Autor Tema: De los mandos policiales  (Leído 286192 veces)

Conectado Heracles_Pontor

  • Moderador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 47487
  • Verbum Víncet.
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2180 en: 14 de Junio de 2021, 10:38:39 am »
Al final lo importante es la verdad judicial, todos sabemos quién es M.Rajoy de los papeles de Bárcenas. . . menos los jueces, que son los quienes lo tienen que saber y ponerlo, negro sobre blanco, en un sentencia. . . el código penal está pensado para los robagallinas, por mucho que nos guste o no, la justicia no es igual para todos. . . Cospedal seguirá los pasos de Cifuentes, que condenaron a todos por la falsificación del acta de su máster. . . menos a ella. . .

Enviado desde mi Mi A2 Lite mediante Tapatalk


"No hay hechos, sino interpretaciones" Nietzsche

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2181 en: 16 de Junio de 2021, 07:03:51 am »

Seis uniformes para salvar al PP: el policía que investiga la caja B señala ante el juez a los mandos que obstruyeron el caso

    El inspector jefe Morocho, principal investigador de la Gürtel, relata cómo el comisario José Luis Olivera, antiguo jefe de la UDEF, se convirtió en un agente doble a favor de los investigados. Aparecen nuevos nombres como Álvarez Luna, quien sigue destinado en la Brigada Anticorrupción y que habría intentado modificar los informes que iban al juez
    — El policía que dirige la investigación de la caja B del PP sitúa a Fernández Díaz al frente de las maniobras para apartarle del caso

Pedro Águeda
15 de junio de 2021 22:13h
@pedroagueda

El inspector jefe que investigaba el caso Gürtel y continúa con el de la caja B, Manuel Morocho, ha ofrecido este martes al magistrado que instruye Kitchen el relato pormenorizado de qué mandos policiales, altos e intermedios, intentaron sabotear su trabajo en las causas judiciales más graves de la historia del Partido Popular, las mismas que a la postre provocaron que la formación de Mariano Rajoy perdiera el Gobierno.

Todos esos mandos actuaron durante el mandato de Jorge Fernández Díaz en el Ministerio del Interior, el político al que Morocho ha señalado al frente de los intentos por apartarle de la investigación durante su declaración como testigo en la pieza que investiga el espionaje a Luis Bárcenas.

Lo que sigue es un repaso por el testimonio del inspector jefe Manuel Morocho a través de los seis nombres de mandos policiales más relevantes mencionados durante más de dos horas. La declaración del policía se retomará el viernes.

José Luis Olivera. El comisario trabaja en la actualidad para la Real Federación Española de Fútbol (RFEF). Fue jefe de la Unidad contra la Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) desde su creación por el Gobierno de Zapatero hasta 2013, cuando con Mariano Rajoy ya en La Moncloa pasó a director del Centro de Investigación contra el Crimen Organizado (CICO), puesto que fue ampliando sus atribuciones hasta conseguir también la competencia de la coordinación antiterrorista.

El salto de un Gobierno a otro por parte de Olivera es uno de los episodios más controvertidos en la historia reciente de la Policía. Este martes, Morocho ha puesto en conocimiento del juez, según testigos presentes en su declaración, algunas de sus claves. El policía ha dicho que su jefe en la UDEF se guardó una copia de un informe secreto sobre la corrupción del PP en la localidad de Pozuelo de Alarcón (Madrid) "por si lo necesitaba para negociar su posición".

Morocho ha denunciado también que otro informe sobre Jesús Sepúlveda, alcalde de Pozuelo y marido de la que después sería ministra de Sanidad Ana Mato, se concluyó en enero de 2011 pero que no fue entregado al juzgado hasta 2012 porque Olivera lo paró.

El PP terminó ganando las elecciones y Olivera, que esperaba ser defenestrado, acabó como director del CICO. Según Morocho, la elección de Fernández Díaz resultó fundamental porque el comisario era "amigo personal del ministro por razones familiares".

La salida de Olivera de la UDEF no lo apartó totalmente de la investigación. El comisario seguía llamando a su anterior subordinado, Morocho, para requerirle información. El policía que investigaba la caja B cree que utilizaba también a otros mandos suyos para obtener los detalles.

Morocho ha relatado cómo Olivera le ofreció un puesto en la Lisboa en junio de 2013, el mismo mes en que Bárcenas confesó la financiación irregular del PP, y que en medio de la conversación le sonó el móvil y el comisario le hizo ver que era el mismo Fernández Díaz interesándose por su respuesta. Ante la negativa de Morocho, Olivera siguió haciéndole ofertas para destinos bien remunerados en el extranjero que el entones inspector rechazó. Olivera no está imputado en el caso Villarejo ni siquiera ha sido llamado como testigo.

En las agendas de Villarejo aparecen dos anotaciones sobre el ofrecimiento para apartar a Morocho de la investigación por las que se ha interesado el juez. "Aviso problemas ultimo inf MOROC" (30 de abril de 2014), "Hablar sobre Morocho transmitir presión" (31 de enero de 2014). Antes, el 16 de junio de 2013, en fechas próximas a la conversación relatada por Morocho, Villarejo escribe: "MOROCHO-LISBOA".

José García Losada. Ya jubilado, era comisario general de Policía Judicial, la estructura a la que pertenecía la UDEF. Fue destituido en octubre de 2013 por no ser capaz, o negarse, a parar los informes de Morocho contra el Partido Popular. Este hecho, nunca reconocido por aquel Gobierno, había situado a Losada como ajeno a las maniobras contra el policía que investigaba al PP.

Sin embargo, Morocho ha dicho al juez García-Castellón que Losada le conminaba a que no se refiriera en sus informes a una caja B del PP sino únicamente a unos papeles de Luis Bárcenas y que, cuando se negaba, le recriminaba que no fuera capaz de entrar en razón.

Manuel Vázquez. Comisario jubilado, sustituyó a Olivera al frente de la UDEF. Según Morocho, Vázquez no quería que se cursara la comisión rogatoria a Suiza que terminó desvelando la fortuna de Bárcenas en Suiza porque era agosto, pero que el empeño de la Fiscalía y el juez Ruz lograron sortear su oposición.

Vázquez fue el comisario que instó a Morocho a quitar el nombre de Ignacio López del Hierro de un informe sobe la caja B, en la que el empresario aparecía como donante del PP bajo los apuntes de "López Hierro" y "López H". A Vázquez no le parecía suficiente para nombrarlo a nivel indiciario.

Manuel Vázquez telefoneó a magistrados del Tribunal Supremo para que valoraran el pseudoinforme PISA contra Podemos, elaborado por la brigada política, que había aportado Manos Limpias en una querella contra Pablo Iglesias e Iñigo Errejón. Fue recompensado en sus últimos años en activo con la Jefatura Superior de Galicia, tierra natal del comisario.

José Manuel Álvarez Luna. De confirmarse, la denuncia de Morocho retrataría una forma de actuar en el seno de la Policía, al servicio de los mandos y el partido en el poder, con independencia de quiénes sean éstos. El inspector jefe Luna formó parte de la "camarilla" que según Francisco Álvarez Cascos habría fabricado pruebas contra el PP en el caso Gürtel, cuya sentencia de la Audiencia Nacional ya ha ratificado el Tribunal Supremo. Y después, en tiempos del PP, Luna habría intentando aminorar el daño que el caso de la caja B pudiera hacer al nuevo partido en el Gobierno.

Según ha dicho Morocho al juez, el inspector jefe Luna intentaba "censurar" sus informes añadiendo un "texto alternativo". Álvarez Luna continúa en activo como jefe de sección en la Brigada Anticorrupción de la UDEF, es decir, que el actual Gobierno le ha mantenido en su puesto, al igual que ha hecho con el propio jefe de la UDEF, Fernando Moré, quien procede de la época del ministro Zoido.

Andrés Gómez Gordo. La investigación del caso Villarejo ha puesto al descubierto el verdadero papel del que fuera asesor de Cospedal en Castilla-La Mancha. Sin embargo, Morocho ha revelado dos datos nuevos en su declaración ante el juez. Gómez Gordo recibía todos los informes que el policía de Gürtel y caja B realizaba, sin tener funciones para ello. Por otra parte, el jefe de la brigada política, Eugenio Pino, intentó introducirlo en el reducido grupo de policías que trabajaban con Morocho, a lo que éste se negó taxativamente.

Esto se produjo cuando Gómez Gordo regresó al servicio activo para controlar al chófer de Bárcenas, según ha revelado la investigación. Pino terminó por ubicarle como jefe de Vigilancias de la UDEF y le dejó compaginar ese puesto con trabajos parapolicales en la Dirección Adjunta Operativa. Gómez Gordo es actualmente comisario jefe del distrito madrileño de Villa de Vallecas.

Pedro Agudo. El comisario, ascendido por el actual Gobierno, fue jefe de Gabinete de Ignacio Cosidó, pero antes ya era un policía muy próximo al PP. Tanto que, según Morocho, enviaba mensajes a la UDEF, y a él mismo, a través de terceros con todos los cambios que se iban a producir cuando Mariano Rajoy ganara las elecciones de finales de 2012.

Agudo fue destinado a Roma después de verse envuelto en una polémica por la agencia de preparación de oposiciones que regenta su mujer y en la capital italiana conoció al juez de los casos Villarejo y Kitchen, Manuel García-Castellón. Conocedor de esta circunstancia, Francisco Martínez recurre a él para que interceda ante el juez, según consta en el teléfono incautado al número dos de Interior.


Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2182 en: 18 de Junio de 2021, 06:18:54 am »
El inspector Morocho afirma ante el juez que le pidieron dejar a Rajoy fuera de investigación de la 'caja B'
laSexta ha podido acceder a la declaración del inspector ante el juez instructor de la 'trama Kitchen', en la que describe cómo intentaron apartarle de la investigación al PP y cómo le exigieron que omitiera el nombre de Rajoy en su informe.

https://www.lasexta.com/noticias/nacional/inspector-morocho-afirma-que-pidieron-dejar-rajoy-fuera-investigacion-caja-implica-fernandez-diaz_2021061760cb83775962ed0001d48e8f.html


Conectado Heracles_Pontor

  • Moderador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 47487
  • Verbum Víncet.
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2183 en: 18 de Junio de 2021, 08:32:18 am »
Menos los jueces. . . el resto de españoles ya sabe quién es M.Rajoy de los papeles de Bárcenas. . .  hasta el propio M.Rajoy sabía quién era M.Rajoy. . . da qué pensar, eh?

Enviado desde mi Mi A2 Lite mediante Tapatalk

"No hay hechos, sino interpretaciones" Nietzsche

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2184 en: 06 de Julio de 2021, 07:21:04 am »

El exjefe de la UDEF justificó "correcciones" en informes de Gürtel: "Eran muy delicados"
El comisario Olivera cargó ante el juez contra los trabajos que hacía el principal investigador apuntando a que a veces eran poco rigurosos: "Afectaban a personas muy importantes"

Por Alejandro Requeijo
Pablo Gabilondo
06/07/2021 - 05:00

“Los informes que se hacían en ese momento eran muy delicados”, “afectaban a personas muy importantes”, “omitíamos la opinión”, “los medios los utilizaban siempre a su favor y nosotros en medio”... Con estas expresiones, justificó el exjefe de la UDEF, el comisario José Luis Olivera, los retoques y filtros que establecieron él y otros mandos de la Policía sobre los informes del caso Gürtel que elaboraba uno de los principales investigadores, Manuel Morocho.

El Confidencial ha tenido acceso a la declaración que prestó el comisario Olivera el pasado lunes en la Audiencia Nacional como investigado en el caso Kitchen. Se indaga en torno a su conocimiento sobre los seguimientos al extesorero del PP Luis Bárcenas para arrebatarle información sensible que pudiese afectar a los populares. Este mando es un habitual en los audios captados por la grabadora del comisario Villarejo, sin embargo, no ha sido hasta hace unas semanas cuando ha sido imputado por el juez. En buena medida, ese paso estuvo provocado por la declaración de Morocho, quien le incluyó al denunciar haber sufrido presiones mientras investigaba el caso Gürtel.

Morocho dijo que sus superiores le hicieron retirar de sus informes nombres de dirigentes del partido como Mariano Rajoy, María Dolores de Cospedal o su marido, el empresario Ignacio López del Hierro. Estos dos últimos también están investigados por Kitchen. En sus explicaciones, Olivera cargó contra el rigor que mostraba Morocho en sus trabajos y restó valor a su capacidad investigadora. “El comisionado era la UDEF, no el señor Morocho”, zanjó en defensa de la unidad, considerada como el ariete de la Policía contra la corrupción.

Sobre los filtros que se aplicaban a sus informes, detalló que “si se hacía un informe, tenía que enseñárselo primero a su jefe inmediato, que era un jefe de sección”. “Ese, a un jefe de brigada, que era un comisario. Y el comisario me lo mandaba a mí, que era el jefe de unidad. Y yo en ocasiones se lo mandaba al comisario general”, narró ante el juez Manuel García-Castellón. Casi al término de sus respuestas, recordó que hubo informes en los que se cometieron "errores de apreciación" y que los jueces lo destacaron.
"Pedíamos explicaciones"

“Lo leíamos, mirábamos lo que había, pedíamos explicaciones, mirábamos si había hechos comprobados y omitíamos la opinión porque los informes que se hacían en ese momento eran muy delicados, afectaban a personas muy importantes y con mucha trascendencia social e, informe que salía, informe que los medios de comunicación, unos de una ideología y otros de otra, lo utilizaban siempre a su favor y nosotros en medio”, prosiguió.

Sobre Morocho, dijo que “es una persona muy difícil en el trato con estos temas porque no da nunca el brazo a torcer, se cree siempre en posesión de la verdad absoluta y eso en un cuerpo jerarquizado es muy difícil”. Olivera criticó que este inspector decía siempre que lo que le transmitía al juez “lo hacía de una forma indiciaria”. “Hay que tenerlo totalmente acreditado, porque si luego cometes errores te estás cargando lo que has hecho antes y lo que vas a hacer después”, concluyó.

Con todo, Olivera sostuvo que "la mayoría de los informes salían como él decía", porque “era difícil convencerle". Negó presiones: "Podía ser corregir o decirle que ampliara (...). Presionar, lo que es la palabra presionar, no". El exjefe de la UDEF dejó el puesto en 2012 después de que el PP ganara las elecciones generales. Desde la oposición, los populares siempre acusaron a la UDEF de ser la punta de lanza de la “policía política” al servicio del PSOE. Era cuestión de tiempo que Olivera fuera cesado en un cuerpo en el que los puestos de mayor responsabilidad son de confianza.

Olivera denuncia presiones del PP

Fue destinado al Citco, una macroestructura centrada en la lucha contra el terrorismo y el crimen organizado. Con los años, se ganó la confianza de los responsables del ministerio del PP, aunque según le contó al juez, cuando ellos llegaron fue cuando comenzaron las presiones en la Policía: “Todo pegas, era todo presión, no darte lo que tú pedías, me quitaron los jefes de sección… No se trabaja igual”.

Sobre su relación con Villarejo, el comisario Olivera dijo que le conoció en el año 2000 de la mano de su jefe, el comisario general de Policía Judicial. Le presentaron como un policía en excedencia, pero que colaboraba con la Policía. En ese sentido, puso en valor los trabajos que hacía para la Policía y citó como ejemplo su ayuda para dar con el narcotraficante gallego Laureano Oubiña. Olivera dijo al juez que les organizó una reunión con el delincuente en una isla de Grecia. “Aquello me impresionó”, le dijo al magistrado Manuel García-Castellón, quien le pidió centrarse en el caso Kitchen.

No fue hasta unos años después cuando se dio cuenta de que Villarejo no estaba excedente. Fue de forma casual, porque la secretaria del comisario general le dio un sobre para Villarejo. En su interior había una nómina. “Yo empecé a pedir explicaciones”, aseveró Olivera, quien se escudó en que “la Policía es un cuerpo jerarquizado” y tan solo le comentaron que tenía unas empresas que se utilizaban para operaciones. Villarejo estuvo en excedencia entre 1983 y 1993, pero después regresó a la Policía, según dice, como agente encubierto.

A Villarejo "le gustaba alardear"

Olivera defendió ante el magistrado que, con motivo de la operación Malaya contra la corrupción en Marbella en 2005, también le utilizaron para no llamar la atención de los investigados. “Nos confirmaba determinados datos”, admitió. Según su relato, luego esos datos se compartían con los investigadores y el juez. Añadió que esta situación la sabían todos los superiores que tuvo en la Policía Judicial. "Yo he tenido reuniones en cafeterías con Villarejo y los directores adjuntos operativos (...) Fíjese si era conocido que hasta una hija de un DAO estaba trabajando con él. Yo he leído en prensa decir a gente que no se sabía. Sí, sí, sí”, concluyó.

En otro momento de sus respuestas, acusó a Villarejo de editar las grabaciones y advirtió de que al polémico mando “hay que cogerle entre comillas muchas de las cosas que cuenta. Cuando había un tercero, le gustaba alardear”. Admitió que en “alguna ocasión” le comentó que le habían encargado “localizar sitios donde pudiera tener oculto patrimonio Bárcenas porque le habían dicho que faltaba, y eso era cierto porque yo había estado en Gürtel”.

El juez le recordó que hay grabaciones de Villarejo en que se le escucha hablar con él sobre la captación del chófer de Bárcenas como confidente con el uso de fondos reservados. Olivera se escudó en que de eso no sabe nada, pero prefirió no seguir contestando sin escuchar antes los audios a los que el juez estaba haciendo referencia: “Prefiero oír los audios y ver, aunque sea porque no recuerdo. Yo no puedo referenciar mucho en mi mente una operación en la que no he tenido participación y menos si es una conversación en un lugar público con cuatro copas de vino”.


Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2185 en: 08 de Julio de 2021, 07:09:59 am »
Cospedal, Lopez "polla" Del Hierro y ahora...Rajoy....algo huele a podrido en "dinamarca".




El juez de ‘Kitchen’ pedirá a las operadoras que confirmen el número de Rajoy para decidir sobre su imputación

La decisión de investigar al ex presidente del Gobierno dependerá de la información que extraiga la Policía procedente del teléfono que ha dado Villarejo

Fecha
08/07/21access_time 1:04

Irene Dorta Hermoso

El juez del caso 'Kitchen’ tiene calculados los siguientes pasos antes de concluir la pieza número 7 de la macrocausa que investiga todas las operaciones del comisario José Manuel Villarejo. El policía jubilado ha entregado un número de teléfono con el que supuestamente se comunicaba con el expresidente del Gobierno Mariano Rajoy. Del recorrido al que lleve este teléfono dependerá la citación o no del que fuera líder del Ejecutivo, según confirman fuentes del caso.

Los investigadores del operativo conocido como ‘Kitchen’ -montado para espiar al extesorero del PP Luis Bárcenas y sustraerle información sensible sobre el partido- distinguen entre dos patas diferenciadas. Por un lado, la que lideraba el Ministerio del Interior y, por el otro, la que se llevaba desde el partido con sede en Génova.

La rama que parte de Interior se lleva investigando más tiempo y, según estas fuentes, está “más amarrada” judicialmente. Esto incluye a todos los comisarios y policías que están imputados empezando por el exDirector Adjunto Operativo (DAO) Eugenio Pino, el exjefe de la Unidad Central de Apoyo Operativo (UCAO) Enrique García Castaño, el exjefe de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) José Luis Olivera y el propio Villarejo; y termina por los puestos políticos como el exsecretario de Estado de Seguridad Francisco Martínez, que fue el primero en estar investigado, y el exministro del Interior Jorge Fernández Díaz. Todos ellos conocían o participaron de forma indiciaria en la operación pagada con fondos reservados.

Algunas fuentes consideran incomprensible cómo el que fuera Director General de la Policía Ignacio Cosidó, un puesto intermedio entre el Ministerio y la estructura policial, es el único al que el juez Manuel García-Castellón no ha llamado a declarar. Cabe recordar que el pasado mes de diciembre el comisario García Castaño señaló directamente a Cosidó como conocedor del operativo que supuestamente sustrajo a Bárcenas grabaciones y documentos sobre la ‘Caja B’ del PP. Pero lo cierto es que el exdirector de la Policía no se encuentra entre la lista ni de los investigados ni de los testigos por el momento.

La otra vertiente de la ‘Kitchen’, la que tiene que ver con la formación política, es la que todavía está “más verde”. En esta línea de investigación se encuadraría la recién imputada María Dolores de Cospedal, así como su marido Ignacio López del Hierro que negaron la semana pasada al juez encargo alguno a Villarejo para espiar a Bárcenas.
La pata relativa al PP

De hecho este fue uno de los empeños del relato de Cospedal en sede judicial, según fuentes presentes en su declaración: tratar de desvincular al PP de cualquier acción. No es casualidad, por lo tanto, que la expolítica haya contratado como defensa precisamente al abogado que lleva al partido en el juicio por la ‘Gürtel’. “El PP interés en eso no podía tener ninguno, ¿para qué?”, advirtió Cospedal.

    Juez: En definitiva, que niega usted cualquier tipo de relación con el Ministerio del Interior

    Cospedal: Absolutamente

    Juez: ¿Ningún tipo de relación?

    Cospedal: Ningún tipo de relación

    Juez: Eso quería oír

Cospedal no coincidió con la versión del que fue su jefe de gabinete José Luis Ortiz, también imputado, sobre cuántas veces se reunió con Villarejo en la sede de Génova, a la que el comisario entraba por el garaje para que no quedara registro. Cuatro dijo ella y un café fuera. Ocho o diez, según él.

El comisario, por su parte, que declaró nuevamente este martes niega que le pagaran por este trabajo, pero asegura que el espionaje a Bárcenas existió tanto fuera como dentro de la cárcel de Soto del Real. Y, aunque sin reuniones, asegura que también informaba directamente al presidente del Gobierno sobre este tema porque éste no se fiaba del ministro Fernández Díaz.
El camino hacia Rajoy

La única evidencia que puede acabar con Mariano Rajoy enfrente del juez es un teléfono móvil. En concreto, el número que Villarejo ha entregado a García Castellón y con el que dice que se enviaba mensajes puntuales para informarle sobre “cómo iba esto y cómo iba lo otro”.

El comisario había ocultado esta información al juez en anteriores declaraciones y fue en su comparecencia en el Congreso de los Diputados por la Comisión ‘Kitchen’ la primera vez que habló sobre este supuesto teléfono con el que informaba directamente a Rajoy. El magistrado lo citó entonces para que corroborara esta versión en sede judicial y el policía lo hizo y entregó el número.

Ahora los investigadores tendrán que cotejar a quién pertenecía este teléfono y, en su caso, el tráfico de llamadas entre ambos terminales para determinar si existían comunicaciones y en qué fechas. Solo con un indicio así de “sólido” el juez podría llamar a declarar al expresidente del Gobierno. Fuentes policiales indican que esto se hace a través de un requerimiento a las telefónicas, pero que es complicado que estas conserven los datos en los que se enmarca la operación entre 2013 y 2015.
Los pasos hacia el final de ‘Kitchen’

Además de este informe sobre los teléfonos que tendrá que elaborar la Unidad de Asuntos Internos encargada de las pesquisas de este caso, al juez le quedan algunos flecos por cerrar. En las agendas personales incautadas a Villarejo aparecen múltiples anotaciones con referencia a Francisco Martínez (“Chisco”), incluso antes de que este fuera secretario de Estado de Seguridad.

El instructor quiere indagar más en esta relación y le ha citado a declarar el próximo 12 de julio. Dos días más tarde irá un perito de parte del exministro Fernández Díaz que elaboró un informe en el que afirma que los mensajes que implican al máximo responsable de Interior están manipulados.

García Castellón no quiere alargar esta instrucción mucho más, según fuentes cercanas, y espera solventarla poco después del verano. De hecho, a finales de julio preguntó a las partes si querían prolongar más la investigación cuyo plazo legal termina el 29 de julio. Parece que este límite sí se va a ampliar porque varios letrados de las defensas así lo han solicitado.




Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2186 en: 24 de Julio de 2021, 09:11:42 am »
Udef, y que coño es la Udef?


EL ÚLTIMO INFORME DE LA UDEF SOBRE LA OPERACIÓN KITCHEN


La Policía concluye que el “objetivo estratégico” de Kitchen era “desactivar la causa judicial” contra el PP


El principal investigador del ‘caso Gürtel’ señala a la cúpula de Interior y al partido conservador
J. J. GÁLVEZ
|
JOSÉ MANUEL ROMERO
Madrid - 24 JUL 2021 - 05:40 CEST
María Dolores de Cospedal, ex secretaria general del PP, y Jorge Fernández Díaz, exministro del Interior, ambos imputados por el 'caso Kitchen'.
María Dolores de Cospedal, ex secretaria general del PP, y Jorge Fernández Díaz, exministro del Interior, ambos imputados por el 'caso Kitchen'.BALLESTEROS / EFE
Manuel Morocho, inspector jefe de la Unidad de Delincuencia Económica y Fiscal (UDEF) de la Policía e investigador principal del caso Gürtel, ha enviado a la Audiencia Nacional un nuevo informe de 114 páginas donde concluye que la trama que gestó la Operación Kitchen en 2013 tuvo dos objetivos. Uno de carácter “estratégico”: “desactivar” las pesquisas abiertas por la justicia contra el PP por la red de corrupción liderada por Francisco Correa. Y otro de carácter “operativo”: tener “controlado” al extesorero popular Luis Bárcenas, que entonces amenazaba con tirar de la manta ante el juez Pablo Ruz.

Morocho remitió su nuevo informe, fechado este 20 de julio y al que tuvo acceso EL PAÍS, al Juzgado Central de Instrucción número 5, actualmente dirigido por el magistrado Santiago Pedraz y que en su día encabezó Ruz. Este juzgado llevó las pesquisas de Gürtel y fue obstaculizado directamente por la Operación Kitchen, que actualmente investiga Manuel García-Castellón, responsable del Juzgado número 6. De hecho, pese a las excusas de la cúpula del Ministerio del Interior de que el objetivo de esa operación policial era obtener datos para facilitarlos a la justicia, esa información nunca llegó a la Audiencia Nacional ni al grupo de la UDEF que investigaba a Correa y a Bárcenas.

“Esa actuación —escribe Morocho sobre Kitchen— se sitúa extramuros del procedimiento judicial y pretende eludir el control del juez de instrucción [Pablo Ruz]”, resume contundente el inspector jefe de la Policía, que estudia detalladamente las confesiones judiciales del comisario Enrique García Castaño, uno de los imputados, que colabora con la justicia por estos hechos desde 2019 y que no solo participó en la captación del chófer de Bárcenas como confidente, sino que accedió a un estudio de la mujer del extesorero en busca de documentos comprometedores para el PP.

La UDEF también ha analizado antes los recibís firmados por el conductor por los pagos efectuados con fondos reservados; los informes de seguimiento de los agentes de a pie al ex responsable de finanzas del partido; y la documentación hallada en poder del comisario José Manuel Villarejo sobre Bárcenas. Y ha tenido en cuenta varios mensajes intervenidos a Francisco Martínez, ex secretario de Estado de Seguridad, que le implican en la trama junto a su antiguo jefe, Jorge Fernández Díaz, ministro del Interior durante el Gobierno de Rajoy.

Tres “entornos”. El informe describe que la “estructura” que urdió Kitchen “está conformada indiciariamente por tres entornos o niveles distintos que convergen a modo de círculos concéntricos sobre el mismo”. El “entorno general”, donde se señala de forma clara al PP: “[Este] primer nivel o línea [...] corresponde al ámbito político, conformado por la formación política que coadyuva a la definición de los objetivos estratégicos y a la puesta en marcha de la operación”. María Dolores de Cospedal, entonces secretaria general del partido, se encuentra imputada.

El “entorno intermedio (segundo nivel)”, que apunta al Gobierno de Rajoy: “Se identifica con el ámbito del poder Ejecutivo, que transmite las órdenes a los órganos de la Administración dependientes jerárquicamente para la aplicación de los medios materiales y financieros oportunos”. Y el “entorno específico”, que pone la diana en la antigua cúpula de la Policía Nacional: “[Al] tercer nivel, relativo al ámbito policial, le corresponde la ejecución directa mediante el empleo de recursos materiales, humanos y financieros para dar cumplimiento a los fines pretendidos, definiendo los objetivos tácticos”.

“El modo de relacionarse de las partes del conjunto no responde estrictamente a una estructura organizativa de naturaleza jerárquica, sino que se interrelacionan mediante sistemas interdependientes y líneas de comunicación formales e informales interconectadas”, añade Morocho: “Ello se pone de manifiesto, por ejemplo, mediante el doble circuito interno de la información —tanto el correspondiente al Ministerio como al de carácter político—; [...] en las reuniones realizadas con motivo de la operación, donde traslucían de forma directa las pautas políticas; [...] o en los detalles del operativo como la captación como colaborador [del chófer] por parte [del comisario] Andrés Gómez Gordo cuando éste trabajaba en la comunidad autónoma de Castilla-La Mancha”, entonces presidida por Cospedal.

Desde la izquierda, el comisario jubilado José Manuel Villarejo; Sergio Ríos, antiguo conductor de Bárcenas y confidente de la trama; y el comisario jubilado Enrique García Castaño.
Desde la izquierda, el comisario jubilado José Manuel Villarejo; Sergio Ríos, antiguo conductor de Bárcenas y confidente de la trama; y el comisario jubilado Enrique García Castaño.EFE / OLMO CALVO / EFE / EFE
Él juez García-Castellón cree que Kitchen se activó el 11 de julio de 2013, cuatro días antes de la confesión de Bárcenas ante Ruz. Aunque Morocho destaca que García Castaño manifestó que había seguimientos al extesorero y su entorno desde la primavera, aunque el imputado dijo que esa labor de espionaje no la hizo su equipo sino Asuntos Internos.

Robar pruebas. El inspector jefe Manuel Morocho enmarca en la Operación Kitchen una serie de “estrategias de protección frente al procedimiento judicial” que se pusieron en marcha supuestamente desde el PP. Eso incluye que la trama se “apoderara de documentos en poder de Bárcenas” —se ha acreditado que se le sustrajeron tres dispositivos móviles—. El objetivo era “evitar” que cualquier material sensible para el partido se “incorporase al procedimiento judicial y, por tanto, incrementara el acervo probatorio”.

Las actuaciones. “El comienzo de [Kitchen] se sitúa en la propia Dirección Adjunta Operativa” de la Policía, entonces dirigida por Eugenio Pino, apunta Morocho. García Castaño afirma que este alto cargo le dio instrucciones directas, al igual que el entonces secretario de Estado de Seguridad. Según su versión, Martínez le encargó “la localización de información en poder” de Bárcenas sobre el PP. En concreto, “soportes digitales de almacenamiento de datos, tipo discos duros, que contendrían información sobre la caja b, donaciones recibidas, los pagos efectuados con fondos ajenos al sistema económico y los pagos de sobresueldos”. También “material relativo a la reforma de la sede del PP, grabaciones de las cámaras de la propia sede donde se recogieran las personas que efectuaban donaciones de dinero así como información bancaria”.

Este control a Bárcenas se extendió también supuestamente a la cárcel de Soto del Real, donde ingresó en junio de 2013 de forma preventiva. La investigación ha revelado que la trama contactó presuntamente con otros presos que también se encontraban allí encerrados.

Fondos reservados. La UDEF ha analizado el uso de fondos reservados —al menos, 53.000 euros— por parte de la trama. La documentación intervenida recoge gastos en “comida, combustible y transporte”, además de pagos mensuales de 2.000 euros al conductor de Bárcenas desde julio de 2013 a septiembre de 2015. En este punto, Morocho recuerda que estos fondos son “entregados por la Secretaría de Estado de Seguridad”. García Castaño aseguró que el máximo jefe policial le explicó que se negoció con el chófer su colaboración y este pidió la entrega de una pistola “ya que estaba amenazado”, el “ingreso en la Policía” y “la recepción de pagos”. Pese a que Kitchen se desactivó presuntamente en 2014, el conductor siguió de “colaborador” hasta que entró al Cuerpo, resalta Morocho.









Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2187 en: 26 de Julio de 2021, 14:22:47 pm »
Pues igual que la Escala Técnica de PMM quienes todos seran recordados por sus enseñanzas...



Calle Eloy Quirós


"Lo más importante que ha dejado el comisario Eloy Quirós tras cuatro décadas en la Policía han sido sus enseñanzas, su permanente tutela sobre los suyos, su forma de trabajar y su extenuante nivel de exigencia".

Eloy Quirós (de paisano) rodeado de antiguos compañeros en la calle que lleva su nombre. | A. MORALES

Manuel Marlasca

  Madrid | 26/07/2021
Si este verano pasan por Villaseca de Laciana, un pueblecito de esa comarca leonesa fronteriza con Asturias, pregunten por la calle Eloy Quirós. Hasta el pasado fin de semana, la vía se llamaba El Roble, pero no tiene pérdida.

Todos los vecinos saben que allí nació y creció Eloy, el hijo de una familia de mineros –la actividad que durante décadas fue el sostén de la zona– que salió de Villaseca para convertirse en uno de los policías más importantes de nuestro país. Sin memoria histórica ni democrática de por medio, sólo por una cuestión de justicia, los responsables municipales decidieron que la carrera de su ilustre vecino merecía una calle. Y el pasado sábado se inauguró la vía con la presencia del homenajeado, su familia y un puñado de policías que quisieron acompañar a quien durante tantos años dirigió la lucha contra el tráfico de drogas, el crimen organizado y, en sus últimos años de carrera, toda la policía judicial española.


Prácticamente todos los presentes habían estado bajo su mando, crecieron con él e hicieron propia la obsesión que recordó el sábado en Villaseca Rafael Pérez, su sucesor al frente de la Comisaría General de Policía Judicial: "Investigar y pillar".

Hace un año, cuando estaba a punto de jubilarse, escribí sobre el comisario Eloy Quirós. En agosto del 2020 puso fin a más de cuarenta años de éxitos profesionales, a una carrera difícilmente igualable. Y el pasado fin de semana dejó claro que los miles de detenidos y las toneladas de droga incautadas durante sus mandatos no son su legado más importante. Lo más importante que ha dejado el comisario Eloy Quirós tras cuatro décadas en la Policía han sido sus enseñanzas, su permanente tutela sobre los suyos, su forma de trabajar y su extenuante nivel de exigencia, que devolvía protegiendo a sus policías como una loba a su manada.

Ese legado sigue vivo hoy en la UDYCO Central, cuya cúpula ocupan en la actualidad pupilos del comisario Quirós, herederos de sus obsesiones –"pillar, pillar y pillar"– y que no están dispuestos a romper ese cordón umbilical que mantiene con vida cualquier profesión: la transmisión de conocimiento de los veteranos a los jóvenes. En otros oficios hemos aprendido que cuando eso deja de existir, la profesión empieza a morir o a convertirse en otra cosa.

Conectado Heracles_Pontor

  • Moderador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 47487
  • Verbum Víncet.
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2188 en: 26 de Julio de 2021, 15:14:16 pm »
Ésta es la diferencia entre un cuerpo y otro, que mientras que para algunos el ejercicio del mando es sinónimo de ejemplo y responsabilidad. . . para otros es la máxima de haz lo que yo digo, pero no lo que yo hago. . .  mientras que unos cuidan a sus subordinados otros siempre depuran las responsabilidades por abajo. . . y así nos va . . .

Enviado desde mi Mi A2 Lite mediante Tapatalk


"No hay hechos, sino interpretaciones" Nietzsche

Desconectado Der Kaiser

  • Druida
  • ****
  • Mensajes: 9774
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2189 en: 26 de Julio de 2021, 15:18:20 pm »
En la cúpula del CNP hay de todo, buenos y malos mandos, me imagino que en la PMM ocurre lo mismo.


Conectado Heracles_Pontor

  • Moderador
  • Tyranosaurius Rex
  • ***
  • Mensajes: 47487
  • Verbum Víncet.
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2190 en: 26 de Julio de 2021, 15:23:22 pm »
Aquí la proporción está muy desigualada. . . hacia peor, pero por una simple cultura como organización que tenemos, a mayor cargo, menos cargas, más privilegios y menos responsabilidades. . .  a modo de ejemplo te diré que, en el turno de noche yo he visto a Inspectores e Inspectores Jefe de CNP en la calle a pie de obra, en PMM un oficial, a lo sumo un subinspector . . . pero en la mayoría de las ocasiones ni eso. . . esa es la diferencia, en PMM lo que quiebra es la escala de mando. . .

Enviado desde mi Mi A2 Lite mediante Tapatalk


"No hay hechos, sino interpretaciones" Nietzsche

Desconectado Der Kaiser

  • Druida
  • ****
  • Mensajes: 9774
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2191 en: 26 de Julio de 2021, 15:50:18 pm »
Si, en el CNP en la calle de noche hay dos inspectores de zetas, uno o dos de UPR y el BÚHO, que es un inspector jefe, antes era un comisario. Cuando era un comisario, alguno de esos comisarios incluso se llevó alguna hostia en alguna intervención, ahí debió de ser cuando decidieron que ese puesto lo ocupasen inspectores jefes, jeje...

Aunque en el CNP haya de todo, si que es verdad que en el CNP los mandos suelen implicarse más que en otros cuerpos, por ejemplo, no hace mucho en los incidentes de Ceuta durante la visita de Abascal, lesionaron al Jefe Superior de Ceuta porque estaba al pie del cañón. En mi unidad es habitual ver inspectores e inspectores jefes al pie del cañón, incluso al comisario en temas de cierta entidad.

Lo habitual en los cuerpos policiales, ya sean otras PPLL de entidad, Mossos, GC, etc..., es lo que ocurre en la PMM, no lo del CNP.

Desconectado Boffer

  • Master
  • ****
  • Mensajes: 1164
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2192 en: 27 de Julio de 2021, 09:26:33 am »
Si, en el CNP en la calle de noche hay dos inspectores de zetas, uno o dos de UPR y el BÚHO, que es un inspector jefe, antes era un comisario. Cuando era un comisario, alguno de esos comisarios incluso se llevó alguna hostia en alguna intervención, ahí debió de ser cuando decidieron que ese puesto lo ocupasen inspectores jefes, jeje...

Aunque en el CNP haya de todo, si que es verdad que en el CNP los mandos suelen implicarse más que en otros cuerpos, por ejemplo, no hace mucho en los incidentes de Ceuta durante la visita de Abascal, lesionaron al Jefe Superior de Ceuta porque estaba al pie del cañón. En mi unidad es habitual ver inspectores e inspectores jefes al pie del cañón, incluso al comisario en temas de cierta entidad.

Lo habitual en los cuerpos policiales, ya sean otras PPLL de entidad, Mossos, GC, etc..., es lo que ocurre en la PMM, no lo del CNP.

En PMM eso es impensable. Ya ver algún mando por encima de Oficial por la calle es raro, raro, raro...

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2193 en: 29 de Julio de 2021, 13:20:18 pm »



El juez desoye a Anticorrupción y cierra la investigación de Kitchen exculpando a Cospedal

El juez de la Audiencia Nacional, Manuel García Castellón, rechaza las prórrogas solicitadas por la Fiscalía y otras partes del proceso que pretendían que continuase la investigación sobre el espionaje a Bárcenas para destruir las pruebas que tuviera contra el PP
El juez da por concluida la investigación y dicta auto de procesamiento en el que exculpa a Cospedal y a su marido, Ignacio López del Hierro
Las acusaciones consideran que "cierra en falso" la causa y recurrirán la decisión
El juez desoye a Anticorrupción y cierra la investigación de Kitchen exculpando a Cospedal
La Comisión Kitchen, hasta diciembre. / Eduardo Parra (Europa Press)
   
MIGUEL ÁNGEL CAMPOS
MADRID
29/07/2021 - 13:12 CET
El titular del juzgado central de instrucción número 6 de la Audiencia Nacional, Manuel García Castellón, ultima el escrito por el que pone fin a la investigación de la operación Kitchen y da paso al procedimiento abreviado, en el que procesará a la mayoría de imputados aunque exculpa a la exsecretaria general del PP, María Dolores de Cospedal, y a su marido, Ignacio López del Hierro, tal y como ha avanzado El Confidencial y han confirmado a la Cadena SER fuentes jurídicas.


MÁS INFORMACIÓN

Villarejo: "La operación Kitchen es imposible sin Rajoy"
El juez pide verificar los SMS entre Rajoy y Villarejo sobre el espionaje ilícito a Bárcenas
El juez toma esta decisión en contra del criterio de la Fiscalía Anticorrupción, que había solicitado una prórroga para que continuara investigando porque considera que faltan diligencias relevantes por practicar. Prórroga reclamada también por otras partes del procedimiento, como las defensas del exsecretrario de Estado de Seguridad, Francisco Martínez, del conductor Sergio Ríos o de las distintas acusaciones populares.

Las partes implicadas consideran que García Castellón yerra al exculpar a Cospedal porque existen indicios de que contactó con Villarejo para acometer el espionaje a Bárcenas, y sostienen que “cierra en falso” las pesquisas porque aún falta por practicar “abundante prueba” y no ha contestado a la solicitud de otras diligencias solicitadas tanto por defensas como por las acusaciones.

No se plantea citar a Rajoy

Censuran que ni siquiera plantee citar al expresidente Mariano Rajoy, que según varios investigados estaba al corriente del operativo y hasta remitía mensajes al comisario jubilado, José Manuel Villarejo, sobre el avance de la causa, y que tampoco haya citado como imputado al exdirector general de la Policía, Ignacio Cosidó, que ha sido involucrado en el procedimiento por hasta tres imputados.


Distintas partes del proceso anuncian un recurso a la Sala de lo Penal ante este “cierre precipitado” de esta causa, que califican de “escandaloso”.

La operación Kitchen fue el operativo desarrollado entre 2013 y 2015 por la policía política del Ministerio del Interior para espiar a Bárcenas con fondos reservados y robarle y destruir las pruebas que tuviera sobre la caja b del PP o sus dirigentes, con el objetivo de hurtárselas a la acción de la Justicia y evitar los daños de aquella investigación.



Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2194 en: 29 de Julio de 2021, 13:40:02 pm »

Procesado el exministro del Interior y su cúpula policial por el espionaje ilegal al extesorero Bárcenas



El juez concluye la investigación y archiva la causa contra Dolores de Cospedal y su marido, el empresario Ignacio López del Hierro
EL PAÍS
29 JUL 2021 - 13:13 CEST
Mariano Rajoy y Jorge Fernandez Díaz, en Barcelona.
Mariano Rajoy y Jorge Fernandez Díaz, en Barcelona.EFE
La cúpula política y policial del ministerio del Interior durante el mandato del primer Gobierno de Mariano Rajoy (2011-2015) se sentará en el banquillo acusada de una operación supuestamente ilegal para robar documentación al extesorero del PP, Luis Bárcenas, de manera que no llegara al juez que investigaba la financiación ilegal de la formación conservadora.


Los indicios logrados durante la instrucción de la denominada Operación Kitchen son suficientemente sólidos a juicio del magistrado Manuel García Castellón para llevar a juicio al núcleo duro del ministerio del Interior por una operación pagada con fondos reservados y hecha a espaldas del juez de la Audiencia Nacional, Pablo Ruz, que investigaba la financiación ilegal del PP dentro del sumario abierto por el caso Gürtel.

García Castellón, titular del juzgado número 6 de la Audiencia Nacional, ha resuelto en un auto que ha comunicado hoy llevar a juicio a Jorge Fernández Díaz, ministro del Interior cuando se produjeron los hechos -entre julio de 2013 y julio de 2015–; a su número dos, Francisco Martínez, secretario de Estado de Seguridad, y a parte de la cúpula policial de entonces: desde el director adjunto operativo de la Policía, Eugenio Pino, hasta el comisario José Manuel Villarejo, imputado y procesado en una treintena de investigaciones donde se le acusa de dirigir una mafia policial que delinquió para favorecer a decenas de empresarios privados y al Partido Popular.


El magistrado también señala entre los supuestos culpables de la Operación Kitchen al inspector Andrés Gómez Gordo, que fue durante algunos años alto cargo y asesor de Dolores de Cospedal en el Gobierno de Castilla la Mancha. Sin embargo, la exsecretaria general del PP y expresidenta de Castilla-La Mancha no se tendrá que sentar en el banquillo. El juez archiva la causa abierta contra la exdirigente popular y también contra su marido, Ignacio López del Hierro. Este empresario, al igual que Cospedal, mantuvo un contacto permanente con el comisario José Manuel Villarejo, que le contaba con detalle investigaciones abiertas que estaban secretas o que ni siquiera conocía el juez instructor.


Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2195 en: 30 de Julio de 2021, 07:58:36 am »

Un sindicato denuncia el uso particular de un vehículo de la Policía por un comisario
La Jefatura Superior de Galicia no aprecia irregularidades y respalda el comportamiento del comisario provincial de Ourense frente a las críticas del SUP / "En ocasiones resulta imposible separar las obligaciones profesionales y personales", justifica
Antonio Salvador
29/07/21 - 00: 12   

El Sindicato Unificado de Policía (SUP) ha denunciado que el comisario provincial de Ourense utiliza habitualmente el vehículo oficial que tiene asignado para «uso particular», por lo que ha pedido que se ponga fin a esta situación y se depuren las responsabilidades en las que pudiera haber incurrido. La Jefatura Superior de Galicia no aprecia irregularidades y ha respaldado el comportamiento del mando.

El pasado 17 de junio, la dirección del sindicato en Galicia presentó un escrito en el que ponía de manifiesto que el comisario Juan Carlos B. H. «utiliza a diario» un vehículo oficial camuflado -concretamente un Renault Talismán matriculado a principios de 2017- «para recoger a dos menores de edad en otro punto de la ciudad y trasladarlos a la propia comisaría, retornándolos de nuevo tras la comida». «De este hecho ha sido testigo el denunciante y también varios compañeros, pero además lo que se expone puede ser verificado por las cámaras de seguridad de la Comisaría Provincial», expone.

El SUP entiende que el comportamiento del mando contraviene la resolución que la Dirección General de la Policía dictó el 18 de septiembre de 2014 con las normas relativas a la flota de automoción policial para lograr «el máximo aprovechamiento del presupuesto» y tratar de hacer una «gestión eficiente» de los recursos.

    En ocasiones resulta imposible separar las obligaciones profesionales y personales», justifica la Jefatura Superior

En concreto, el apartado 4.7 de dicha orden determina que los vehículos del Cuerpo Nacional únicamente pueden ser utilizados para el desempeño de servicios de carácter oficial, teniendo esta consideración los desplazamientos que se deban realizar por razón de actividades profesionales -ya sea en labores operativas o de gestión- o por asistencia a reuniones, eventos institucionales o actos protocolarios de representación. «La citada norma establece que la inobservancia de lo preceptuado por esta resolución dará lugar a la correspondiente responsabilidad disciplinaria», recuerda el SUP.

El sindicato solicitaba en su escrito conocer si dicho comisario contaba con «autorización» de la Jefatura Superior de Galicia o de la Dirección General de la Policía para «trasladar a personas ajenas al Cuerpo sin mediar aparentemente reunión o acto institucional que lo justifique». En caso de no disponer de permiso se instaba a dar las instrucciones pertinentes para que cesara dicho comportamiento y el mando «haga uso de su vehículo particular para cometidos particulares, al igual que se le exige al resto de policías».

Igualmente, reclamaba que se depuraran responsabilidades disciplinarias y pedía expresamente que la Comisaría provincial de Ourense preservara las imágenes grabadas por las cámaras de seguridad que captan tanto la entrada a las dependencias policiales desde el garaje como las que cubren el acceso desde el aparcamiento hasta la zona de ascensores entre los días 8 y 17 de junio en horario laborable.

La denuncia no ha prosperado. En un oficio fechado el pasado 8 de julio, la Jefatura Superior de Policía de Galicia sostiene que el uso que realiza el comisario provincial de Ourense del vehículo oficial que tiene asignado es «conforme» a las normas en vigor. «En ocasiones resulta imposible separar las obligaciones profesionales y personales», justifica el jefe regional de Operaciones en funciones.
Renunció a un conductor

Este mando argumenta que responsables policiales como los comisarios provinciales están sometidos a un régimen laboral «sin límites temporal, horarios o turnos» y que sus responsabilidades tanto en materia de gestión como de representación «no cesan, se interrumpen o acaban». «Hasta el punto de que incluso en vacaciones están a disposición de las obligaciones inherentes al cargo que ocupan», añade.

Como argumento adicional en favor de Juan Carlos B.H., la Jefatura Regional de Operaciones llama la atención que este comisario hubiera renunciado a tener un policía conductor -«privilegio anejo singularmente a la dignidad del cargo que ostenta», apunta- desde que llegó al puesto salvo «cuando el acto, protocolo o circunstancia lo hacía absolutamente imprescindible». Y ello, agrega, «ha contribuido a un mejor aprovechamiento del presupuesto total de todas las partidas asignadas a la Dirección General de la Policía».

A finales del pasado mes de abril, el SUP mostró su malestar ante el Subdelegado del Gobierno en Ourense por el elevado número de procedimientos disciplinarios o sancionadores que se habían abierto desde la llegada de Juan Carlos B.H. a la comisaría provincial en febrero de 2018: 35 sobre una dotación de 205 funcionarios. Según denunció entonces el sindicato, estos datos «no tienen parangón» con otras plantillas de similares características.

Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2196 en: 16 de Agosto de 2021, 08:41:48 am »
Ya era raro que no apareciese algún mando haciendo favores ...


Detectan favores de un alto mando de la UCO a José Luis Moreno: "Me lo arreglan todo"


El ventrílocuo encargó regalos por más de 1.000 euros para un teniente coronel de la Guardia Civil y su familia a cambio de facilitar sus negocios ahora bajo sospecha

Por Alejandro Requeijo
16/08/2021 - 05:00
La red de contactos del productor José Luis Moreno alcanza a la Guardia Civil. La investigación del caso Titella ha aflorado los vínculos entre el cabecilla de la trama y un alto mando de la UCO, la unidad de élite del cuerpo. Se trata del teniente coronel Javier Rogero. El Instituto Armado ha detectado conversaciones entre el ventrílocuo y este destacado mando. Los informes reflejan un trato de favor por parte de Rogero y su intervención para facilitar los negocios del productor.


Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2197 en: 24 de Agosto de 2021, 08:52:36 am »

El policía que se querelló contra la cúpula policial de Rajoy pide al juez que investigue las agendas de Villarejo


Rubén Eladio quiere demostrar el acoso que sufrió cuando trató de detener al comisario jubilado. Las anotaciones de este revelan reuniones y maniobras para intoxicar la imagen de los agentes
EuropaPress_3740491_Preview_excomisario_cuerpo_nacional_policia_jose_manuel_villarejo_perez
photo_cameraEl comisario José Manuel Villarejo en la Comisión de Investigación del Congreso de los Diputados
Irene Dorta Hermoso   chevron_right 24/08/21 access_time 1:04
“A lo largo de las anotaciones de la agenda de Villarejo desde el 2014 hasta el 2017 hay una continua actuación de consuno y coordinación de la actuación de estos mandos policiales con periodistas querellados, orientadas frente a los investigadores de la 'Operación Nicolay' (Marcelino Martín Blas y Rubén Eladio López)”.

Esta frase del escrito del agente que se ha querellado contra la cúpula policial del Gobierno de Mariano Rajoy resume el porqué este inspector jefe, Rubén Eladio López, quiere que se incorporen las agendas de Villarejo a su causa. El caso, que se investiga en el Juzgado de Instrucción número 49 de Madrid desde el pasado febrero de 2021, trata de aclarar si una facción de la propia policía trató de intoxicar las primeras investigaciones a Villarejo.

PUBLICIDAD

Unir el caso del ‘Pequeño Nicolás’ con la operación ‘Tándem’ -que indaga en todas las actividades irregulares por parte del comisario Villarejo- no es cóctel judicial sencillo, pero es precisamente lo que ocurre en este procedimiento. En el escrito que ha sido enviado a la jueza y al que ha tenido acceso Confidencial Digital, el letrado de Rubén Eladio López insta a la magistrada Josefa Bustos a que solicite a la Audiencia Nacional todas las anotaciones en las que el comisario jubilado haga referencia a estas injerencias, así como cualquier grabación relacionada. Y lo pide a este órgano porque es a quien pertenecen esas libretas, al haber sido incautadas las diferentes piezas que componen el ‘macrocaso ‘Villarejo’.

El querellante, que acusa a más de 20 personas de delitos como obstrucción a la justicia, represalia, acoso, coacciones o falso testimonio, pretende así demostrar cómo Villarejo se escabulló de la Justicia durante años con un brazo protector dentro del Ministerio del Interior y otro en los medios de comunicación. Dice que periodistas afines se reunían periódicamente con el comisario para orquestar una campaña mediática en la que desprestigiar las investigaciones que se estaban haciendo al ‘pequeño Nicolás’ y que salpicaban a otros comisarios como Villarejo o el exdirector del Centro de Inteligencia contra el Terrorismo y Crimen Organizado (CITCO), José Luis Olivera.

Las anotaciones que quiere incluir
Desde octubre de 2014, días después de la detención del ‘pequeño Nicolás’, Villarejo empieza a anotar en sus cuadernos conversaciones con periodistas como Eduardo Inda, Esteban Urreiztieta y Daniel Montero -incluidos en la querella- sobre cómo tratar estos temas en los medios de comunicación en los que trabajan. En este sentido, el interés del comisario jubilado está en dar “caña a Marcel”, es decir, a Marcelino Martín Blas, exjefe de la Unidad de Asuntos Internos que llevaba el caso, y a Rubén Eladio López que fue, en segunda instancia, a quien se le encargaron las pesquisas.

Villarejo en ese momento no estaba siendo investigado, pero sus relaciones con Francisco Nicolás Iglesias lo mantenían nervioso, por lo que mostraba un presunto interés por boicotear el caso.

19 noviembre 2014 - Eugenio Pino: “Insiste en que hay una grabación donde aparezco en una cafetería concretando con el petit Nicolás”, expone en sus notas el comisario jubilado. En el documento presentado al Juzgado se explica que en este punto la investigación estaba secreta y, por tanto, es obvio que la información se estaba filtrando.

A lo largo de las libretas incautadas al comisario también aparecen los números de teléfono que tenía el inspector jefe en esa época y, esto unido a la anotación “datos de Enrique sobre el control de Rubén” demuestra que estaban controlando su teléfono y su posición, según el escrito.

17 diciembre 2014 - “A Rubén le llama Pin [Eugenio Pino] para que explique por qué estoy en Dilig [diligencias] del Peque Nicolás. Dice que nadie le presionó”. En este punto, los agentes han empezado a investigar a Villarejo y esta cita coincide con la propia querella en la que Rubén Eladio López afirma que fue llamado a una reunión secreta en la DAO sin que pudiese informar a sus superiores.

Las notas manuscritas se extienden durante años. En junio de 2016, Villarejo deja constancia de una llamada de Fuentes Gago para comentarle que busca un buen abogado penalista para “propiciar la imputación de Marcel y Rubén”. La ofensiva contra los investigadores se intensifica el verano de 2017 y Villarejo anota en septiembre de ese año llamadas al entonces jefe de la Unidad de Policía Judicial adscrita a los juzgados madrileños, Pedro Agudo. En septiembre de este año disuelven la comisión judicial en la que los agentes estaban tratando de aclarar todo lo relativo al ‘pequeño Nicolás’ y a Villarejo y, es entonces, cuando se incoan unas diligencias contra los que habían investigado, acusados de haber robado documentos.

“Es por ello significativo cómo el comisario Villarejo anota en su agenda el 31 de octubre de 2017 haber avisado a Pedro Agudo para organizar una comida para el jueves de la próxima semana con Eugenio Pino, tras conseguir por fin que la comisión judicial estuviese fuera de la operación 'Nicolay' y que, además, fueran investigados todos sus miembros filtrando a la prensa hasta cuándo iban a declarar”, expone el escrito remitido al juzgado.

Hasta el momento, en este procedimiento solo han declarado 4 querellados: el exDirector Adjunto Operativo (DAO) Eugenio Pino; el exjefe de gabinete de este, José Ángel Fuentes Gago; y el sucesor del DAO, Florentino Villabona. La última declaración se produjo el 8 de abril y desde ese momento no se ha avanzado nada en la investigación. Por eso, el escrito denuncia también que se están produciendo dilaciones indebidas en la tramitación, puesto que la querella lleva interpuesta desde 2018, y pide a la jueza que dé un impulso procesal al caso.


Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2198 en: 01 de Septiembre de 2021, 10:14:39 am »

Tensiones en la Policía Local de San Bartolomé de Tirajana por las sospechas de locales de ocio protegidos por su comisario


Un alto cargo policial reconoce no haber visto un hecho similar en toda su vida. “Algo está podrido”, agrega una importante figura política dentro del Consistorio
Terraza Botánico, en el parque de atracciones Holiday World
Terraza Botánico, en el parque de atracciones Holiday World Alejandro Ramos
Toni Ferrera

31 de agosto de 2021 21:39 h
0

 @toniferrera16
En el sur de Gran Canaria la música atiborra cada zona comercial de Maspalomas, el municipio más turístico de la isla. Los locales se llenan de clientes y a veces, entre copa y copa, el ambiente se desmadra. Peleas, altercados y trifulcas multitudinarias. Vecinos quejándose del ruido. Los policías se presentan en el lugar y comienzan a reportar lo sucedido. Remiten las denuncias al Ayuntamiento, gobernado en estos momentos por un cuatripartito (PSOE, Coalición Canaria, Nueva Canarias y Ciudadanos) y, según la gravedad de los hechos, se decreta el precinto del establecimiento (o de los aparatos musicales, si así fuera requerido). Cuando esto sucede, los agentes, como brazo ejecutor, deben trasladarse al recinto y cumplir con lo ordenado por la Consejería de Urbanismo. Sin embargo, hay excepciones, la más llamativa, la protagonizada por el jefe de la Policía Local del Consistorio, Isidro Armas, quien ha desobedecido la norma y ha suspendido la ejecución del precinto de la terraza Botánico, según documentación a la que ha tenido acceso este periódico.


La orden de precinto de este establecimiento, inaugurado en noviembre de 2020 y situado en el parque de atracciones Holiday World, en San Bartolomé de Tirajana, llega después de una serie de denuncias e informes policiales que se han multiplicado en el último verano. Los agentes señalan que la terraza Botánico ha instalado numerosos espacios a modo de reservados para congregar a jóvenes, música y otros actos, un cóctel que ha derivado, según manifiestan, en el incumplimiento de las medidas de lucha contra el coronavirus y en “una actividad propia del ocio nocturno realizada a plena luz del día, en la que se dispensa alcohol y se incita al baile a los clientes”.


Los policías reconocen que el responsable del local “solo” les ha presentado una declaración responsable para la puesta en marcha de la actividad de centro de ocio. Pero aseguran que, ante la falta de un título habilitante para el desarrollo de eventos o programas musicales, estarían incumpliendo la ley “al realizar una actividad musical al aire libre no autorizada, sin disponer de medidas de seguridad estructural que eviten el ruido y las vibraciones procedentes de la misma escapen al exterior del centro produciendo molestias a la vecindad”.

Según ha podido comprobar este periódico, existen varias denuncias por escrito, incluida una elevada al Defensor del Pueblo el 21 de julio de 2021, que se hace eco de una queja particular sobre la terraza Botánico: “Se emite música a un alto volumen que contribuye a la sensación generalizada de inseguridad ciudadana y de molestias existentes en dicho espacio”, concluye el texto.


En este sentido, los agentes señalan que han intervenido en numerosas ocasiones en el local, pero los expedientes administrativos originados por dichas actuaciones aún no se han tramitado, lo que demuestra, en sus palabras, una “pasividad demostrada por esta administración”, en concreto el departamento de Infracciones a actividades, perteneciente a la Consejería de Urbanismo liderada por Alejandro Marichal (Coalición Canaria).

Seguido de esto, apuntan que el responsable del local “se muestra irrespetuoso con los actuantes y presume frente a estos que las denuncias no serán tramitadas por las amistades con las que cuenta en este consistorio”. Este periódico se ha puesto en contacto con la administradora de la terraza Botánico, que ha negado lo expuesto por la policía, en cuyos escritos, firmados por hasta tres agentes, ve “manipulación y verdad tergiversada”, y ha asegurado tener pruebas que lo demuestran, entre ellas vídeos y certificados del estado de evaluación de la absorción acústica elaborados por la empresa Sistemas Ambientales Canarios. Además, ha aseverado sufrir “problemas de salud” a partir de estos acontecimientos.


Por otro lado, una fuente policial ha revelado estar “muy tranquila” con lo ejecutado. De hecho, en uno de los últimos documentos se expone que, en vista del presunto frenazo a los expedientes que involucran a la terraza Botánico, los agentes están dejando constancia vía informes de “todo lo acaecido, por si la no tramitación de los mismos pudiera dar lugar o no al inicio de procedimiento judicial alguno”.

Entre otras cosas, sostienen que en varias ocasiones se han topado con personal del Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana dentro del local, el cual ha tratado de “interceder frente a los actuantes para que no se actúe con el mismo”, algo que “hace que el responsable del establecimiento se sienta protegido por la misma administración”. Esto, también, negado por los gerentes de la terraza Botánico, que hablan de una “persecución policial” y que “una cosa es molestar [con respecto al ruido ocasionado] y otra incumplir la ley”.


Terraza Botánico, en el parque de atracciones Holiday World Alejandro Ramos
Con todo, llega el 9 de agosto y se emite el primer decreto para el precinto de la terraza Botánico. El Ayuntamiento señala que, según los datos en la Sección de Fomento, esta no cuenta con licencia municipal de apertura ni comunicación previa. También adjunta un informe iniciado a instancia de la entidad Punto Zero Centros de Ocio (la empresa que explota el Holiday World) para la actividad de centro de ocio en el parque de atracciones, en el que se informa desfavorablemente el inicio de la actividad, agregando:

“La documentación técnica aportada no cumple con los requisitos mínimos exigidos (…) de una solicitud de inicio de la actividad (…) se ha sometido a la tramitación de la figura de Fuera de Ordenación. Condición esta que ha de cumplirse previo al análisis del cumplimiento de las condiciones de la actividad solicitada”.

Al igual que hace con los locales Aqua, Zanzibar y I Love You, el Consistorio adopta como medida provisional urgente el precinto inmediato de los aparatos reproductores de sonido y la suspensión de cualquier actividad musical.

Pero el jefe de Policía Local, Isidro Armas, suspende la ejecución del precinto días después porque considera que el decreto impulsado por el Consistorio es una “infracción manifiesta, clara y terminante del ordenamiento jurídico”. Aunque no entra en detalles. “No procede en este acto y momento divulgar las fuentes de información y razones que motivan esta consideración”, redacta. Este periódico se puso en contacto con el policía Isidro Armas el miércoles 25 de agosto, pero hasta el momento no ha recibido respuesta.

De entre todos los precintos, el de la terraza Botánico es el único que suspende el comisario. Los del Aqua y Zanzíbar también se suspenden, pero en este caso por medidas cautelares del juzgado. Un alto cargo policial admite que nunca, en todos sus años trabajados, había visto algo parecido: un jefe de Policía anulando una orden de este estilo. “Aunque sea una infracción manifiesta, usted hace el precinto y luego propone el desprecinto al Ayuntamiento si así lo considera”, agrega. Otro importante miembro dentro del Consistorio teme que “algo está podrido”.

Esa misma fuente policial y otras más aseguran a esta redacción que los gerentes de la terraza Botánico, después de conocer la orden de precinto (y por lo tanto antes de que el comisario la suspendiera) acudieron al Consistorio para verse, primero, con el concejal de Urbanismo, Alejandro Marichal, y después, con el comisario, Isidro Armas. Los responsables del establecimiento en cuestión defienden que no tienen nada que ver con el comisario y que sí se reunieron con él, pero días atrás y para tratar un asunto distinto.

El nombramiento del comisario y sus otras desobediencias

No es la primera vez que Isidro Armas desobedece un decreto del Ayuntamiento de San Bartolomé de Tirajana. Según documentación a la que ha tenido acceso este periódico, lo ha hecho un mínimo de dos veces más. En una de ellas negó el acceso al despacho de la Concejalía de Policía a Juan Lorenzo Campos Pineda, asesor de la exconcejala Inés Rodríguez (Ciudadanos), destituida a finales de 2020; en otra, más reciente, suspendió el nombramiento provisional de un inspector (Rosendo Rodríguez) y dos subinspectores (Ignacio Caro y David Ojeda) designados por la Consejería de Recursos Humanos, también dirigida por Alejandro Marichal, por considerar que no se había cumplido con los “principios de igualdad, mérito, capacidad y publicidad”.

El nombramiento de Armas como comisario jefe de la Policía Local de San Bartolomé de Tirajana también ha traído cola. En 2017 el Juzgado de lo Contencioso Administrativo número 2 de Las Palmas de Gran Canaria anuló la resolución municipal por la que se otorgaba a Armas esa plaza en 2014. Pero dos años y medio más tarde, en septiembre de 2019, el Tribunal Superior de Justicia de Canarias (TSJC) revocó esa sentencia, que ha sido ratificada este año por la Sala de lo Contencioso Administrativo del Tribunal Supremo.

En ambos fallos los magistrados consideran que el recurso presentado por CCOO carece de justificación ya que el sindicato participó en la negociación de la oferta de empleo convocada por el Consistorio local, presidido por aquel entonces por Marco Aurelio Pérez (AV-PP), vertebrada por el sistema de oposición libre y no de promoción interna, como estipula la normativa autonómica sobre la materia. En estos momentos el procedimiento sigue abierto por la vía penal.


Desconectado 47ronin

  • Administrador
  • Tyranosaurius Rex
  • ****
  • Mensajes: 205280
Re: De los mandos policiales
« Respuesta #2199 en: 18 de Septiembre de 2021, 13:21:28 pm »