada. Y así es como quieren recordarlo. Con esa permanente sonrisa que Franky tenía dibujada en el rostro.

Desconectado Celestino

  • Profesional
  • Mentor
  • *
  • Mensajes: 12546
Re:En recuerdo de los caídos en acto de servicio
« Respuesta #119 en: 16 de Mayo de 2015, 11:04:19 am »
Hoy se cumplen tres años del fallecimiento de Mario.

DEP. :Lazo_Negro

« Última modificación: 16 de Mayo de 2015, 12:33:07 pm por 47ronin »